Y el premio a la relación tóxica (de matar peces en un río) en ‘La isla de las tentaciones’ es para…

Alejandro y Zoe, ojalá salieran juntos.

Si algo nos enseña La isla de las tentaciones es que hay gente que vive las relaciones como el que vive un calvario por puro deporte. Pero no una reunión de calvos, no, un calvario de los de ir con la cruz a cuestas y sufriendo a todo lo que dé. El BDSM del sentir. En esta edición las personas que más han logrado sufrir, reconcomerse, ponerse pesados, reiterativos, controladores, montarse películas, exagerar y dejar que tu inseguridad domine tu vida han sido Alejandro y Zoe.

Qué hartura de personas, que no les han hecho nada sus respectivas parejas y actúan como si les hubieran sido infieles en una orgía con sus padres. Y eso es muy tóxico. Cuando pides explicaciones todo el rato, cuando piensas que tu pareja es tuya y no alguien libre que decide estar contigo, cuando todo lo interpretas por lo malo… chungo chatungo.

Es que estos dos ven a alguien dándole un caramelo a un niño y piensan que se lo está robando. ¿Sabéis el rumor de que las calcomanías llevaban droga? Lo mismo lo inventaron ellos dos por sacarle peros a esas pegatinas. Pasarlo bien es caca.

Pero llegaremos y repasaremos esos momentos, pero vamos por orden a contar lo que pasó en la primera mitad de la final de La isla de las tentaciones.

Lo primero que vimos fue la última hoguera de confrontación entre solteros y los chicos. Llegó el soltero favorito de Tania, que es Stiven, más conocido como ‘El largo’. Alejandro estaba feliz. Ah, no, me informan por el pinganillo que para Alejandro las siete plagas de Egipto eran la conversión del agua en sangre, la invasión de ranas, los piojos, las moscas, la peste del ganado, las úlceras, la lluvia de fuego y granizo y Stiven.

“No quiero verte fuera de tus estribos”, le dijo Álvaro, pero es que Alejandro pasa tanto tiempo fuera de sus estribos que está empadronado ahí. Alejandro tiene que ir a su centro de salud de referencia y tiene que salir de los estribos.

“Te agradezco que me vetaras porque así nos dimos cuenta de que ambos nos echamos de menos“, le dijo Stiven a Alejandro, que se hizo el ofendido y dijo que no había sido él, que lo decidieron los demás. Así, sin pensarlo. Lo primero que se les vino a la cabeza, no te jode.

“Eres una persona insegura, cobarde y tienes una falta de confianza en Tania y faltas de respeto que en una relación no son tolerables”, le dijo Stiven. OLÉ, OLÉ Y OLÉ.

Preguntas de Alejandro a Stiven:

¿Has llegado con Tania a más de un beso en la boca o intimar? “No”, dijo Stiven. Pero “a veces no hace falta hacer acciones para decirse las cosas”. Hacer acciones. Hacer acciones de hacimiento de cosas hechas accionando acciones hechas.

“Yo sé lo que Tania siente por mí, me ama”, dijo Alejandro. Para qué le vamos a preguntar.

Segunda pregunta: ¿Tania me ama? “Sí”, dijo Stiven. “Pero”. Stiven siempre tiene un pero. “Está abriendo los ojos”, le dijo El Largo. Tania es como un bebé, que hasta pasado un tiempo no abre los ojos. Ahora mismo sólo ve manchas borrosas. Sólo le falta a Tania tener fontanelas.

Tercera: ¿Te gustaría ser yo para tener una novia como Tania?, “No”, dijo Stiven. Ahí no hubo peros ni cojones en salmuera. No y ya.

“Tú no eres yo”, dijo Stiven, por si habíamos pensado que él y Alejandro eran la misma persona. Stiven lleva siempre colgando el DNI para que sepáis que no sois él.

“Yo la hago reír mucho y tú no tienes cojones para eso”, dijo Alejandro. Un eunuco no puede ser cómico. Si no tienes cojones no puedes hacer reír, todo el mundo lo sabe. Tiene una pinta Alejandro de ser la alegría de la huerta que flipas. Alejandro en una chirigota y acaba el público llorando y llamando a su psicólogo.

“El problema es que la cohibes”, dijo Stiven. Noooo, qué vaaaaa, Alejandro es muy de dar libertad a su pareja. Para Alejandro una pareja abierta es una pareja que no está en prisión.

