Entradas etiquetadas como ‘Laura Dern’

“Es un mundo extraño”. 30 años de ‘Terciopelo azul’

Terciopelo azul

Isabella Rossellini en ‘Terciopelo azul’

La música elegante, evocadora y sinuosa de Angelo Badalamenti mece una tela de terciopelo azul a modo de cortina. Es la primera imagen, y sonido, del cuarto largometraje de David Lynch. Son los títulos de crédito y pronto darán paso a escenas idílicas de una (ficticia) población norteamericana llamada Lumberton: unas preciosas rosas rojas contrastando con un cielo muy azul, bomberos que saludan amablemente a su paso o colegiales cruzando libres de temor un paso de peatones, hasta llegar a un hombre que está regando tranquilamente el jardín de su casa. Todo de postal.

No transcurrirá mucho más tiempo para revelarnos que junto a ese remanso de paz convive algo oscuro, siniestro y repulsivo (quizá tan asqueroso como fascinante). El hombre que riega el jardín sufre un repentino ataque al corazón, un perro se acerca y aprovecha para beber del chorro de la desbocada manguera, sin dueño que la sujete, un bebé andando solo y desorientado cerca y allí mismo, a unos pocos palmos del cuerpo caído, la cámara nos acerca hasta ese submundo escondido mostrándonos centenares de hormigas inmersas en la frenética actividad de su propio otro cosmos.

Lee el resto de la entrada »

22 años después, ¿qué ha sido de los protagonistas de ‘Jurassic Park’?

Jurasic-Park-logo

Un 11 de junio de 1993 se estrenaba en los cines norteamericanos Parque Jurásico (Jurassic Park), a los cines de aquí llegaría el 30 de septiembre. La adaptación del bestseller de Michael Crichton fue dirigida a lo grande por Steven Spielberg y con efectos visuales nunca vistos antes.

Y prácticamente coincidiendo con esa fecha de antaño, desde este viernes 12 de junio se estrena la nueva generación, Jurassic World, con Spielberg en tareas de productor y dejando que quien lleve las riendas del “parque” tras las cámaras sea Colin Trevorrow.

Pero, ¿qué ha sido de los doctores Alan, Ian y Ellie o de los chicos Lex y Tim más de dos décadas después? Recordamos cómo eran y cómo son sus protagonistas y algunos de los intérpretes más emblemáticos de ese Parque Jurásico que arrasó taquillas en una fecha ya algo más lejana de lo que pensamos.

Lee el resto de la entrada »

‘Bajo la misma estrella’: Todo amor es infinito, ¿vale?

Bajo la misma estrella

Vamos con una de esas películas que nosotros, los hombres, nunca veríamos por iniciativa propia. Son ellas, nuestras parejas, las que nos medio obligan a verla en el cine o en casa con el DVD o Blu ray (o lo que sea). Nosotros pensamos en esa otra peli de la sala de al lado que parece buena, un entretenimiento sólido con acción, mamporros y tías buenas. ¡Michael Bay, por favor, haznos una señal. Materialízate!

Una de ellas es Bajo la misma estrella, que adapta un bestseller de un tal John Green, un drama romántico sobre dos jóvenes enfermos terminales de cáncer, Hazel (Shailene Woodley), y Gus (Ansel Elgort). ¿Pero, para qué? ¿Si el final se ve a venir? ¡Si no tienen demasiado futuro juntos!

Y va y resulta que además es entretenida, que está bien y nos preguntamos ¿qué rayos nos estará pasando? Sí amigos de El cielo sobre Tatooine, Bajo la misma estrella es quizá la mejor película romántica teen de los últimos años, mejor que la de El diario de Noa.

En la película, al igual que supongo la novela, está repleta de frases y escenas pensadas para emocionar, para impactar entre su público potencial. Tampoco falta algo tan típicamente “americano” como un primer (y esperado) beso que levanta los aplausos de los que rodean a la pareja en ese escenario (la casa de Ana Frank en este caso).

Bajo la misma estrella 2014Pero en sus dos horas de duración, cuando piensas que el argumento o los personajes no van a dar para tanto, que el ritmo va a decaer, que pronto van a caer en los tópicos y los momentos de lágrima fácil…. Y no, y además no se hace pesada. Consigue eludir tanto el aburrimiento como lo previsible en este tipo de historias. Y más que por el argumento en sí, por el tratamiento con la que está contada, y por la química que desprende su pareja protagonista (¡y pensar que Ansel ya coincidió con Shailene en otra película, Divergente, donde hacia unas breves y sosas apariciones como hermano de ésta!).

Pese a su temática y a su poso trágico, la de jóvenes “agraciados” con la ingrata lotería de las enfermedades (uno de los personajes secundarios incluso tiene ¡cáncer de ojos!), el tono es alegre, mucho menos solemne y apesadumbrado de lo que uno esperaría, y amenizado con canciones menos melosas de lo que cabría esperar en un producto de este tipo. Toque modernillo e indie, bien llevado. El director Josh Boone ya destacó con su ópera prima, Un invierno en la playa, que no estaba nada, nada mal.

Hazel lleva la enfermedad que corroe sus pulmones (se pasa toda la película con unos tubos en la nariz para poder respirar), con nihilismo, ironía, soledad, rebeldía propia de su edad, 16 años, y mucha inteligencia sin que la actriz Shailene Woodley se haga repelente ni molesta, al contrario, Shailene está para enamorarse de ella; mientras que él, Gus, es un chico vitalista, parlanchín y divertido, cuyo mayor temor es caer en el olvido una vez haya muerto, incluso se atreve a reírse de la misma muerte con su particular metáfora de cigarrillo en la boca, pero sin encenderlo.

Bajo la misma estrella trata de ese mito del amor verdadero y eterno. Puede haber vidas más cortas que otras, pero lo que importa es que ese amor sea puro, sentido y sin importar si dura unos meses, años o siglos. Todo ello forma parte de ese infinito que es nuestra propia existencia caduca.

Les decía que hay varias secuencias para recordar. La del lanzamiento de huevos contra un coche; el encuentro con el ídolo de Hazel, el escritor Peter Van Houten (Willem Dafoe) en Amsterdam, y que a la postre resulta ser un tipo huraño, amargado y desagradable; Gus declarándosele a Hazel en un restaurante de lujo; algunos de los momentos de Hazel con su madre (Laura Dern); el simulacro de funeral que se organiza el propio Gus (uno de los grandes momentos del filme) y, ¡cómo no!, la escena en el columpio con la frase de Gus diciéndole a Hazel “Sería un privilegio que tú me rompieras el corazón”, y ella replicándole que no es posible seguir juntos, que “Gus. Soy una granada. Algún día explotaré y arrasaré con todo lo que me rodea. Y siento que es mi responsabilidad reducir al mínimo las víctimas”. Lo podrán rememorar gracias al video de abajo (está en castellano).

 

 

Hace muy pocos días que ha salido en DVD y Blu ray. Sé perfectamente que los más fans de esta película le pondrían un 9 o un 10. Por mi parte la dejo en notable, que ya es mucho y con ello ya me juego mi escasa reputación de crítico serio. Y ahora disculpen, que tengo pendiente ver una peli de Haneke.

Puntuación:

Icono 7