Capeando la crisis Capeando la crisis

De cómo vivir sin dinero o con muy poco

Entradas etiquetadas como ‘fabricantes’

El Parlamento Europeo pide a los fabricantes más piezas de recambio de sus productos

El Parlamento Europeo ha instado a la Comisión Europea a que proponga medidas para exigir a los fabricantes que garanticen la disponibilidad de piezas de recambio de sus productos. El objetivo es luchar contra la obsolescencia programada: La programación del fin de la vida útil de un producto, de forma que tras un periodo de tiempo calculado por el fabricante este se torne obsoleto, no funcional e inútil.

El llamamiento de los eurodiputados es una recomendación sobre el alargamiento de la vida útil de los productos, aprobada por unanimidad por la comisión de Medio Ambiente de esta institución. En ella se recoge, además, la necesidad de adoptar disposiciones legales para garantizar que los consumidores conozcan el periodo de disponibilidad de las piezas de recambio esenciales para la utilización del producto.

La iniciativa complementa las acciones  que está llevando a cabo la UE para transitar hacia una economía circular, donde nada se desperdicie, y aunque no es una iniciativa  legislativa, pretende que la Comisión proponga medidas al respecto.

Los eurodiputados también votaron a favor de incluir un llamamiento dirigido tanto al ejecutivo de la UE como a los Estados miembros, para que tomen medidas contra la obsolescencia programada.

En concreto, se pide a la Comisión a que examine los informes sobre el diseño deliberado de los teléfonos inteligentes para tener una duración de vida muy limitada y que proponga medidas al respecto. También,  que proponga que los fabricantes asuman los costes del reciclado en caso de que sus bienes tengan una vida útil prevista inferior a cinco años; y en este sentido, pide a los Estados miembros que impongan sanciones a la puesta en el mercado de productos de corta duración por mala calidad, o no “reparabilidad” y al uso de prácticas de obsolescencia programada.

Otras medidas aprobadas se refieren a la obligación para los fabricantes de diseñar productos de forma que sea posible la sustitución de las pilas, a hacer un mejor uso de la etiqueta ecológica de la UE para prolongar la vida útil de los productos y a que la vida útil prevista del producto debe indicarse en la etiqueta ecológica de la Unión Europea.

Las medidas de las instituciones en favor de una economía circular se suman a la multitud de iniciativas que están surgiendo en las ciudades y que ponen en marcha organizaciones sociales. Una de esas acciones es la de Amigos de la Tierra: La elaboración de un mapa con los establecimientos que arreglan las cosas.

Uno de cada cinco de los electrodomésticos examinados por ONG europeas usan más energía de la que anuncian

Se supone que los consumidores compran cada vez mejores televisiones, neveras, microondas y otros aparatos cotidianos que hacen el mismo trabajo por el mismo precio, pero utilizando menos energía. Sin embargo algunos fabricantes y distribuidores no siguen estas normas. MarketWatch es una campaña de ámbito europeo que identifica a esas compañías que se saltan las normas y encarecen nuestra factura energética y contribuyen al calentamiento global.

Uno de cada cinco electrodomésticos examinados por los consumidores y organizaciones ambientales gastan más energía de la que publicitan.Los estudios realizados a lo largo de los últimos tres años en relación con frigoríficos, lavavajillas, lavadoras y otros productos que usan energía, revelan que hay consumos superiores a los declarados en la mayoría de las categorías de producto.

Los test realizados por laboratorios independientes han encontrado una aspiradora que usa un 54% más de energía que la declarada, un frigorífico con un 12% más y una televisión con una clase energética inferior a lo señalado, según MarketWatch.

anuncio-fb

Algunos consumidores se sorprenderán por estos resultados y a otros les resultaran frustrantemente familiares. Un lavavajillas que necesita dos ciclos de lavado para limpiar la vajilla adecuadamente; una bombilla LED que ilumina un 20% menos de lo que promete; una secadora con una señal luminosa en el tablero frontal que no puede ser apagada.

MarketWatch seleccionó productos y sectores de los que ya se sospechaba que no cumplían con estas normas en base a información recopilada previamente por los socios del proyecto, por lo tanto los resultados no se pueden considerar un reflejo del mercado en su conjunto.

Los expertos estiman que más de 10.000 millones de euros en ahorro energético se pierden cada año debido a que los fabricantes y vendedores no cumplen las normas de la Unión Europea. Este hecho se come parte de los 465 euros de ahorro medio prometido en la factura energética a cada hogar europeo por las Directivas de Ecodiseño y Etiquetado Energético de la UE.

Mónica Vidal, responsable de Políticas Europeas de Ecodes, el socio español de proyecto ha manifestado que “los ciudadanos están comprando productos menos eficientes de lo que esperaban, definitivamente las autoridades españolas tienen mucho por hacer, deben asegurarse de que la información que declaran los fabricantes es correcta”.

Dieciséis organizaciones sociales de toda Europa forman MarketWatch, proyecto cofinanciado por el Programa Intelligent Energy de la Unión Europea. Ecodes es el socio español del proyecto. Con su prolongada y completa campaña para analizar aparatos cotidianos distribuidos en tiendas y por Internet, MarketWatch centra la atención en aquellos fabricantes y distribuidores que no sigan las regulaciones de la UE, privando a sus clientes del ahorro energético que creen que ya disfrutan.

465€ de ahorros anuales es la estimación de la Comisión en base a la regulación existente de producto. Este nivel de ahorros se espera a partir de 2020 cuando los productos eficientes estén consolidados en las casas. Para más información, pinchar aquí.