Alejandro intentó darle la mano para despedirse, pero se quedó con la mano como un mimo con un calambre, porque Stiven se piró. A Alejandro eso le sentó como una patada en el culo, así que en lugar de un hasta luego Alejandro le dijo: “Eres un mierda, eres un mierda, fuera, fuera”.

Más tarde los maromos solteros volvieron a la casa con las chicas y se pusieron a poner a parir a los novios, diciendo burradas que supuestamente les habían dicho de ellas.

“Álvaro dijo que cada vez que salgo por Elche le pongo los cuernos a Rosario“, dijo Suso, inventándose el orden de los acontecimientos de cuando le intentó entregar la diadema de los cuernos.

“No sé qué haces tú con una persona como él”, dijo Stiven a Tania. Y no les dijeron a las chicas que habían pillado a sus novios sacrificando bebés en nombre de Satán porque en la isla no hay bebés.

Los chicos regresaron con las solteras. Ellas hicieron lo propio, despellejando a las novias. Miriam y Rosana se cebaron con Gal.la y Sabela les contó todo lo que le habían dicho las novias malas en plan niña desvalida. Sabela se pone al lado de la cerillera congelándose y le dan la limosna a Sabela.

“Eres una bocazas de mierda y tienes que hablar cosas del pasado de cuando yo estaba soltero. Eso es ir de mala, jugar sucio”, le dijo Josué a Jenifer, cuando le contó lo que había pasado en la hoguera y que se había chivado de los vídeos guarrindongos que se habían mandado Jeni y Josu. Y estaba Josué tan enfadado que se puso a cenar. Que los disgustos no te quiten el hambre. A Josué lo condenan a muerte y disfruta de la última cena como un gorrino. 

Alejandro se puso a interrogar a todo el mundo sobre Tania. Qué pesado es, Cristo Bendito. ¿Qué ha dicho, que ha hecho, qué, qué, qué? Me bajo de la vida.

“Me ha dado pena Sabela, me ha parecido buena chica“, dijo Rosario ya en su villa, después de que la pusieron a parir. No la enterraron en la playa para que los cangrejos le comieran la cara de milagro, pero qué buena chica.

En personalidad la gano, en físico me puede ganar, es más guapa, vale, pero en personalidad ha quedado retratada”, dijo por su parte Sabela de Rosario, porque Sabela se piensa que las personas son como los pokémon, que tienen puntuación en las habilidades.

– ¡Ataque de guapura!

– ¡Contrataco con personalidad guay!

– ¡Rayo de teta gorda!

– ¡Vendaval de pestañas!

Y así.

Llegó una ceremonia de últimas citas de los chicos, con las solteras en formación delante, que no sabías si iban a elegir o a fusilarlas. Ya sabéis que la última cita es de 24 horas en un hotel. Llámalo última cita, llámalo picadero.

Álvaro decidió tener una última cita VIP con Sabela. “Me gusta Sabela, me gusta lo que hace conmigo”, dijo Álvaro. Nos ha jodido, porque lo que hace son tríos. Eso es como tener la casilla del Paseo de la Castellana en el Monopoly, te da muchas alegrías.

Josué declinó tener una cita final. CITA FINAL. Suena a película de Schwarzenegger.

Nico dijo, con sus santos cojones, que quería una última cita, pero que le seguían gustando las dos. Pero las dos estaban hasta el mismísimo papo de Nico, así que le pidieron que se decidiera, que pasaban de ir juntas. Nico se aferra a la posibilidad de hacer un trío como los demás nos aferramos a la vida. “¿Me tengo que decidir, no?”, preguntó aún así Nico, que es de entendimiento lento.

Eligió a Miriam. Rosana se lo tomó con deportividad, aunque exclamó un “qué heavy todo”. Y un “hace daño”. Miriam se puso muy contenta.

Alejandro dijo muy ufano que no quería una última cita, como si esperara una galletita de premio por esa respuesta.

Sandra Barneda se descojonó de Alejandro diciéndole que iba a tener una cita final con Josué, pues ambos se quedaban solos en la villa. Compadezcamos a Josué. El resto de solteras se tuvo que ir ya para su santa casa.

Y turno de las chicas para elegir últimas citas.

“La Rosario de antes era más débil y más dependiente y la de ahora es un mujerón”, dijo Rosario, que es como Hulk cuando se cabrea, se transforma en un mujerón. Rosario va por la vida sólo con unos pantaloncillos rotos y teñida de verde.

