Trasdós Trasdós

No nos disgusta la definición del término trasdós: la "superficie exterior convexa de un arco o bóveda". En este blog perseguimos estar en alerta y con el objetivo siempre dispuesto para capturar los reflejos, destellos, brillos y fulgores que el arte proyecta.

Entradas etiquetadas como ‘ilustración’

Convierte la sirenita del Starbucks en casi cualquier cosa

Las sirenas llevan siglos enloqueciendo a marineros y artistas. Su voz provoca accidentes. Soo Min Kim parece que escuchó su canto en una cafetería comercial. Olería a café macchiato y a naufragio en un mar castaño, suponemos.

Así nació su obsesión. Transformar la sirenita del Starbucks en casi cualquier cosa.

View this post on Instagram

<무단횡단 (Jaywalking, 2013)> . 이번 전시에서 건 작업중 가장 오래된 작업. 첫 개인전 때부터 거의 매회 걸었는데 그정도로 마음에 드는 작업입니다. 공교롭게도 실제 작업실엔 그림 걸어둘 공간이 마땅치 않아서, 이렇게 전시기간만에라도 갤러리에 걸어두고 자주 갤러리에 와서 감상도 하지요. 뭐 자주가 아니고 매일 옵니다만… . . #soominkim #fseo #cupart #cup #art #starbucks #starbuckscupart #design #painting #illust #instaart #illustration #papercup #artwork #thebeatles #abbeyroad #jaywalking #김수민 #컵아트 #스타벅스 #일러스트 #디자인 #개인전 #숨도 #일상 #イラスト #紙コップ #デザイン #スタバ #ビートルズ

A post shared by Soo Min Kim / 김수민 / 金秀敏 (@fseo) on

Yo no sabía que el logo de la cadena Starbucks representara una sirena y tampoco que tuviera relación con la novela Moby Dick (uno de los personajes, adicto a esta droga estimulante de presunto origen etíope, se llamaba como la compañía). No podía imaginarme que un logo pudiera tener además, como Superman, otras vidas.

Evolución de los logotipos de Starbucks. Wikimedia Commons. Aneil Lutchman.

Evolución de los logotipos de Starbucks. Wikimedia Commons. Aneil Lutchman.

Nunca le había hecho demasiado caso a esta imagen hasta toparme con el trabajo del ilustrador Soo Min Kim. Veía un rostro y poco más. Tal vez una corona. Él supo encontrarle otros mundos en el seutabeokseu, que es como presuntamente llaman los coreanos al Starbucks, según la Wikipedia.

Lee el resto de la entrada »

El animador que da vida a portadas minimalistas de libros ‘vintage’

Da vida a portadas de libros antiguos, a cubiertas vintage de culto, iconos geométricos, conceptuales, minimalismo clásico de los años 50, 60 y 70.

Rayas, patrones, círculos, arte óptico, ideas abstractas, caretas misteriosas. Logra que estas cubiertas se muevan en armonía y que los fractales de sus diseños cobren vida digital.

Los convierte, por alquimia 2D, en artefactos mágicos. Los libros parecen objetos órficos, sacramentales, mecanismos de una civilización celeste.

Pero eso me encanta este vídeo. Por eso puedo pasar horas mirándolo.

Lee el resto de la entrada »

Los monstruos infantiles de Mateo Dineen

Mateo Dineen tiene el oficio más bello del mundo: pinta monstruos para vivir. Es su pasión, su trabajo, y la actividad que le ha ocupado casi toda su vida. Un ejercicio de disciplina que ha generado miles de tiernos monstruos, enigmáticos seres peludos, que han sido publicados en revistas, exposiciones y libros. Todas las ilustraciones de este artista californiano asentado en Berlín giran entorno a esta temática fantástica. Su amor por estas criaturas viene de tiempo atrás, influenciado por los Teleñecos, Star Wars y Dragones y Mazmorras. Esos libros, películas y dibujos le indujeron pensamientos embriagadores, llamadas de sirena hacia unos universos expansivos. Ahora, siendo adulto, quiere lograr lo mismo con sus dibujos: que otros niños se adentren en sus mundos y se emborrachen de imaginación.

Lee el resto de la entrada »

Confesiones de un ladrón de libretas

Hay muchas libretas, lo sé, múltiples mundos ahí fuera; desconozco su número exacto. Pero sé que en toda Moleskine puede esconderse un universo pintado. Paisajes fantásticos, escenarios, animales de poder…

En las manos correctas estos bienes dejarán de ser papel o insensible materia orgánica, convertidos en un portal hacia otros lugares. Porque la imaginación- os confieso- es la amante de las libretas, y el verdadero botín para este ladrón de cuadernos.

Libreta Moleskine. Por Pava. CC BY-SA 3.0. Wikimedia Commons.

