Entradas etiquetadas como ‘Red Ecofeminista’

Sobre bondad, maldad, indiferencia y complicidad

Por Angélica Velasco Sesma

Cuando se habla de la esencia del ser humano, hay quienes sostienen eso de que “el hombre es un lobo para el hombre”, remarcando la maldad inherente al homo sapiens. También podemos escuchar eso de que “el ser humano es bueno por naturaleza”, un ser lleno de empatía, solidaridad y altruismo. Pero, ¿qué somos las personas en realidad, buenas o malas? Tal vez la solución a este dilema pasaría por admitir que somos capaces de la más absoluta maldad pero también de una gentileza y compasión profundas. En un mundo lleno de violencia, numerosas personas dedican su vida a luchar contra las injusticias y a hacer de este mundo un lugar mejor.  Esto me llena de esperanza.

Sin embargo, el panorama mundial es desolador: hambre, guerras, racismo, sexismo, xenofobia, devastación ambiental, violencia extrema, dominación. Pero, a pesar de todo, numerosas personas dedican su vida a luchar contra las injusticias y a hacer de este mundo un lugar mejor. Si bien el altruismo brilla por su ausencia en demasiadas ocasiones, creo que la mayoría de las personas tendemos a rechazar la violencia. Lo creo o quiero creerlo pero, en cualquier caso, gran parte de la población firmaríamos por un mundo pacífico e igualitario.

@Flickr

Lee el resto de la entrada »

Un paso adelante. De la preocupación a la ocupación

Por Sandra B. de Arriba

“Unos pocos están arrebatando el mundo a la mayoría de los seres vivos humanos y no humanos. Destruyen nuestra morada y la de las generaciones venideras. El ecofeminismo denuncia la falsa e interesada definición de felicidad como acumulación infinita de bienes materiales que condena a millones de individuos a una existencia alienada que oscila entre la ansiedad y la apatía”, dice la filósofa feminista Alicia H. Puleo.

Llega la temporada estival y, reconozcámoslo, sólo queremos divertirnos, evasión, lecturas ligeras, despreocupación…, en definitiva, pensar lo menos posible. Lo cierto es que no apetece pararse a reflexionar sobre el hecho de que todas nuestras acciones durante el día a día –en vacaciones también- tienen unas determinadas consecuencias sobre otras personas, otras especies, otros territorios y la Naturaleza, permaneciendo como la prueba arqueológica, por encima de nuestro discurso políticamente correcto, de cómo es nuestra forma de habitar este planeta. 

Lee el resto de la entrada »