“La Zoe que sale es diferente a la que entró, he madurado mucho”, dijo Zoe. Una mierda, sale igual de especialita que entró, con las mismas taritas controladoras. A mi entender, Zoe en las relaciones es tan tóxica que se baña en un río y salen los peces flotando boca arriba.

Rosario eligió tener una cita final con Suso. Cuando alguien elegía Sandra Barneda les decía: “Ve a por él”, como en un self service. Era como adoptar un perrillo, elegías el que te daba más pena y te lo llevabas para casa.

Zoe decidió no tener una cita final. Por suerte para los solteros, porque 24 horas con Zoe deben ser duras como diez años en Guantánamo.

Gal.la eligió tener una cita final con Miguel. O con el despecho, vete tú a saber.

Tania quiso una cita final con Stiven. Cuando Alejandro lo vea le da un parraque gordo. “Al principio era solo atracción física, pero me he dado cuenta de que es algo más”, dijo Tania. ¿Habéis oído eso? Era la cabeza de Alejandro haciendo PUM.

Cita de Nico con Miriam. Nico se dedicó a regalarle las orejas y a decirle que su primera mirada fue para ella. La segunda mirada fue para las tetas de Rosana. “Rosana me miraba y tienes que entender que convivir 24 horas con una mujer que te atrae…“, le explicó Nico. JAJAJA Si Nico pasa mucho tiempo contigo, te folla, ya seas Rosana o un gorrino criado, superadas las 24 horas es demasiado y quiere darte zanahoria.

Tuvieron una “cena romántica”, que es cenar en la puta selva mientras te comen los mosquitos. Morir de fiebres tifoideas, lo más romántico que hay. Yo si no me cojo un buen parásito no siento que esté enamorado.

Gal.la se fue con Miguel, que es un flipao. Lo mismo soy yo, pero a él le gusta Gal.la lo justito tirando a poco. “He ido tantas veces a tu habitación que ahora es mía“, le dijo el machito.

Ellos también cenaron. “Se va a encontrar con un Miguel más abierto“, dijo el maromo. Se refería a la camisa, porque no sabe cómo abotonársela más arriba del ombligo. Miguel lleva más escote que Norma Duval en un cabaret.

Por la noche hubo metesaca. “Voy a hacerlo con todas mis ganas”, dijo Gal.la, que hasta ahora lo había hecho con las ganas en un porcentaje inferior al 100%.

Álvaro y Sabela se fueron a su cita. “Lo que tiene dentro Sabela me gusta“, dijo Álvaro. Lo que tiene dentro. Bueno, pues nada, mi mente sucia se ha dado un festín con esa frase.

Su cena también fue al lado de una piscina. En República Dominicana es imposible cenar lejos del agua, no sé por qué. Debe ser por si la comida pica mucho que te puedar arrojar.

“Yo sé perfectamente que te quiero”, le dijo Suso a Rosario, a la que se le hizo el culo pesicola. “Si sigo así con él puedo llegar a quererle”, dijo ella, que no se lo dijo, porque me da que no lo tiene claro.

Mientras, en su villa, Josué pasaba el tiempo poniendo cara de macho intensito que mira al infinito entrecerrando los ojos tratando de parecer atractivo, pero dando sensación de tener sueño o estar cagándose fuerte. Zoe hacía lo propio en su villa, paseando por la orilla mientras se atusaba el pelo. Estos dos viven en un anuncio de desodorante.

Necesito que Tania me explique muchas cosas“, dijo Alejandro sobre la hoguera final. Tania tiene que explicar tantas cosas que le van a convalidar la carrera de magisterio.

Al final de las citas el único que se quedó sin enterrar a la jirafita fue Stiven, porque Tania decidió que durmieran separados.

Si Tania ha tenido la cita de las 24 horas me voy a enfadar, porque es una falta de respeto“, dijo Alejandro, porque para él todo lo que no sea que Tania ingrese en un convento de clausura es una falta de respeto. Y lo del convento lo ve medio mal, porque hay muchas mujeres y vete a saber si Tania es bisexual y se lía con alguna.

