¿Debemos los dueños de los perros eliminar con agua los orines de nuestros perros?

Una de las noticias que más lectores tuvieron ayer en este periódico fue la decisión del Ayuntamiento de Almería de imponer la obligación a los dueños de perros de limpiar los pises de sus animales con una mezcla de agua y vinagre. Las multas por no hacerlo pueden llegar a los 750 euros, aunque habrá un plazo de adaptación.

Reconozco que tanto éxito me sorprendió, porque no es una iniciativa novedosa. Para nada. En los últimos años se han ido sucediendo multitud de ordenanzas municipales en este sentido. Palma, Mataró, Alboraya, Benalmádena…

Sería interesante saber cuántas multas ha puesto Mataró en estos dos años. Este tipo de normativas son de difícil gestión a la hora de multar. De hecho hay otras normativas importantísimas, como la obligatoriedad del chip de identificación o la vacuna, que mayoritariamente se incumplen y tampoco se persiguen desde la Administración.

Es este país somos expertos en poner normas que luego quedan en papel mojado o que solo se aplican de Pascuas a Ramos.

La cosa es que ir durante el paseo con una botella (una par de ellas de dos litros si se tiene un perro grande o más de uno) a cuestas para ir regando el asfalto es un tanto ridículo, la verdad. El orín de los perros no transmite enfermedades, se evapora o se lo lleva la lluvia, sin más.

Eso, si los perros lo han hecho dónde deben, claro. Y ahí está el meollo del asunto.

La cuestión es que estas medidas llegan porque los dueños de los perros lo hacemos con frecuencia entre mal y muy mal. No podemos exigir nuestros derechos como dueños de animales si no cumplimos con la parte que nos toca.

No podemos permitir que nuestros perros orinen en cualquier sitio.
Deberíamos impedir siempre que lo hagan en los escalones o laterales de los portales, en los cierres de las tiendas, en los sacos de obras que unos trabajadores tendrán luego que manejar, en los contenedores u otro tipo de mobiliario urbano.

Es comprensible que el señor que tiene que abrir a diario una tienda cuyo cierre está lleno de meados, el que puso un restaurante con una fachada decorada que ha quedado deslucida por los pises o la comunidad que tiene una esquina del mármol del portal hecha unos zorros, estén hasta el gorro y eleven sus quejas. Tienen todo el derecho a que sus propiedades sean respetadas.

Sobre todo con los machos, más dados a ir marcando, es algo que hay que controlar. No pasa nada por regar un poco un árbol o un parterre o por arrimarse a los setos de los parques, pero no todo vale.

Sobra decir que esa actitud es extrapolable a muchos otros aspectos de la tenencia de perros, que ha de ser responsable siempre. Hay que recoger siempre los excrementos, harta estoy de contarlo en este blog. Si la norma o las circunstancias indican que el perro debe ir atado, pues atado. Y si toca bozal, pues ajo y agua.

Respondiendo a la pregunta que planteo. Pues me temo que si la ordenanza municipal lo obliga, no nos queda más remedio que cumplir el mandato de la ley, por mucho que no comulguemos con él.

Pero para evitar que aquellos municipios en los que aún no está así estipulado decidan repetir la jugada, tenemos que ponernos las pilas y tener un comportamiento ejemplar para demostrar a todo el mundo, incluso a los más reacios, que podemos convivir cívicamente todos en sociedad.

Perla es una cruce de mastín de apenas tres años. La rescataron hace dos años.

Por casualidades de la vida (aunque yo creo más en la causalidad que en la casualidad), esta perrita que vagaba por las calles de un pueblo de Jaén, fue a parar a un sitio donde se impartía un curso de Protección Animal”.

Cuando llegó el momento del descanso, se acercó a la gente a pedir comida. Evidentemente le dieron de comer y pasó ese rato rodeada de humanos amables que le daban comida y caricias. No mostró miedo, al contrario, era muy sociable.

Al final, terminó echándose una siesta en el salón de actos donde se daba la conferencia.

Y como era de esperarse, los humanos que organizaron el evento la rescataron. No consiguieron casa de acogida, por lo que tuvieron que llevarla a una residencia. Y aunque han hecho muchos esfuerzos para encontrarle un hogar, nadie se ha interesado en ella, nadie ha querido adoptarla. Lleva ya dos años esperando ese final feliz.

Es muy sociable y cariñosa. Se lleva bien con otros perros y gatos.

Contacto: ageraaproyectohogar@gmail.com y 670959688

11 comentarios · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser Toren

    Pues sí deberíais limpiarlo, por que sobre todo en esta época de verano apesta a orín por todas las calles. Además mean el las esquinas de los edificios ajenos. Si no lo limpias por lo menos que tu perro mee en el edificio en donde vives, así comprobarás el efecto que produce.

    02 julio 2019 | 14:09

  2. Dice ser Elisabet

    Yo limpiaba con agua el pis de los perros, tenía una bolsita de serrin por si había diarreas repentinas y portaba mis bolsitas para recoger las cacas (todo metido en una bandolera que era la que tenia para sacarlos de paseo) y NO eran mis perros eran mis acogidas temporales, pero entendía que era lo que había que hacer por un pueblo mas limpio y agradable para todos, colaborando con una protectora comprendía que no hay nada mejor que predicar con el ejemplo.

