Wapayasos, ¿un grupo infantil?

Mi hijo tiene autismo y le gusta ver vídeos musicales infantiles en YouTube. Es frecuente que lo pongamos en la tele del salón, de manera que puede ver Cantajuegos, Pica Pica o Dubbi Kids en tamaño grande.

YouTube nos va mostrando, en función de su algoritmo, nuevos descubrimientos. Así hemos ido descubriendo nuevos grupos infantiles que nos han sorprendido para bien, como los argentinos Canticuenticos, Mother Goose Club, los australianos Bounce Patrol o los chilenos con la logopedia muy presente Cantando aprendo a hablar.

También hemos dado con grupos muy discutibles, como unos chicos españoles con muy buena intención pero que desafinaban más que yo (que ya es decir), rancheras cantadas por niños con unos dramones de órdago, versiones curres de las canciones infantiles de toda la vida con gráficos aun mas cutres, youtubers que no tienen ni diez años versionando grandes Hita del pop actual o canciones para conducir a los niños hacia la religión con consejos propios de hace cien años.

Tengo que hacer un día un post con lo más malo y friki que hemos encontrado en doce años de escuchar música infantil. Aquí lo dejo dicho para que no se me olvide.

Pero lo más inenarrable son los mexicanos Wapayasos. Nada, nunca me ha dejado en el sitio tan boquiabierta y ojiplática como ellos.

Boquiabierta y ojiplática para mal.

Según veía su canción del mango, supuestamente infantil (telita la letra, telita el baile), no podía evitar pensar en que eso tuvo que nacer de alguna mente pensante que se dijo “voy a fichar a un grupo de chicos de esos que trabajan en despedidas de solteras y les voy a poner a cantar canciones infantiles que a las madres, y a algunos padres, les va a encantar y lo petamos”.

Y le salió bien, el mango famoso tiene 170 millones de reproducciones. Estupor máximo.

Sí, no me he equivocado. 170 millones de reproducciones. Y el resto de canciones tampoco les van mal. ¿Cómo es posible? Quiero creer que en realidad les están viendo adultos. Ojalá.

Aunque en el mango salen tres, en realidad son un buen montón.

Y ya por curiosidad busqué en medios mexicanos y descubrí que contaban que nacieron hace una década como grupo infantil, que en un momento dado decidieron descamisarse y convertirse en una rara combinación de grupo infantil que al mismo tiempo también hace shows para adultos.

Aseguran que defienden valores de autosuperación, de promover una vida sana e incluso de lucha contra el acoso escolar.

En fin… imagino que lo del acoso escolar va por su versión de Pin Pon.

Sobra decir que mis hijos no ven eso, ni las canciones con camiseta ni las descamisadas. Pero tanto era el asombro y el impacto que se lo puse a unos cuantos amigos a ver qué me opinaban. Gente que, como yo, no somos precisamente sospechosos de ser unos pacatos, unos remilgados. La reacción fue en todos los casos (salvo en uno que me contestó entre carcajadas que le parecía una idea brillante) de rechazo absoluto.

La indignación fue la reacción más frecuente, seguida de la incredulidad, la pena y la náusea.

Me invita a pensar que algo así no triunfaría en España. Aunque lo mismo si me dicen el origen de las visualizaciones me llevo una sorpresa.

Ya e diréis qué opináis vosotros. De momento os dejo con algunas de las opiniones que he recabado, la primera de un padre reciente mexicano afincado en España hace muchos años:

A primera vista, los vídeos de Wapayasos pueden escandalizar. Un grupo de jóvenes que parecen sacados de un espectáculo de ‘boys’, pintados como payasos, que se presentan como una diversión infantil. Con temas y movimientos más que sugerentes. Dicen que es un grupo pensado para niños, pero que se presentan en centros nocturnos para recaudar fondos para “causas altruistas”.

Y eso es precisamente lo raro de la propuesta. Parece que está diseñada precisamente para escandalizar. Tiene todos los elementos para que las madres y padres de familia pongamos el grito en el cielo. Lo malo, o al menos lo que he encontrado tras preguntar a varias personas, es que nadie ha colocado en las alturas tal grito. En una época en que el escándalo vende, la sexual propuesta de los Wapayasos no ha causado mucho furor. Algunos de los amigos a los que he consultado ni siquiera los conocían; otros sí habían oído de ellos, pero parecían no darles importancia.

