BLOGS
A ver series A ver series

Cuando la pequeña pantalla se comió a la grande

Día del Orgullo LGTBQ+: ¡Otra lesbiana muerta en mi serie!

A la izquierda Lexa (The 100)

Butch (marimacho), femme (femenina), expertas en juguetes sexuales, en artes marciales o pertenecientes a cuerpos de seguridad. Estos son algunos de los estereotipos a los que las lesbianas se enfrentan en su día a día y en la representación de su sexualidad en la televisión.

Los gays tampoco lo llevan mejor, aunque están más visibilizados: el alivio cómico, la salida del armario, la promiscuidad son temas que se han convertido en clichés y que no reflejan la diversidad del colectivo.

En el Día del Orgullo LGTBQ quería hacer un artículo diferente y no limitarme a la misma manida lista de series que aparece cada año. Así que pregunté en Twitter a lesbianas y gays amantes de las series sobre la representación del colectivo en la pequeña pantalla, un tema que ha avanzado en los últimos tiempos pero sobre el que queda mucho trabajo que realizar.

Las preguntas que les formulé eran las siguientes:

1. ¿Crees que la series reflejan de manera acertada la homosexualidad o siguen siendo estereotipadas?
2. ¿Cómo crees que deberían reflejarse los personajes homosexuales en televisión?
3. ¿Percibes una evolución en los últimos tiempos?

Las respuestas han sido muy interesantes y me han acercado algunas problemáticas y puntos de vista que desconocía gracias a la participación de Adriana (@thelostdreamer), periodista en Notodo.com; Víctor M. González, comunicador en GQ; Amparo Martín, futura traductora e intérprete de Inglés, y Álvaro Onieva, periodista de Fotogramas.

En relación con la primera pregunta, todos han coincidido: las series siguen reflejando de manera estereotipada la realidad del colectivo. González señala que “no hay suficientes personajes LGTB como para reflejar la diversidad real” y afirma que lo ideal sería “dejar de necesitar la etiqueta ficción gay porque eso significaría que el colectivo tiene presencia habitual en televisión”.

Lagertha (Vikings)

Sin embargo, Adriana señala que “los estereotipos son peligrosos porque simplifican a los personajes, pero se usan mucho porque atraen público (Orphan Black, Vikings) y dan cierta ilusión de progresismo a la producción. Pero es fácil percibir el truco”.

El síndrome de la lesbiana muerta

Para Amparo Martín, “las series de women who love women (mujeres que aman a mujeres) que son escritas y dirigidas por mujeres LB reflejan de manera acertada la homosexualidad aunque a veces pecan de ciertos estereotipos como la rubia y la morena, la butch y la femme, etc; y las que son escritas por gente heterosexual suelen ser, por lo general, bastante estereotipadas”.

“Ejemplo de lo primero: las series Lost Girl, Orphan Black, y la webserie Carmilla, entre otras. Ejemplo de lo segundo sería en la serie Buffy cazavampiros, la relación de Willow y Tara, en la cual el director (que es hetero) acaba cometiendo la trope tan conocida llamada Bury Your Gays (entierra a tus homosexuales)”.

De hecho, según cuenta Adriana, “la muerte de Lexa en The 100 puso en marcha el Clexacon, un evento sobre representación queer en los medios que se está haciendo gigante en los Estados Unidos”.

Personajes poliédricos, PERO

¿Y cómo deberían representarse los personajes homosexuales en televisión? Álvaro Onieva aporta una visión muy interesante y crítica sobre el tema.

“La tendencia actual es representar a personajes LGTBQ en los que la orientación es un rasgo más como la raza o la profesión, en vez de ser su rol clave en la serie, como por ejemplo Maia en The Good Fight.

Maia (The Good Fight)

Esto es interesante pero si se lleva al extremo es peligroso: no podemos olvidar que para muchas personas LGTBQ su orientación o identidad de género marca bastante su vida porque la sociedad aún es discriminatoria hacia ellos y, en definitiva, existen unos problemas o temas más o menos comunes. Obviar eso es crear personajes heterosexuales y añadirles una etiqueta.

Por otro lado, erradicar la plumofobia es una gran asignatura pendiente. Tener pluma (afeminamiento, ciertas maneras o gestos que no se consideran de “Hombre”) no es nada negativo ni esperpéntico, así que no debería usarse para la burla, ni tampoco enviar el mensaje de que el homosexual que pasa por hetero es mejor.”

También parece necesario erradicar ciertas narrativas tóxicas, como señala Adriana, para que las lesbianas puedan “identificarse en sus afectos y aspiraciones emocionales”.

“Cuando crecí lo único en lo que me podía mínimamente ver representada era Xena y Buffy Cazavampiros, dos series geniales fundamentales para abrir caminos para las lesbianas en la televisión, pero que ofrecían puntos de vista trágicos, opacos y muy poco elaborados sobre los lazos románticos que se pueden establecer entre mujeres.

En mi juventud me habría sido más sencillo aceptar quién soy si hubiera crecido con series como Supergirl, Legends Of Tomorrow, Black Lightning o Wynonna Earp”.

Una gran evolución

Sin embargo, pese a que todavía queda camino por recorrer, la representación de personajes LGTBQ ha avanzado mucho y se percibe una mayor diversidad.

