BLOGS
Qué fue de… todos los demás Qué fue de… todos los demás

"Cualquier tiempo pasado fue anterior"
Les Luthiers

Entradas etiquetadas como ‘Jennifer Grey’

¿Qué fue de Baby (Jennifer Grey), de ‘Dirty Dancing’?

Jennifer gray en dirty dancing

“Baby, no permitiré que nadie te arrincone.”

Patrick Swayze pudo salvar a Baby (Jennifer Grey) de su padre pero, al parecer, no de su cirujano plástico. ¿Qué fue de Baby?

Bueno, contexto: Dirty Dancing fue mucho más que un éxito de taquilla. Rodada con un presupuesto mínimo, se convirtió en la primera película en alcanzar el millón de copias vendidas en vídeo, y fue –y es- una de esas historias atemporales (amorcillo de campamento) a las que le añades un poco de potencia creativa (baile Fama style) y triunfan siempre.

Cuando la película se estrenó, en 1987, Jennifer Grey, nacida en Nueva York e hija de actores, estaba consolidando e impulsando su entonces corta carrera como actriz, y el estrellato le vino de sopetón. De repente, millones de personas alrededor del mundo reconocían su rostro: sus ojillos de mapache, sus labios finos, su nariz peculiar… ¿Qué pasó después?

Pues después, por lo que se ve, se operó la nariz y se fue todo a la mierda porra. Lee el resto de la entrada »

Matthew Broderick, con dos muertes en su pasado

El otro día, brujuleando en Internet, me topé con una foto que me hizo darme cuenta de que, por más que queramos evitarlo, el paso del tiempo finalmente nos alcanza y nos golpea con una brutalidad cruel.

La foto era esta:

Mathew Broderick

Me costó reconocer bajo de esta masa de carne y sudor a Matthew Broderick, el tierno Philip Gaston de Lady Halcón, el hacker que salvó al mundo de una destrucción atómica en Juegos de guerra, el listillo al que todo le salía a pedir de boca en Todo en un día.

Es verdad que tener 54 años se tiene que notar, también es cierto que un paparazzi malvado le cazó de la peor guisa ¡pero es que hace solo unos años se conservaba muy bien!

matthew broderick fbdo ferris bueller's day off

Bien cierto. Hasta ahora la vida le había tratado bien pero de pronto parece que todo el peso de su edad le ha caído de repente. ¿Qué le ha pasado a Matthew?

A sus 47 años parecía un pimpollo. Ya cuando rodó Todo en un día tenía 25 años, aunque encarnaba a un chaval de instituto. Pertenecía al club de los aniñados, esos que parece que están conservados en formol, como Iñigo Errejón.

 

Hay que ver lo mucho que me gustaba Matthew Broderick en los 80, cuando parecía que iba a comerse el mundo. Después de las películas que le dieron la fama hizo buenos papeles en Negocios de familiaTiempos de gloria (1989) y nos divirtió en El balneario de Battle Creek (1994). Este mismo año le puso la voz a Simba cuando ya era un joven león. De ahí a la decadencia y el anonimato: después de Godzilla (1998) cayó a los abismos con El inspector Gadget (1999).

Su ocaso coincidió exactamente con el despunte del mujer, una actriz que hasta entonces había pasado con discreción por las carteleras pero que de pronto fulguró en su salto a la televisión, convertida en una columnista de Nueva York, adalid de la moda, la vida independiente y la sexualidad liberada: Sarah Jessica Parker.

matthew broderick ferris buellers day off mocking reaction ferris bueller

Con el gran éxito de Sexo en Nueva York, Matthew Broderick dijo adiós a su etapa de estrella de Hollywood y pasó a ser “consorte de”. Su nombre quedó desdibujado, ensombrecido tras el de su estilosa mujer, percha de Oscar de la Renta y Manolo Blahnik. Parece que hubiera habido entre los cónyuges un trasvase de fama y éxito, y esta vez fue él quien, convertido ya en padre, se retiró a un segundo plano y pasó del celuloide a los escenarios de Brodway, donde ya había disfrutado una buena acogida en su juventud.

Como actor de teatro no le ha ido nada mal: con solo 21 años y esta carita de bueno ganó el galardón más prestigioso de la escena norteamericana, convirtiéndose en el actor de reparto más joven en conseguir un Premio Tony.

matthew broderick movieedit matty b wargames idk what to tag

En 1995, ya con 33 años, consolidó su buen hacer sobre las tablas ganando otro premio Tony, esta vez como actor principal y en 2001 estuvo a punto de hacer triplete gracias a su papel en Los productores, la obra que adaptaba la película homónima de Mel Brooks. Con esta obra llegó a ganar casi 100.000 euros a la semana.

