Los estúpidos comentarios de Josué y sus compañeros: “Que Zoe sea bisexual es algo que me echaba para atrás”

Me he pensado mucho si poner en el titular que los comentarios de Josué son estúpidos, pero qué leches, es que lo son. Los solteros de La Isla de las Tentaciones no pasan de los 30 años, pero son más rancios que la momia de Ramsés I con el tupper abierto. Lo demuestran mucho con otros comentarios y actitudes, pero lo que hablaron en la gala de anoche sobre la bisexualidad fue demasié pal body.

Voy a contaros antes y por orden lo que pasó en La isla de las tentaciones porque además se han desatado y están todas y todos empezando a estar sueltos como Gabete un día que estuviera muy suelto. El que decía que le gustaba la gasolina y que quería más gasolina lo decía porque la tenían toda en La isla de las tentaciones.

En las primeras citas los chicos y las solteras se fueron a dar una vuelta en caballo, en fila india, en una excursión en la que los únicos que hicieron algo fueron los caballos, que por lo menos se fueron oliendo los culos los unos a los otros.

Luego se fueron a montar en kayak, porque ellos no saben flotar y necesitaban barcas. Para meterse en el agua todos se quitaron la ropa de la forma más absurda posible, como si estuvieran en un anuncio a cámara lenta. A esta gente le da un apretón y antes se cagan encima que bajarse los pantalones rápido.

Zoe se fue con su cita, Miguel, a una cascada. Literalmente, a una cosa de caer agua, malpensados. Era como en el lago azul, pero tirando a marrón. El lago marrón. Ahí no se habrían liado los hermanos ni de coña. Qué bajón.

Josué quedó con su soltera. “De la casa el que más me atrae sexualmente eres tú”, le dijo Diriany. OH, SORPRESA. Ni se le notaba. El hecho de que en las córneas de Diriany se pueda ver a Josué saludando no era una pista. “Le veo receptivo”, dijo ella. Nos ha jodido, a Josué le dice algo mi abuela y también lo recibe ofrecidísimo.

“Voy a ir a por ti”, dijo Stiven a Tania. Stiven es muy de indirectas y sutilezas, de decir las cosas entre velos de seda para que saques tus propias conclusiones. Joder, qué bruto. “Voy a ir a por ti”, qué bien. Sirve para el amor y para trabajar rastreando a delincuentes.

“Me gustan los chicos altos, morenos, con los ojos verdositos”, dijo Tania. Qué pereza tener el prototipo tan específico. Me gustan las mujeres de 1,56 mt, pelirrojas con mechas moradas, un ojo marrón y otro verde, de Murcia, con padres Rogelio y María Rosa y que hable hebreo antiguo. Y SI NO QUE NI ME HABLEN.

Con Suso y Rosario reutilizaron la cascada. Esa cascada sale más en la tele que Jorge Javier Vázquez. “Eres canario, tienes la sangre caliente y miras intensamente”, le decía Rosario, obnubilada. ¿PERO QUÉ LECHES LE VE A SUSO?

Se pusieron a jugar a sostenerse la mirada. A Rosario se le caía al suelo como si tuviera los dos ojos de cristal. Yo a Suso tampoco podría sostenerle la mirada, ¿como el que mira al sol? No, como el que mira a un perro haciendo caca.

Sandra se fue a la cascada también con su maromo, Rubo, que la tuvo que llevar a caballito no fuera que ella se mojara los pies y se le fuera la laca de uñas. Que un chico te trate como si no supieras andar, la prueba de amor (tóxico) definitivo. Rubo ahora ya sabe que los días que llueva es mejor no salir a pasear con Sandra si no quieres acabar con una hernia discal.

Darío se fue con Miriam. “Soy difícil, pero yo me abro”, dijo él. Mira, como una ostra grande. “Tiene una barrera, pero voy a luchar por romper esa barrera”, dijo Miriam, que trabaja escirbiendo guiones de series turcas.

Gal.la se fue ooootra vez a la cascada. Estaban los peces de esa poza hasta las branquias de que pasara por allí gente y nadie les echara una puerca miga de pan.

