Fuentesycharcos

“Mark Twain tendría hoy un blog, pero jamás habría escrito gratis”. Robert Hirst, estudioso de Mark Twain

Entradas etiquetadas como ‘Facebook’

Aumenta en Estados Unidos el número de personas que reciben las noticias por redes sociales

Captura de pantalla 2015-07-20 a las 10.04.22Mientras algunos periodistas y políticos se enzarzan en debates rancios sobre si un ayuntamiento puede poner en marcha un blog para hablar de las noticias que publican los medios de comunicación y les afectan, un nuevo estudio de Pew Research Center en asociación con el John S. y la Knight Foundation, pone de manifiesto que en Estados Unidos el 63% de los usuarios de Twitter y Facebook dicen que reciben las noticias a través de las redes.

Desde 2013, el número de receptores de noticias por redes sociales ha aumentado un 11% en el caso de Twitter y un 16% en Facebook.

Un dato de gran interés que muestra el estudio es que mientras el porcentaje de usuarios que reciben noticias de Facebook y Twitter se ha incrementado, el porcentaje total de los estadounidenses que usan las redes sociales se ha mantenido. El ocho por ciento de los adultos estadounidenses usan Facebook y Twitter para encontrar noticias.

Twitter para las últimas noticias

El 59% de los usuarios de Twitter siguen las noticias de última hora a través de la red de los 140 caracteres, mientras que en Facebook la cifra de quienes siguen las noticias de última hora desciende a un 31%.

En mayo, Facebook anunció que The New York Times, The Guardian, NBC News, National Geographic y los europeos BBC News, Spiegel y Bild publicarán sus contenidos en Facebook, participando en Instant Articles, la nueva iniciativa periodística de la red social.

Informe Reuters: España lidera el consumo de noticias a través de Whatsapp

Virginia P. Alonso, vicedirectora del Grupo 20Minutos, ha resumido en Twitter el informe que ha presentado Reuters en #gensummit, que se está celebrando esta semana en Barcelona.

¿Facebook quiere ser el quiosquero o el periódico?

Instant Articles. Foto: Facebook

Instant Articles. Foto: Facebook

The New York Times, The Guardian, NBC News, National Geographic y los europeos BBC News, Spiegel y Bild publicarán sus contenidos en Facebook. Son los primeros nueve que se han apuntado a Instant Articles, pero se sumarán más y pronto lo harán también medios españoles.

El director de El País, en una reciente conversación con Vargas Llosa, comentó que un 50% de quienes les visitaban en Internet no pasaban por la portada del periódico. Lo que hacen (hacemos) los lectores es entrar directamente en las noticias porque las encontramos en redes sociales, Google y por enlaces de sitios de referencia como Menéame, entre otras fuentes de tráfico.

Seguramente, el director de El País se queda corto en su estimación porque algunos grandes medios internacionales reconocen que el 60% de su tráfico proviene de Facebook y no pasa por la portada. Jeff Jarvis, en El fin de los medios de comunicación (Editorial Gestión 2000), explica que  en un estudio de la CUNY (Universidad de la Ciudad de Nueva York) llegaron a la conclusión de que los sitios web de noticias recibían una docena de visitas por usuario al mes, mientras que Facebook lograba el mismo número de visitas por usuario en un solo día. Es decir, Facebook tiene tráfico, mucho tráfico que producen más de 1.440 millones de usuarios activos.

Los periódicos buscan el tráfico porque, hoy por hoy, sus ingresos dependen en gran medida del número de visitas. Con el nuevo servicio Instant Articles, los diarios y otros creadores de contenido contabilizarán las visitas y la red social se quedará con un porcentaje, alrededor de un 30%, de los beneficios. Planteado así no parece mal negocio para los generadores de contenido.

