BLOGS
Tu blog Tu blog

Este es tu altavoz

Independencia, independencia… ¿Y la Constitución y el derecho vigente?

Por Arturo Lobo

Respecto a si las personas de Cataluña seguirían teniendo la nacionalidad española, tengo que decir las cosas que no se atreven los políticos a decir.
En última instancia serán los españoles los que decidan quién es español, porque la Constitución y las leyes que se asientan en el pueblo español, han sido creadas por él y él las puede cambiar al parecer de lo que los españoles digan.

El derecho vigente avala aparentemente que los catalanes seguirían siendo españoles, pero también ampara los derechos individuales de los catalanes que no quieren dejar de permanecer bajo el paraguas de España. Y es bastante obvio que estos ‘catalanes de segunda’ o ‘españoles residentes en Cataluña’ serán relegados, sino expulsados cómo lo fueron los judíos de España, incluso los reconvertidos. Al tiempo.

Foto de Artur Mas. (ATLAS)

Foto de Artur Mas. (ATLAS)

La Constitución española es la que es y esta refrendada por todos. Afirma que España es una y todos los españoles tienen derechos individuales, inalienables por la voluntad de unos pocos, a que así sea. Tienen derecho por no decir la obligación, que sí se dice parcialmente, a que sea una. Con sus ventajas e inconvenientes, pero cada español ha decidido que esos son sus derechos individuales. Y sólo al conjunto de todos ellos les corresponde modificarlo.

Bien, supongamos que finalmente Cataluña se independiza unilateralmente por pensar que es su derecho, que se puede ‘ir de casa’ cuando quiera. ¿Concederá el señor Mas la independencia a Gerona u Hospitalet, por ejemplo, si deciden en referéndum que así lo quieren y quieren volver a España? ¿Conservarán la nacionalidad catalana? Un hijo que se va de casa cuando las cosas están mal porque cree que le irá mejor en solitario. ¿No tienen los padres y la familia el derecho a decir: ¡Vete con Dios y no vuelvas a mi casa!? Y en todo esto digo Mas, que no más, porque en este caso sería menos. Que ganas de restar cuando puedes sumar.

6 comentarios

  1. Dice ser LINCE 1

    Me trae completamente sin cuidado si Cataluña se separa, o no, de España. Me importan un bledo las patrias las banderas, los himnos y las fronteras,, y menos aún me importan los que se dejan arrastrar por ellas y por los que las manejan tan hábilmente para engañar a los incautos. Lo que me importa es que, en este momento y desde hace ya una eternidad, estos tejemanejes del señor Mas y sus independentistas, y la cazurrería de Rajoy y los suyos, no dejan que se hable de los recortes de ambos, de las corrupciones de ambos, del empobrecimiento de españoles y catalanes, de la privatización de la sanidad, de los comedores sociales rebosantes de necesitados, de los niños españoles y catalanes, los más pobres de Europa, después de los rumanos. Me importan los desahuciados, los enfermos que aún no reciben el tratamiento para la hepatitis C, los millones de parados, los trabajadores (españoles y catalanes) que trabajan por sueldos de miseria, los españoles y catalanes que se ven obligados a emigrar para buscar una vida digna…me importa el ser humano, sea catalán, español o de las Chimbambas. Las cuentas y los cuentos de determinados personajes me dejan indiferente.

    25 septiembre 2015 | 19:00

  2. Dice ser Manugoca

    El artículo no puede ser más penoso, lo de los judíos ha sido el remate, aquí se saca la constitución cuando interesa y cuando la realidad es la que es, muy acertado el comentario de LINCE 1, ahí la constitución os/les importa un carajo

    26 septiembre 2015 | 10:51

  3. Dice ser Somniloquio

    “Que ganas de restar cuando puedes sumar”. Gran frase. Esa es LA frase. En cuanto a lo de la nacionalidad de aquí o de allá, hombre, a mi también me trae al pairo las banderas y fronteras, pero, vaya, que si los catalanes van a beneficiarse de la nacionalidad española además de la catalana, yo, desde Madrid, también querría beneficiarme de la nacionalidad catalana además de la española.

    26 septiembre 2015 | 14:09

  4. Dice ser margarwa

    Mucho resentido veo yo por una constitución que no es más que la herencia de una dictadura. Si una mujer es maltratada y quiere dejar a su marido ¿por qué tiene alguien que escuchar la opinión del marido? Lo deja y ya está. Por lo visto los catalanes (la mayoría) se han cansado de vivir en un país que le chupa la sangre y sólo les devuelve hostilidad y odio (he leído demasiasas veces en 20minutos comentarios del rollo “put#s catalanes). Si se equivocan ya la sabrán, pero no es decisión de los españoles, sólo de los catalanes. ¿acaso se votaron las independencias de sudamérica en España?

