BLOGS
Sin efectos especiales Sin efectos especiales

-No deberías llevar esa ropa. -¿Por qué? Sólo es una blusa y una falda. -Entonces no deberías llevar ese cuerpo. 'Fuego en el cuerpo', de Lawrence Kasdan

Perseguidos por sus fans


“La fama es lo peor que le puede pasar a un actor”,

ha dicho John Cusack. Parece un contrasentido, porque se da por hecho que todo actor quiere llegar a ser conocido, recordado con nombres y apellidos; pero después de ver la persecución a la que está siendo sometido por una de sus fans, se entiende que haya actores que preferirían ser abducidos por una expedición marciana antes que hacer frente a un cazafamosos trastornado.

Todo empezó hace casi dos años, cuando Emití Leatherman, una mujer de 33 años, empezó a seguir y a acosar al protagonista de ‘Alta fidelidad’. Cusack consiguió entonces que un juez emitiera una orden de alejamiento por la que Leatherman no podría acercarse a menos de 150 metros del actor. El pasado domingo, la mujer volvió a las andadas, siguió al actor y ha acabado detenida.

No es el único caso que recuerdo de actores que han sufrido las pasiones obsesivas de un fan perturbado. Jeff Goldblum, Meg Ryan, Colin Farrell, por poner ejemplos recientes, pidieron este mismo tipo de protección ante extraños que se habían convertido en su sombra. Yo soy algo mitómana, lo reconozco (bueno, mucho), pero jamás se me ocurriría perseguir a ninguno de mis mitos, ni mucho menos convertirme en la peor de sus pesadillas. Entiendo que esta gente está, cuando menos, desequilibrada; pero no sé hasta qué punto fomentamos los medios de comunicación esa delirante adoración hacia gente que, en el fondo, no son más que buenos profesionales. ¿Tú qué opinas? ¿Has tenido alguna vez alguna pasión poco controlada por algunos de tus ídolos? ¿Has perseguido alguna vez a algún famoso?

2 comentarios

  1. Dice ser Izaskun

    No, no… ná de ná… no soy nada mitómana… me parecen seres humanos igual que todos los demás… así que no me altera nada encontrarme a un famoso y, por supuesto, tampoco se me ocurriría perseguirlos… vamos, ¡como que no tengo nada mejor que hacer!

    01 Abril 2008 | 23:45

  2. Dice ser Morfina

    Ni de coña. Ni siquiera les pido autógrafos por no molestar… Además ya he conocido a algunos ANTES de ser famosos y sé más que perfectamente que son personas como yo. Recuerdo a cierta persona que ahora es famosa en España a la que le decíamos las primas y yo cuando era chiquitillo: “¿Pero por qué nos sigues? ¿Por qué no te pierdes????”. Bueno, a él y a mi hermano, que iban siempre queriendo cotillear lo que hacíamos.

    02 Abril 2008 | 09:59

Los comentarios están cerrados.