Como el tráfico es la gallina de los huevos de oro, surge una importante duda: ¿para qué necesitará Facebook a los medios cuando nos hayamos acostumbrado a leer allí las noticias y pasemos de los periódicos?  O, dicho de otra forma, ¿qué sucedería si Mark Zuckerberg decide dejar de ser el quiosquero para convertirse en el periódico?

Google gana 46 veces más por usuario único que The New York Times

digital-revenue-per-unique

La buena noticia es que la publicidad digital sigue creciendo. La no tan buena noticia es que quien se beneficia de los ingresos de la publicidad online no son los medios de comunicación sino Google y Facebook. Según un análisis que ha publicado Qz.com, Google tiene unos ingresos digitales por usuario único mensual que multiplican por cuarenta y seis a los del New York Times.

Los medios de comunicación tradicionales se habituaron a vivir de la publicidad y hasta ganaban por las ventas en el kiosco. Ahora, las ventas se han reducido a la mitad y la publicidad ha abandonado a los diarios de papel y se ha ido con otro (Google) en lo digital. Los anuncios económicos han pasado a ser muy rentables portales especializados —los inmobiliarios, por ejemplo—, mientras las páginas de clasificados han desaparecido de los periódicos de papel. Para colmo, repito, en lo digital los que sacan tajada son Google y Facebook.

Según los datos de Quartz, The New York Times tiene 910.000 suscriptores que le proporcionaron en 2014 unos ingresos de 169 millones de dólares. A esa cantidad hay que sumarle 182 millones que obtuvieron de publicidad. El resultado es muy esperanzador para el periodismo de todo el planeta: el total de ingresos de la parte digital del NYT asciende a 351 millones de dólares, mientras que el coste de su redacción es de 200 millones.

Pero las cifras no resultan tan esperanzadoras si se comparan con las de Google o Facebook. Google obtiene unos ingresos por cada visitante único mensual de 277 dólares, mientras que el NYT consigue solo 6 dólares. Así, Google multiplica por 46 los resultados de NYT y por casi 5 los de Facebook. The Guardian consigue 3 dólares y Buzzfeed solo 1.

revenue-per-employee

Otro dato de interés es el que muestra los ingresos por empleado. Este resultado lo lidera Facebook, que triplica el del  NYT, y le sigue Google que multiplica casi por 2,6 el del periódico norteamericano.

Cómo un joven millonario de Internet puede hundir una revista de 100 años

El número especial de los 100 años de New Republic.
El número especial de los 100 años de New Republic.

La revista The New Republic (TNR) ha cumplido cien años. Para celebrarlo, en noviembre se reunieron algunos de los integrantes de la lista de lo más granado de Estados Unidos, entre los que no faltó Bill Clinton, la juez de la Corte Suprema Ruth Bader Ginsburg y la líder de la minoría en la Cámara de representantes, Nancy Pelosi.

Chris Hughes, el editor de TNR, que acaba de cumplir 31 años, disfrutó ejerciendo de anfitrión de la fiesta. Difícilmente podía suponer que un mes más tarde dimitirían el director y más de 20 periodistas de la prestigiosa revista fundada en 1914. Con sus renuncias, los periodistas abrían una de las grietas más profundas en el periodismo norteamericano. Parece que tradición y Silicon Valley resultan incompatibles.

Hughes fue compañero de cuarto de Mark Zuckeberg en Harvard, donde se graduó en Historia y Literatura en 2006, y se convirtió en millonario por ser uno de los fundadores de Facebook. Se calcula que su patrimonio sobrepasa los 700 millones de dólares. En 2008, coordinó la campaña en redes sociales de Obama. Con veintiocho años, compró en 2012 The New Republic, una pequeña, pero influyente revista de cultura política norteamericana. En la actualidad, TNR tiene una circulación de 42.000 ejemplares, que son leídos por una mayoría de hombres (80%), con una media de edad de 57 años, graduados en la universidad (76%) y con unos ingresos superiores a 177.000 dólares al año.

