Fuentesycharcos

“Mark Twain tendría hoy un blog, pero jamás habría escrito gratis”. Robert Hirst, estudioso de Mark Twain

Archivo de mayo, 2015

Cuando el primer titular es para el accionista

Captura de pantalla 2015-05-29 a las 09.03.08

Por el titular de hoy de Cinco Días se puede pensar que Telefónica ha logrado un éxito en el mercado de las telecomunicaciones, en la bolsa o en alguna de sus operaciones en otros países. Pero no es así. Solo se trata del anuncio ( primer tema y en portada) de un nuevo servicio, la seguridad en el hogar, que la compañía de Alierta va a sumar a la telefonía fija y móvil, banda ancha y televisión.

Algo que podía ir en página impar y por abajo se ha situado como la primera noticia del día. Algo que también podía ser un anuncio publicitario de la compañía telefónica se ha elevado a la categoría de primer titular.

Cinco Días pertenece al grupo Prisa. Telefónica se encuentra entre los principales accionistas de Prisa. Si algún avispado analista encuentra otra respuesta, por favor, que la comparta.

Manuel Sánchez publica “Las noticias están en los bares”

las-noticias-estan-en-los-baresEl periodista Manuel Sánchez (Cáceres, 1967) trabajó durante 22 años en El Mundo. Hoy, presenta un libro, Las noticias están en los bares (Libros.com), donde cuenta de forma amena su trayectoria profesional y, además, explica la cocina de un diario en una época feliz para el periodismo. “Primero hice periodismo de investigación en el periodo de los escándalos de Felipe González, luego vino la etapa de los juicios que fue muy intensa. Después, trabajé 15 años en información política, fundamentalmente del PSOE. En el libro he querido contar cómo lo vivía yo y cómo se vivía en El Mundo. Creo que tiene interés explicar esa dualidad: lo que hace el redactor y lo que pasa en el periódico”.

Sánchez escribe ahora en Publico.es. A pesar de que en el libro aparecen muchos nombres de políticos y periodistas, como reconoce en el epílogo, ha querido hacer un libro amable. “No tenía ninguna intención de hacer sangre o pasar factura. Aunque me lo hubiera propuesto, no me habría salido. He podido tener discrepancias con la línea editorial, con algún columnista o, incluso, con el propio Pedro J, pero en El Mundo he trabajado siempre con mucha libertad y muy a gusto. Me parece mal la manía que hay en esta profesión de meterse unos con otros. Quería contar lo que a mí me había pasado y no hay ningún acontecimiento que no se pueda contar. No me he guardado nada en la mochila”, dice Sánchez.

A los periodistas digitales se les achaca que pisan poco la calle. “El título reivindica que los periodistas salgan a la calle, que no se queden en las redacciones, que vean las cosas y luego las cuenten, es la esencia de nuestra profesión. Estoy en contra de seguir los mítines en la cocina de casa y hacer informaciones con refritos de Google. El periodista tiene que estar en los sitios, verlo y contarlo. Por la precarización, los medios no quieren pagar viajes y ni siquiera taxis. Eso está acomodando al periodista”.

Manuel Sánchez comenta en el libro que es un periodista que necesita “dos folios y medio” para contar una historia. “En Internet, como se mide todo, se sabe cuánto tiempo se invierte en la lectura. “En ocho párrafos, a veces, no se pueden contar bien las cosas”.

Esta tarde a las 19,30 presentará Las noticias están en los bares en el Café Comercial. Le acompañarán Esther Palomera y Raúl del Pozo (el maestro, según aparece en el libro). Asistirán “muchos amigos periodistas y algunos políticos que conozco”. Desde Twitter ha invitado a todos sus amigos. “Yo solo quiero que acabe”, apostilla en el tuit.

¿Se convertirán los diarios en semanales?

Vendedora de periódicos en Cartagena de Indias. Foto: FGM

Vendedora de periódicos en Cartagena de Indias. Foto: FGM

Desde hace unas semanas corre el runrún de que un grupo español de medios está estudiando la posibilidad de imprimir un importante diario solo una vez a la semana. Si los lectores no compran todos los días, ¿por qué se imprimen los periódicos todos los días?

Internet, cambios en los hábitos en la lectura, la velocidad de las noticias… Cada día se venden menos periódicos y la industria de los medios, en lugar de reaccionar, continúa imprimiendo como si no hubiera mañana.

Hace unas semanas, tuiteé la siguiente afirmación de Umberto Eco: “Un diario tiene que convertirse en un semanal”. El profesor Rosental Calmon Alves, respondió “Así será”. Alves, que, además de impartir clases en la Universidad de Texas en Austin, organiza desde hace 16 años el simposio de periodismo digital (ISOJ) desde hace 16 años, uno de los eventos de periodismo digital con más prestigio del planeta, está convencido de que “muchos periódicos dejarán de ser diarios en los próximos años y pasarán a imprimirse solo en los fines de semana”.

