20 hit combo 20 hit combo

Thank you Mario! But our princess is in another castle! Toad (Super Mario Bros.)

Entradas etiquetadas como ‘lego’

A Lego: El Hobbit le faltan algunas piezas

Nuevo juego de Lego con licencia multimillonaria, nueva aventura divertida y desenfadada, y ya van… tropecientas. Sí, siguen siendo graciosas y entretenidas, pero corren el riesgo de saturar el mercado del mismo modo que lo hicieron en el pasado Lara Croft, los juegos de mascotas o los Dragon Ball Z de las últimas generaciones.

Esa es una de las piezas que empieza a soltarse en esta construcción, no tanto la falta de ideas innovadoras como la falta de aire. Nadie —o casi nadie— espera que un título de Lego revolucione el panorama de los videojuegos, pero un merecido descanso entre lanzamiento y lanzamiento ayuda a mantener la frescura.

lego hobbit

Lego: City Undercover, Lego: Legends of Chima, Lego: Marvel Superheroes, Lego: La Película El Videojuegoy ahora Lego: El Hobbit. Estos son sólo algunos de los últimos títulos de la franquicia, pero la lista total es mucho más abrumadora. En serio, poner el freno a tiempo es un ejercicio de responsabilidad y, en ocasiones, una inteligente estrategia comercial que garantiza muchos más años de pleno rendimiento sin quemar la fórmula del éxito.

Dicho esto, hay que reconocer que Lego: El Hobbit es un buen juego, no tan redondo como el de Marvel, con un desarrollo lineal más tipicón, pero hecho con mucho gusto y sentido del humor. Aun así, hay algunas cosillas que me chirrían, más allá de la reiteración de fórmulas.

lego_lo_hobbit_389264

En primer lugar, desde la primera vez que vi el juego, tuve la sensación de que es el Lego menos Lego que ha visto la luz hasta el momento. El motivo es que, aunque todos los personajes son los típicos muñequitos de la marca de juguetes, la mayor parte de los escenarios no está formada por piezas de construcción sino que tiene una estética realista muy alejada del estilo Lego habitual.

Por otro lado, sucede algo extraño con las voces. No se ha contratado a los actores de doblaje de las películas, pero tampoco a ningún otro sino que se han limitado a insertar los diálogos del filme en el juego. De este modo, la sensación general es la de estar escuchando cortes de audio —que es lo que son— insertados casi siempre de forma muy forzada y cantosa.

La última gran pega, quizá la más sangrante, es que el título sale a la venta cuando aún falta una película de la trilogía por estrenarse. Aunque en un principio la propia Warner dijo que la tercera parte de El Hobbit tendría su propio juego exclusivo, lo cierto es que los planes parecen ser añadir el final de la historia mediante DLCs, muy al estilo Capcom.

¿Harán mella todos estos peros en las ventas del juego o el furor Lego —disparado gracias a la soberbia Lego Película—volverá a darle un éxito a Warner y TT Games?

Homenaje a Marvel con bloques de LEGO

Hace ya muchos juegos que la fórmula LEGO alcanzó su punto álgido. Son divertidos, son vistosos y sobre todo, constituyen un fastuoso homenaje a las franquicias que parodian. De hecho, no es raro descubrir que las versiones LEGO de tal o cual película son mejores que los videojuegos oficiales de ese mismo filme.

Con este LEGO Marvel Super Heroes eso es precisamente lo que tenemos, una gran oda al universo superheroico de la famosa editorial, con decenas de héroes y villanos plastificados viviendo aventuras en un mundo hecho a base de bloques de construcción.

lego-marvel-super-heroes

No vamos a encontrar nada nuevo aquí, todas las características marca de la casa se repiten: mucho sentido del humor, infinidad de niveles y personajes, multitud de coleccionables y elementos por desbloquear que animan a rejugarlo, libertad de movimiento por la ciudad…

Es decir, que si has jugado a cualquier otro LEGO, ya sabes a qué atenerte, también en los defectos: puzles facilones, baja dificultad (morir apenas conlleva penalización)…

Si te gusta el planteamiento, esto es más de lo mismo pero con el encanto de Spider-Man, Lobezno, Hulk, Iron Man y compañía, que no es poco. Yo, fanático del universo Marvel y admirador del buen hacer TT Games, lo estoy disfrutando como un enano.

¿Os mola el planteamiento LEGO en los videojuegos?

El Señor de los Anillos, Star Wars, Alicia y el buen uso de las licencias

Si bien es cierto que la calidad de los videojuegos basados en licencias suele ser bastante pobre (los recién lanzados Family Guy y El Origen de los Guardianes son un par de buenos ejemplos), como en todo en la vida, también hay excepciones. Además, por fortuna, hay un par de títulos recientes que demuestran lo bien que puede salir un juego con franquicia cuando se hace con amor.

El primero de ellos está basado en el Señor de los Anillos. Lo cierto es que la obra cumbre de J.R.R. Tolkien y su versión cinematográfica siempre han tenido bastante suerte en sus adaptaciones a videojuego: Las dos torres y El retorno del Rey fueron un par de juegos de acción memorables mientras que los RPG y títulos de estrategia, en el peor de los casos, han mantenido el tipo.

Si mezclamos esa riqueza y atractivo de contenido con el talento de TT Games y su buen gusto a la hora de construir videojuegos a base de fichas de LEGO virtuales, nos encontramos con LEGO El Señor de los Anillos, quizá el mejor título de todos los que aprovechan el encanto de las emblemáticas piezas de construcción.

