BLOGS
Ciencia para llevar Ciencia para llevar

CURIOSIDADES CIENTÍFICAS PARA COMPARTIR

Un bastón electrónico para invidentes, primer premio Innovaciencia 2015

Por Mar Gulis (CSIC)

Cuando eran niños desmontaban y cacharreaban con los aparatos que caían en sus manos por la curiosidad de ver cómo funcionaban las cosas. No tantos años después sus primeros inventos han ganado la tercera edición de Innovaciencia, el certamen de ideas y proyectos innovadores para menores de 30 años. Narciso Soto (18 años), con un bastón electrónico para invidentes, Susana Niclós (23 años), con una red de enchufes programables que se controlan por Internet, y Carlos Andrés MartínezCasais (25 años), con un transmisor/cargador inalámbrico para múltiples dispositivos, son respectivamente el primer y segundo premio compartido ex aequo de este concurso organizado por el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (FECYT).

Primer premio Innovaciencia

Narciso Soto ha conseguido el primer premio del concurso, dotado con 2.500 euros y una tablet, por su proyecto B-Compass, un bastón electrónico para invidentes con un sensor de distancia orientable que detecta la presencia de obstáculos. B-Compas supone una mejora frente al bastón tradicional y al perro guía porque facilita la autonomía de la persona invidente en entornos desconocidos. Asesorado por personal de la ONCE, el joven ganador ha diseñado este prototipo que avisa, mediante una vibración en el mango del bastón, de la presencia de obstáculos incluso en altura o de vehículos en un cruce, además de facilitar la orientación con tecnología GPS.

Narciso Soto

Narciso Soto, primer premio Innovaciencia 2015. /Juan Aballe. Cultura Científica CSIC

Tanto el software como el hardware de este prototipo han sido realizados con herramientas libres (programas e impresora 3D open source), lo que abarata mucho los costes: entre 65 y 75 euros. Soto acaba de llegar a Madrid para estudiar Ingeniería Aeroespacial.

Segundo premio compartido

Licenciada en Ingeniería Industrial, Susana Niclós ha obtenido el segundo premio ex aequo Innovaciencia por Smartplug, una red de enchufes programables y controlables de forma remota a través de Internet. Con esta tecnología se podría apagar o encender cualquier electrodoméstico, controlar la temperatura y humedad de un lugar o conectar alarmas antirrobo en la casa, entre otras aplicaciones.

Susana Niclós y Carlos Martínez-Casais

Susana Niclós y Carlos A. Martínez-Casais, segundo premio compartido del certamen. /Juan Aballe. Cultura Científica CSIC

Smartplug está pensado para usarse como proyecto cerrado o como base para desarrollar nuevos proyectos y aplicaciones personalizadas, por lo que todo el código fuente es libre.

Por su parte, Carlos Andrés Martínez Casais, también ingeniero industrial, ha desarrollado un cargador/transmisor de electricidad inalámbrico multidispositivo, que ha merecido también el segundo premio Innovaciencia (dotado con 1.000 euros y una tablet para cada uno). El transmisor puede alimentar con electricidad distintos dispositivos (móvil, tablet, televisor, ventilador, lámparas, etc.) a una distancia de hasta dos metros sin utilizar cables, lo que permitiría, por ejemplo, cargar el móvil sin sacarlo del bolsillo o mientras se usa. Una distancia por encima de lo que hoy en día hay en el mercado.

Otra de las ventajas de este sistema es que transmite la electricidad a través de muros o tabiques, lo que resulta útil en entornos donde no existe una instalación eléctrica, como un jardín. Los dispositivos análogos que se comercializan tienen un alcance de hasta cinco centímetros, mientras que este prototipo transmite electricidad a una distancia de hasta dos metros.

Si tienes menos de 30 años y creatividad e imaginación investigadora, quizás tu idea o proyecto innovador (individual o colectivo) se convierta en uno de los protagonistas de la próxima edición de Innovaciencia.

4 comentarios

  1. Dice ser una vez la rueda inventada, reinventarla?

    ¿La ciencia podría cambiar también el mundo de los que utilizan la silla de ruedas si, en lugar de las ruedas, fueran sillas con piernas mecánicas?
    No tiene por què ser piernas anatómicamente iguales a piernas humanas, sino algún artilugio que mantenga el peso del que va sentado y desplazarse así para superar las aceras, escaleras… Si se le acopla un microchip, unos sensores, osciloscopios, acelerómetros, etc… ¿no podría mejorarse?
    Sería también interesante pensar que todo el mundo se pudiera sentar en una silla que caminara, para ir de un lugar a otro en trayectos cortos, para trayectos turísticos, etc.

    04 noviembre 2015 | 16:47

  2. Dice ser Felix Raul Arnaiz Lopez

    Del primero, ya existía pero por sonido, con gafas, etc.

    El segundo, es un mayordomo, no lo inventé yo, pero hice uno hace como 20 años, iba por tonos, dado que lo usé para apagar y encender routers de interntet, un par de años después diseñé otro que sí, que además permitía entrada por comunicación aparte de internet.

    El cargador, bueno, es un invento del señor TESLA con muchiiiiisima más distancia, un puñetero transformador Sintonizado, de hecho cuando tenía 18 años diseñé una cerradura gestual que lo usaba (hoy cumplo 50) y se usa en las etiquetas RFID , el problema que tiene es la radiación residual, el daño que pueda hacer a las personas.

    Hay que investigar más, hay que seguir el diseño, comprobar como funcionamos los humanos, y desarrollar según nuestras necesidades, que siempre se nos olvida.

    05 noviembre 2015 | 11:09

  3. Dice ser Jaime Sánchez

    Felix Raúl eres fuente de sabiduría y conocimiento, tenían que haberte dado el premio a tí.

    05 noviembre 2015 | 15:52

  4. Dice ser Vicente

    Estará usted conmigo en que: ni Firestone ni Michelin inventaron la rueda, pero también supongo que le constara que la mejoraron. Pocos inventores habrá en la historia, pero si muchos que con su ingenio, trabajo y tesón mejoraron la que haba o hicieron que se pudiera producir mejor, mas barato y mas útil, ese es el verdadero camino de la innovación.

    El mismo que usted emprendió hace años, utilizando las herramientas y conocimiento que otros nos habían proporcionado.

    Usted sin duda debió merecerse en su día el premio, Tal vez utilizando modems y DTMF, quien sabe, pero esto ya va siendo superado por nuevas tecnologías, y la red de redes

    Ninguno de estos Jóvenes ha inventado nada, pero si han mejorado algo. Yo trabaje en una de las mas fuertes empresas en investigación, Y allí se sabia que lo importante era saber el objetivo e mejorando con constancia paso a paso.

    Supongo que en el fondo usted pensara algo parecido. Lo importante es que esta Juventud tenga nuestro apoyo, y piense que que sus pequeños triunfos son gracias a los pasos dados por gente como usted y como yo.

    Fdo. El taxista 2427 de Madrid

    05 noviembre 2015 | 16:57

Los comentarios están cerrados.