BLOGS
Madre Reciente Madre Reciente

Vivir es cabalgar un dragón y disfrutar del viaje

Traficantes de ropa infantil

“No sé si será por ser el segundo, pero con la niña me habían regalado más ropa de la que era capaz de ponerle y ahora tengo muy pocas cosas”, me comentaba una madre reciente de una niña que está ahora en la última fase del embarazo de un varón, mientras me entregaba un par de bolsones con prendas de su hija para que se la llevara a otra madre futura que conozco.
image
Auténticas traficantes de ropa infantil. Seguro que os suena.

“No te regalan menos ropa por ser el segundo, sino por ser niño”, aseguré yo.

Y estoy convencida de tener razón. Salvo que vengas de un entorno en el que los niños se visten con faldones, puntillas y luego de tiroleses, y aún ahí dudo que haya igualdad de ropa entre niños y niñas, la verdad es que la compra de ropa a modo de regalo a varones anima mucho menos.

Es un hecho también la diferencia de oferta para unos y otros. Cualquiera que se haya paseado por la sección de ropa infantil de un Zara o de un H&M puede comprobar que la zona para ellas es mucho más grande, variada y atractiva que la de ellos.

Y mi impresión además es que la ropa de ellos también se hereda menos que la de ellas. Justo este verano J&J han pegado sendos estirones que han dejado tiritando mangas, perneras y mi tarjeta de crédito, así que he tenido que repoblar los cajones con ropa de batalla para ir al cole y descartar lo que se les había quedado pequeño. Julia con cinco años deja mucha ropa en perfecto estado de revista que me encargo de repartir entre un par de madres que conozco, mientras que la mayor parte de la de Jaime queda para hacer trapos.

Pero tal vez también haya algo de cierto en eso de que el segundo recibe menos independientemente de su sexo. Y es lógico. Es lo que tiene perder la novedad. Casi mejor, porque el despilfarro de prendas el primer año duele, con cosas apenas puestas y descartadas por ser pequeñas. El primer año crecen a demasiada velocidad para amortizarlas.

No sé qué pensáis vosotros, pero yo estoy convencida de hay que luchar contra ese despilfarro procurando comprar sólo lo que realmente se va a utilizas y dando esa ropa que se ha quedado pequeña a otros niños, conocidos o no, que lo necesiten.

Yo desde luego acepto toda la que me ofrecen, aunque a veces lo han hecho con miedo, evitando ofender por ofrecerla. Jamás me molestaría algo así. Sólo en una ocasión me encontré con una madre que descartaba poner ropa usada por otro a su hijo. Cualquiera con sentido común cogerá encantado lo que le puedan prestar.

A Julia le encanta llevar ropa que fue de su prima mayor. Haberla heredado la hace apreciarla más que la comprada. Si a algún niño no le gusta llevar ropa heredada probablemente se lo habremos inculcado los adultos.

Aún pesa sobre mí la amenaza casi de muerte de mi madre el día de la comunión de una de mis primas pequeñas: “¡Ay de ti si se te ocurre decir a Laura que el vestido que lleva era el tuyo!”.

Incomprensible a mis nueve años que hubiera algo malo en contarlo. ¡Con lo que me gustaba a mí llevar el baby y el uniforme escolar de mi prima Raquel!

Tal vez por os sigo siendo una orgullosa traficante de ropa infantil, propia y ajena.

20 comentarios · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser Priss

    Tienes toda la razon del mundo. Tengo un hijo de seis años y me las veo y deseo para encontrar ropa y el otro dia fui a comprar la ropa de invierno y cual es mi sorpresa que aparte de la poca ropa que hay de niño me encuentro que pasa de seis años a 10 la talla 7.8 y 9 simplemten no existia. Habia una montaña de jerseys de cuello alto y habia todas las tallas menos esas tres.Pantalones 0 y ya no te cuento Jerseys de lana o de invierno etc etc y camisetas para el frio nulo, nada, cero. Le pregunto a la de la tienda que era un gran almancen me dice con todo su chocho la tia que de esas tallas no hay mucho porque no hay niños de esa edad. TOCATE LOS COJONES, entonces le pregunte si mi hijo no creceria mas, o pasaria de tener seis años a tener 10 a lo cual la tia no supo responderme. Si vas a los tiendas fijaros que de esas tallas practicamente no existe nada.
    Saludo