Mejor aún, LEGO El Señor de los Anillos no solo destaca entre otros juegos similares de TT Games sino que lo hace como juego de acción y aventuras notable y como adaptación sublime. Pocas veces se ha visto tanto respeto por una obra original como en este caso: escenas calcadas de las películas, detalles extraídos de los libros, la música y las voces originales de la trilogía de Peter Jackson… Más llamativo resulta que esta fidelidad haya tenido que venir de un juego de tono paródico.

En este nuevo ESDLA hay 18 niveles con desarrollo de mundo abierto, cooperativo para dos jugadores (como siempre), algún pequeño puzle, gráficos vistosos, misiones secundarias, 80 personajes y amor, mucho amor. Es todo tan entrañable que hace que nos olvidemos de la cantidad de veces que nos han contado esta historia y de las ya muy trilladas mecánicas de los juegos de LEGO.

La segunda excepción que creo justo citar está relacionada con Star Wars. Admito que el universo de George Lucas ha tenido maravillosos exponentes en el mundo del videojuego (los que vieron la luz en Super Nintendo, los Rogue Squadron, Knights of the Old Republic, los Battlefront…), pero ha sido bastante irregular y también ha contado con no pocos pufos (mi mente no puede olvidar aquella cosa llamada Masters of Teräs Käsi y prefiero no hablar de Kinect Star Wars). Sin embargo, lo último de La guera de las galaxias en videojuegos pertenece al primer grupo, al de los buenos.

Si El Señor de los Anillos ha tenido que recurrir a LEGO para obtener una adaptación excelente, Star Wars ha tenido que fusionarse con las criaturitas de Rovio, los Angry Birds. No puedo negarlo, me he enamorado de Angry Birds Star Wars, está hecho con un criterio excelente. Por un lado, combina las mecánicas del Angry Birds original con el juego de gravedad que proponía Angry Birds Space y, por otro lado, transforma todo el universo de los pajarillos en el de las películas de Lucas.

La fusión de estos dos universos tan dispares es magistral: los niveles están divididos en planetas y localizaciones de la saga galáctica Tatooine, Hoth o la Estrella de la Muerte, la música y los efectos sonoros combinan lo más característico de ambos mundos (Rovio remezclado con John Williams, los grititos de los pájaros con ruido de láseres y sables de luz), los cerdos están caracterizados como tropas imperiales, guerreros tusken y otros conocidos personajes, hay ilustración que van narrando la historia, hay AT-AT walkers… ¡hay hasta cortinillas al principio de cada nivel!

Aunque lo mejor es la transformación de los populares y malhumorados pájaros en personajes de la saga. El cambio no es solo de aspecto sino también de poderes: el pájaro rojo es Luke Skywalker y usa el sable de luz (para destruir enemigos, construcciones o devolver disparos), el amarillo es Han Solo y dispara tres veces con una pistola de rayos láser (que rebotan sobre el metal), el negro es Obi Wan y puede usar el poder de la Fuerza, la rosa es Leia y posee una curiosa arma que lanza un rayo tractor… Estas nuevas habilidades conllevan significativos cambios jugables respecto a los Angry Birds anteriores. Mi opinión sobre Rovio mejora por momentos.

Por último, pese a que ya tiene un par de añitos de existencia, no quería dejar pasar la oportunidad de mencionar el fantástico Alicia en el País de las Maravillas de Nintendo DS, un juegazo con licencia de la película de Tim Burton que estoy pudiendo jugar ahora y que me está dejando boquiabierto. Tanto me está gustando que dejaré su análisis para un próximo “Viejas (o no tan viejas) joyas”.

Estas tres excepciones, que recomiendo encarecidamente, tienen un punto en común: ninguna de ellas consiste en una adaptación tal cual, simple y ramplona, de la licencia a la que representan, sino que en todos los casos suponen una vuelta de tuerca a una determinada franquicia, una mirada diferente a unas historias y personajes ya de sobra conocidos por todos. Queda demostrado que en el riesgo está el triunfo.

¿Qué otros casos de licencias bien aprovechadas recordáis?

El lado Lego de la aventura

Los muñequitos de Lego, que ya han triunfado en las consolas con su particular adaptación de La Guerra de las Galaxias, repetirán experiencia con otros dos grandes de la ficción: Batman e Indy.

En mi opinión, la cosa no podía pintar mejor. Con que mantengan el nivel de Lego Star Wars, la diversión estará garantizada.

De hecho, los juegos de las últimas películas de Star Wars han sido bastante mediocres, pocos han pasado del aprobado raspado, algunos de ellos casi ni eso (hay por ahí algunas versiones portátiles muy ‘chuscas’).

Que yo recuerde (si se me pasa alguno, os ruego que me lo recordéis), sólo el primer Caballeros de la Antigua República alcanzó el sobresaliente, y de eso ya han pasado cinco años (los Battlefront, como bien comentáis algunos, también alcanzaron un buen nivel).

Tuvieron que llegar los muñequitos de Lego para arreglar la situación, casi de tapadillo, ganando popularidad de boca en boca. Los tres juegos de Lego Star Wars (las dos trilogías por separado y un recopilatorio de ambas) han destacado por su frescura, su variedad, un extensísimo plantel de personajes controlables y un genial sentido del humor que no impide mantener la fidelidad a las películas.

Las versiones Lego de Batman e Indiana Jones verán la luz este verano, aprovechando el estreno de las nuevas películas de ambas sagas, aunque no estarán basados en ellas. El juego de Batman pondrá al Hombre Murciélago y a algunos de sus aliados a luchar contra los villanos que han huido del Arkham Asylum de Gotham:

Lego Indiana Jones retomará la primera trilogía del arqueólogo aventurero. Tal vez más adelante se animen a adaptar El reino de la calavera de cristal:

¿Os gustan los videojuegos de Lego?