    02 julio 2019 | 14:29

  3. Dice ser Lola

    Hay gente pa tó, frente a mi casa hay un colegio que tiene un jardín, donde hay plantadas diversos tipos de flores y árboles, algunos dueños de perros les dejan saltar la pequeña cerca que hay para que hagan ahí sus necesidades, muchas veces he visto desde mi ventana como el chucho en cuestión rompe plantas recién plantadas, a mí esas cosas me parecen muy poco cívicas, lo mismo que quien se dedica a masticar chicle y tira el envoltorio al suelo y lo que es peor, tira el chicle a la acera y que ahora mismo con estos calores hace que se peguen a la suela de los zapatos, aparte del dinero que cuesta limpiar toda esa inmundicia. Hay que educar en las buenas maneras ciudadanas, pero parece que eso no es importante.

    02 julio 2019 | 14:35

  4. Dice ser RVFCore

    Sí, debemos, Es una guarrería sacar al perro, que se mee en la puerta de tu casa, o en la de tu vecino, y dejar eso así. No cuesta nada llevar una botellita de agua y limpiarlo en la medida de lo posible para que al menos no quede el olor y la mancha.

    02 julio 2019 | 15:41

  5. Dice ser Raquel

    Con mis mejores deseos para todos los animales,he de decir que el orín se los perros no se evapora sin más,al contrario,deja manchurrones asquerosos en las aceras,huele fatal cuando se recalienta del sol el suelo meado,corroe los bolardos,los buzones,las señales de tráfico,farolas,neumáticos de coche etc,da asco andar pisando meados y los árboles dan pena de tan meados que tienen los troncos.Sinceramente,que los mismos perros mean cada día los mismos lugares hasta que se deshacen,y eso varias veces al día,miles de perros.Por favor,que se termine ya está guarrería

    02 julio 2019 | 15:49

  6. Dice ser lastMonkey

    “Es este país somos expertos en poner normas que luego quedan en papel mojado o que solo se aplican de Pascuas a Ramos.” … NO … más bien en este país somos más de inclumplir todas aquellas normas que no nos suponga una multa … si no hay multa pues incumplimos, como niños pequeños, que si no le pones castigo no hacen caso.

    Así vamso, así de listos somos… si lo razonable es que tu perro cague donde quiera y que se joda el resto.

    02 julio 2019 | 16:31

  7. Dice ser MARIA JOSE

    Buenas tardes, pues no estoy de acuerdo de eliminar con agua.

    02 julio 2019 | 17:46

  8. Dice ser Cristina

    Soy mayor. Sólo estamos mi perro y yo. Llevo el bastón en una mano y la correa en la otra.
    ¿Qué queréis hacer conmigo? Bastante hago online sujetarlo cuando salen a traición los gatos (muchos y callejeros) de debajo de los coches.

    02 julio 2019 | 19:43

  9. Dice ser Por supuesto

    Por supuesto que sí.
    Qué harías tu Melisa o el dueño de una casa si yo fuera y meara en tu esquina?
    Pues eso, el que tiene perro debe responder por todo lo que su can ensucia.
    Y si no multa.

    03 julio 2019 | 9:58

  10. Dice ser Fernando

    Los orines en arbolado salinizan el suelo, provocan la compactación de las arcillas y dificultan la permeabilidad. Matan las especies herbáceas y dañan la corteza de los árboles favoreciendo los ataques por hongos. Un mismo árbol puede recibir decenas de meadas al día, eso no hay especie que a la larga lo resista.
    Se debe enseñar a mear en alcorques o pipicanes, hay que respetar si se quiere ser respetado.

    03 julio 2019 | 18:24

  11. Dice ser dieuthuyenvtt

    Hay gente pa tó, frente a mi casa hay un colegio que tiene un jardín, donde hay plantadas diversos tipos de flores y árboles, algunos dueños de perros les dejan saltar la pequeña cerca que hay para que hagan ahí sus necesidades, muchas veces he visto desde mi ventana como el chucho en cuestión rompe plantas recién plantadas, a mí esas cosas me parecen muy poco cívicas, lo mismo que quien se dedica a masticar chicle y tira el envoltorio al suelo y lo que es peor,
    ghế bar sắt

    25 agosto 2019 | 12:18

Escribe aquí tu comentario





    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Antes de enviar su comentario lee atentamente las normas para comentar en 20minutos.es.
    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Algunos blogs tienen moderación previa, ten paciencia si no ves tu comentario.

    Información sobre el tratamiento de sus datos personales

    En cumplimiento de lo dispuesto en el Reglamento (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales y a la libre circulación de estos datos, y Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales le informamos que los datos de carácter personal que nos facilite en este formulario de contacto serán tratados de forma confidencial y quedarán incorporados a la correspondiente actividad de tratamiento titularidad de 20 MINUTOS EDITORA, S.L, con la única finalidad de gestionar los comentarios aportados al blog por Ud. Asimismo, de prestar su consentimiento le enviaremos comunicaciones comerciales electrónicas de productos y servicios propios o de terceros.

    No está permitido escribir comentarios por menores de 14 años. Si detectamos el envío de comentario de un usuario menor de esta edad será suprimido, así como sus datos personales.

    Algunos datos personales pueden ser objeto de tratamiento a través de la instalación de cookies y de tecnologías de tracking, así como a través de su acceso a esta web desde sus canales en redes sociales. Le rogamos consulte para una más detallada información nuestra Política de Privacidad y nuestra Política de Cookies.

    Los datos personales se conservarán indefinidamente hasta que solicite su supresión.

    Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad de sus datos, de limitación y oposición a su tratamiento, así como a no ser objeto de decisiones basadas únicamente en el tratamiento automatizado de sus datos, cuando procedan, ante el responsable citado en la dirección dpo@henneo.com

    Le informamos igualmente que puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, si no está satisfecho con en el ejercicio de sus derechos.