    09 Octubre 2014 | 09:36

  2. Dice ser María

    No sólo estoy a favor de dejar ropa a otras mamás y de que me la dejen a mí, si no que ahora que son un poco más grandes y ya no me pasan tanta ropa, la compro de segunda mano que esta como nueva, hay varias webs como http://www.segundapuesta.com que venden ropa en muy buen estado y a buen precio.
    En otros países es una práctica muy normal… No sólo ahorra si no que también reciclo!!

    09 Octubre 2014 | 10:08

  3. Dice ser Patin

    Yo, muchas de mis amigas y conocidas tambien nos declaramos traficante de ropa infantil ( y ya no tan infantil), propia y ajena. Creo que mis hijos valoran ese tipo de cosas y por ese motivo pienso que no tienen ningún apego al tema “marcas”, la mayor acaba de empezar el Instituto y prefiere una camiseta de ¿…?, mejor si es de ¿…?, pero sin etiqueta que le pinche, lavadita y blandita (como ella dice).
    Un saludo

    09 Octubre 2014 | 10:15

  4. En la http://www.mandarinamecanica.com no hacemos distinciones entre niños y niñas, tenemos ropa para cualquier bebé chulo.

    09 Octubre 2014 | 10:21

  5. Dice ser marian

    El problema venía cuando por ejemplo: mis cuñadas me pasaban ropa de sus hijos (que tenían veintimuchos) talla 12 y 14, teniendo mi hijo 3 años.

    1º.- No tenía sitio para guardarlo
    2º.- Ropa de hace tantos años seguramente no tenga nada que ver con la que haya en su momento.
    3º.- Si con suerte conseguía meterlo en algún armario (al fondo), fijo que llegado el momento y la talla en cuestión, se me olvidaría siquiera mirarlo.

    Así que lo que hacía era directamente entregarlo a Cáritas sin decir ni pio a mis cuñadas. Yo personalmente y por lo dicho anteriormente (no tengo espacio), no guardo ropa del niño (sólo alguna cosa de cuando era bebé), el resto y en cuanto se le queda pequeño, a Cáritas.

    09 Octubre 2014 | 10:48

  6. Dice ser Paz

    Tu amiga tiene toda la razón, el segundo es como si no existiera (a nivel de regalos).
    No sé si es la emoción o al novedad del primero, pero el segundo, sobre todo de gente que no es tan cercana, se obvia el nacimiento.
    Te lo digo por experiencia y Lapequeña es una niña.

    Sobre lo de que hay más ropa de niña, pues a lo mejor sí, pero me pasó una cosa curiosa que cuando me acostumbré a mirar la de chico (por El mayor) no me hacía a comprar la de niña! Y eso que antes de ser madre me imaginaba un vestuario femenino ideal! Es que la ropa de chico es cien mil veces más práctica.

    Sobre lo de ‘heredar’, a priori no me hacía mucha gracia, pero ya en el lío, me encantaba ir de ‘compras’ a un baúl que tiene mi madre en su casa y al que llegan de mis sobrinos y vecinos.
    Y de nuevo la nena se queda a verlas venir…pobrecita! Algo aprovecha, pero poco.
    Me encanta ir a comprar puntualmente, porque además del ahorro económico, el de tiempo es brutal.

    Yo no sabía que me fuera a volver tan práctica!