Le pregunté por correo electrónico a Alves sobre casos en Estados Unidos de periódicos que solo imprimen en fines de semana.

“Varios periódicos en Estados Unidos decidieron reducir el número de días en que salen por semana en edición impresa. Estos casos se tornaron más visibles en 2008-2009, durante la gran recesión económica. El primer caso famoso, en diciembre de 2008, fue el del Detroit Free Press y su publicación hermana, The Detroit News, que redujeron la entrega de periódicos a los suscriptores a jueves, viernes y domingo. En los otros días, pasaron a tener una edición impresa muy reducida, disponible en pocos quioscos. Recuerda que aquí en Estados Unidos, más del 80% de la circulación de periódicos es por suscripción. Por lo menos una centena de otros periódicos más pequeños y menos importantes que los de Detroit siguieron el ejemplo. No he visto señal alguna de arrepentimiento por parte de los ejecutivos de Detroit. Por el contrario, solo he leído declaraciones de que si no fuera por la reducción del número de días de la edición impresa, los periódicos habrían desaparecido. Después vino el caso de Advanced Media, una cadena de periódicos de la  familia Newhouse. En 2012, algunos pasaron a imprimirse dos veces por semana y otros tres veces”.
El futuro inmediato llegó hace un tiempo. Entre semana leemos en Internet, escuchamos la radio y vemos la tele. Para muchos, la lectura pausada en papel es un placer reservado para el fin de semana, como el paseo o el vermú.

Las portadas de los diarios (salvo La Razón, claro) coinciden en señalar el cambio político

Basta con echar un vistazo a las portadas de los diarios nacionales para comprobar que casi todas coinciden en señalar que las elecciones de ayer han producido un cambio político en España. La mayoría hablan del vuelco a favor de la izquierda (El País), el desplome del PP (20Minutos,  edición Madrid), cambio político (El Mundo) y la pérdida de poder del PP pese a la victoria en votos (ABC). Solo La Razón, siguiendo la máxima de que no se debe dejar que la verdad estropee un titular, emplea “Inestabilidad” con un tamaño de letra exagerado para explicar a sus lectores los resultados de las elecciones.

portadas 25 de mayo

Portadas en Internet

Desplome, batacazo, duro golpe… El País, El Mundo y 20Minutos han elegido términos rotundos para titular el día después de las elecciones en Internet (9,30 horas). ABC opta por dar la cifra de electores que pierde el PP, La Vanguardia abre con un artículo de Enric Juliana, “España vira a la izquierda”, y El Periódico resume la situación municipal de Barcelona: “Colau destrona a Trías”. La Razón, como no podía ser de otra forma, se decanta por un ángulo favorable al Partido Popular: “El PP gana las elecciones pero queda a merced de los pactos de izquierda”.

EL PAÍS

Captura de pantalla 2015-05-25 a las 09.27.19EL MUNDO

Captura de pantalla 2015-05-25 a las 09.27.44

20MINUTOS

Captura de pantalla 2015-05-25 a las 09.30.44

ABC

Captura de pantalla 2015-05-25 a las 09.31.15

LA RAZÓN

Captura de pantalla 2015-05-25 a las 09.31.44

LA VANGUARDIA

Captura de pantalla 2015-05-25 a las 09.32.25

EL PERIÓDICO

Captura de pantalla 2015-05-25 a las 09.32.51

 

Toni Piqué: “Las noticias son el primer conector para llevar a la gente a tu página”

Toni Piqué interviniendo en el XIII Encuentro de Responsables de Tecnología de los Medios de Comunicación.

Toni Piqué intervino en el XIII Encuentro de Responsables de Tecnología de los Medios de Comunicación. Foto: Juan Manzanara.

“Es imprescindible que los profesionales de la tecnología y los periodistas trabajen juntos. Para eso hay que generar confianza”, explicó Toni Piqué en la inauguración del Encuentro de Directores de Tecnología de Medios, que se ha celebrado en Huesca esta semana. La Asociación de Periodistas de Aragón organiza esta cita anual de técnicos y gestores que se lleva a cabo desde hace 12 años.

Toni Piqué es director de Proyectos en Sol361/Cases & Associats. Antes, trabajó en La Vanguardia, donde fue jefe de sección. También ha sido director del Diari de Tarragona y director de negocio/experiencia de usuario de Ara. En su intervención aseguró que “las noticias deben ser el primer conector para llevar a la gente a tu página”. Además, puso de manifiesto la importancia de las redes sociales para difundir los contenidos de los medios de comunicación. “Quien está sirviendo de inductor para la lectura de las noticias es la recomendación social”.