Ella dijo que no quería “un hermano mayor, sino un chico que la tiente”. No era el caso de su maromo, que ni hermano mayor, ni pequeño: era un hermano ausente. “He llevado la voz cantante porque me gusta ser quien la controla“, bueno por eso y porque el maromo no dijo ni pío. Si quieres un novio que no te contradiga, él era ideal.

Nico y Rosana se fueron a la playa .“Yo soy de pedirle cosas al universo y le pedí venir aquí“, dijo Rosana, que le reza al puto universo. Está Dios cumpliéndole los deseos sólo porque no la tome con él.

“Se me han despertado las mariposillas, hace tiempo que no me pasaba”, dijo Rosana, que no sabe si está enamorada o es celíaca y está comiendo pan.

Nico, ese chaval que cada vez que habla sube el pan, quiso decirle un piropo: “Quiero meterme hasta el fondo… ya la he liado, no pienses mal”, dijo Nico. No, Nico, qué va a pensar mal si le estás diciendo que quieres entrar hasta el fondo mientras mueves la mano alante y atrás. Sólo te ha faltado gesticular con un taladro en la mano.

En un momento dado y avisando menos que los GEO entrando a casa de un ladrón de bancos, apareció Sandra Barneda en la villa de las chicas. “Ay mi madre, que está ahí Sandra y yo estoy en pijama”, dijo la Sandra rubia, que ahora va a dormir en vestido de noche siempre por si se le aparece Sandra Barneda.

Todas vieron a Sandra y se les escapó el pis. Zoe se cogió el disgusto antes de saber nada, porque ella es muy de disgusto preventivo. La filosofía de Zoe es que es mejor un disgusto para nada que ser feliz a lo loco.

“Dada la importancia de lo ocurrido, hay imágenes para vosotras”, les dijo Sandra Barneda y les sacó la tablet. Claro, les dijo “la importancia de lo sucedido” y en sus cabezas ya veían un accidente mortal durante una orgía.

“Si hubieras entrado en el programa a lo mejor en lugar de irme con Zoe me hubiera ido contigo”, salía diciendo Josué a Diriany. Y claro, a Zoe le sintió medio mal saber que Josué se quedó con ella como el que compra un tomate frito que no le gusta porque en el estante del súper no hay de otro.

“Sabes lo que te digo, que como yo no la va a follar nadie”, salía diciendo Alejandro de Tania. MENUDO CRETINO. Este chaval es lo más inmaduro, inseguro y rancio que he visto en mucho tiempo. Mentira, veo cosas peores cada cinco minutos, pero es que la cosa está muy mala.

“¡¡PUTA CARA DE VICIOSO!!”, dijo Rosario de Álvaro por cómo miraba su novio a Sabela. Rosario tiene categorizadas las caras de Álvaro. Ella sabe sólo viendole la expresión de los ojos si está cagando o le da el sol de frente.

Nico salió bailando con la otra y diciendo que se sentía cómodo y su rollo del Milka y de cómo lo cambiaría por el Nestlé. A Gal.la le sentó mal, porque ella es Milka claro. La vaca morada está brava y triste porque el Torito Bravo de pitiminí rubiales está rondando otras ubres.

Sandra la rubia le dijo a Zoe, que ya estaba hundida en la mierda: “Y tú cortándote, en tu habitación, tienes que soltarte”. Y luego le dijo a las demás que se soltaran, que tenían que divertirse. A Sandra le faltó repartir condones y lubricante en prácticas bolsitas individuales.

“Es el tipo de comentario en los que noto que no me respeta, va a conseguir perderme”, dijo Zoe. Quizá lo consiga. Podría ser. Lo mismo. NO.

“Para hacerse le macho suelta comentarios inoportunos”, añadió Zoe. Josué se encuentra con un gorila de espalda plateada por la selva y no se golpea el pecho, le dice comentarios de machito y el gorila se va avergonzado de su poca hombría.

“¿Qué coño estoy haciendo aquí con mi pareja si dice que en Elche cada vez que sale de fiesta cae?”, se preguntaba Rosario. “Y con una cara de salido…”, insistió. Joder con las caras de salido, es que estas chicas quieren que sus novios miren como una vaca viendo pasar el tren.