En septiembre, Hughes nombró director ejecutivo de la revista a Guy Vidra, un ex directivo de Yahoo! que contrató a Gabriel Snyder, quien había trabajado en Blomberg News y Atlantic Wire. Vidra anunció que su objetivo era transformar la revista en “una compañía de medios digitales”, trasladar la sede principal de Washginton a Nueva York, reducir la edición impresa de 20 números al año a 10 y reformular la revista como una publicación digital.

La noticia cayó en la redacción como un bombazo. El día 4 de diciembre renunció el director, Franklin Foer, y uno de los editores principales. Al día siguiente, veinte periodistas más abandonaban la empresa, así como un gran número de colaboradores.

Hughes quiere que TNR se parezca más a Facebook que a The New Yorker, mientras que los periodistas se aferran a la tradición y no quieren ni oír hablar de “una marca”, “compañía de medios”, “producto” y, mucho menos, de que la revista es “principalmente” un negocio.

Portada de The New Republic del 5 de mayo de 1937.
Portada de The New Republic del 5 de mayo de 1937.

Marty Peretz, que fue dueño durante casi cuarenta años de TNR y vendió la revista a Hughes, respondió a un periodista del New York Times que su meta como editor no había sido ganar dinero: “Creo que hemos sido rentables tal vez tres o cuatro años“.

El “modelo de negocio” de las revistas políticas más influyentes no existe o, al menos, no pasa por obtener beneficios. A Harper’s le cubren las pérdidas desde la fundación J. Roderick MacArthur y Mort Zuckerman, el magnate de bienes raíces, enjugó las pérdidas de The Atlantic durante muchos años.

El editor de TNR considera que la revista debe ser un “negocio sostenible” y no una “obra de caridad”. Hughes ha explicado, en un artículo publicado en el Washington Post, que compró la revista “para preservar e invertir en una institución importante en una época de grandes cambios tecnológicos”. El editor toma como modelo de innovación periodística lo que está sucediendo en la redacción del New York Times y  la creación de empresas como Vox y Politico, a las que pretende asemejar su revista.

Los periodistas, por su parte, entienden que el actual propietario “parece decidido a despojar a la revista de los compromisos intelectuales, literarios y políticos que han sido su esencia y significado“.

La rebelión de los periodistas de TNR es uno de los acontecimientos más trascendentes que ha propiciado el choque de culturas que se produce cuando el periodismo industrial reúne a los nuevos digitales con los tradicionales.

Concluida la batalla, que no la guerra, en unos meses conoceremos cómo queda The New Republic después de la sacudida que acaba de recibir. Algunos hablan ya de su posible desaparición.  ¿Goodbye, New Republic?

¿SE HA INSPIRADO AARON SORKIN EN TNR PARA SU SERIE DE TELEVISIÓN? (SPOILER)

The Newsroom.
The Newsroom.

La realidad siempre acaba superando a la ficción.

En The Newsroom, la serie de Aaron Sorkin, que está emitiendo su tercera y última temporada, la ficticia cadena televisiva ACN Networks (Atlantis Cable News) ha sido comprada por Lucas Pruit, un millonario de Internet. En el episodio que se estrenó el domingo pasado en Estados Unidos, fallecía Charlie Skinner, el personaje interpretado por Sam Waterston. El director de las noticias de ACN Networks caía fulminado por un infarto tras una discusión con el nuevo propietario que aspira a cambiar la forma clásica de hacer periodismo para adaptarla a planteamientos internetianos, tales como: “nuestros usuarios se convertirán en la audiencia“.

¿Les suena la historia? 

¿Cerrará Google News en España o pagará a la AEDE? ( y 2)

Congreso Periodismo / Álvaro Calvo

Congreso Periodismo / Álvaro Calvo

¿HA ERRADO EL TIRO LA AEDE?