Piqué no encuentra en los periódicos piezas que le llamen la atención. “Ahora, en plena campaña electoral, vemos que damos las noticias como si fuera una carrera de caballos.  Vamos a golpe de encuestas, hablamos del que va delante y del que va detrás… Estos días en los diarios no he encontrado nada interesante de la campaña, salvo tres o cuatro artículos que me han interesado y, por cierto, todos publicados en medios digitales. Si perdemos el afán por dar noticias, por qué le va a interesar a la gente lo que hacemos“.

“Hace tiempo que en el mundo digital se habla del desempaquetado. Si uno quería leer los deportes, no tenía que pasar por economía, política y demás secciones del periódico sino que iba directamente  a lo que buscaba. Ahora ya no necesitas ni siquiera pasar por la página la portada. Se accede directamente a las noticias. Eso le da más libertad al lector”, comenta.

Considera que los medios pueden aprovechar mejor su capacidad de prescripción. “Las marcas periodísticas prescriben más de lo que puede parecer a primer vista. No solo inducen al consumo de noticias, también promueven otros consumos periféricos. Los más conocidos son los libros, la música y el cine, pero hay más. Por ejemplo, algunos medios informativos obtienen muchos ingresos por ventas relacionadas con la comida y la cocina”.

Piqué es un firme defensor de la suscripción como medio para financiar a los medios. “El suscriptor es alguien que se fía de ti. Adelanta un dinero  por una cosa que recibirá pasado un tiempo. La publicidad no va a volver a los medios, digitales o no. Donde nos la vamos a jugar es en la venta por contenidos y allí, los lectores fieles, el consumidor de siempre que se llama suscriptor, es el que va a ayudar, el que puede exigir y el que anima para continuar en el sector. Hay que suscribir a la gente“.

El teléfono es el rey de las noticias de Internet

Ayer, domingo, El País dedicaba dos páginas de la edición impresa a explicar su “profunda transformación digital” y, de paso, presumían de su apuesta por “Compartir noticias en la era del móvil“. Además de investigar nuevos caminos para las noticias, el romance de los diarios con los teléfonos tiene mucho que ver con el amor de conveniencia.

Mientras la publicidad desaparece de los periódicos, con el aumento del uso de smartphones crece la publicidad en los teléfonos. En el informe de 2014 del Pew Research Center, una de las conclusiones resume lo que está sucediendo “A medida que los usuarios migran al smartphone, los anunciantes los siguen”.

El año pasado, la inversión publicitaria en el móvil fue de 19.000 millones de dólares, un 78% más que en 2013, año en que la cifra publicitaria fue de 10.700 millones de dólares. Aunque es un incremento espectacular, representa una desaceleración de los años anteriores en los que se producían crecimientos de más del 170%.
Captura de pantalla 2015-05-18 a las 09.37.52En el análisis de las 50 páginas de noticias más populares de Estados Unidos, 39 sitios tenían ya el año pasado más visitas desde teléfonos y tabletas que de ordenadores. En cuatro sitios el tráfico era similar y en solo siete sitios el tráfico de ordenadores era superior al móvil, según datos de comScore citados en el informe del Pew.

Si se trata del tiempo de permanencia en página, los PC todavía dominan. La permanencia en los teléfonos móviles solo superaba el 10% de los principales sitios de noticias digitales.

Nueve sitios nativos digitales contabilizaron en 2014 más tráfico de ordenadores que de  móviles.

Captura de pantalla 2015-05-18 a las 09.27.11

¿Facebook quiere ser el quiosquero o el periódico?

Instant Articles. Foto: Facebook

Instant Articles. Foto: Facebook

The New York Times, The Guardian, NBC News, National Geographic y los europeos BBC News, Spiegel y Bild publicarán sus contenidos en Facebook. Son los primeros nueve que se han apuntado a Instant Articles, pero se sumarán más y pronto lo harán también medios españoles.

El director de El País, en una reciente conversación con Vargas Llosa, comentó que un 50% de quienes les visitaban en Internet no pasaban por la portada del periódico. Lo que hacen (hacemos) los lectores es entrar directamente en las noticias porque las encontramos en redes sociales, Google y por enlaces de sitios de referencia como Menéame, entre otras fuentes de tráfico.

Seguramente, el director de El País se queda corto en su estimación porque algunos grandes medios internacionales reconocen que el 60% de su tráfico proviene de Facebook y no pasa por la portada. Jeff Jarvis, en El fin de los medios de comunicación (Editorial Gestión 2000), explica que  en un estudio de la CUNY (Universidad de la Ciudad de Nueva York) llegaron a la conclusión de que los sitios web de noticias recibían una docena de visitas por usuario al mes, mientras que Facebook lograba el mismo número de visitas por usuario en un solo día. Es decir, Facebook tiene tráfico, mucho tráfico que producen más de 1.440 millones de usuarios activos.