Tal vez en un futuro mediato este grupo logre su objetivo y prenda la mecha de una polémica que le reporte pingües beneficios. Creo sinceramente que es lo que buscan, más que ofrecer una verdadera opción en el campo de las canciones infantiles.

Por ello, Wapayasos no me resultan ni abominables, ni rechazables: me parecen tristes. Es muy triste este uso que se da a una de las figuras infantiles por excelencia. Tenemos tanto que hacer y que recuperar para nuestros niños y niñas que no deberíamos perder el tiempo en este tipo de polémicas. Como si no fueran suficientes los mensajes sexuales que en un día normal reciben nuestros infantes.

———————-

Erotizar cualquier producto dirigido a niños me parece una falta de respeto hacia la infancia. Y otra cosa, aprovecharse de su falta de comprensión hacia la metáfora me parece que es reírse de los niños.

Y luego las familias que enseñan este tipo de cosas a sus hijos son los que se escandalizan cuando les pillan masturbándose con tres años, cuando eso sí es lo normal.

Por favor, normalicemos la sexualidad, no el erotismo.

———————-

¿PERO QUÉ COJONES ES ESO? Ampliando el comentario diré que no es apropiado para niños, pues sexualiza los bailes de una forma innecesaria. No es porque salgan con el torso desnudo, está bien naturalizar el cuerpo, es porque se piensan que están en un concierto de Maluma poniendo caliente al personal, en lugar de en un vídeo para niños. Además, no aporta absolutamente nada, ni conocimientos, ni valores, ni nada más allá de que la madre o padre de turno le ponga al niño esto para recrearse él.

———————-

Parece el cruce de Cantajuegos y un grupo de boys para despedidas de soltera.
¿Quién es su público objetivo? ¿Niños? ¿Quinceañeras? ¿Gays? ¿Maduritas? ¿Todos? Por lo menos tienen una canción contra el acoso escolar… muy colorido y alegre todo, eso sí.

———————-

Aunque los Wapayasos hayan surgido con pretensiones nobles, la hipersexualización, la objetificación y la superficialidad no convierten a nadie en un héroe, y el acoso escolar no se termina a caderazos. Si has crecido con estímulos así, ¿cómo te van a escandalizar las letras de Maluma?

———————-

Me parece tristísimo que el camino de la música para los pequeños venga de la mano de esos tipejos. La imagen que proyectan hacia los niños es todo aquello contra lo que luchamos. Y si el grupo está dirigido hacia las desesperadas mamás, más le valía a estas buscar eso en lugares más adecuados y que sus hijos no tengan que vivir ese bochorno.

1 comentario · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser LaCestitadelBebe

    Madre mía! Eso primero es para revisarlo, que ahora hay cada cosa!

    Anabel

    21 octubre 2018 | 07:45

Escribe aquí tu comentario





    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Antes de enviar su comentario lee atentamente las normas para comentar en 20minutos.es.
    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Algunos blogs tienen moderación previa, ten paciencia si no ves tu comentario.

    Información sobre el tratamiento de sus datos personales

    En cumplimiento de lo dispuesto en el Reglamento (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales y a la libre circulación de estos datos, y Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales le informamos que los datos de carácter personal que nos facilite en este formulario de contacto serán tratados de forma confidencial y quedarán incorporados a la correspondiente actividad de tratamiento titularidad de 20 MINUTOS EDITORA, S.L, con la única finalidad de gestionar los comentarios aportados al blog por Ud. Asimismo, de prestar su consentimiento le enviaremos comunicaciones comerciales electrónicas de productos y servicios propios o de terceros.

    No está permitido escribir comentarios por menores de 14 años. Si detectamos el envío de comentario de un usuario menor de esta edad será suprimido, así como sus datos personales.

    Algunos datos personales pueden ser objeto de tratamiento a través de la instalación de cookies y de tecnologías de tracking, así como a través de su acceso a esta web desde sus canales en redes sociales. Le rogamos consulte para una más detallada información nuestra Política de Privacidad y nuestra Política de Cookies.

    Los datos personales se conservarán indefinidamente hasta que solicite su supresión.

    Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad de sus datos, de limitación y oposición a su tratamiento, así como a no ser objeto de decisiones basadas únicamente en el tratamiento automatizado de sus datos, cuando procedan, ante el responsable citado en la dirección dpo@henneo.com

    Le informamos igualmente que puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, si no está satisfecho con en el ejercicio de sus derechos.