BLOGS
A ver series A ver series

Cuando la pequeña pantalla se comió a la grande

Entradas etiquetadas como ‘review’

‘Gran hotel’, digo, ‘Tiempos de guerra’

Siempre que estrenan una serie de Bambú hay una gran expectación. No me extraña: sus series de época tienen la mejor producción de la industria televisiva española. Son irresistibles a nivel visual. Las localizaciones, decorados, mobiliario, vestuario rozan lo exquisito. Casi podría decirse que son como la Downton Abbey nacional. En el reparto no hay ningún intérprete desagradable a la vista, y siempre cuentan con actores de carácter (Alicia Borrachero, José Sacristán, Concha Velasco) que dotan a la serie de un toque de calidad. Lee el resto de la entrada »

Oz, un clásico catódico imperecedero

Hace unos años mi madre estuvo muy enferma. Fueron meses angustiosos de ir a la UCI todos los días y de pensar cómo la vida puede cambiar de un día para otro. Con mi hijo todavía muy pequeño y mi madre en el hospital necesitaba una vía de escape que me hiciera olvidar por un rato mis problemas. Por aquellos días empezaba también mi andadura en Twitter y, junto a algunos amigos, comencé a ver Oz.

La serie trata de los conflictos en una unidad penitenciaria llamada Emerald City (Ciudad Esmeralda, como en el clásico de L. Frank Baum El maravilloso mago de Oz). Pero, sobre todo, trata de un hombre que, al igual que le había pasado a mi madre, ve su vida transformarse de un día para otro. Lee el resto de la entrada »

¡Nueva temporada de ‘A ver series’ en ‘20minutos’!

Querida familia seriéfila, ¡por fin os puedo dar la noticia! A partir de ahora, A ver series se convierte en el blog seriéfilo de 20minutos. Estoy contentísima no solo por lo bien que me han acogido en esta gran familia, sino porque la capacidad de difusión de las series que amo (amamos) se va a multiplicar por mil al estar en una plataforma más potente.

Además, os vais a cansar de mí porque voy a escribir cuatro días a la semana. Para dotar de mayor dinamismo al blog cada día estará dedicado a un bloque temático. ¡Un no parar! Con el fin de que no andéis perdidos, voy a hacer un pequeño esbozo de cómo será el calendario de publicaciones. Lee el resto de la entrada »

Game of Thrones, hacia el gran final (crítica de la séptima temporada)

¡Hola de nuevo, querida familia seriéfila! Tras un verano de #OperaciónXegertha (donde me estoy transformando en una mezcla de Xena, princesa guerrera, y Lagertha para que mi lesionada espalda no sufra) vuelvo con vosotros para comentaros lo que he visto durante estos meses.
Entre clase y clase de Pilates y platos de verdura rebosantes (he perdido siete kilos y voy a seguir hasta ser una ligera skinny bitch para superar este problema) he visto algunas cosillas que merecen la pena y de las que iré hablando por aquí.
Pero primero lo importante
Porque se ha acabado Game of Thrones y parece que no tendremos nueva ración hasta dentro de ¡dos años! (o eso dicen los rumores). 
Maldición. ¿Cómo pueden hacernos esto? ¿CÓMO?
Spoilers!
Lee el resto de la entrada »

Girls, la serie que ha cambiado la forma de ver a las chicas en la tele

Hace seis años se estrenó Girls suscitando un mar de críticas cuyo origen radicaba en la escasa costumbre de encontrarse con personajes reales femeninos en televisión. Las chicas de Girls, pero sobre todo Hannah Horvath, fueron tildadas de inmediato de «niñatas», «pijas», «neuróticas». ¿Lo eran? Sí. Pero como siempre sucede con los personajes femeninos, los términos despectivos fueron más virulentos, llenando redes sociales y artículos de adjetivos que jamás se habrían empleado para calificar a un hombre. Lena Dunham, encarnada en Hannah, casi hubiera tenido que emigrar a Marte antes que volver a ofender al personal enseñando su cuerpo regordete y sus «teticas de cabra», a años luz de las estilizadas figuras de actrices-modelo a las que nos tiene acostumbrada la cultura audiovisual.

