BLOGS
Capeando la crisis Capeando la crisis

De cómo vivir sin dinero o con muy poco

Tu casa por la mía para estas vacaciones

El intercambio de casas es una práctica cada vez más extendida que existe desde hace más de 20 años en Internet. Permite alojarse gratuitamente en vacaciones. El principio es simple: tú vas de vacaciones a casa de alguien y él viene a tu casa. Este sistema permite ahorrar de forma considerable el presupuesto para las vacaciones, pero sobre todo es una manera muy auténtica de viajar.

GuestToGuest más que una web es una red social que permite intercambiar tu casa o apartamento para las vacaciones. Su comunidad está formada por miles de personas de todo el mundo que comparten el mismo deseo de intercambiar su casa o apartamento y descubrir otros lugares alrededor de todo el mundo, viviendo como un local.

Sus miembros intercambian su apartamento o su casa en vacaciones y la plataorma aporta tres innovaciones al intercambio de viviendas que permiten facilitar y mejorar el intercambio:  La red social, para encontrar gente con tus mismos gustos;  los guestpoints, para hacer posibles más intercambios y la gratuidad.

Hay dos maneras de intercambiar la casa:

El primero es un intercambio recíproco, sin guestpoints: yo voy a casa de Paula y ella viene a mi casa, no necesariamente en la misma época. Yo me alojo gratis gracias a Paula.

La segunda fórmula: con guestpoints y el intercambio no es recírpoco. Yo voy a casa de Paula, en su ausencia o no y a cambio de doy guestpoints. Co esos guestpoints, Paula puede alojarse en otras casas cuando quiera

En el momento de la inscripción en GuestToGuest, los miembros “evaluan” su casa atribuyéndole una cantidad de guestpoints por noche (con arreglo a la superficie, la comodidad y la localización). Esto permite que en caso de intercambio no recíproco ganes guestpoints cuando acoges a miembros en tu casa y puedas gastarlos más tarde en otra casa de cualquier otro miembro de GuestToGuest.

Los miembros de GuestToGuest tienen en común la idea de que viajar de otra manera es posible y que la hospitalidad, la libertad y la confianza son  claves en el intercambio.

4 comentarios

  1. Dice ser albitaguapa2

    ni de coña lo haría, con los modales que tiene la mayoría de la gente, podríais contar las malas experiencias que tiene mucha gente pero eso no interesa

    13 mayo 2014 | 09:41

  2. Dice ser La Madrileňa

    Mi casa? Un desconocido? Ni loca.

    13 mayo 2014 | 10:56

  3. Dice ser ANTONIO LARROSA

    Un conocido mio hizo ese intercambio de apartamento con una familia americana de California , pero no fiandose metieron todo lo de valor en una habitación y le pusieron un candao . El caso es que cuando llegaron a California encontraron que aquello no era un apartamento era un precioso chalet junto al mar y encima de la mesa le habian dejado las llaves de dos cochazos que tenian y una nota en la que les decian que podían utilizarlos siempre que quisieran . La verdad es que se quedaron avergonzados y les telefonearon diciendoles que en la habitación donde habia el candado estaba el TV y Una bicicleta , que rompieran el candado por favor y los perdonasen por el detalle. Los españoles somos malos , malos, malos.

    Clica sobre mi nombre

    13 mayo 2014 | 14:08

  4. Dice ser Yomisma

    Es lo que tiene ser desconfiado…que luego te crees que todo el mundo te la va a hacer, y al final el mundo es un vertedero de escoria.

    13 mayo 2014 | 15:13

Los comentarios están cerrados.