    09 Octubre 2014 | 10:55

  7. Dice ser Paz

    P.S. A mí me prestaron el vestido de la comunión, no sé si fue por la edad, pero no me hizo ni pizca de gracia…

    09 Octubre 2014 | 10:56

  8. Dice ser Marisa

    Coincido plenamente en que es cuestión de costumbre familiar. Prácticamente toda la ropa que yo usé en mi infancia y adolescencia era heredada, de mi hermana y sobre todo de mis primas que eran muy pijas y como vivían en la capital tenían más necesidades de ropa y de actualización de la misma aunque la dejaban nuevísima. Y yo encantada, esperaba las cajas con auténtica alegría y emoción, creo que más que los reyes magos 😉

    Cuando me quedé embarazada la primera vez mi mejor amiga me comentó que me podía dejar ropa si a mi no me molestaba claro. Me faltó tiempo para decir que sí, y esperar con ansia la caja. Aproveché muchísimas cosas, sólo descarté aquellas que no me quedaban bien porque la muy jo…a tuvo un embarazo más tiposo que el mío 🙂

    Otra amiga nos dejó una caja inmensa de ropa para mi hija, desde 0 hasta 12 meses!!! yo alucinaba, tenía muchísimas cosas, todas en buen estado y algunas hasta sin estrenar !! Menos mal que yo no había comprado casi nada (aparte de bodys) porque no lo necesité hasta el año. me dio hasta zapatitos, más de 5 pares monísimos, que la verdad es que yo no usé porque me parecía una bobería ponerle zapatos y leotardos si no andaba.

    Conozco no obstante gente que le da aprensión ponerse ropa ajena. A mi si es de familiares o amigos muy cercanos la verdad es que no me importa lo más mínimom me parece una medida de ahorro muy interesante.

    09 Octubre 2014 | 11:02

  9. Dice ser c

    A mí en mi embarazo me dejó ropa una amiga a la que se la tuve que devolver apresuradamente por que se quedó embarazada ella de nuevo…. la ropa sirvió para tres embarazos, más los que lleve después, por que me consta que la regaló a otra embarazada….

    La ropa de mi hijo se la pasé al suyo, y cuando me la devolvió, se la pasé a mi sobrino, que a su vez se la ha pasado a otro niño.
    Por el camino van causando baja algunas prendas, pero es un ahorro importante.

    Lo que es verdad es que de mi hijo, a partir de los dos años, poca cosa he podido pasar. En el cole lleva uniforme y le compro solo tres pantalones y tres jerseys por invierno….

    Por cierto, la ropa del uniforme también se la dono a otras madres con niños mas pequeños (cada chandal cuesta 50 euros y cada camiseta 14) así que aunque se nota usada, el ahorro es importante.

    Yo no te tenido suerte… solo me prestaron la ropa de embarazada, nadie me paso ropa para el niño… Quizá me ha dado tanta pena tener que comprar y comprar para que se quede nuevo que por eso reparto todo lo que puedo. Y ahora que se acerca halloween ¡¡A repartir los disfraces que no utiliceis!!

    09 Octubre 2014 | 11:25

  10. Dice ser mariajor

    Reflexión:
    Por otro lado hay que decir, que también las tiendas de ropa infantil han de vivir, sino, más negocios cerrados y más gente al paro…a la que hay que dar prestación… con lo cual: “lo comido por lo servido”

    09 Octubre 2014 | 12:14

  11. Dice ser David

    Yo hace tiempo que dejé de heredar ropa para mi hijo. Hace poco un amigo montó su propio tienda en internet y para mi ha sido un descubrimiento, hay ropa nueva a precios tremendos, sobre todo MAYORAL que la vende de temporada por la mitad, pero la ropa de segunda mano es aún mejor porque por casi nada te llevas ropa que no ha sido usada ya que es la diferencia que marca con otras webs. También tiene servicio de recogida y compra de ropa, con el detalle de que la que no encaje con el perfil de venta de la tienda es donada por una buena causa. Con esto juntas la venta de prendas nuevas, de 2ª mano y la donación, un autentico TODO EN UNO.
    No dejéis de visitar http://WWW.PELONCETE:COM y comprobadlo, es un negocio muy pequeño con atención personal del dueño y si tenéis alguna duda os responde por Whatsapp.