Según afirma Martín:

“Yo nací en 1994 y en mi adolescencia apenas había series de mujeres lesbianas y bisexuales, apenas tenía a personajes de televisión con quienes me sintiera representada. Ahora la Generación Z tiene muchas donde escoger, muchas backstories complejas. Te ves representada en alguna seas como seas.

A día de hoy, casi puedo decir que me faltan dedos de las manos para contar series sobre women loving women; ejemplos de ello son series tan maravillosas como One Day At A Time, Sense 8, Orphan Black, la webserie y película Carmilla, OITNB, Wynonna Earp, The Bold Type, Lost Girl, Humans, etc. Antes sólo existían The L World, South Of Nowhere y poco más”.

Nomi Marks (Sense 8)

Para González, la evolución es evidente aunque todavía queda mucho por hacer tanto delante como detrás de las cámaras

“Afortunadamente, dos de los productores televisivos más prolíficos y de series más populares, Ryan Murphy y Greg Berlanti, son gays, y eso me da esperanza como hombre gay.

El primero ha estrenado Pose, una serie revolucionaria por la representación y el protagonismo de la comunidad trans, y el segundo es el director de Con amor, Simon, una película revolucionaria porque es una cinta mainstream protagonizada por un chico adolescente gay.

También creo que se ha evolucionado mucho en los últimos años respecto a las diferentes realidades del colectivo: hace unos años, solo había hombres gays, y ahora hay mucha más diversidad. Pero son notas positivas para poner al mal tiempo buena cara. Hay muchísimo por hacer, tanto en la televisión como fuera de ella, donde nos criminalizan, nos agreden y nos asesinan día a día“.

No somos más que mujeres

Para Adriana, “series más maduras,como Killing Eve o Vida están rompiendo los estereotipos de lo que es y lo que no es queer: las lesbianas no somos más que mujeres“. Y señala que “hay series de máxima audiencia incapaces de dar cualquier paso en este sentido.

Estos días, Westworld, Juego de Tronos, Stranger Things o La casa de papel son series con repartos amplios, multitud de historias y sensibilidades y, aún así, son incapaces de introducir historias lésbicas mínimamente creíbles en sus tramas“.

 

Escribe aquí tu comentario





    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Algunos blogs tienen moderación previa, ten paciencia si no ves tu comentario.

    Normas para enviar su comentario e información sobre el tratamiento de sus datos de carácter personal

    Antes de enviar su comentario lea atentamente las normas para comentar en 20minutos.es. La opinión de los autores y de los usuarios que realizan comentarios no es responsabilidad de 20 Minutos Editora, SL. No está permitido realizar comentarios contrarios a la normativa española y europea ni injuriante. 20 Minutos Editora, SL se reserva el derecho a administrar y eliminar los comentarios que consideremos puedan atentar contra las normas, resultar injuriosos, resulten spam o sencillamente no estar relacionados con la temática a comentar.

    Le informamos que, de conformidad con lo establecido en la normativa nacional y europea vigente en materia de protección de datos personales y de servicios de la sociedad de la información y de comercio electrónico, al enviarnos el presente formulario Ud. está dando expresamente su consentimiento a 20 MINUTOS EDITORA, SL para que trate los datos recogidos en este formulario con la finalidad de gestionar el servicio de recepción de su comentario, así como para enviarle comunicaciones electrónicas informativas o comerciales o dirigirle publicidad electrónica de productos y servicios propios o de terceros. No está permitido el registro de menores de 13 años.

    Algunos datos personales pueden ser objeto de tratamiento a través de la instalación de cookies y de tecnologías de tracking, así como a través de su acceso a esta web desde sus canales en redes sociales. Le rogamos consulte para una más detallada información nuestra Política de Privacidad y nuestra Política de Cookies

    Para la finalidad anteriormente indicada 20 Minutos Editora, SL puede ceder estos datos a otras empresas de Grupo Henneo o a terceros proveedores de servicios para la gestión de comunicaciones electrónicas y otros servicios de gestión comercial o publicitaria, incluso aunque se hallen fuera del territorio de la Unión Europea en aquellos casos que legalmente garanticen un nivel adecuado de protección que exige la normativa europea.

    Los datos personales solicitados deben ser exactos para que puedan tratarse con las finalidades indicadas. En el caso de dichos datos dejen de ser exactos, necesarios o pertinentes para las finalidades para las que han sido autorizados (por ejemplo, en caso de comunicaciones electrónicas devueltas por error o cancelación de dirección electrónica), 20 Minutos Editora, SL procederá a su bloqueo, conservándose los datos únicamente a disposición de las Administraciones Públicas, Jueces y Tribunales durante el plazo de 4 años, transcurridos los cuales 20 Minutos Editora, SL procederá a su supresión. Sus datos se conservarán por 20 Minutos Editora, SL mientras sean exactos y Ud. no retire el consentimiento que explícitamente emite con el envío de este formulario o durante los años necesarios para cumplir con las obligaciones legales.

    En cualquier momento Ud. puede retirar el consentimiento prestado y ejercer los derechos de acceso, rectificación, supresión, portabilidad de sus datos y limitación u oposición a su tratamiento dirigiéndose a 20 Minutos Editora, SL enviando un correo electrónico a dpo@20minutos.es o mediante comunicación escrita al domicilio en Pº Independencia, 29. 50001 Zaragoza, indicando en cualquiera de ambos casos la Ref. Datos personales y el derecho que ejercita así como adjuntando copia de su DNI o documento identificativo sustitutorio.