    26 septiembre 2015 | 19:09

  5. Dice ser Dr

    Margarwa en España existe el divorcio cualquier mujer puede ejercerlo y dejar a su marido. El divorcio es algo que apareció en España después de la dictadura el año 1981 (en la II República española también se permitió) Yo también he leído demasiadas veces en 20minutos lo de putos españoles por parte de catalanes. Y no iguales una colonia en otro continente a un territorio peninsular son cosas totalmente diferentes (seria como como comparar una de las provincias francesas [en francés: régions] en Europa con la Guayana Francesa en Sudamérica)

    26 septiembre 2015 | 21:57

  6. Dice ser Miembro Círculo PODEMOS (Getafe)

    ¡CATALUÑA! ¡UNA, GRAN I LLIURE!
    .
    …Señor Lobo, cómo se nota que usted no es catalán. Si usted fuese catalán no haría tantas conjeturas sobre una Cataluña independiente. Comprendería mejor el sentir de quienes desean desligarse de una España averiada. Una España empobrecida, manipuladora y corrupta, que desangra a Cataluña a impuestos, sólo por ser la locomotora de España, la que más trabaja. Y comprendería el sentir de quienes puedan tener dudas sobre la independencia catalana. Porque, de éstos, la mayoría no la niega, simplemente no irá a votar o votará en blanco. Es decir, prefiere ir con la mayoría, que, como usted sabe ya de sobra, desea la independencia. Por tanto, nunca serán estos catalanes, ‘catalanes de segunda’ ni ‘judíos conversos’ ni ninguna de esas cosas raras que usted dice. Serán, dentro de poco, catalanes felices de pertenecer a un nuevo país.
    .
    …Usted tira de la Constitución como lo hacen los políticos del PPSOE, que cuando les interesa la reforman (¡Acuérdese! 2011. Zapatero y el PP reforman el art. 135 sobre la Estabilidad presupuestaria) y cuando no les interesa recurren a ella para poner trabas. Y ni la Constitución puede ser el comodín de los centralistas, ni tampoco puede estar al margen de las necesidades de la gente. La Constitución no es el Corán, no es la palabra de Dios, no es de los políticos, sino de los ciudadanos. Y debe de adaptarse a los nuevos tiempos. Hay una nación que clama por la independencia desde hace años y no se conforma con el ‘café para todos’ que nos impusieron los miserables del PSOE. Por cierto que ahora éstos quieren imponernos otro corsé: el estado federal. Otra chapuza. Ni los catalanes quieren eso ni los españoles tampoco.
    .
    …Los catalanes desean la independencia unilateral; los españoles, la unidad –por supuesto, de quienes desean quedarse– sin autonomías ni leches. Una España centralizada en Madrid. Las autonomías sólo generan sentimientos separatistas, obstaculizan la unidad legislativa nacional, duplican las burocracias, aumentan el gasto público, etc. El PSOE se equivocó en su día con el estado de las autonomías simplemente para retener a los catalanes y a los vascos. Y a la vista está que se volvería a equivocar ahora con el estado federal. Los vascos y catalanes aman la independencia (por cultura, idioma, sentimientos); los españoles, el centralismo, la unidad. Démosle a cada cual lo suyo.
    .
    …Y para eso, amigo mío, no hace falta que todos estemos de acuerdo. ¿Qué pinta un gaditano o un lepero de Sevilla decidiendo sobre el futuro de Cataluña? Nada. A ellos ni les va ni les viene. Porque ellos, el gaditano y el lepero, pagan sus impuestos en sus regiones, donde disfrutan de sus tradiciones, cultura y sentimientos, pero nada saben del sentimiento catalán ni de sus circunstancias vitales. Es sólo a los catalanes a quienes incumbe decidir sobre su destino. Este punto de la Constitución debería de modificarse. Un plebiscito autonómico tendría que tener carácter vinculante.
    .
    …Usted dice al final una frase muy maniquea de los políticos: ‘que ganas de restar cuando puedes sumar’. Yo le pregunto, si usted estuviera conviviendo en una misma casa con 2 sinvergüenzas, con 2 ladrones, ¿usted preferiría quedarse con ellos por el hecho de ‘sumar’? O mejor aún ¿Usted estaría dispuesto a vivir toda su vida con su familia paterna y rechazar la independencia, el poder vivir con su pareja en otro domicilio? Seguro que no. Piense que a los únicos que les interesa ‘sumar’ es a los partidos políticos españoles. Simplemente por una cuestión laboral o de empresa: con la independencia desaparecerían de Cataluña PP, PSOE y Ciudadanos, así como sus fuentes de financiación empresarial catalanas. El resto de españoles vivirían mejor sin Cataluña. Incluso se podrían beneficiar del enorme éxodo empresarial catalán. Freixenet, Editorial Planeta,.. Menos paro.

    27 septiembre 2015 | 0:16

Los comentarios están cerrados.