BLOGS

De la nueva sociedad 3.0 organizada horizontalmente en red que ha enterrado la edad contemporánea. ¡Bienvenidos a la edad digital!

Globitos antisistema

“¿Estás enredado en una disputa cartográfica? ¿No estás de acuerdo con la versión oficial de tu geografía? ¡Contacta con nosotros hoy mismo!”. No es un anuncio de un despacho de abogados engominados. Más bien todo lo contrario: así arranca el site de Grassrootsmapping, una comunidad abierta que ayuda a la gente a mapear áreas concretas de la tierra, patios particulares con conflictos concretos. Sus armas podrían ser el arsenal de un circo: globos de colores, hilos de cometa, una camarita portátil que envía imágenes cada pocos segundos… Y poco más (ver el detalle de la fotografía). La carambola antisistema de Grassrootsmapping es, simplemente, espectacular: la construcción de mapas desde el aire que contradicen siempre una versión oficial. Mapas que aterrizan en Internet. Mapas que se comparten. Mapas 2.0 que multiplican su significado. Mapas, vaya, que tocan las narices a los de siempre.

Para los escépticos, daré algunos ejemplos recientes de esta Tropa que Empuña Globos y No Pistolas. Los estudiantes chilenos, hartos de que sus protestas fuesen ignoradas por los grandes medios, construyeron mapas aéreos de las masivas manifestaciones contra la privatización de la educación. En Israel, el kit de Grassroots mapping fue usado para mapear una manifestación propalestina ninguneada por la sociedad. En la costa de Luisiana, estos globitos coloridos están construyendo una cartografía crítica sobre los daños ambientales del litoral (este vídeo es fantástico). El etc, de Occuppy Wall Street a los ecologistas checos, sería larguísimo.

Lanza un globito, pásalo. Construye mapas reales desde otras perspectivas. Pégale un coscorrón al GPS del tío Sam, que según me contaba recientemente un taxista de Nueva York, “siempre le enviaba a túneles y calles de pago”. Apúntate al globomapeo. Ríete de Google Earth, que por razones misteriosas oculta pedacitos de la Tierra. Tiro de memoria reciente para rematar esta globoprosa de vocación ácida: habría estado genial un mapeo aéreo de la manifestación del pasado 150 en Madrid, una manifestación de flujos, intensa, gigante. Ninguna fuente oficial se atrevió a dar una cifra de participantes. La tecnología de Lynce – empresa que cuenta los manifestantes desde el aire, en una época en la que la gente sale a la calle y cambia el rumbo leyendo un hashtag de Twitter, se ha quedado coja. ¿Alguien se atreve a inaugurar en España la globocracia?

5 comentarios

  1. Dice ser Antonio Larrosa

    ES una buena idea . hay que lanzar muchos globos con cámaras que controlen a las gentes que se desmandan y ocupan pisos y hacen botellones y todas esas manifestaciones Molestas . para algunos que no mueven ni un dedo por nada ni por nadie.

    Clica sobre mi nombre

    12 Diciembre 2011 | 00:10

  2. Dice ser dani...él

    dudo también de los globos como ladrillos de otro nuevo sistema finiquitador del que estamos viendo enterrar.

    http://tortillismocasero.com/

    12 Diciembre 2011 | 07:21

  3. Dice ser telodigo

    Larrosa, como siempre, meas fuera de tiesto. Te esfuerzas para hacerlo más tonto todavía. Felicidades.

    12 Diciembre 2011 | 09:59

  4. Dice ser Pere

    Antonio, esos ya están vigilados, perdona qué te diga. Propón algo más original, porque grassroots mapping sirve para mapear muchas cosas.

    12 Diciembre 2011 | 13:22

  5. Me parece una forma de protestar bastante estéril, se habla más de la anécdota que del hecho por el cual se protestaba.

    Todos los secretos para seducir mujeres clickando sobre mi nombre. Hoy un especial sobre el desamor.

    13 Diciembre 2011 | 13:17

Los comentarios están cerrados.