“Josué está muy desafortunado”, dijo Tania. Rosario y Tania piensan que Josué es la mala influencia de los demás y que les está llevando por el mal camino. Sí, antes de conocer a Josué eran niños boy scout vendiendo galletas y se los quería llevar Dios como a Marcelino Pan y Vino, no te jode.

¡ERES UN UMPA-LUMPA COLEGA, CON LA PICHA SUELTA!“, dijo Zoe al acabar el visionado. Preguntas que me surgen: ¿Los Oompa Loompa son muy de ligoteo guarrero? ¿Llevan la picha fuera? ¿Por qué no engordan esos hijos de puta si trabajan rodeados de chocolate? ¿Se volvió loco Willy Wonka de ver pequeñas pichitas bamboleando todo el día?

En la villa de los chicos les vimos haciendo ejercicio. Estaban ahí sudándose el sobaco mientras las chicas les miraban desde la piscina. Qué escena más de los ochenta. Se estaban ejercitando con una goma como la que usan para atar espárragos, pero aún así parecía impresionarles.

“Al ver a Sandra me cagué”; dijo Josué. “Estábamos contentos y riéndonos y te hemos visto y se nos ha cambiado la cara por completo”; dijo Darío. Nico: “Se me va a salir el corazón, porque algo hemos hecho o algo ha pasado”. Joder, y eso que era Sandra Barneda, el día que vean llegar a la Parca se los lleva con la parte de atrás de los pantalones abonada.

Sandra les dio también una tablet. Sandra es como una comercial de Samsung.

Vieron las imágenes en las que los solteros jugaban a juegos con ellas y se hicieron los muy ofendidos. SÍ, EN SERIO. Les faltó llevarse una mano al pecho y la otra a la frente y dejarse desfallecer.

Darío dijo que “si ellas van a jugar a juegos nosotros también”. Seguro que si las ve con un ajedrez no le pone tanto énfasis a lo de jugar como ellas. Nico: “Me estaba preocupando por ella, pienso en ella 24/7 dijo Nico”, JAJAJAJA qué hipócrita. A Nico le pides que escriba el nombre de su novia y se lo tiene que pensar.

Esta gente está buscando la excusa perfecta para cortar. En serio os lo digo. Me da la sensación de que más de uno y una necesitaba lo justito para tener una excusa para ponerse a buscar alternativas guarrindongueras.

Josué dijo que Zoe era la única que se salvaba. “No ha querido hacer nada por temor a que yo me moleste o me enfade, eso me da fuerza”, alegó. Pues joder qué triste que deje de hacer cosas para que no te enfades y no porque te ame, chico.

“Es importante que seais honestos con vosotros mismos en cada momento, sólo así tendréis respuestas“, les dijo Sandra Barneda. O sea, que si les da por sacarse el pepinillo que lo usen, que no se corten, que le den a la salmuera. Porque todo el mundo sabe que dando pollazos por la vida obtienes respuestas. Los de la CIA son gilipollas torturando a la gente, cuando pueden follársela y que las respuestas fluyan.

Alejandro se hizo el ofendido: “Si tú me golpeas, yo te voy a golpear el doble, me ha faltado al respeto”, aseguró. Ese chaval no está bien. Le faltan seis hervores y además es un inseguro. Es más seguro un andamio con tres patas en medio de una tormenta que Alejandro.

Y se fueron de nuevo a hacer ejercicio. Los músculos que no falten.

“Me duele que mi novia le bese la mano a otro con cara de pornosa, porque es la cara que me pone a mí en la cama”, dijo Alejandro de Tania. JAJAJA Pero qué caras ni qué caras, alma de cántaro. Alejandro se piensa que es el reconocimiento facial del iPhone y que reconoce caras con precisión.

Y claro pasó lo que tenía que pasar: unos y otras tomaron la decisión de soltarse y de hacer lo que les diera la gana. La venganza en forma de intercambio de fluidos. Si los narcos colombianos se vengaran así se pasaban el día follando.

