Entrada gratuita Entrada gratuita

"Sin música, la vida sería un error". (Friedrich Nietzsche).

Entradas etiquetadas como ‘nirvana’

17 años sin Kurt Cobain

Recuerdo perfectamente el momento: cuando se conoció la noticia de la muerte de Kurt Cobain, yo me estaba comiendo un tazón de Frosties y leyendo un cómic de Tintín. Creo que era “Los cigarros del faraón”, un clásico de las meriendas casi hasta que me fui de casa. Ayer me di cuenta de que han pasado 17 años desde aquel momento. El tiempo vuela.

Como joven fan de Nirvana, la noticia me impresionó. En aquellos días, Kurt se había convertido -muy a su pesar- en una especie de gurú para millones de jóvenes en todo el planeta. No era mi caso. Yo vibraba con su música, pero no terminaba de empatizar con el personaje. O al menos no de la manera en que lo hacían muchos, especialmente al otro lado del Atlántico. No sólo le veneraban como a un dios, sino que hacían auténticas idioteces en su nombre. Un ejemplo: en su funeral, Courtney Love pidió a los presentes que le llamaran “gilipollas” al fallecido como muestra de amor. Todos obedecieron entre lágrimas. Bastante patético, aunque no tanto como los que se llegaron a quitar la vida, al considerar que ésta ya no tenía sentido sin su músico favorito. Y los hubo.

El grunge como tendencia fue un cáncer. Una moda efímera y contradictoria en sí misma. Una etiqueta absurda creada intencionadamente para vender discos y camisas de cuadros. Y al mismo tiempo, fue una bendición. Porque en el terreno musical tuvo una relevancia incalculabe: dio como fruto un puñado de bandas espectaculares, contribuyó a que el rock volviera a sonar a nivel masivo y acabó de un plumazo con el artificio y la música sin alma que venía marcando la pauta desde finales de los 80. Fue, aunque a menor escala, una eclosión comparable a la del punk. Y personajes como Kurt Cobain tuvieron buena parte de culpa de ello.

Hoy recordamos a Kurt Cobain. Pero no por sus excesos, sus escándalos, sus miserias o su estética descuidada. Sino por su legado en forma de canciones. Que no es poco.

Sigue este blog en Facebook.

¿Vuelven Nirvana?

Desde que Kurt Cobain se volara la tapa de los sesos en 1994, muchos son los que han especulado con una posible reunión de Nirvana, más allá de la obviedad de que sin su rubio y carismático vocalista tal empresa no pasaría de mera anécdota. Con todo, resucitar a Nirvana nunca pareció demasiado viable: Todos conocemos la brillante trayectoria de Dave Grohl, tanto en Foo Fighters como con Queens of the Stone Age o Them Crooked Vultures. Mal de dinero no parece que vaya, circunstancia muy habitual en este tipo de casos. Por su parte, Krist Novoselic desapareció del mapa mediático para dedicarse a labores políticas. Y aunque nunca dejó de tocar, sus incursiones con bandas como Sweet 75 o Eyes Adrift no llegaron demasiado lejos. Por si fuera poco, la presencia de Courtney Love -poseedora del 98% de los derechos de la banda tras una ardua batalla legal con Dave y Krist- no parecía poner las cosas fáciles de cara a una hipotética reunión.

Pero en el mundo de la música todo es posible, incluso lo que a priori resulta más inverosímil. A principios del año que ahora termina, una declaraciones de Dave Grohl en las que aseguraba que volver a juntar a Nirvana para grabar temas nuevos era “definitivamente una posibilidad” desataron los rumores en la Red. Además, Novoselic ha regresado a la actualidad para participar en la grabación de un tema del nuevo disco de Foo Fighters. Y hace tiempo que Dave, Krist y Courtney parecen haber enterrado el hacha de guerra. Pero el elemento que más ha dado que hablar ha sido la reunión, sobre un escenario, de Dave, Krist y Pat Smear, quien fuera segundo guitarrista de Nirvana durante los últimos meses de vida del grupo. Fue el pasado jueves en Los Angeles, durante una actuación sorpresa de Foo Fighters ante 500 fans en la que, juntos, tocaron Marigold, una cara B de Heart-Shaped Box y única canción de Nirvana compuesta por Grohl.

