De ‘Homeland’, «hate watching» y algunos argumentos a favor y en contra

homeland_terceratemporadaAunque con un poco de retraso (decidí hacer primero la review de ‘Masters of Sex’, que terminó el mismo día) y, no voy a negarlo, cierto cansancio por la saturación de artículos y comentarios en redes sociales, he decidido escribir sobre de la tercera temporada de ‘Homeland’ y, de pasada, sobre un tema que me resulta, al menos, interesante sociológicamente hablando: la capacidad de ser humano para criticar hasta la exacerbación, sin ningún tipo de lógica ni de argumentación —con un odio tan visceral que a veces asusta—, una serie de televisión (o sea, algo muy poco importante).

Dejemos clara una cosa: el «hate watching» puede resultar divertido hasta cierto punto, pero cuando el humor o la ironía se convierten en palabras desmesuradas y en ganas de acabar con la vida de los guionistas (o de ciertos personajes), suelo pensar qué clase de individuo se esconde detrás de los tuits y hasta qué punto se cree lo que está diciendo. Twitter es una gran herramienta para la polémica estéril y la banalidad de los argumentos. 140 caracteres no dan para muchas profundidades. Si a esto se le suma que a determinadas personas se les olvida que lo que publican es público (valga la redundancia) o se dejan arrastrar por la opinión irracional de la masa, volvemos a encontrarnos con situaciones similares a las que pedían el cuello de Skyler White o la cabeza de Lena Dunham. Y eso, queridos amigos, dista de ser divertido.

A pesar de que esta temporada de ‘Homeland’ ha estado lejos de ser perfecta, en ningún momento se ha merecido tal despliegue de odio fanático y de comentarios airados. Sobre todo porque su declive no ha sido una novedad y los errores de guión y la falta de verosimilitud ya venían de la segunda temporada que fue, si me apuran, mucho más convencional y carente de sentido que ésta. Gracias a los comentarios trollescos, el visionado de ‘Homeland’ ha sido una tortura desde el primer día (y mira que intento reírme y pasarlos por alto). Empezó con la ira hacia el Pepito Grillo de la serie —allá vamos de nuevo—. Para más inri, una mujer, sensible y con problemas. ¿Os suena?

La vapuleada y odiada dana Brody

La vapuleada y odiada Dana Brody


¡Que le corten la cabeza! (SPOILERS)
Personalmente la historia de Dana me interesó en principio. Habiendo visto ‘Hatufim’ (la serie israelí en la que se basa ‘Homeland’, donde el personaje de Dana tiene gran importancia en la vida del padre), quería saber adónde conduciría aquella trama. Como soy una de espectadora paciente y las series de espías requieren concentración y dejar que las historias vayan creciendo hasta que, finalmente, lleguen a interconectarse, esperé para juzgar. El resultado no fue satisfactorio, pero eso no me llevó a teclear mis deseos de descabezar a la pobre muchacha. No sólo porque considero ofensivos ese tipo de comentarios, sino porque me parece que ponerse así por tan poca cosa es, como dirían en mi casa, del género idiota.

Llegados a este punto, unos sencillos consejos a tuiteros agresivos:

a) Un poco más de gracia e ironía al escribir
b) Tomarse una valeriana
c) Obviar algo que les pone de tan mala leche

Porque una cosa es utilizar el «hate watching» para divertirse, pero si lo que ves te lleva a querer cometer actos de lesa humanidad, te recomendaría dejarlo. Hay cosas más entretenidas que hacer como ponerse otra serie, leer un libro o darse cabezazos contra la pared. En el caso de Dana, que todo el metraje dedicado a relatar las vicisitudes del personaje acabara con un encuentro la mar de insípido con Brody en un extraño motel, a mí también me dejó un poco WTF. Pero de ahí a querer abofetearla dista un abismo.

Una vez dejado este tema atrás, y por hacerlo un poco más ameno, vamos a ver algunos pros y contras de la temporada.

EN CONTRA

1. Desde mi punto de vista, el error crucial de ‘Homeland’ ha sido su falta de coherencia narrativa durante las tres temporadas. La primera fue formidable, y tuvo que concluir con Brody haciendo estallar la bomba. Hubiéramos tenido una increíble miniserie. Pero no. La gallina de los huevos de oro estaba en marcha. Al final, las tres temporadas de ‘Homeland’ se parecen más a ‘American Horror Story’ con sus temporadas antológicas (o cada una de su padre y de su madre, hablando en plata) que a una serie bien hilada.