En casa de los chicos hubo fiesta en la que se vestían como del espacio o extraterrestres, pero el resultado era como de anuncio de papel Albal.

Nico iba con una capita de color plata y Rosana le dijo “guapo” y él se lo creyó. Cualquiera le hubiera dicho “ridículo”, pero él todo contento pensando que iba como un rey con su capa de disfraz de bazar de todo a un euro.

“Quiero que Rosana me ponga al límite, que me haga peligrar la relación, porque si no, venir aquí no me serviría para nada“, aseguró Nico, que siempre que puede se estrella con el coche flojito para que salten los airbags porque si no, no le sirven para nada.

En una fiesta Álvaro se fue a hablar con Sabela y a decirle que le había dicho muy clarito a Claudia que iba a hablar con otras chicas, en plan valiente, eh, yo hago lo que quiero, pero lo decía susurrando porque Claudia estaba cerca. Álvaro es valiente sólo si no hay peligro. Es valiente de susurrito.

A Sabela la verdad es que le veo poco atractivo, pero Álvaro está que no caga con ella. “¿Quieres que te tiente o qué?”, dijo ella. No, Sabela, hija, quiere que le hagas un caldito de pollo si se pone malo.

Álvaro iba más caliente que el fondo de una fragua. “Al final mi novia me deja mañana. Me pones tó nervioso”. Por nervioso se refería a que tenía el pene como un extintor.

Se pusieron a jugar al reto de la botella y claro, jueguecito de los hielos. Alejandro se puso a meterle hielo en el cuello a una de las muchachas y la alarma se puso a sonar en la casa de las chicas a saco. Tania dijo que seguro que no era Alejandro. Pero era, era.

Gal.la estaba durmiendo y casi le da un infarto. En la villa de las chicas se duerme igual que en un parque de bomberos en verano.

El juego de la botellita siguió y luego le pasaron el hielito a él, a Alejandro y dijo “lo que tu quieras, que me da igual todo” y sonó de nuevo la alarma.

“UNA VEZ VALE, PERO DOOOOOOOS”, dijo Zoe. “Me entró la cagarrina”, dijo la muchacha, que se bebe un cuenco de agua con una rata muerta dentro y oye, se hidrata, pero oye una alarma dos veces y se jiña. Zoe de alarma en el móvil tiene sólo un bip. Sólo uno.

Josué se subió a la habitación con Diriany a buscar un bañador y miró la cámara directo y se cortó, pero ahí había intenciones aviesas.

En la villa de las chicas se metieron en la piscina mientras caía un tormentón. Esta gente no sabe que en las piscinas caen rayos. El caso es que Zoe intentó enseñar a Gal.la a bailar twerking. “Yo pensaba que para bailar twerking había que tener culo, pero no, soy la excepción”, dijo Gal.la que meneaba su cucu con toda la ilusión.

Y llegó el momento cretino:

Sin saber muy bien por qué estaban todos los tíos metidos en una habitación y Josué, sin venir a cuento, preguntó si ellos estarían con una mujer bisexual. Sólo Darío dijo que sí, los demás, ofendidídismos como si hubiera preguntado una cosa horrible.

“Es que mi parienta, Zoe, es bisexual y esa era una de las razones que a mi me echaban para atrás de ella“, dijo Josué. ¿POR QUÉ, JOSUÉ, POR QUÉ? ¿Qué problema exactamente había en la bisexualidad de Zoe? ¿Que no le atraen solo los machitos dominantes? ¿Que te sentías inseguro? ¿QUÉ?

Alejandro dijo que sí y bromeó “miraríamos las tías en común”. Pero no, el niño de los hervores dijo después: “Ese tema de que Zoe sea bisexual me ha dejado un poco tocado”. ¿SE PUEDE SER MÁS VIEJO, RETRÓGRADO Y DESFASADO?

“He visto a mi novia bailando y estaba la tuya dándole en el culo”, dijo medio en broma, medio en serio, porque claro, si ya tenía complejo de inferioridad con que otro tío se lleve a su chica, ahora se le duplican las posibilidades de que le pasen por la derecha.