Libreta Moleskine. Por Pava. CC BY-SA 3.0. Wikimedia Commons.

Si no fuera por la ley, el decoro, o acaso mi cobardía, asaltaría todas los agendas que viera, esperando recibir, con suerte, mi premio.

¿Qué secretos? ¿Qué universos? ¿Cuántos símbolos cobijará la tapa negra?

Acecharía el instrumento mágico, a la vera de su portador, que despistado lo habría dejado allí, puede que en la mesa de un bar, en un parque o estación de tren.

Lo apartaría de un empujón – ¡yo soy el loco de las libretas!-, creyéndome con derecho a penetrar en ese espacio fantástico: el útero que fecunda los sueños.

Podría caer así, embelesado, extasiado, saciado, a través de ese portal que es en realidad el acceso a los universos posibles.

Por suerte nunca me he topado con Francisco Del Carpio. El robo hubiera sido mayúsculo. La violencia, extrema. Sin duda es una de las personas correctas, un alquimista del papel, creador de portales mágicos…

Las Moleskine de Del Carpio son pasajes a otros mundos. En sus páginas nacen animales, lunas, plantas, bosques, mujeres, niños, pintores, creadores, esqueletos… Trofeos para el soñador. Es la vida, es el misterio, es el sueño de un ladrón de libretas. El botín, el premio de cruzar hacia ese territorio imaginativo. Ustedes toman drogas, yo robo libretas. Nadie es perfecto. Todos tenemos derecho a soñar.

Lee el resto de la entrada »

Un ilustrador que dibuja todos los yōkai, los demonios del folclore japonés

Los yōkai son demonios o criaturas del inframundo o sobrenaturales, propias del folclore japonés. Hay un gran número de ellos, y cada uno, como en nuestra tradición occidental, con los duendes o los espíritus, tienen una función, un peligro, una virtud, o una capacidad exclusiva.

Algunos acechan a los humanos y otros rehúyen su presencia. Los hay benéficos y nefastos. Muchos se cuelan en las habitaciones cuando las personas duermen. Todos muestran una gran riqueza imaginativa y han inspirado las artes antiguas y modernas.

Su nombre apela a varios conceptos: hechizante, calamidad y misterio.

Yokai. Wikimedia Commons.

Yōkai. Wikimedia Commons.

El ilustrador Matthew Meyer es un especialista en recrear estos seres. Pinta fantasmas, espíritus y monstruos del folclore nipón, y está desarrollando una enciclopedia muy completa de este imaginario popular. Ha publicado varios libros centrados en esta temática (The Night Parade of One Hundred Demons: A Field Guide to Japanese Yokai y The Hour of Meeting Evil Spirits), y que son como guías para conocer a estos demonios orientales. También lleva la web Yokai.com, donde puedes encontrar una información detallada sobre los diferentes seres sobrenaturales.

Por ejemplo, el Aka Shita. Un demonio japonés cuya traducción sería lengua roja.

Este espíritu habita los campos de arroz y las zonas agrícolas. Tiene rostro de bestia, con su característica lengua roja, y se mueve dentro de una nube tormentosa. Es señal de mala suerte y de castigo sobre aquellos que malgastan el agua.

Lee el resto de la entrada »

Keiichi Tanaami o cómo convertir el trauma en surrealismo pop

Arte pop, psicodelia, neo-dada japonés, ilustración, diseño, animación… Keiichi Tanaami es una de esas rara avis, pájaros extraños de coloridos plumajes, que han sabido hacer del trauma y delirio su escudo de vanguardia.

Nació en 1936 en Tokio. La guerra laceró su infancia – territorio emocional que debería ser la obligada patria neutral-; presenció las bombas incendiarias que arrasaron las casitas de madera de la capital japonesa durante la contienda, tras el ataque a Pearl Harbor, y que regresarían después convertidas en oníricos diseños en su visión surrealista pop. Define su trabajo como “una forma grotesca de belleza”.

Lee el resto de la entrada »

Stephen Wilts, la ‘cámara humana’ que memoriza la arquitectura de una ciudad

Stephen Wiltshire dibujando una panorámica de Tokio - Foto: www.stephenwiltshire.co.uk

Stephen Wiltshire dibujando una panorámica de Tokio – Foto: www.stephenwiltshire.co.uk

Tenía cinco años cuando dijo su primera palabra: papel. Al británico Stephen Wiltshire (Londres, 1974) se le ha llamado “la cámara humana” por su extraordinario talento como ilustrador arquitectónico. Sólo con echar un vistazo a un paisaje urbano, desde un helicóptero o un edificio elevado, es capaz de dibujarlo al detalle, con monumentos, edificios, trazados de calles.