Aunque hemos visto tíos realmente horrorosos de protagonistas (gordos, peludos, maleducados… sí, Tony Soprano, hablo de ti), la visión de una veinteañera que no parecía Gisele Bündchen horrorizaba al personal pese a que el mundo está plagado de chicas como ella. «Oh», decían los cánones, «esta visión es ofensiva e insultante», mientras una girl inteligente y sagaz ponía en marcha una serie que iba a cambiar muchas cosas. Lena Dunham, al contrario que su personaje, sí iba a ser la voz de su generación.
Lee el resto de la entrada »

This Is Us, el melodrama sigue funcionando

Cuando se estrenó This Is Us las redes sociales comenzaron a llenarse de apelativos como «gran drama», «obra maestra», «maravilla sin parangón» y lo cierto es que a mí el piloto me dejó bastante fría. Reconocí en ella todos los clichés de las series melodramáticas que había visto desde mi infancia como La casa de la pradera o Autopista hacia el cielo, donde se apela a los sentimientos de una manera muy convencional, los personajes son estereotipos con patas y se usan recursos como un ser querido que se pone enfermo y/o está al borde de la muerte o peleas familiares que al final se resuelven de una manera edulcorada gracias a la bondad de sus protagonistas.

This Is Us conoce los recursos del melodrama y los emplea muy bien, pero con ciertas cualidades como su estructura o su banda sonora que la convierten en un producto mejor acabado. Sin embargo, como sus antecesoras, sigue al cien por cien las características de su género: es lacrimógena y todos los personajes (además de algo planos) poseen un gran corazón y se desviven por sus seres queridos. ¿Resulta previsible? Sí. ¿Sigue funcionando y enganchando a las grandes audiencias? Por supuesto.

No nos engañemos: This Is Us no es una serie de HBO o AMC. No es un drama complejo y narrativamente sofisticado. Es una serie de NBC para un público generalista. Y es droga. Porque a pesar de verle las costuras y reconocer la intención de hacernos llorar, no puedes evitar que se te haga un nudo en la garganta donde ellos quieren. El melodrama sigue funcionando. 

Lee el resto de la entrada »

Game of Thrones, sublime y laxa en la sexta temporada

game-of-thrones-averseriesLo primero que me viene a la cabeza cuando pienso en la sexta temporada de ‘Game of Thrones’ es que ha sido capaz de ofrecernos lo mejor y lo peor. Lo mejor porque ha tenido enormes episodios como el angustioso Battle of the Bastards (S06E09) o The Winds of Winter (S06E10), cargados de sucesos y dotados de una emoción inusitada. Pero también lo peor por dos razones fundamentales:

a) Se ha desligado de las novelas perdiendo el toque Martin en los diálogos, que se han vuelto menos sutiles y épicos (¿dónde han ido a parar los parlamentos asombrosos de Varys o las réplicas sibilinas y brillantes de la reina de espinas?).

b) Las tramas han perdido parte de sus sorprendentes giros, conectando quizás con el gran público pero volviéndose más previsibles y, en ciertos casos, acercándose peligrosamente a los deus ex machina que tanto pueden perjudicar la credibilidad de una historia. (Spoilers)

Lee el resto de la entrada »

‘The Good Wife’: lo peor no son las elecciones

good-wife-season-6-(ATENCIÓN, SPOILERS)

«—Alicia. ¿Querrías presentarte a Fiscal del Estado? —dijo Eli.
—¿Qué?
—Te he estado observando los últimos cinco años. Serías perfecta. Necesitamos una mujer y la gente te respeta.
—No soy política, Eli.
—Pero tienes instintos políticos. Y tienes una marca: eres Santa Alicia.»

Con esta premisa inusual arrancaba la sexta temporada de ‘The Good Wife’. Aunque muy criticada en redes sociales debido, sobre todo, a que Alicia dejaba su escenario habitual para postularse a Fiscal del Estado, desde mi punto de vista este no ha sido el fallo fundamental de la temporada, ya que era la consecuencia lógica de su desarrollo como personaje. Sin embargo, una ejecución falta de fuerza y la dispersión de las tramas de los personajes secundarios, así como un oponente en las elecciones que no ha estado a la altura y un jefe de campaña insípido como el pescado sin sal, han configurado una temporada irregular y caótica, que se sitúa a años luz de la tensión dramática de la soberbia quinta temporada.

Lee el resto de la entrada »