“Sé que ella una vez en el erasmus con una chica en un juego se comió la boca y me dijo que no le gustó. Si no le gustó no va a probar otra vez y le va a gustar“, dijo tratando de autoafirmarse y convencerse de que su no novia no es BISEXUAL, como el que trata de convencerse de que su chica no podría hacer nada malo. Las drogas, asesinar y la bisexualidad, no te jode.

Son formas de pensar muy estúpidas, porque cualquiera es libre de no practicar la bisexualidad, pero no de censurarla en otra persona, porque la bisexualidad de otro u otra no es asunto tuyo y no la puedes juzgar. Y NO TIENE NADA DE MALO.

En fin… sigamos. (en elaboración)

En casa chicas hubo fiesta de garito de vida alegre de los años 60. Con los chicos no acertaron ni con una talla, porque a todos les quedaban las camisas pequeñas. Las chicas llevaban vestidos que les quedaban cortos. Qué desastre el departamento de vestuario.

“Suso me está dando atención”, dijo Rosario. Sí, atención es lo que quiere dar Suso. Se le nota.

Josué le regaló a Diriany una mierda de pulsera “para que se acuerde de esta experiencia”. Josué piensa que las manualidades son para siempre. Los diamantes, qué pereza. Para qué regalar oro cuando pueden recordarte por un collar de macarrones y cosas así.

En la villa de las chicas volvió a sonar la alarma y ellas se lo tomaron ya a lo loco. Incluyendo Zoe, que se puso como una gata en celo, si es que las gatas en celo hacen stripteases y se contonean con todo lo que se mueve.

En el otro lado Diriany y Josué pelaban la pava. Diriany le hizo la cobra, pero al revés, se movió como una serpiente para que Josué no pudiera parar de mirarla. Diriany quiere que se te peguen los ojos a ella y no los puedas separar ni para mirar la hora.

Sabela en el jacuzzi mordió en la espalda a Álvaro y en la villa de las chicas sonó la alarma de nuevo, no sé si por la infidelidad o por salvar a Álvaro del canibalismo.

Si Nico le mira las tetas más fijamente a Sabela las puede pintar al óleo después de memoria. “Me la he comido con los ojos”, dijo él, se la comió hasta el postre, menú del día. Y se hicieron mimos. Y más alarma en la casa de las chicas. Gal.la intentaba dormir, pero claro, eso era un sindiós. Gal.la tiene los ciclos de sueño hechos una mierda. Su app de sueño ha dimitido.

Claudia se metió en el jacuzzi con Josué y Diriany lo vió y se metió en el jacuzzi a la velocidad el rayo. Si se da más prisa en entrar para que no le roben al maromo rompe el espacio-tiempo. Claudia aprovechó para frotarse un poco con Josué. Madre de Dios.

Y al otro lado Zoe venga a poner el culo ofrecido para celebrar las alarmas que sonaban. Creo que en realidad Zoe aprovecha las alarmas para liberar metano a la atmósfera. Creo que dice “uy, ruido, me calzo un pedo ahora y se piensan que es perreo”. Y en realidad es pedorreo.

El gran misterio de esta edición es qué le ve Rosario a Suso. En el jacuzzi tuvieron mucho mamoneo, se abrazaron… el muchacho la pone, pero no sé exactamente por qué, por el amor de dios, ¿por qué?

Al salir del agua Rosario se escurrió las tetas con las manos como si les tuviera manía. He visto panaderos haciendo hogazas que amasaban la masa con más delicadeza que Rosario sus tetas. El caso es que ese escurrir como si estrangularas partes de tu cuerpo hizo que a Suso casi se le salgan los ojos de las órbitas.

Sandra volvió a aparecer por la mañana y se puso a interrogarles. Rosario acabó por confesar que con Suso se encontraba muy cómoda. “Estoy acojonada”, dijo ella porque le empezaba a gustar Suso. A Rosario los hombres con motosierra y máscara le dan el miedo justo, pero que le guste un chico la acojona.

Y llegó la primera hoguera.

