BLOGS
Trasdós Trasdós

No nos disgusta la definición del término trasdós: la "superficie exterior convexa de un arco o bóveda". En este blog perseguimos estar en alerta y con el objetivo siempre dispuesto para capturar los reflejos, destellos, brillos y fulgores que el arte proyecta.

Edgar Allan Poe, un amante de las mentiras

Poe en 1949, el año de su muerte

Poe en 1949, el año de su muerte

Mucha información, pero pocos datos verificables. Entre la mentira y la fantasía, la vida de Edgar Allan Poe (1809-1849) está envuelta en una neblina de confusión.

Sorprende que de una época relativamente cercana, con abundantes documentos escritos y el nacimiento de la fotografía, ni siquiera se conserve el certificado de nacimiento del escritor. Nació en Boston en el año 1809, aunque hay quien dice que nació en Baltimore un par de años después. Ni en ese insignificante dato hay unanimidad.

Él ayudó también a sembrar la duda a lo largo de su vida. La única nota autobiográfica que escribió -en una antología de poesía norteamericana publicada en 1842- está llena de imprecisiones, exageraciones y mitos que utilizó para convertirse en un personaje literario, mencionando incluso que se unió a los griegos en su lucha por la independencia en 1828, como buen poeta romántico.

Luego llegaron las biografías -entre ellas la del escritor Charles Baudelaire, que lo promocionó en Francia- que dibujaban a Poe como un demonio, un alma perdida dada al alcohol y un poeta maldito. Otras versiones tiraban hacia la hagiografía y lo pintaban como un ángel incomprendido, una víctima del abandono emocional.

En los últimos años algunos autores han intentado desenmarañar con bastante pericia la madeja de datos y sucesos de la vida de Poe, como la biografía del inglés Peter Akroyd Poe, una vida truncada, que trata con cautela la información imprecisa, abre diferentes vías de investigación y cuenta con abundantes testimonios de la época.

Dedicamos este Cotilleando a… a Edgar Allan Poe, niño temeroso y falto de amor; melancólico e irritable; inseguro y presumido; humilde y soberbio; tétrico y tierno.

Dibujo del ilustrador Harry Clarke (1889-1931) para 'Ligeia'

Dibujo del ilustrador Harry Clarke (1889-1931) para 'Ligeia'

1. Hijo de actores pobres, la madre de Poe sufría de tuberculosis ya embarazada. El padre había abandonado a la familia y no se supo más de él. Ella murió cuando Edgar tenía dos años y él y sus dos hermanos, Henry y Rosalie, quedaron huerfanos. Cada niño fue a parar a una familia diferente y él fue acogido por John Allan, un próspero comerciante de Richmond (Virginia) que tenía entre sus negocios el tráfico de esclavos. Nunca llegó a adoptarlo y siempre tuvo una relación tormentosa con el escritor.

2. Pionero de la literatura de detectives con El escarabajo de oro y Los asesinatos de la calle Morgue; renovador de la literatura gótica con sus archiconocidos cuentos (El corazón delator, El pozo y el péndulo, El tonel de Amontillado…), autor de una sola novela (La narración de Arthur Gordon Pym) que fue la gran inspiración de La isla del tesoro de Robert Louis Stevenson… El éxito literario de Poe se vio reducido en vida del autor a modestos premios y publicaciones en revistas. Todos sus intentos de prosperar fueron fallidos.

3. El amor de su vida fue su prima, Virginia Clemm. Ella tenía siete años cuando él se mudó desde Nueva York a Richmond -como siempre, arruinado- a casa de su tía, que acababa de enviudar. Poe trataba a Virginia como su primita pequeña y cuando se enamoró en 1832 de una joven, la pequeña era la mensajera que llevaba las cartas de amor del poeta a su amada.

Virginia, retratada unas horas después de su muerte, cuando Poe se dio cuenta de que no había imágenes de su esposa viva

Virginia, retratada unas horas después de su muerte, cuando Poe se dio cuenta de que no había imágenes de su esposa viva

4. Cuando Virginia cumplió los 12 años, Edgar se dio cuenta de que la admiración que sentía hacia la belleza y la vitalidad de Virginia era demasiado fuerte. Le pidió que se casara con él con misivas desesperadas: “Virginia, mi amor, mi dulce Sissy, mi querida esposita, piénsalo bien antes de romper el corazón de tu primo”. Un año después contrajeron matrimonio. Ella aún no había cumplido los 14 y él tenía 27 años. Testigos de la época dicen que hasta que ella no tuvo 16 años, durmieron en habitaciones separadas.

