BLOGS
Ya está el listo que todo lo sabe Ya está el listo que todo lo sabe

Curiosidades, anécdotas e historias sorprendentes para ser cada día un poco más listos.

Entradas etiquetadas como ‘concurso’

Trivial: ¿Eres un listo o lista que todo lo sabe?

Un listo o lista que todo lo sabe se distingue por ser una persona que acumula en su cabeza infinidad de datos y curiosidades que, aparentemente, no sirven para nada y que en realidad tienen una gran utilidad a la hora de conversar en la sobremesa, la hora del café con los compañeros, echando una partida (por ejemplo de trivial) con la familia y amigos o acertando las preguntas que realizan a los concursantes en un programa de televisión.

Trivial: ¿Eres un listo o lista que todo lo sabe?

A través de este test con una decena de preguntas de todo tipo te voy a poner a prueba para comprobar si realmente eres una de esas personas que pueden presumir de ser unos listos o listas que todo lo saben. Pero no te preocupes, son preguntas relativamente sencillas, de cultura general, de esas que suelen aparecer en un concurso de televisión.
Eso sí, tan solo te pido un favor a la hora de realizarlo: no hagas trampas ni consultes Google para buscar las respuestas, cuento con tú sinceridad a la hora de realizar este trivial y averiguar si estás preparado para concursar en “Saber y Ganar”, “Pasapalabra” o “Boom” 😉

 

Quizá te puede interesar comprobar cuáles son tus conocimientos sobre sexualidad en el curioso trivial: ¿Cuánto sabes de SEXO?

Trivial: ¿Cuánto sabes de SEXO?

¿Cuál es el origen del término ‘subasta’?

¿Cuál es el origen del término ‘subasta’?

Como es bien sabido, una subasta es una venta que se realiza partiendo de un precio base y siendo adquirido por aquella persona que hace la mejor puja.

El origen del término lo encontramos en tiempos del Imperio Romano y proviene de la unión de los vocablos en latín sub (bajo) y hasta (lanza) y cuyo significado era literalmente ‘bajo la lanza’.

Era costumbre repartirse o vender al mejor postor aquellas pertenencias que habían sido confiscadas a algún ciudadano que no había pagado sus tributos o mantenía alguna deuda con el Estado y también el botín conseguido tras una batalla (conjunto de armas, enseres o provisiones que pertenecían a un ejército vencido).

La forma de hacerlo era clavando la lanza en el suelo y colocando las pertenencias alrededor de la misma, por lo que se repartía/vendía todo lo que estaba ‘debajo de la lanza’ (sub hasta). También se utilizó en ocasiones para realizar la subasta/venta de esclavos, aunque, evidentemente, éstos eran colocados alrededor de la lanza.

Cabe destacar que el término ‘lanza’ que utilizamos en castellano no proviene del mencionado ‘hasta’ (que derivó en ‘asta’: palo a cuyo extremo o en medio del cual se pone una bandera) sino de otro vocablo en latín para referirse a esa misma arma: ‘lancea’, cuya procedencia es celtíbera.

 

Lee y descubre el curioso origen de otras conocidas palabras y expresiones

 

 

Fuente de la imagen: Wikimedia commons