También tuvo algunas ofertas de trabajo en televisión: estuvo a punto de ser Walter White en Breaking Bad, pero finalmente se llevó el papel Bryan Cranston.

matthew broderick bastard the cable guy

Este es solo uno de los grandes personajes que podía haber interpretado y que finalmente dejó escapar, como el de Maverick en Top Gun, Johnny en Le llaman Bodhi y Douglas Quaid en Desafío total, que finalmente fue para Schwarzenegger.

En el plano familiar Matthew y Sarah decidieron en 2009 dar un par de hermanitas a su hijo James Wilkie, echando mano de la maternidad subrogada.

Así nacieron Marion Loretta Elwell y Tabitha Hodge, dos pequeñas que ya son fashion victims como su madre. Dicen las malas lenguas que la actriz, que ya tenía 44 años, eligió esa opción para que no le interrumpiera su apretado calendario de rodaje de Sexo en Nueva York. Y que Matthew la inseminó a distancia.

Cheezburger movies puns humpday condoms

Juntos formaron una bonita estampa de familia pero no todo fue felicidad: Matthew sufrió un episodio realmente incómodo en 2012.

Ese año Matthew protagonizó (y cobró una suma multimillonaria) por un anuncio de Honda en la Superbowl. En el spot emulaba a su personaje en Todo en un día al volante de un  Ferrari 250 GT California Spyder (papel por el que, por cierto, le nominaron a un Globo de Oro).

Tras emitir este anuncio, un irlandés aparentemente enajenado llamado Martin Doherty proclamó que no era el mejor ejemplo de conductor, y desenterró un capítulo oscuro en el pasado del actor.

La hermana y la madre de Martin Doherty fallecieron el 5 de agosto de 1987, cuando el Volvo en el que viajaban por una carretera de Enniskillen (Irlanda del Norte) fue embestido de frente por un BMW alquilado que invadió su carril. Matthew Broderick iba al volante, con Jennifer Grey (la protagonista de Dirty Dancing) a su lado.

Ambos se habían conocido en el rodaje de Todo en un día, donde Jennifer interpretaba a su hermana mayor. Estaban saliendo juntos en secreto y habían hecho una escapada a Irlanda, allí Matthew tenía algunos ancestros.

Mathew Broderick y Jennifer Grey

Matthew Broderick y Jennifer Grey unos meses antes del accidente. (GTRES)

El actor se rompió una pierna, sufrió fracturas en las costillas, una conmoción cerebral y un pulmón colapsado. Jennifer Grey recibió heridas leves, entre ellos un latigazo cervical severo.

Broderick afirmó que no tenía ningún recuerdo del accidente y que ignoraba por qué estaba en el carril equivocado. “No recuerdo el día. No recuerdo siquiera levantarse por la mañana. No me acuerdo de hacer la cama. Lo que primero que recuerdo es despertar en el hospital, con una sensación de que algo extraño le pasaba a mi pierna “, declaró a las autoridades en ese momento.

Fue acusado de homicidio por conducción peligrosa y se enfrentó a cinco años de prisión pero finalmente se redujo su cargo al de “conducción descuidada” y se le condenó a pagar una multa de 175 euros. La familia de las fallecidas calificó el proceso de “parodia de la justicia”.

Muchos años después, en 2003, Martin Doherty aseguró que le había perdonado por la muerte de su hermana y su madre y que iban a reunirse para cerrar heridas. Aquella reunión jamás se produjo.

¿Fue el accidente un simple despiste? ¿Debía haber prestado más atención a la familia de las fallecidas? ¿Siente el peso de su muerte aún sobre su conciencia?

Quién sabe. Pero si el rostro es el espejo del alma Broderick no debe estar pasando ahora mismo por su mejor momento, por este motivo o el que sea…

 

 

El sorprendente cambio físico de Jennifer Grey, la protagonista de ‘Dirty Dancing’

DirtyDancing_729-420x0
Si el difunto Patrick Swayze, en la piel de Johnny, pudiera repetir hoy la famosa escena de “no permitiré que nadie te arrincone”, este imaginario remake de Dirty Dancing se hubiera quedado sin el famoso baile final a ritmo de Time of My Life. ¿El motivo? A Baby, la actriz Jennifer Grey, no la reconocería ni su madre y Johnny, directamente, se hubiera dado media vuelta. Lee el resto de la entrada »