Hubo un narco mexicano que en una noche movió 70 toneladas de cocaína de Colombia a México. Ese mismo tipo no habría sido capaz de mover las maletas de las chicas. Dentro de un Zara hay menos vestidos que los que esta gente se lleva a la isla.

“Chicas, bienvenidas a vuestra primera hoguera”, les dijo Sandra, pero por la cara que pusieron ellas lo que oyeron fue: “Bienvenidas a que os extirpen un riñón”.

“Nos esperamos lo peor”, dijo Zoe, que añadió que lo peor era “un beso”. JAJAJA Ya verás el día que alguien le hable del sexo.

Rosario vio a Álvaro diciendo que Sabela es una tía que le pone “perrísimo”. “Es lo que me esperaba, que esté cachondísimo“, dijo Rosario. “Es lo que yo pensaba que mi novio hacía cuando sale de fiesta”, añadió ella.

“Aquí no estoy creciendo y no voy a parar de crecer”, dijo Rosario, que quiere jugar en la NBA o ser tan alta como la luna para ver los soldados de Cataluña.

Luego vio a Álvaro tocándole las tetas a Sabela con la excusa de ver cúanto de duras las ponía si las apretaba. JAJAJAJAJA Me descojono con la excusa. Todas las chicas estuvieron de acuerdo en que Álvaro daba asco. Había acuerdo.

“Por aquí no paso”; dijo Rosario. “¿Por dónde?”, le preguntó Sandra Barneda. JAJAJA Por la puerta de Alcalá, no te jode. Ah, no, pues era por el guarreo.

“Baboso, impresentable, le mueven los calentones“, dijo de Álvaro, que cuando tiene que cruzar la ciudad no coge un taxi, coge un calentón y ya se mueve guay.

Tania fue la siguiente.

Vio a su novio Alejandro diciendo que ella le ponía a los solteros “la puta cara de morbo que pone cuando hacemos el amor”. CRETINO. CRETINO A DOMICILIO. Yo soy Tania y me follo a Alejandro con pasamontañas, para que no sepa qué puta cara pongo.

“Yo puedo bailar con cara de morbosa y no por eso soy menos mujer, ni te quiero menos”, dijo Tania, que lo de la cara de morbosa no lo negó.

Y vídeo de Alejandro diciendo que si le tenían que dar un beso en el rabo que se lo iban a dar. Y jueguecitos con el hielo y pidiendo que “le pusieran cachondo y le comieran la oreja”. No sé si oreja era una metáfora.

“Eso es venganza, es rencor. Ha visto que me lo he pasado bien y está haciendo el doble”, explicó Tania. Qué relación más sana tienen, oye, vengándose el uno del otro todo el rato. Es lo que recomiendan todas las terapias de pareja.

“Dudo de si es el hombre que quiero tener en mi vida”, dijo Tania. ¿PERO AÚN DUDAS, ALMA DE CÁNTARO?

Turno de Sandra la rubia (es que joder, el mismo nombre que la presentadora).

“Eres el folleti de Alicante”, le dijo Miriam a Darío. “No, de Elche”, dijo él, corrigiendo solo la procedencia. JAJAJA Darío piensa que es un “folleti”, siendo eso lo que sea.
No había más imágenes. Bueno, bien.

Turno de Gal.la.

“Llegué teniendo miedo de mí misma pero ahora desconfío más de lo que él pueda hacer“, dijo la muchacha. “Creo que no se está acordando de mí en ningún momento”. Eso es… VERDAD

Y vió imágenes de Nico, por ejemplo, comiéndole la oreja a Rosana, pero literalmente, lamiéndole la oreja que se la ha dejado impecable. Nico ligando es como un mastín, te chupa la cara. Sólo le faltó olerle el culo a la muchacha y acercarle una albóndiga con el hocico.

A Gal.la en un principio no le pareció demasiado mal. “Me estoy encontrando imágenes mejores de las que traía en mi cabeza, no se está sobrepasando”, aseguró, porque a saber qué llevaba en la cabeza, a Nico con una toga y rodeado de romanas en medio de una orgía, lo mismo.