2. La segunda temporada ya se torció con algunos fallos de verosimilitud que desafiaron hasta al fan más crédulo: el wifi del marcapasos, el asesinato del sastre a manos de Brody mientras éste hablaba por el móvil con su mujer, el SMS en una sala repleta de dirigentes y militares de máximo nivel… Durante la tercera temporada, este tipo de errores han seguido cometiéndose. Los más sangrantes han sido la puesta a punto de Brody (el episodio podría haberse titulado ‘Drogata y Marine’) y la facilidad para cargarse y escapar de la (supuesta) fortaleza inexpugnable del sátrapa iraní.

3. Una relación Romeo-Julieta un poco pasada de rosca en la segunda temporada, que nos hizo olvidar la extraña pasión (un encoñe mucho más verosímil entre dos almas perdidas) de la primera. En la tercera temporada la química entre los actores no sólo se ha evaporado, sino que hacer desaparecer a Brody durante mil episodios tampoco ha ayudado en nada. Y eso que a mí el interludio de Caracas me pareció interesante (de nuevo Brody en otro agujero) y me recordó algunos buenos momentos de ‘Hatufim’. Esto ha dado lugar a que el romance entre Brody y Carrie (y el destino del hijo de ambos) nos importe menos que nada.

A FAVOR

Igual que la segunda temporada me pareció descabellada en muchos aspectos, esta tercera temporada de ‘Homeland’ ha tenido algunos grandes momentos que merecen ser reconocidos:

Andrew Lockhart1. La situación de la CIA en caos, tras el atentado, y el juicio, presidido por el senador Andrew Lockhart (que parece defender los intereses de la nación cuando en realidad sólo busca su propio beneficio), me pareció un magnífico arranque. De hecho, esta trama, con Saul lidiando con su rival político al mismo tiempo que teje los hilos de la ofensiva iraní, ha sido una de las mejores de la temporada, y ha evidenciado las luchas intestinas en la agencia de una manera más oscura y cercana a series como ‘Rubicon’.

2. Aunque muchos han tildado de “trampa” el giro de acontecimientos al descubrirse el plan entre Carrie y Saul, a mí me sorprendió y me pareció que las piezas encajaban bien pese a ser un poco forzadas. Qué demonios, me lo pasé como una enana y me encantó la forma en que los guionistas nos engañaron (si en ficción vale tal término). Los sucesos posteriores, con Carrie aproximándose a Javadi (la Gran Encerrona) y reclutándolo para su causa, me parecieron excelente televisión.

3. De hecho, los episodios centrales fueron ganando en interés y emoción (hasta los «haters» lo reconocieron). Si la recta final hubiera sido menos inverosímil y se hubiera centrado más en las repercusiones políticas de un marine que traiciona a su patria y es convertido en héroe en Irán, profundizando en el punto de vista del «enemigo», podríamos haber olvidado los fallos de la temporada y sentir que ‘Homeland’ volvía con nosotros.

4. También es destacable el esfuerzo por lograr un cambio de ritmo para volver a los orígenes, con unas tramas más pausadas e inteligentes, centradas en las emociones de los personajes y alejadas de la huera acción de la segunda temporada, que convirtió a ‘Homeland’ en una convencional narración de tiros, helicópteros y despliegues militares sin sentido. Quizás se ha echado de menos algo más de emoción en los primeros episodios, pero en general creo que la serie ha retomado la senda perdida.
Bad taste
Lo malo es que esta temporada ha tenido un final muy poco efectivo. Yo diría que hasta de mal gusto. Porque ver a Brody balanceándose a punto de que los ojos se le salgan de las órbitas y con pinta de muñeco hinchable no es una manera elegante de finalizar la historia, sino un recurso hasta un punto risible. A veces lo mejor es una buena elipsis, que quizás hubiera provocado algún tipo de emoción que el sórdido vaivén no dejó brotar. Tampoco ayudó ver a una poco creíble Carrie soltar lágrimas de cocodrilo desde las rejas. Por no hablar del gesto pueril e insignificante de pintar una estrella en la pared. Y es lo que pasa: si una serie (o libro, o artículo) no se remata bien parece que todo haya sido malo. Y nada más lejos de la realidad, porque ya le gustaría a muchas series —incluso son sus errores— tener el nivel de esta temporada de ‘Homeland’.

6 comentarios · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser panfilo

    hola ya estaba esperando tu post de homeland, dividire mi comentario en 3 partes.

    -primero pienso igual que tu en que desde la segunda temporada la serie venia flojeando mucho y se hacia mas pesado seguir viendola, en esta tercera la cosa se puso peor, pero bueno el final de temporada me gusto bastante, ahora que con ese giro argumental no se si la serie tenga algun sentido, ojala no veamos una nueva dexter.

