140 y más 140 y más

"It's the end of the world as we know it (and I feel fine)" Michael Stipe

Entradas etiquetadas como ‘Spotify’

Las canciones más escuchadas y taggeadas en 2013

Shazam, la aplicación móvil que reconoce la música que suena en el bar, en tu casa o en el autobús, ha desvelado la lista de las canciones más taggeadas (etiquetadas) este año. A nivel mundial, Blurred Lines de Robin Thicke, primera de la lista, fue etiquetada 17,8 millones de veces; la segunda fue Wake Me Up de Avicii con 14,7 millones.

En España, las dos primeras han sido Thrift Shop, de Macklemore & Ryan Lewis, y la de Avicii, las dos con 1,1 millones. En cuanto a los artistas, Macklemore & Ryan Lewis ha sido el más etiquetado en ambos universos (34 y 2 millones, respectivamente). Según Shazam, este año 43 artistas que han superado los cinco millones de tags.

Pero Shazam también hace predicciones y dice que, en función de las tendencias de los fans y la repercusión en Internet, artistas como Action BronsonKid Ink,  Sam Smith o August Alsina sonarán fuerte el año que viene. Más de 400 millones de personas, según Shazam, usan este servicio, que ha logrado registrar ya 15 millones de tags al día.

Pasemos a Spotify. De nuevo nos encontramos con el dúo Macklemore & Ryan Lewis, los más escuchados en streaming a nivel mundial durante todo este año (aunque queda todo el mes de diciembre, pero ya se sabe que los rankings corren). En España, ojo, fue Melendi.

Spotify se ha trabajado una página especial con lo mejor del año en el que desvelan que durante 2013 los usuarios han creado 1.000 millones de playlists. La banda más seguida en Nueva York ha sido Fun; en Barcelona, Love of Lesbian; en Singapur, Vanessa Mae.

Una de las opciones que permite este site es crear tu propio resumen del año en función de lo que has escuchado con tu sesión. Por último, Spotify nos recuerda que un 20% de las canciones que aloja no han sido escuchadas, así que propone la escucha de los #undiscovered

 

La mejor canción para…

Más de 30.000 usuarios de Spotify -que ha alcanzado esta semana un valor de 4.000 millones de dólares, después de recaudar 250 de financiación- han votado en una encuesta on line llamada Tus momentos musicales con el fin de elegir las mejores canciones para conducir o pasar una resaca, entre otras cosas.

La cosa consistía en votar, más o menos durante un mes, en ocho categorías diferentes con cinco candidaturas cada una; las canciones han salido de varias listas configuradas por usuarios y relacionadas con palabras clave, como “ruptura”, “fiesta”, “entrenamiento” o “lunes”.

El hashtag #MusicMoments ha servido para dar salida a las preferencias de los participantes en redes sociales. Los ganadores de la encuesta no tienen desperdicio e incluyen clásicos como Bohemian Rhapsody o Eye of the Tiger; pero ojo, que tampoco desmerecen algunos de los ‘nominados’ iniciales (¿Los del Río?).

Estos han sido los ganadores. Enlazo en los nombres de las categorías a las listas de candidatos:

Mejor canción para conducirBohemian Rhapsody – Queen
Cura para la resaca: The Lazy Song – Bruno Mars
Placer prohibido: Don’t Stop Believin’ – Journey
Superar una ruptura: Someone Like You – Adele
Empezar la fiesta: Levels – Avicii
Para entrenar: Eye Of The Tiger – Rocky OST
One Hit Wonder: Ice Ice Baby – Vanilla Ice
Lunes: Manic Monday – The Bangles

 

 

Spotify prepara una versión web

Spotify está preparando el lanzamiento de una versión web de su popular servicio de música en streaming. Esto, en pleno boom de las apps para dispositivos móviles, es un guiño a los que prefieren ponerse delante de su ordenador y navegar por Internet sin tener que descargarse nada.

Desde luego, la primera ventaja para el melómano será poder acceder a la cuenta personal y las listas de reproducción desde cualquier lugar, y a eso hay que añadirle que la compañía sueca pretende potenciar más el aspecto social de la escucha musical.

Por lo que da a entender Techcrunch, este servicio podría orientarse al que ya ofrecen otras redes sociales basadas en los contactos, los amigos y las recomendaciones. Aún más, se entiende. Y esto podría implicar incluso a famosos artistas como prescriptores o gurús.

La consecuencia inmediata de este lanzamiento será, previsiblemente, el aumento en el número de los usuarios que ya utilizan Spotify, unos 22 millones al mes. De ellos, 4 millones pagan una cuota mensual para no tener que escuchar publicidad.

De hecho, se rumorea que para la versión móvil los precios podrían bajar.

Spotify se apuntará, sobre todo en Estados Unidos, un tanto respecto a competidores directos como Pandora o Rdio. La pugna con Apple también se hará más interesante, ya que la compañía del desaparecido Jobs planea crear su propio servicio de radio online.

spotify-whatsnew

* Imagen de Spotify.com.

A veces veo redes

Imagen de ButchLebo

Le doy vueltas a dos palabras desde hace algún tiempo. Son crossover e imagen. ¿Por qué? Ambas indican, a mi juicio, dos tendencias o caminos que las redes sociales siguen para avanzar tanto en su utilidad como en su atractivo.

En cuanto a la primera, creo que la mayoría de la gente (normal) percibe estos lugares de encuentro e información virtual como ecosistemas independientes y ajenos a los demás. Facebook, Twitter, Google +, etc. son para el común de los mortales lugares entre los que elegir. O estás en uno o en otro; a lo sumo, te dejas ver en dos y de forma desigual. Son pocos los que cruzan la línea y, además de tener presencia en varios ambientes, intentan buscarles un lugar comun.

Tengo un amigo que cree que no es recomendable mezclar a los amigos de distintos grupos, por ejemplo, los del trabajo con del colegio, pero parece que en las redes sociales cada vez se tiende más a eso si hablamos de contenidos. Las personas son otro cantar. Ya podemos publicar, sin trucos, las fotos de Instagram en Facebook; el rey Google lanza sus polémicas búsquedas sociales y se deja querer por sus indexables pretendientes; ¿y qué decir de Spoti(social)fy?

Pero esto, como previsible evolución, me llama menos la atención que la segunda de mis palabras. Nos está pasando algo que ya nos ocurrió cuando la televisión apareció en nuestras vidas y crió a generaciones audiovisuales que ya nunca pensarán en texto. Las redes sociales tiran cada vez más de imágenes, se organizan en torno a ellas. Y les funciona, nos entra por los ojos. No solo Instagram, sino Pinterest. Y otras muchas con enorme potencial.

¿Para qué tener Reader (¿R.I.P.?) a secas cuando podemos incrustarlo en un vistoso Flipboard? ¿Qué tal un Pictarine? El consumo de Internet en el móvil tiene mucho que ver con esto, la rapidez con la que engullimos el contenido y los repasos, cortos y selectivos, entre lo que nos sirven las redes. De ahí a la “curación” no hay nada. Si pudiéramos tocar la pantalla de la tele para compartir -mientras escuchamos y vemos- ese vídeo o programa de interés…

Sirva este post para comenzar. Se admiten preguntas, respuestas y recomendaciones.

* Imagen de ButchLebo.