    09 Octubre 2014 | 12:29

  12. Dice ser Elena

    Pues a mí me parece que tildar de no tener sentido común a quien no le guste poner a sus hijos ropa usada no está bien. Cada uno es muy libre de comprar y hacer lo que le plazca porque tira de su dinero y no ha de dar explicaciones a nadie. Es mu respetable el que unos padres quieran comprar a sus hijos la ropa y no quieran camisetas, pantalones y abrigos de otros. Eso de que hay que hacerlo es muy dictatorial, cada uno hará lo que quiera. Yo, indiscutiblemente, prefiero comprar la ropa a mis niños, la que les está bien, la que nos gusta, además, ahora hay muchísima opción de precios, no merece la pena poner una camiseta gastada de otros. Y no se haga ya más crítica por poner a los bebés faldones, trajecitos o pantalones “tiroleses”, cada persona tiene un gusto, yo, por ejemplo, detesto un bebé con vaqueros o pantalones de pana, deportivas minúsculas o cazadoras e remaches, es ropa de viejo, tiempo habrá de usar esas prendas, los bebés han de ir adecuados a su edad y no con ordinarieces de quinceañero.

    09 Octubre 2014 | 15:08

  13. Dice ser Lola

    Yo tenía guardadas algunas ropitas de bebé, con la esperanza de que si algún día mi hija fuera madre las utilizara. Pero resulta que no ha sido así, me ha dicho que son cosas que están fuera de moda. Pero sí que ha aceptado el préstamo de amistades que también tienen bebés. Con la ilusión que me hacía ver a mi nieta con el primer vestidito de su madre. 🙁

    09 Octubre 2014 | 15:11

  14. Dice ser keiko

    en europa es un desperdicio ,la ropa de bebes y niños por las estaciones ya lo que compras en invierno ya no sirve al siguiente pq los niños crecen como las plantas cuando estan chicos ..claro ..la ropa debe donarse a gente que la necesita ..si estoy de acuerdo ..que se reusen de usar..la ropa de los niños ..para eso existe el jabon y el agua y los desinfectantes ..nada de guardar ..nadie le pone a su hijo ropita pasada de moda ..es verdad ..por eso al pasar la talla debe donarse ..o pasar a sus hermanos ..en estas epocas dnd el dinero es dificil y si esta en buen estado ..se dona o se hereda ..pero guardar para nietos eso no pasa pq como dice elena cada quien quiere comprale ropita nueva a su bebe . y pasarla a un primito o un pequeño familiar que ya esta o viene ..eso es bonito ..y ayuda al apoyo familiar y tambien a la economia y de paso al ambiente

    09 Octubre 2014 | 16:26

  15. Dice ser maria

    Yo me declaro madre “traficante de ropa”,sobre todo cuando era bebé, que me pasaron mucha ropa.

    Con respecto a que los niños dejan menos ropa en buen estado para dar, mi opinión es que es porque a los niños se les compra menos ropa que a las niñas. Hay menos opciones en las tiendas, hay muchos más modelos y estilos para niñas que para niñas y por tanto se le compra más a niñas que a niños.si no, haced la prueba e ir investigando,en la mayoría de casos se cumple.

    09 Octubre 2014 | 19:43

  16. Dice ser alvaro

    Que seria de toda esa ropa que de pequeños llevabamos al colegio en cada campaña que proponian para dar ropa a los necesitados. seguro que alguien se lucro con ello.
    ¿¿Donde estara aquel chandal que tanto me gustaba con 10años??

    CONSUMO EFICIENTE, TODOS SOBRE EL MUNDO DEL LED:
    http://energiasolaraislada.blogspot.com.es/

    09 Octubre 2014 | 21:00

  17. Dice ser marian

    Elena soy de tu misma opinión, incluida en la forma de vestir a un bebé, pero para gustos los colores.
    A mi incluso me han dado bodys, pijamas y calcetines de hace como diez años, lógicamente usados y descoloridos, que eran de mis sobrinos y que directamente han ido a la basura… todavía me llega para comprarle mudas a mi hijo; ha habido veces que me he sentido directamente como el propio cubo de la basura, les daría cosa tirarlo y me lo pasaban a mi en bolsas ingentes de ropa de hace mil años, en fín… ya no se si me ofendía más que me alagaba, llegó un momento en que les dije que parasen que no me cabía la ropa usada por montañas y que mi hijo tenía ropa nueva de sobra que no iba a dejar colgada en el armario para usar “aquello”.
    Aquello se acabó, creo que finalmente vaciaron los trasteros.