5. La relación con la bebida es otro de los puntos oscuros de la vida de Poe. Algunos biógrafos sugieren que es posible que consumiera poco alcohol, pero que le afectara mucho. Otros apoyan la tesis de que era alcohólico. Parece ser que bebía frecuentemente y en abundancia: los amigos y conocidos hablaban de noches enteras de alcohol, de situaciones en las que Poe -inconsciente- necesitaba que lo recogieran para llevarlo a casa, llamadas a la Policía por disputas de borrachos… Beber fue un refugio en su trayectoria de fracasos, por el rechazo de su tutor, el desamor, la muerte y el futuro incierto que lo acechó siempre.

6. Edgar y Virginia fueron felices durante seis años hasta que ella, con 20, sufrió su primera hemorragia derivada de la tuberculosis. Era 1842, ella tocaba el piano y cantaba en el salón cuando la sangre comenzó a salir a borbotones de su boca. Durante cinco años Poe vivió huyendo del dolor a través de la bebida, en la pobreza más absoluta, aterrorizado por el visible deterioro del cuerpo de su esposa y por la llegada de una muerte inevitable. La escena del piano fue la primera de varias similares: “En cada una de esas veces sentí la agonía de su muerte, con cada avance de la enfermedad la quise cada vez más y me aferré a su vida con mayor y desesperada pertinacia“, escribió el escritor a su amigo y primer biógrafo John Ingram. Parece ser que Eleonora, Ligeia, Berenice y La caída de la Casa Usher fueron algunos de los relatos que surgieron a partir del terror hacia la muerte de Virginia, aunque Poe sólo reconoció haberle dedicado el poema Ulalume.

John Tenniel (famoso por sus dibujos de 'Alicia en el país de las maravillas') ilustra 'El cuervo'

John Tenniel (famoso por sus dibujos de 'Alicia en el país de las maravillas') ilustra 'El cuervo'

7. Su singular sentido del humor, negro y burlón, está presente en relatos satíricos como El rey Peste o Los Anteojos (un cuento en que el protagonista se enamora de una dama que resulta ser su abuela). Su don para el sarcasmo descubría un sentido de superioridad. También era un amante de contar mentiras, jugar con la credulidad del interlocutor y del lector.

8. En 1845 compuso el más famoso de sus poemas, la obra que lo representa: El cuervo. Causó sensación de manera instantánea en Nueva York. El famoso “Nunca más” que se repite a lo largo de la composición se convirtió, según las declaraciones de la época, en una especie de eslogan. Poe interpretaba el poema en los salones literarios con gran solemnidad, con luz ténue y con una manera de declamar que embelesaba a las damas de la audiencia.

9. “Hay un caballero intoxicado (…), que dice ser Edgar A. Poe, que parece sufrir de una gran angustia y dice conocerle. Y le aseguro que necesita asistencia inmediata”. La nota iba dirigida a Joseph Evans Snodgrass, editor del Saturday Visiter, una publicación de Baltimore en la que Poe había colaborado. Alarmado por el mensaje, Snodgrass fue a la taberna en la que estaba el escritor, frecuentada por borrachos y también utilizada convenientemente como centro electoral. Aquel día había elecciones al Congreso y allí estaba él, aturdido y sentado con una extraña ropa que no era de su talla, con el sombrero como única prenda con la que había salido de Richmond. Snodgrass pidió en la misma taberna una habitación para el escritor y se puso en contacto con un par de familiares de Poe, que “declinaron hacerse cargo de él”. Ingresó en el hospital Washington College, donde murió el 7 de octubre de 1849. Al funeral acudieron sólo cuatro personas y la ceremonia duró menos de cinco minutos.

10. Nadie sabe con certeza qué sucedió durante aquellos días en que Poe desapareció por las calles de Baltimore. La teoría más sólida es que lo utilizaron para votar en las elecciones al congreso, una práctica habitual en aquel entonces. Los agentes electoreales reclutaban a borrachos e indigentes para que votaran varias veces al mismo candidato recorriendo las tabernas convertidas para la ocasión en centros electorales. Incluso les cambiaban la ropa para que parecieran otros y los mantenían a la vista en los tugurios, proporcionándoles todo el alcohol que ellos quisieran. Pero no hay constancia de que Poe ingresara ebrio en el hospital y también se apunta a que pudo morir de un tumor cerebral, tuberculosis o diabetes.

Helena Celdrán

15 comentarios

  1. Dice ser Matagigantes

    El Rey del Terror. Y con el mérito de no apellidarse “rey”, como Stephen King a quien le llamaron rey del terror solo por hacer una gracia con su apellido.