Los periódicos buscan el tráfico porque, hoy por hoy, sus ingresos dependen en gran medida del número de visitas. Con el nuevo servicio Instant Articles, los diarios y otros creadores de contenido contabilizarán las visitas y la red social se quedará con un porcentaje, alrededor de un 30%, de los beneficios. Planteado así no parece mal negocio para los generadores de contenido.

Como el tráfico es la gallina de los huevos de oro, surge una importante duda: ¿para qué necesitará Facebook a los medios cuando nos hayamos acostumbrado a leer allí las noticias y pasemos de los periódicos?  O, dicho de otra forma, ¿qué sucedería si Mark Zuckerberg decide dejar de ser el quiosquero para convertirse en el periódico?

La esquela sin nombres de El País

El pais esquela

Los periódicos explican mucho sus éxitos, pero hablan poco de las cosas importantes que les suceden y que los lectores deberían conocer de primera mano. El País cerró hace poco las delegaciones de Galicia, Andalucía, Comunidad Valenciana y País Vasco y las sustituyó por corresponsales. Poco o nada ha explicado el periódico de Prisa sobre este asunto. Ayer, con el estreno del nuevo diseño, en primera página anunciaron que “Las ediciones de EL PAÍS a partir de hoy son Nacional, Europa, Cataluña, Madrid y América. La información que antes contenían las ediciones locales se incluyen en la nacional”.

Y eso es todo. Cuatro delegaciones cerradas y en la esquela ni siquiera figuran sus nombres.

La última reunión de portada del New York Times

“Lo que sucede en el interior de las oficinas del New York Times (NYT) jamás atraviesa los muros de su edificio”, escribía Gay Talese en 1969. Eran otros tiempos para los diarios. Como aseguraba el escritor de periódicos, las noticias no producían impacto alguno hasta que no aparecían en letras de molde en un periódico que siempre se ha vanagloriado de publicar “noticias sólidas”.

La semana pasada, Mark Lacey (@marclacey), el editor que se encarga del fin de semana en NYT, publicó un tuit anunciando que se terminan las ceremoniosas reuniones de redacción de las 4 de la tarde donde se decidía la portada del periódico que terminaría en la imprenta. A partir de ahora, en la reunión donde antes se decidía la “Page One”, se comentarán las noticias para el digital.

Virginia P. Alonso, vicedirectora del grupo 20Minutos, le preguntó a Lacey por Twitter cómo se tomarían a partir de ahora las decisiones de primera página. “En la tarde, un pequeño grupo de editores decidirá la portada”, respondió Lacey.

Al parecer, continuará la reunión de las 10,30 de la mañana, donde se revisan los temas del día. El NYT, como estrategia publicitaria, quiere invitar a los anunciantes a que entren a la sala como observadores. Así, la hasta ahora sacrosanta reunión de portada puede convertirse en un espectáculo para los anunciantes.

En Quartz, un innovador medio digital que compite con el NYT desde Nueva York, no celebran reuniones de portada. Ni siquiera se reúnen una vez al día. Como mucho, los editores intercambian opiniones en una misma sala en un par de ocasiones a la semana. A la hora de organizarse, consideran que es más efectivo emplear la aplicación de mensajería Slack.

Los medios de comunicación rozan el aprobado (otra vez) en el barómetro del CIS

LosNotas instituciones Barómetro del CIS medios de comunicación suspenden en confianza de los ciudadanos en un barómetro del CIS donde solo aprueban la Guardia Civil, las Fuerzas Armadas y la Policía.

La Guardia Civil, con 6,02 es la institución más valorada por los españoles según el último barómetro del CIS de abril de 2015. Le siguen la Policía (5,95) y las Fuerzas Armadas (5,51). En el ranking de 16 instituciones, el primer lugar por debajo del 5 lo ocupan los medios de comunicación (4,57).

Después de los medios de comunicación, en quinto lugar se encuentra la Monarquía (4,34), seguida de el Defensor del Pueblo (3,96), la Iglesia Católica (3,61), Tribunal Constitucional (3,40), los Gobiernos de las Comunidades Autónomas (3,20), los Parlamentos de las Comunidades Autónomas (3,14) y las organizaciones empresariales (3,19).

La peor nota media es la de los partidos políticos que obtienen un 2,23.

Si se tiene en cuenta el recuerdo de voto de los encuestados por el CIS, llama la atención que el 10,8% no tiene ninguna confianza en los medios de comunicación. En el otro lado de la tabla, el 2,6 confía mucho. Los votantes del PP, con un 3%, son los que más confianza tienen en los medios. Si se comparan los resultados con los de la Iglesia Católica, por ejemplo, los medios no salen mal parados: el 29,9% no tiene ninguna confianza en la Iglesia y el 4,7%, por el contrario, confía mucho.