    10 Octubre 2014 | 10:49

  18. Dice ser Susana

    Puff yo tengo un trajín horrible con las ropas. Tengo una amiga que tiene una niña de la edad de mi mayor y un niño de la edad de mi peque. Niño y niña yo, niña y niño ella Quedamos cada principio de temporada para hacer el intercambio de bolsas de ropa. Además tengo dos sobrinas más pequeñas a las que paso ropa de mi hija en cuanto se le queda chica. Tengo 5 sobrinos varones mayores que mi hijo, que me pasan ropa también y una amiga con una hija solo un año mayor que la mia. Es un infierno organizar tanta ropa, pero lo que me pasan suele estar nuevo (a veces con etiquetas) y nos viene genial. Lo que no está tan nuevo lo donamos a caritas y lo que está muy viejo directamente para trapos.
    Podría apañarme perfectamente con toda esa ropa, pero también compramos ropa cuando nos gusta mucho. Hay de todos los precios y de todos los estilos.
    A mi, por ejemplo, me gusta vestirlos iguales y con ropa donada es imposible, así que les compro conjuntos cada vez que puedo o los encuentro que cada vez es más difícil.
    Muy a favor de donar, aceptar y reciclar ropa usada.
    Por cierto , hice la comunion con el vestido que antes habían llevado mi madre, mi tia, sus primas… y después de mi lo llevaron una par de primas más. Todas orgullosas de llevar la reliquia familiar que había cofeccionado mi abuela con sus propias manos.

    14 Octubre 2014 | 13:42

  19. Dice ser Ellora

    Ya claro, y si resulta que el gusto de quien se empeña en darte ropa de sus hijos “como nueva” y el tuyo son como el agua y el aceite? Y si encima es una familiar de tu marido que además se mosquea si le dices que gracias, pero no, gracias?
    Al principio probé con la diplomacia de “es que yo soy muy peculiar para la ropa”, luego pasé al “es que tenemos gustos diferentes, ni mejores ni peores, diferentes”. Ahora estoy en la fase de, como ha dicho alguien, según llegan las bolsas a mi casa van directas a cáritas, sin abrir. Y la de broncas que me evito, oye.

    20 Octubre 2014 | 12:25

  20. Dice ser lectorareciente

    Cierto que hay más ropa de niña que de niño, porque las niñas con las faldas, leotardos, vestidos, etc. tenemos más fondo de armario que los niños. Pero he de decir que, al menos en mi ciudad, se han abierto gran cantidad de tiendas de ropa infantil y asequible y los niños tienen tanta oferta como sus padres. Pantalones, petos, camisetas, camisas, polos, cazadoras de aviador, plumas, ropa desenfadada…
    Mi mejor amiga tiene un niño de 2 años y siempre ha ido como un niño moderno y pareciendo un pequeño hombrecito. Lo lleva al día, a la moda y todas las amigas le compramos ropa para el peque porque preferimos eso a un regalo (madre soltera con menos de 400 euros mensuales).

    Lo que si veo genial es lo del trafico de ropa, nosotros siempre lo hemos hecho, cuando la ropa quedaba nueva y podías heredarla. Mis primos de sus hermanos, y mi prima y yo de hijas de amigas de nuestras madres. Era un orgullo decir “pues lo llevó fulanita el verano pasado”, como ahora cuando decimos “mira, igualita que tal famosa voy”.

    No creo que sea algo para ocultar, en la época que vivimos debería hasta verse bien y animar a la gente a donar más a las iglesias o el intercambio entre familiares y amigos. Además, los niños no entran a si no es comprado para ellos (a mi me hacía ilusión que me trajeran ropa linda y casi nueva).

    03 Noviembre 2014 | 02:14

Escribe aquí tu comentario






    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Normas y protección de datos.