    Poe es un escritor fantástico, con una vida tan interesante y dramática como sus relatos.

    Otro grande es Howard Philips Lovecraft.

    King no está entre los grandes.

    09 Noviembre 2011 | 18:47

  2. Dice ser Lucas Trapaza

    unos dicen que nació en 1809 y otrs en 1909, naa, un pequeño desliz sin importancia de los “borra mensajes”

    09 Noviembre 2011 | 19:43

  3. Disculpa por el baile de números, Lucas. Ya está corregido.

    09 Noviembre 2011 | 19:49

  4. Dice ser Mentira

    Si así fuera, sería un punto para ser político, especialmente en nuestros días.

    Sin embargo, dudo mucho que así fuera; tenía la suficiente creatividad como para estimar la difusión de la verdad sobre sí mismo.

    09 Noviembre 2011 | 20:04

  5. Dice ser Pablo

    Siempre me llamaron la atención las similitudes literarias e incluso físicas entre Poe y Baudelaire. Buen artículo. Enhorabuena a los dos por traer artistas tan atractivos (y a veces tan poco conocidos pero necesarios) a una publicación tan popular como 20Minutos. Es un gustazo leeros.
    ¡Ciao!

    09 Noviembre 2011 | 20:55

  6. Dice ser keiko

    la unica mentira que nos ofenderia de este gran novelista seria…que sus libros no fuesen escritos por el….sel resto es la actitud favorita de los politicos a los cuales la gente ya se acostumbro …digo yo ..

    09 Noviembre 2011 | 22:43

  7. Dice ser Pablo

    Pero joder, ¿es que hay que hablar de política hasta cuando se trata la vida de un escritor del siglo XIX? Uf, qué pesados, madre mía. Es obsesión pura y dura. Hablad en las urnas, coño.

    09 Noviembre 2011 | 23:03

  8. Dice ser Rai

    Estáis consiguiendo que este blog sea mi favorito en la red. Enhorabuena, que no cese este gran trabajo.

    10 Noviembre 2011 | 07:25

  9. Dice ser abyacar

    Edgar A. Poe dejó inconclusas, que yo sepa, un par de novelas: “El diario de Julius Rodman” y “El Faro”. Felicitaciones por recordar al escritor.

    10 Noviembre 2011 | 08:58

  10. Dice ser antitontos

    Matagigantes

    No se a que viene mentar a King. Lo cierto es que es uno de los mejores escritores del siglo XX. Te guste o no, no tienes la realidad es esa, a pesar de que tenga algún fracaso (fruto quizá de la gran cantidad de libros que escribe) lo cierto es que es un escritor de terror fantástico.

    A mi no me gusta Lovecraft, porque considero que no hace terror real, y para leer de monstruos y dioses inexistentes ya tengo la Biblia, pero no por ello no veo que sea ueno escribiendo, ni le ataco a el o los que lo leen.

    10 Noviembre 2011 | 09:21

  11. Dice ser Pablo

    A mí el primer Stephen King me merece mucho respeto (Cementerio de animales y Salem’s Lot), pero no creo que su forma de entender la literatura (un best-seller detrás de otro) se pueda comparar con la actitud y la vida de un Poe o un Lovecraft (o un Ambrose Bierce o tantos otros).
    Yo a Lovecraft lo adoro. Estaba como un cencerro. Y creo que sus atmósferas son incluso más brillantes que las de Poe. El terror cósmico tiene su miga, y que no copia en absoluto la mitología de corte bíblico. Más bien al revés. Explica el origen de los mitos al estilo Nietzsche o Schopenhauer. Fuerzas deformes que vienen a llevarte del lado de lo irracional.
    Un saludo!

    10 Noviembre 2011 | 10:08

  12. Dice ser Pablo

    Y sí, este blog se está convirtiendo en lo mejorcito de internet junto a Fogonazos.
    Enhorabuena a los responsables del invento.

    10 Noviembre 2011 | 10:10

  13. Dice ser Daniel

    Estoy aquí por un simples motivo (buscar materiales) y me detuve cuando ví que la fecha de nacimiento y fallecimiento de Allan Poe está INCORRECTA!! Si dan informaciones, aconsejo que la den correctamente que sería 1809-1849…
    Saludos.

    14 Noviembre 2011 | 10:04

  14. Dice ser Israel

    adoro a edgar allan poe

    23 Noviembre 2011 | 02:23

Los comentarios están cerrados.