BLOGS Deportes
¿Qué fue de? ¿Qué fue de?

"Si eres una estrella del deporte, eres una estrella del deporte. Si no lo consigues, te conviertes en entrenador. Si no eres capaz de entrenar, puedes ser periodista". Desmond Lynam, comentarista deportivo.

Quién fue… Arthur Cravan: sobrino de Oscar Wilde, poeta, boxeador y su misteriosa muerte

Foto de Arthur Cravan (Dominio Público).

Vamos a cerrar la semana hablando de un personaje muy peculiar, con una relación con el deporte no tan intensa como otros que han pasado por esta sección, pero que me da excusa para contar una historia interesante. Conozcamos a Arthur Cravan.

El 22 de mayo de 1887 nació en Lausana, Suiza, Fabian Avenarius Lloyd. Era hijo de Otho Holland Lloyd y Clara St. Clair-Hutchinson. Procedía de buena familia. Su abuelo, Horace Lloyd, fue consejero de la reina Victoria. Su tía, Constance Lloyd, se casó con Oscar Wilde.

Estudió en un prestigioso colegio británico en Suiza, del que fue expulsado, al parecer por agredir a un profesor. Se dedicó entonces a viajar por todo el mundo, haciendo uso para ello de varios pasaportes falsos que poseía. Cravan nunca se sintió de ningún país (legalmente era inglés) y cuando le preguntaban decía que era de 20 países.

Con 19 llegó a París, donde empezó su carrera como poeta, cantante y boxeador, relacionándose con las vanguardias culturales de la época, sobre todo con el dadaísmo. En 1911 creó una revista llamada Maintenant! (“¡Ahora!”), en la que era el único redactor, y donde había sitio para la crítica artística. Una de ellas fue tan ácida que el célebre poeta Guillaume Apollinaire lo retó a un duelo (del que salieron ilesos). En 1912 se cambió el nombre a Arthur Cravan, al parecer en honor de una novia que era natural de la localidad francesa de Cravans.

En 1915 estalló la I Guerra Mundial y para evitar participar en ella, Cravan huyó de Francia. Recaló en la neutral España, en concreto en Barcelona, pero sin blanca para lograr su verdadero objetivo: emigrar a Estados Unidos. Así las cosas, decidió ganar un dinero a través de otra de sus grandes pasiones, el boxeo. Cravan tuvo la suerte de que en la ciudad condal estaba nada menos que Jack Johnson, el primer campeón negro de los pesados, que a su vez estaba en España huyendo de la justicia estadounidense (en el artículo que le dediqué explico por qué). El caso es que los promotores de Johnson estaban buscando un rival para un combate y Cravan se postuló, asegurando ser campeón de Europa. Era 1916, la guerra estaba en plena ebullición, así que era difícil de refutar.

Cartel del combate entre Johnson y Cravan (WIKIPEDIA).

El combate estaba amañado. Ambos necesitaban dinero y quedaron en no hacerse mucho daño. Cravan debía ir a la lona nunca antes del sexto asalto y no más tarde del décimo. El motivo es que se iba a rodar una película documental y el metraje mínimo se correspondía con los seis primeros asaltos. El combate tuvo lugar el 23 de abril de 1916 en la plaza de toros Monumental de Barcelona. Cravan, con calzón blanco y Johnson, con calzón negro. El europeo se mostró en todo momento muy nervioso (pese a que estaba todo el pescado vendido) y apenas sí podía moverse. Johnson lo tuvo a merced en todo momento, pero sólo el acuerdo de aguantar seis asaltos le impidieron noquear a Cravan. Finalmente, en el sexto, un golpe del estadounidense mandó a Cravan a la lona y el combate acabó. El público se dio cuenta del amaño y llegaron a caer sillas al ring. Ambos púgiles lograron escapar.

Arthur Cravan reunió el dinero suficiente para viajar a Estados Unidos. Se estableció en Nueva York, donde de nuevo se rodeó de artistas de vanguardia. Fue entre ellos donde conoció a Mina Loy, una poetisa inglesa con la que vivió una historia de amor y con la que se casó en abril de 1918 en México, país al que Cravan había huido tras la entrada de Estados Unidos en la Gran Guerra. Mina Loy se quedó embarazada y debido a sus estrecheces económicas, deciden probar fortuna en Buenos Aires. Ella viaja primero, a bordo de un barco médico japonés. Él viaja más tarde en un velero, para encontrarse en la capital argentina con Loy. Pero nunca llegó.

Se cree que el barco que transportaba a Arthur Cravan a Buenos Aires naufragó en el golfo de México en una tempestad que tuvo lugar a principios de noviembre de aquel 1918 y que Cravan murió ahogado. Su cuerpo nunca se halló. Otras historias apuntan a que fue asesinado por error en una escaramuza de la revolución mexicana antes de llegar a partir. Sea como fuere, nunca se supo más de él. Mina Loy regresó a Londres, donde dio a luz a una niña, Fabienne Cravan Lloyd, en 1919.

Un puñado de obras (documentales y libros) han recogido la historia de este poeta, boxeador y apátrida.

Os dejo con imágenes de aquel combate en Barcelona entre Johnson y Cravan:

Hasta el miércoles.

5 comentarios

  1. Dice ser María

    Sobrino de Óscar Wilde no era. En todo caso sobrino político.

    Me parece que el título del artículo llama a ser leído por sugerir acontecimientos familiares relacionados con el escritor Óscar Wilde y aunque ésta historia que se relata resulta interesante, no sería suficiente sin un titular engañoso.

    Qué hizo de importante o trascendente ésta persona qué lo haga tan interesante cómo para dedicarle un artículo ?.

    Gracias.

    04 Junio 2017 | 12:50

  2. Dice ser Cris

    Interesante y divertida historia excepto el final. Aunque, ¿es posible que cogiera uno de sus pasaportes falsos y saliera huyendo en dirección contraria a Argentina?

    04 Junio 2017 | 14:30

  3. Dice ser Dory

    Muy interesante.
    Muchas gracias Sr Eduardo Casado.
    Con su permiso, lo comparto.

    04 Junio 2017 | 20:29

  4. curiosa historia. deporte y literatura unidos por un gran escritor

    13 Junio 2017 | 10:59

  5. Dice ser ruomalg

    No creo que el dato de su parentesco (político) con Oscar Wilde esté de más, aunque no lo veo tan relevante como para ponerlo en el titular. Sin duda el protagonista de este post destacó por méritos propios, entre los combates amañados y su desaparición.

    27 Junio 2017 | 22:43

Los comentarios están cerrados.