Y le pusieron imágenes de Nico bailando y abrazado a Rosana en el jazuzzi, acariciándole el pelo, mirándole las tetas como un observador de la ONU, dándole masajito en el agua…

UPS

Tampoco entiendo por qué tiene que estar abrazado a ella… ¿es normal? Porque a lo mejor está en mi cabeza”, le dijo a sus compis. Las demás le confirmaron que no, que no es normal.

Zoe se puso a calmar a Gal.la. Sí, en serio, Zoe. Es como si un pirómano te dice que no quemes el monte mientras enciende un mechero.

Y le tocó a Zoe. “No puedo. NO PUEDO. Sí, sí, sí, pero no puedo”, dijo antes de empezar. Ella, tranquila siempre.

Vio imágenes de Josué bailando y después a Josué en el armario escogiendo ropa con Diriany. “YO HE ESCUCHADO UN BESO”, dijo Zoe. A LO LOCO. Sí, Zoe, se escuchaba claramente cómo Josué le daba un beso y follaban en el estante de los calcetines y cómo se quedaba embarazada, nacían gemelos, conocían a unas chicas y se besaban también en el armario y todo en dos segundos.

Y mintió: “Yo no voy a llorar más por esa persona”. “Si quiere hacer el guarreteo, que lo haga”, dijo ella muy segura de sí misma. Lo que pasa es que la seguridad de Zoe es como la de un Seat 127 de 1972.

“¿Él si puede subir a una chica al cuarto? ¿PERO ESTO QUÉ ES, ESTO QUÉ ES?”, dijo parafraseando a Matías Pratts. Necesito que alguien haga un montaje, ja ja ja.

Y vio que Josué le regalaba una pulsera a Diriany y después, cómo se frotaba con Claudia en el jacuzzi. “QUIERO UNA HOGUERA DE CONFRONTACIÓN”, dijo y se puso a llorar, contradiciendo lo que acababa de decir de que no iba a llorar.

“Estoy todo el día pensando en lo que hemos construído”, decía, como si fuera albañil. Zoe y Josué no han tenido una relación, han tenido una contrata.

“Te pido que te tranquilices”, le dijo Sandra Barneda, pero ella lo que hizo fue irse de la hoguera por el caminito, diciendo cosas como “me das puto asco” y similares lindezas… E intentó fugarse a la otra villa. “Dime donde está, donde está, que quiero verlo”, decía desesperada.

La isla de las Tentaciones 5 va a tener más alambradas que el muro de Berlín… seguiremos informando.

Escribe aquí tu comentario





    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Antes de enviar su comentario lee atentamente las normas para comentar en 20minutos.es.
    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Algunos blogs tienen moderación previa, ten paciencia si no ves tu comentario.

    Información sobre el tratamiento de sus datos personales

    En cumplimiento de lo dispuesto en el Reglamento (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales y a la libre circulación de estos datos, y Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales le informamos que los datos de carácter personal que nos facilite en este formulario de contacto serán tratados de forma confidencial y quedarán incorporados a la correspondiente actividad de tratamiento titularidad de 20 MINUTOS EDITORA, S.L, con la única finalidad de gestionar los comentarios aportados al blog por Ud. Asimismo, de prestar su consentimiento le enviaremos comunicaciones comerciales electrónicas de productos y servicios propios o de terceros.

    No está permitido escribir comentarios por menores de 14 años. Si detectamos el envío de comentario de un usuario menor de esta edad será suprimido, así como sus datos personales.

    Algunos datos personales pueden ser objeto de tratamiento a través de la instalación de cookies y de tecnologías de tracking, así como a través de su acceso a esta web desde sus canales en redes sociales. Le rogamos consulte para una más detallada información nuestra Política de Privacidad y nuestra Política de Cookies.

    Los datos personales se conservarán indefinidamente hasta que solicite su supresión.

    Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad de sus datos, de limitación y oposición a su tratamiento, así como a no ser objeto de decisiones basadas únicamente en el tratamiento automatizado de sus datos, cuando procedan, ante el responsable citado en la dirección dpo@henneo.com

    Le informamos igualmente que puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, si no está satisfecho con en el ejercicio de sus derechos.