    -acerca del odio a danna, yo soy neutral, me chocaba su trama pero tampoco es que me molestara demasiado,en mi opinion mas insufrible era carrie con sus ataques de ansiedad, ademas con lo guapa que se habia puesto la chica no podia pedir su cabeza jejej.

    -del odio en las redes sociales, no se puede evitar,es una herramienta en la cual el espectador se puede desahogar un poco, claro sin llegar a instancias criminales, es que en las series el publico hace una inversion emocional muy fuerte, que hace que algunitos caigan en esas actitudes.

    saludos y felices fiestas

    26 diciembre 2013 | 17:22

  2. Hola Panfilo! Ante todo, felices fiestas para ti también! Respecto al odio que se desata en las redes sociales yo también lo considero normal pero hasta cierto punto. Hay que intentar medir un poco las palabras y no descontrolarse escudándose en no tener que dar la cara. Con Homeland creo que la cosa ha pasado de castaño oscuro y ha resultado excesivamente molesto, incluso desagradable. Es muy fácil echar por tierra el trabajo de otros sin la más mínima argumentación. Si haces un artículo argumentando tus posiciones es otra cosa, pero el ataque gratuito me parece desafortunado y nada constructivo. Comprendo que la gente “sienta” las series, pero de ahí a volverse locos dista un abismo. En fin.
    De Dana ¡hasta me daba un poco de pena! Creo que en una serie como Homeland hay que saber esperar. Si quieres satisfacción instantánea busca un procedimental. Hay que dejar las historias crecer (aunque en el caso de Dana la cosa no se resuelva bien). De hecho, a mí esta temporada de Homeland (excepto en muy determinados momentos) no me ha resultado aburrida. Seré una rara avis, pero así son las cosas. Es la recta final lo que más me ha chirriado, como comento en el artículo. De hecho, creo que ha mejorado respecto a la S02.
    Y sí, también creo que aquí tendrían que haber puesto el punto final a la serie (así lo viví yo y tantos otros). la próxima temporada de Homeland, como comentaba el productor, partirá de cero. Y a lo mejor esto es bueno para el espectador, aunque siempre tendremos la sensación de que Homeland no es una unidad sino varias series (muy distintas) que comparten el mismo nombre. Gracias por comentar y un abrazo!

    27 diciembre 2013 | 10:31

  3. Dice ser ConquerDG

    Hola Cecilia, el post está que echa humo 🙂 No se puede decir que no has tocado todos los puntos que rodean a Homeland.
    En primer lugar voy a comentar el hate watching particular del que hablas. Yo no puedo evitar decir que esta temporada no me ha gustado. Para mi la peor de las tres hasta ahora. Cualquier crítica que puedas leer anterior a esta temporada será de vanagloria hacia Homeland. Ésta sintiéndolo mucho (por lo que un día fue) no. Pese a que cada semana no me entusiasmaba Homeland como antes, era la serie que esperaba con más ganas. Se ve que siempre tenía fe en que la historia remontase; y además, después de criticar esta temporada, sigo y seguiré creyendo en Homeland, no como la 1ª T pero sí como un producto que pueda volver a convencerme. Difícil sin la figura de Damian Lewis, pero con Claire Danes y Mandy Patinkin, y si saben acertar con Quinn, también.
    El tema Dana ha sido el punto de partida de este hate watching (para mí, sin duda). Como habrás comprobado en mi entrada del blog, le dediqué unas palabras. Si bien sólo tenía sentido su personaje en la 1ª T, los guionistas se han empeñado que en las dos siguientes dejara de ser peso en la trama. Por esta razón, nunca diré que odie a Dana, sino que para ver estos sinsentidos, mejor que desaparezca. De ahí que si tenga que ser por suicidio pues que sea así, pero mejor lo dejo a elección de los que saben.
    Respecto al personaje de Lockhart que comentas, estoy de acuerdo en esa disputa que tenía con Saul. Era interesante como alguien le hacía frente a Saul y que de hecho así sucedió, ya que fue destronado de la CIA. Mi problema fue que me caía muy mal el tal Lockhart. Nada, cuestión de empatía.
    El tema estrella pro Brody a mi me gustó mucho. Aunque es verdad que esta temporada la química entre Carrie y Brody ha sido de suspensa, de algún modo Carrie siempre le ha tenido en mente y ha creído en él.
    Y no olvidemos que Homeland consiguió record de audiencia en su último capítulo. Esto merece que los guionistas sepan conducir la serie como se merece.