Ante los rumores, los fans se encuentran divididos en dos grupos. Unos piensan que una reunión, tanto para grabar un nuevo disco como para una gira, sería una meada fuera del tiesto, una falta de respeto que haría quedar mal a sus supervivientes. Sin Kurt, Nirvana no tiene sentido. Otros, por contra, creen que el papel de Dave y Krist en la banda fue suficientemente importante como para retomar Nirvana con otro vocalista (entre los nombres que han sonado, Wesley Scantlin de Puddle of Mudd, sobre el que Dave aseguró, medio en broma, medio en serio, que sería “perfecto” para emular a Cobain).

Yo estoy con los primeros. Porque hay cosas que es mejor dejar como están.

Sigue este blog en Facebook.

Roban las cenizas de Kurt Cobain

El malogrado cantante de Nirvana sigue dando qué hablar. Los medios internacionales se han hecho eco hoy de una noticia sorprendente: las cenizas del músico, que permanecían en casa de su mujer, Courtney Love, han sido sustraídas junto a varios vestidos y joyas por valor de varios miles de euros. “No puedo creer que alguien me haya quitado las cenizas de Kurt. Estoy muy disgustada y con ganas de suicidarme. Si no me las devuelven, no sé qué haré. Solía llevarlas siempre a todas partes para sentir que Kurt seguía estando conmigo. Ahora siento que lo he perdido otra vez”, ha declarado Love al diario News of the World.

La viuda de Kurt tenía en su poder un tercio de las cenizas del músico. Tras su suicidio y posterior cremación, otro tercio se esparció en un monasterio de Budismo Tibetano en Ithaca (Nueva York), mientras que el último fue arrojado al río Wishkah, en el estado de Washington.

La muerte de Kurt Cobain siempre fue un filón para los amantes de la conspiranoia musical. Lo cierto es que su suicidio estuvo rodeado de circunstancias bastante extrañas que quedaron por explicar. Muchas de esas dudas se recogieron en el documental de Nick Broomfield ¿Quién mató a Kurt Cobain?. En uno de los testimonios recogidos por Broomfield, Eldon Hoke, amante de Courtney, afirmaba que la esposa de Cobain le ofreció 50 mil dólares para matar a Kurt. Una semana después de que el director filmase esas palabras, Hoke fue encontrado muerto en California sobre las vías del tren.

El documental contaba además con otros protagonistas que arrojaban dudas sobre la muerte de Cobain, entre otros el del propio padre de Love, que afirmaba estar “convencido de que Courtney tuvo algo que ver con la muerte de Kurt, o que al menos sabe quién lo hizo”. Courtney presionó para que la película no se estrenase en el festival de Sundance, y acabó saliéndose con la suya. Pese a ello, el filme acabó llegando a las salas y cosechando un éxito considerable.

No es extraño que la figura de Courtney Love despierte dudas con respecto a la muerte de Cobain. Siempre fue un mal bicho con pocos escrúpulos, además de una tipa con escaso talento musical que obtuvo sustanciosos beneficios del suicidio de su marido. De hecho, la pugna por los derechos sobre las canciones de Nirvana desembocó en un juicio contra Dave Grohl y Christ Novoselic, los otros dos integrantes de la banda, que acabó dando la razón a la viuda de Kurt. Tras el juicio, Love declaró que su intención no era otra que proteger el legado de Nirvana. Años después, en 2006, vendió el 25% de los derechos del grupo a un magnate de la industria discográfica, Larry Mestel. Antes había negociado también con Bono, de U2, con quien no llegó a ponerse de acuerdo. Una buena manera de protegerlos, sin duda.

Con todo, éste último episodio no es más que una anécdota en la ristra de despropósitos que siguieron a la muerte de uno de los grandes del rock de la pasada década.

¿Qué opináis de Courtney Love y el robo de las cenizas de Kurt? ¿Qué credibilidad os merecen las teorías sobre su muerte?