Me he aferrado a la confianza“, dijo Alejandro. Alejandro, aferrándose a la confianza:

“Si ha tenido una cita de 24 horas seguramente ni la salude“, añadió. VENGA AHÍ LA CONFIANZA A TOPE, COÑO, QUE LE REZUMA LA CONFIANZA. Alejandro se tiene que poner fregonas al rededor para recogerse la confianza.

Fallar no solo es una infidelidad carnal y Josué me ha fallado“, dijo en su villa Zoe. VAMOS YA. Para Zoe todo lo que no sea cortarse el pene y quemarlo en sacrificio al dios del la fidelidad rancia es fallarle. Ese dios no se llama Yahveh. Se llama YaNoVé. Para Zoe el novio ideal es el que va por la calle con unas anteojeras como las de los caballos y la cabeza gacha.

“Voy a hacerle muchas preguntas que no van a ser cómodas para él”, advirtió Zoe sobre cómo iba a ser su hoguera final con Josué. Yo soy Josué y voy a la hoguera, pero para arrojarme dentro, que debe ser más cómodo que responderle cosas a Zoe. La inquisición no condenaba a responder a Zoe porque era pasarse.  “Espero que sepa pedirme disculpas”, dijo Zoe. ¿PERO DE QUÉ, DE QUEEEEEE?

Sandra Barneda se fue a despedir de los chicos y de las chicas y les pidió un abrazo comunal que parecía un cumpleaños de Teletubbies.

Y fin por el momento, pero ojo a las hogueras finales porque eso promete ser un desparrame.

4 comentarios · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser Nicolas

    BASURA DE TELECIRCO…. Hace años que eliminé este canal de mi televisor.

    12 enero 2022 | 08:30

  2. Dice ser pepe

    Toda tu argumentación sobre alejandro se derrumba en el momento en que la propia tania reconoce que NUNCA ha visto a alejandro levantar un poco la voz más que en la primera hoguera. Y vosotros estáis haciendo que parezca que toda la relación ha sido así.
    Cualquiera firmaría por que su pareja sólo perdiera los papeles una vez cada dos años.
    Incluso la propia tania ha reconocido que hubiera entrado al trapo de stiven incluso si alejandro no se hubiera enfadado en la primera hoguera.
    Tania es de lo peor que ha pasado por esa isla, porque además de adúltera es una manipuladora. Eso para quien se deje manipular

    12 enero 2022 | 10:45

  3. Dice ser Luz

    Gracias, Gus ya contigo de traca final, jajaja..!!!!

    12 enero 2022 | 10:49

  4. Dice ser Yyodigo

    Aunque Alejandro hubiese sido un novio ejemplar hasta entrar al programa, en la primera hoguera ya se destapó cómo es con esos comentarios nauseabundos que hizo sobre su novia. Es un celoso tóxico, manipulador y posesivo.

    12 enero 2022 | 21:50

Escribe aquí tu comentario





    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Antes de enviar su comentario lee atentamente las normas para comentar en 20minutos.es.
    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Algunos blogs tienen moderación previa, ten paciencia si no ves tu comentario.

    Información sobre el tratamiento de sus datos personales

    En cumplimiento de lo dispuesto en el Reglamento (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales y a la libre circulación de estos datos, y Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales le informamos que los datos de carácter personal que nos facilite en este formulario de contacto serán tratados de forma confidencial y quedarán incorporados a la correspondiente actividad de tratamiento titularidad de 20 MINUTOS EDITORA, S.L, con la única finalidad de gestionar los comentarios aportados al blog por Ud. Asimismo, de prestar su consentimiento le enviaremos comunicaciones comerciales electrónicas de productos y servicios propios o de terceros.

    No está permitido escribir comentarios por menores de 14 años. Si detectamos el envío de comentario de un usuario menor de esta edad será suprimido, así como sus datos personales.

    Algunos datos personales pueden ser objeto de tratamiento a través de la instalación de cookies y de tecnologías de tracking, así como a través de su acceso a esta web desde sus canales en redes sociales. Le rogamos consulte para una más detallada información nuestra Política de Privacidad y nuestra Política de Cookies.

    Los datos personales se conservarán indefinidamente hasta que solicite su supresión.

    Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad de sus datos, de limitación y oposición a su tratamiento, así como a no ser objeto de decisiones basadas únicamente en el tratamiento automatizado de sus datos, cuando procedan, ante el responsable citado en la dirección dpo@henneo.com

    Le informamos igualmente que puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, si no está satisfecho con en el ejercicio de sus derechos.