BLOGS
Trasdós Trasdós

No nos disgusta la definición del término trasdós: la "superficie exterior convexa de un arco o bóveda". En este blog perseguimos estar en alerta y con el objetivo siempre dispuesto para capturar los reflejos, destellos, brillos y fulgores que el arte proyecta.

‘El silencio de los corderos’ y ‘El Padrino’, libros infantiles

'Brave Cowboy Bill', uno de los títulos de Little Golden Books

'Brave Cowboy Bill', uno de los títulos de Little Golden Books

Fueron una revolución de la literatura para niños en Estados Unidos y universalizaron el cuento infantil. No cualquiera podía gastar dos o tres dólares en comprar un libro para críos, pero sí un Little Golden Book (Pequeños Libros Dorados). Los vendían en cualquier gran almacén y en las tiendas de rebajas. Costaban 25 centavos.

Las historias y las ilustraciones de los libros baratos que promovieron en los años 40 la lectura entre los niños de EE UU, eran conmovedoras: ardillas que se saben el alfabeto, tímidos cachorros, mamás ganso, oseznos que no se querían ir a la cama, niños jugando a vaqueros…

Los libros dorados se siguen publicando. Ahora cuestan tres dólares. Han contado historias de Scoobie Doo, la perra Lassie, Pokémon, Barbie, los Power Rangers o Barrio Sésamo y siguen siendo el soporte para las aventuras de cualquier ídolo infantil que esté de moda.

Los viejos se siguen reeditando por demanda popular. Ya han superado el estátus de clásico. Son una institución cultural que cautiva a los coleccionistas y que está presente en los museos.

Los dibujos, perfilados y vivaces, son un género de la ilustración y provocan suspiros nostálgicos a varias generaciones de adultos, que se transportan a la niñez con esos motivos cándidos de colores acuarelados.

Josh Cooley - 'El padrino'

Josh Cooley - 'El padrino'

Lo que ha hecho Josh Cooley es desconcertante y cautivador dentro de lo retorcido. Nadie se imagina un libro de la mítica colección infantil estadounidense que adapte El Silencio de los corderos, Terminator, Seven o El Padrino.

El dibujante recrea las escenas más duras de clásicos del cine de los setenta hasta ahora. Estéticamente son ilustraciones típicas de los libros dorados, los motivos son otra cosa.

Cooley ha puesto a los pequeños libros dorados patas arriba. Hace tres años que está enganchado a las que llama “inapropiadas escenas de Golden Books”, una colección de ilustraciones que, desde que empezó, no ha podido dejar de ampliar. Hace un año vio que tenía tantas recopiladas que decidió publicarlas en un libro: Movies R Fun. Por su originalidad y constancia temática he tenido que traer sus dibujos a Obsesiones.

Josh Cooley - 'Apocalypse Now'

Josh Cooley - 'Apocalypse Now'

Voy a hacerle una oferta que no podrá rechazar, explicó Don Corleone”; “el horror, el horror…, dijo entrecortadamente el Coronel Kurtz” .

Con un texto simplificado, típico de las primeras lecturas, Cooley se atreve a dibujar la espeluznante escena de la cabeza de caballo en la cama de El Padrino o a Marlon Brando en el monólogo final de Apocalypse Now interpretando al trastornado Coronel Kurtz.

Causan entre risa y admiración, por el mérito que tiene escenificar imágenes tan lejanas a la temática infantil con un ingenio fruto de la destreza como dibujante de Cooley, que también trabaja en Pixar.

Otros dibujos incluso pueden borrar de forma inesperada la sonrisa de tu cara, como el  dedicado a una escena muy particular  del Silencio de los corderos.

Josh Cooley - 'El silencio de los corderos'

Josh Cooley - 'El silencio de los corderos'

En el dibujo, el psicópata Jame Buffalo Bill Gumb (interpretado por Ted Levine) ordena a su víctima, a la que ha metido en un hoyo, echarse crema con la intención de despellejarla más tarde. Cuando la chica no obedece, la riega con agua fría. La única réplica a las súplicas es la taxativa frase: “Se  frota la loción en la piel, o si no, vuelve la manguera”. El perrito, en los brazos del monstruo, conserva en sus ojos como canicas y su pelaje de algodón la dulzura de los Little Golden Books.

Helena Celdrán

6 comentarios

  1. Dice ser maria

    el proximo que haga sera el exorcista

    25 Mayo 2011 | 07:51

  2. Dice ser Toxyria

    Pues no me parece tan terrible, la mayoría de cuentos clásicos para niños son bastante siniestros: Barbazul escondiendo a sus esposas asesinadas en su castillo, el Cazador abriendo al Lobo para sacar a Caperucita y a su Abuela de su barriga, los Jinetes Negros del Señor de los Anillos, la muerte de la Pequeña Cerillera de Andersen, o los cuentos de Oscar Wilde.

    Me parece peor la intención de criar a los niños en una burbuja.

    Un saludo

    25 Mayo 2011 | 09:26

  3. Dice ser antonio larrosa

    Ya estoy pensando en adaptar el “mein kampf” de adolf Hitler en versión infantil. Éxito de ventas seguro.

    clica sobre mi nombre

    25 Mayo 2011 | 09:44

  4. si estamos de un modernoooo jajajaj
    el proximo el kamasusta 😀

    Apartamentos de Vacaciones en la Playa
    http://www.playarocio.es/

    25 Mayo 2011 | 09:57

  5. Dice ser Clica aquí

    Los libros para niños deberían estar pohibidos pues solo dicen memeces sin fundamento, cosas que desvirtuan la imaginación infantil voviendolos inbeciles, pues les ocultasn la realidad de las cosas que luego van aprendiendo fracasando y fracasando en todo.

    25 Mayo 2011 | 15:08

Los comentarios están cerrados.