    Un saludo grande y felices fiestas

    27 diciembre 2013 | 12:13

  4. Hola Conquer! Lo que está claro es, para bien o para mal, Homeland no deja indiferente a nadie. ¡Y pobre Dana! Así que querías que los guionistas la hicieran ingerir pastillas, eh malvadín, jejeje. Bueno, puedes decirme eso porque sé que, aunque no te haya gustado, no has sido de esos que han dicho barbaridades, y has escrito sobre el tema con propiedad.
    Respecto a Lockhart, desde luego que cae mal! Menudo bicharraco anhelante de trepar! pero el actor es muy, muy bueno. Me gustaría verlo y que tuviera más protagonismo en la próxima temporada que veremos todos aunque sólo sea por curiosidad, estoy segura.
    Y del final he oído de todo: sobre todo que si hubiera sido final de serie hubiera sido perfecto. A mí, personalmente, me dejó un poco insatisfecha, pero lo que menos me gustó es cómo escapa Brody de la supuesta fortaleza inexpugnable. No me lo creí nada. En fin, los datos de audiencia son importantes y el hecho de que brody haya muerto a lo mejor supone un soplo de aire fresco para la serie. Veremos. Un abrazo y felices fiestas para ti también!!!

    27 diciembre 2013 | 18:48

  5. Dice ser Niniogorila

    Llego un poco tarde yo también, pero sí me gustaría comentar que la segunda temporada no me pareció mala en absoluto. Me pareció una continuación lógica e interesante de la primera. Además, creo que hubo más acción y aventura de tiroteos en la tercera, sobre todo en los últimos capítulos.

    La tercera me ha parecido la peor de todas, pero a partir del giro/engaño que comentas (el plan de Carrie y Saúl), creo que remonta muchísimo, siendo muy entretenida. El capítulo en que captan a Javivi me parece de los mejores de la serie.

    Lo que me preocupa ahora es…SPOILER…
    …la muerte de Brody. O sea, va a ser otra serie a partir de ahora. Ni siquiera sé si la veré. Si esta tercera hubiera sido el final, hubiera sido una buena trilogía (por así decirlo), con dos temporadas en mi opinión muy buenas y una un poco peor, pero con un final para mí satisfactorio. Hubiera sido una especie de saga Millenium.

    En cuanto al odio en las redes sociales, coincido contigo. Es algo que detesto. No le veo la gracia a despotricar del trabajo de otras personas. Eso sí, el personaje de la niña nunca me gustó.

    Gracias por tu review. Saludos !!

    27 junio 2014 | 14:56

  6. El otro día justo estaba pensando si el “reseteo” de Homeland no puede sentarle bien. Al quitarse el lastre de encima (una relación que no llevaba a ninguna parte) puede ser que la serie encuentre otro tono que nos interese más. O quizás no, ya veremos. Pero ahí dejo la cuestión. Podrían empezar a hacer lo que ahora está tan de moda de las ‘series anthology’, pero con el universo Homeland.
    Respecto a la S02, no sé si leíste la review, pero encontré demasiados (y dolorosos) fallos de guión para que me resultara atractiva. Venía de una excelente S01 y eso le pasó factura. Un saludo y gracias por comentar.

    30 junio 2014 | 14:23

Escribe aquí tu comentario





    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Antes de enviar su comentario lee atentamente las normas para comentar en 20minutos.es.
    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Algunos blogs tienen moderación previa, ten paciencia si no ves tu comentario.

    Información sobre el tratamiento de sus datos personales

    En cumplimiento de lo dispuesto en el Reglamento (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales y a la libre circulación de estos datos, y Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales le informamos que los datos de carácter personal que nos facilite en este formulario de contacto serán tratados de forma confidencial y quedarán incorporados a la correspondiente actividad de tratamiento titularidad de 20 MINUTOS EDITORA, S.L, con la única finalidad de gestionar los comentarios aportados al blog por Ud. Asimismo, de prestar su consentimiento le enviaremos comunicaciones comerciales electrónicas de productos y servicios propios o de terceros.

    No está permitido escribir comentarios por menores de 14 años. Si detectamos el envío de comentario de un usuario menor de esta edad será suprimido, así como sus datos personales.

    Algunos datos personales pueden ser objeto de tratamiento a través de la instalación de cookies y de tecnologías de tracking, así como a través de su acceso a esta web desde sus canales en redes sociales. Le rogamos consulte para una más detallada información nuestra Política de Privacidad y nuestra Política de Cookies.

    Los datos personales se conservarán indefinidamente hasta que solicite su supresión.

    Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad de sus datos, de limitación y oposición a su tratamiento, así como a no ser objeto de decisiones basadas únicamente en el tratamiento automatizado de sus datos, cuando procedan, ante el responsable citado en la dirección dpo@henneo.com

    Le informamos igualmente que puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, si no está satisfecho con en el ejercicio de sus derechos.