Que a los tres años le diagnosticaran autismo fue solo el comienzo de la historia. A los siete empezó a dibujar con esmero edificios representativos de Londres, el interés de los medios de comunicación lo convirtió en un famoso niño artista, publicó un primer libro de dibujos con apenas 13 años, empezó a recibir encargos, exponer, viajar al extranjero… Ha sido condecorado Miembro del Imperio Británico por sus servicios prestados al arte, cuenta con su propia galería de arte en el centro de Londres y tiene una lista de encargos con una previsión de entre cuatro y ocho meses de espera. Desde el verano pasado, sus vastas panorámicas de Londres reciben a los viajeros en el aeropuerto de Heathrow.

Lee el resto de la entrada »

Mordacidad, humor y elegancia en las viñetas de Andrea Ucini

'Economic paralysis' - Andrea Ucini - Imagen: Anna Goodson Illustration Agency

‘Economic paralysis’ – Andrea Ucini – Imagen: Anna Goodson Illustration Agency

Las escenas tienden a ser solitarias y están salpicadas de pocos elementos, pueden evocar el thriller y también provocar la sonrisa. El carrito de la compra con ladrillos en lugar de ruedas descansa en un parking desierto. Un chaval negro mira impotente a la bola de baloncesto que acaba de lanzar, atascada porque el aro de la cancha es demasiado pequeño. Dos policías investigan en una zona acordonada un crimen: la víctima es un like de Facebook y una de las pistas numeradas es una pluma color azul claro que hace referencia a Twitter.

Los objetos alterados transforman su función y propiedades originales, hay frecuentes guiños mordaces a nuestra sociedad, el acabado es limpio y elegante… Andrea Ucini maneja los resortes que activan en el espectador reacciones rápidas, crea ilustraciones que son viñetas del presente, instantes verdaderos disfrazados de metáforas.

Lee el resto de la entrada »

Dibujos diarios de Trump sudoroso, derretido y amorfo

El primer dibujo de Craghead para el proyecto 'TrumpTrump' - Warren Craghead - Imagen: trumptrump.tumblr.com

El primer dibujo de Craghead para el proyecto ‘TrumpTrump’ – Warren Craghead – Imagen: trumptrump.tumblr.com

Una masa amorfa, derretida, sudorosa y arrugada; a veces un humanoide de rasgos cadavéricos, pero casi siempre reconocible en los rasgos básicos. Warren Craghead dibuja a Donald Trump a diario desde julio de 2016, cuando la bufonada se volvía un asunto serio.

En ese primer dibujo, representa al entonces candidato a la presidencia de los EE UU con cuatro pelos grasientos pegados a la cabeza, una expresión de autocomplacencia feroz y profusión de gotas de sudor. Bajo la imagen, una frase: “Mi coeficiente intelectual es uno de los más altos… ¡Y todos lo sabéis! Por favor, no os sintáis estúpidos o inseguros, no es vuestra culpa”. Las palabras son reales, están extraidas de un mensaje de Twitter que Trump escribió en su cuenta oficial el 8 de mayo del año 2013.

Craghead es autor de TrumpTrump, un microblog de Tumblr que describe de modo escueto como “Donald Trump dibujado diariamente hasta que esta pesadilla se acabe“. Acompañando a cada obra gráfica, el ilustrador estadounidense añade una cita del retratado o una noticia relacionada con sus nombramientos y políticas, siempre con un vínculo para acceder a la fuente original.

Lee el resto de la entrada »

El médico del siglo XVII fascinado por el lenguaje de las manos

Ilustraciones del libro 'Chirologia, or The Natural Language of the Hand' (1644) - Escaneo de Folger Shakespeare Library, Washington D.C

Ilustraciones del libro ‘Chirologia, or The Natural Language of the Hand’ (1644) – Escaneo de Folger Shakespeare Library, Washington D.C

En el grabado que lo retrata a los cuarenta y tantos años, John Bulwern (1606?-1656) luce perilla y bigote de extremos puntiagudos, a la moda europea de la época. Con la mano derecha sujeta una capa, los expresivos dedos largos aprietan la tela contra el pecho en un gesto seguro y elegante.

El médico y filósofo inglés creía en el lenguaje no verbal y escribió cinco trabajos en torno a la capacidad de comunicarnos con el cuerpo. “Aplaudimos con las manos de alegría, las retorcemos en la pena, las levantamos en el rezo y en la admiración; sacudimos la cabeza en el rechazo, arrugamos la frente en el disgusto, fruncimos la nariz en el enfado, nos sonrojamos en la vergüenza”, escribe en el prólogo del libro Chirologia, or The Natural Language of the Hand (Quirología o el lenguaje natural de la mano), editado en 1644 y considerado iniciador del lenguaje de signos.

Lee el resto de la entrada »