BLOGS Deportes
¿Qué fue de? ¿Qué fue de?

"Si eres una estrella del deporte, eres una estrella del deporte. Si no lo consigues, te conviertes en entrenador. Si no eres capaz de entrenar, puedes ser periodista". Desmond Lynam, comentarista deportivo.

Santuarios del deporte. Estadio Renato Dall’Ara: el primer gran campo de Italia

Imagen panorámica del Renato Dall'Ara (WIKIPEDIA).

Imagen panorámica del Renato Dall’Ara (WIKIPEDIA).

Vamos a viajar a la bella Italia para hablar de uno de los estadios más bonitos del país, además de ser uno de los más singulares. Es el Renato Dall’Ara.

Nombre oficial: Stadio Renato Dall’Ara.

Ubicación: Via Andrea Costa, 174, Bolonia, Italia.

Capacidad: 38.279 espectadores.

Año de inauguración: 1927.

Propietario: Ayuntamiento de Bolonia.

Más cosas: Pues como os comentaba en el titular, el estadio Renato Dall’Ara es uno de los primeros grandes estadios que se construyó en Italia. Fue el rey Víctor Manuel III de Italia el que puso la primera piedra del estadio en 1925, aunque no abrió hasta 1927.

El estadio tiene unos orígenes claros en el fascismo italiano. Su ideólogo fue Leandro Arpinati, un destacado miembro del Partido Fascista, y no en vano el primer nombre del campo fue Stadio Littoriale (por el haz de líctores o fasces, el símbolo del partido). Benito Mussolini fue quien lo inauguró el 31 de octubre de 1926. Il Duce entró a caballo en el estadio. Pero no fue hasta el 29 de mayo de 1927 cuando fue inaugurado. Fue con un amistoso entre Italia y España, con 2-0 para los locales (uno de los goles fue un tanto en propia meta -defendida por Ricardo Zamora- de Manuel Prats).

Otra vista del estadio (WIKIPEDIA).

Otra vista del estadio (WIKIPEDIA).

Dos años después se inauguró el rasgo más característico del estadio: la torre, llamada ‘di Maratona’. Es un proyecto de Giulio Ulisse Arata y pretende simbolizar la resistencia de los deportistas. Mide 42 metros de alta y su base mide otros 42 de ancha. En sus orígenes, estaba coronada por una estatua de la diosa Victoria y en su arco había una estatua ecuestre de Mussolini.

A partir de 1945, con la caída del fascismo, el campo pasó a llamarse Comunale, hasta 1983, cuando adquiró el nombre de Renato Dall’Ara, mítico presidente del Bolonia, equipo que utiliza el campo.

El campo ha acogido partidos de dos Mundiales. En 1934, un Suecia 3-2 Argentina de octavos de final y un Austria 2-1 Hungría de cuartos. En 1990, tras una remodelación, acogió partidos del Mundial: tres de la primera fase (Emiratos Árabes 0-2 Colombia, Yugoslavia 1-0 Colombia; Yugoslavia 4-1 Emiratos Árabes) y el Inglaterra 1-0 Bélgica de octavos.

También ha acogido partidos de rugby (de la selección incluidos), competiciones de atletismo, combates de boxeo e incluso, en 1948, el final de una etapa del Giro.

Fuera del deporte, en el Renato Dall’Ara han actuado Elton John, U2, Eros Ramazzotti o REM.

Os dejo con un bonito vídeo aéreo del estadio:

Hasta mañana.

2 comentarios

  1. Dice ser Loshovic

    No cabe duda de que esa torre le da singularidad al campo, pero al margen de eso el estadio se ve anticuado, demasiado abierto y desangelado, con las gradas demasiado lejos del campo por la pista de atletismo. Unas características que comparte con la mayoría de los estadios de Italia, apenas se salvan el estadio de la Juve, el Luigi Ferraris de Génova y el recientemente remodelado Friuli del Udinese (el Giusseppe Meazza no tiene pista de atletismo, pero empieza a necesitar también una renovación). En una época en que prolifera la construcción de estadios modernos y funcionales alrededor de Europa es extraño que en un país tan futbolero, y con recursos, como Italia siga habiendo tantos estadios tan vetustos y poco atractivos. Quizás necesiten organizar un gran evento para ponerse las pilas.

    22 marzo 2016 | 10:53

  2. Dice ser ruomalg

    Impresionante el estadio de este post. No es el Giuseppe Meazza ni el Olímpico de Roma, pero esa torre le da un plus. Cuando pienso lo que me cuesta creer que albergó partidos de Mundial recuerdo pronto que han pasado ya 26 años de aquello.

    25 marzo 2016 | 00:07

Los comentarios están cerrados.