A partir de enero, cuando entre en vigor la Ley de Propiedad Intelectual, Google tiene al menos tres opciones: pagar la tasa a los editores, publicar solo las noticias de los medios que le den un consentimiento explícito renunciando a cobrar por su publicación* o cerrar Google News en España. El año pasado, los periódicos alemanes renunciaron a que sus noticias aparecieran en Google News si no cobraban. Los medios habían pedido un canon de un 11%. A finales de octubre, los principales editores de prensa de Alemania “recularon” y volvieron a permitir los enlaces de Google.

En España, los datos no son tan favorables para Google como en Alemania. Por eso, tal vez la AEDE llega tarde. Los ingresos por publicidad digital de los diarios de papel son dispares. En el mes de septiembre, la publicidad digital supuso de media un 22,67% de los ingresos publicitarios totales de los cinco periódicos españoles más vendidos (El País, El Mundo, Vanguardia,  ABC, y La Razón). La mayoría de estos ingresos se producen por el tráfico: a mayor número de visitas, más impresiones publicitarias que permiten a los diarios facturar más a los anunciantes.

Hace un tiempo, el tráfico que aportaba Google News era considerable. Ahora, según los diarios que hemos consultado, supone solo entre el 1 y el 3% en los grandes medios online españoles. Mientras que las redes sociales dirigen entre el 8 y el 12% del tráfico a las páginas de los grandes medios tradicionales y puede llegar hasta el 40% de los nuevos medios digitales que no se publican en papel.

Por tanto, cabe preguntarse si la AEDE no ha errado el tiro porque el tráfico de Google News puede generar solo un 0,33% del total de los ingresos publicitarios de los periódicos de papel. Así que tal vez la AEDE debería haber influido para cobrar a Twitter y Facebook por sus enlaces, que es donde está la parte magra del tráfico, en lugar de cargar contra Google.

Y que conste que no quiero dar ideas.

ENTRE LOBBYS ANDA EL JUEGO

El lobby de la AEDE ha funcionado. Tanto que han reconocido sin ambages “la sensibilidad del Gobierno” con este tema. A Google no le han salido las cosas tan bien, aunque intentaron que la Administración escuchara su voz en más de una ocasión. El miércoles, 29 de octubre, la víspera de la aprobación de la LPI en el Congreso,  Google organizó una jornada sobre periodismo en Madrid donde el conferenciante más esperado era Jeff Jarvis. No defraudó al organizador con sus mensajes a los medios de comunicación: «Si España impone una tasa a los enlaces, ¿quién va a invertir aquí?»

Las News de Google en español requieren de poco personal. Es posible que solo ocupe a una persona y de forma parcial para realizar tareas de relaciones públicas. Al fin y al cabo, se trata de una aplicación informática. Un agregador no es más que una o varias máquinas que si funcionan bien es porque están bien programadas. Esas máquinas están alojadas en la “nube” de Google, que no tiene ninguna instalación ni en el cielo ni en la tierra de España.

La Coalición ProInternet, “que ha mantenido encuentros con todos los grupos parlamentarios, incluyendo al PP, pero no ha sido escuchada por el Gobierno”, ha pedido la suspensión de la entrada en vigor de la LPI y del canon AEDE. Entre las entidades fundadoras de Coalición ProInternet se encuentran la asociación de editores de prensa AEEPP, la Asociación Española de Economía Digital (ADigital), la Asociación de InternautasGoogle,  MenéameWeblogsSLHipertextualElocuent o Adslzone, los medios  20minutos.es y eldiario.es así como profesionales de la comunicación del sector digital a título individual. Con posterioridad se han incorporado a la Coalición TICbeatyoroboku.es Teleprensa – MadridPeriodistas por el mundoGrupo NexoOKFN SpainEcoInteligencia EditorialTek’n’lifeActualidad BlogTrending TopicsFXStreetCastellón ConfidencialHostelturWikimediaLa Voz Ciudadana y Lobby Digital.

Actualización:

* Como señala Davd en su comentario, en España el canon es irrenunciable. Así que solo tiene dos opciones: pagar o cerrar.