Entrada gratuita Entrada gratuita

"Sin música, la vida sería un error". (Friedrich Nietzsche).

Entradas etiquetadas como ‘lastfm’

… y Last fm se hizo de pago

Ya lo habéis visto en la noticia que hemos publicado esta mañana: la macro red sociomusical Last fm será de pago a partir del inminente 30 de marzo. Horror, pavor. Usuarios cabreados, insultos y airadas quejas en el blog de la plataforma. Y yo, una vez más, ejerzo de abogado del diablo y, en parte, comprendo la decisión. Me explico.

El pago obligatorio de la cuota no afectará a EE UU, Reino Unido ni Alemania. ¿Conspiración angloteutona contra el resto del mundo? Pues no. Puro pragmatismo. Porque en estos países, amigos, la inversión publicitaria en un negocio de estas características sí es rentable. Aquí (y en muchas otras partes del mundo) no lo es. Nadie debería sorprenderse, sabiendo de antemano lo que cuidamos, valoramos y promovemos la música en este país.

Más allá de eso, conviene dejar claro un punto: no todo va a ser de pago a partir del 30 de marzo. Se trata únicamente de la radio. El sistema de scrobbling, las recomendaciones, los eventos, las biografías de los grupos… Todo ello seguirá siendo gratuito. Por mi parte, lo que más escucho es mi propia música, y si no tengo un disco en concreto lo puedo encontrar en Spotify (siempre que este se mantenga en la actual gratuidad) o, en último término, buceando en el maravilloso mundo de las descargas directas. Así que no se cae el mundo, al menos de momento.

Por otra parte, hagamos un ejercicio de sinceridad. En caso de usar mucho la radio, ¿a alguien le parece mucho dinero 3 euros al mes por poder usarla sin restricciones? Decía alguien en los comentarios de la noticia que “para mí, Internet es sinónimo de gratis”. Lo entiendo: nos hemos malacostumbrado. Pero me temo que habrá que hacerse a la idea. Porque es muy posible que tendamos precisamente a eso: al pago de pequeñas cantidades por servicios de calidad.

Tampoco suena tan mal.