BLOGS
Tu blog Tu blog

Este es tu altavoz

¿Para cuándo una televisión con la que disfrutar en familia?

Por Gracia González Pérez

Sobre el artículo del bloggero Israel Álvarez Esfuerzos que agradecer, del 28 de septiembre, pongo en duda que las dos series españolas que nombra sean nuevas en espíritu. Tal vez sean novedosas en el entorno en el que están ubicadas, como es el caso de Mar de plástico, realizada en los invernaderos de Almería, pero discrepo de su frescura e innovación, ya que reflejan una vez más la violencia que caracteriza últimamente a las series de TV, esa violencia con tintes semi-investigadores que oculta realmente de lo que se ha nutrido en muchas ocasiones el cine sin que se viera una gota de sangre.

El retrato de familia viendo la caja tonta no está obsoleto, de hecho es lo que buscamos los que tenemos hijos, buscamos una televisión adecuada a todos los miembros de la familia, una televisión que se pueda ver cenando sin que se te remuevan las entrañas ni tengas que mirar hacia otro lado. Abogo por esa televisión en todas sus dimensiones, la que me ha hecho reír y llorar, con la que he disfrutado y he estado deseando ver cuando he llegado a casa, la que junto con mis hijos cuento los días para que empiece el nuevo capítulo.

(ARCHIVO)

(ARCHIVO)

Creo que esta sociedad tiene una agresividad extrema, se está viendo en los colegios; en la calle, en bares, en las colas del super, en las colas de los bancos… Si no mermamos esa violencia como algo común en el ser humano, a través de la pequeña pantalla, estaremos contribuyendo a la pérdida de valores y a la falta de moralidad en todo aquello que nos rodea.

4 comentarios

  1. Dice ser Lolailós

    De entre todas las cosas habidas y por haber en la TV, ¿lo peor te parece ‘Mar de plástico’? ¿Ni GH, ni Sálvame, ni MHYV?

    Es una FICCIÓN. Mientras nos escandalizamos por lo violento que pueda parecer, en los noticiarios ponen, a la hora de comer y cenar, fotos de cadáveres, perros siendo arrastrados por un coche, bombas, amputaciones… y no veo que por eso se alarmen ni se asombre.

    Además, me parece a mí que está ud. mezclando las cosas.

    Para empezar, esa serie (insisto en que no será lo peor que verá en la TV), se emite fuera del horario conocido como protegido infantil:

    “El horario en el que las televisiones deben de tener cuidado con lo que emiten va desde las 06:00 hasta las 22:00 horas.
    Durante esas horas no se pueden poner programas que no estén recomendados para menores de 18 años
    Y los momentos en los que deben de prestar mas ate
    nción son :
    De lunes a viernes: de 08:00 a 9:00 y de 17:00 a 20:00 horas.
    Sábados y domingos: entre las 9:00 y las 12:00 horas.
    Durante este horario no pueden ponerse programas que sean no recomendados para menores de 13 años ”

    Y para acabar, ¿qué hace con sus hijos viendo la TV a horas tan intempestivas? Deberían estar durmiendo, que luego no rinden (ni los niños ni los padres).

    P.D.: El Blog que meniona y que habla acerca de la frescura, lo dice precisamente porque las series españolas están todas cortadas por el mismo patrón: son simples, de chiste fácil, personajes planos, llenas de topicazos y para un público genérico y de masas.

    30 septiembre 2015 | 12:53

  2. Dice ser dfasf

    los niños a las 22 h ya tienen que4 haber acabado de cenar, y efectivamente mucho peor es la programacion de tarde que la de la noche

    30 septiembre 2015 | 16:40

  3. Dice ser Lola

    Considero que en época de clases los niños han de acostarse temprano, que luego a la mañana remolonean van medio dormidos a clase y no avanzan. La televisión un rato está bien, pero ponerla como otro comensal no me parece correcto. En mi casa nunca tuvimos televisión en la habitación de matrimonio, mucho menos en la de nuestra hija y los momentos de sentarnos a comer juntos, fuera cenar o almorzar eran para compartir nuestras experiencias del día no prestar atención a la caja tonta.
    Y compartir con niños viendo la tele, pues están Clan y Disney Channel por ej. o alquilar una película apta para todos.

    30 septiembre 2015 | 20:30

  4. Dice ser Liberto Rabal

    SOBRE LA TELEBASURA Y ESE PICOLETO LLAMADO HÉCTOR TARANCÓN
    .
    …Pues sí, amiga Gracia, la televisión actual resulta poca enriquecedora. Ahora la 2 nos endiña a la Guillén-Cuervo (¡Atención obras!) o ‘Días de Cine’, como si fueran verdaderos programas culturales, al estilo ‘Estudio 1’, ‘Metrópolis’, ‘Qué grande es el cine’, ‘Negro sobre blanco’, ‘Redes’ del gran Punset ¿se acuerdan’, etc. y se quedan tan panchos, cuando en realidad sólo son magazines. Por supuesto lo hacen a sabiendas de que poca gente reclamará los buenos espacios culturares (¡y a horas sensatas, claro!). Y si esto ocurre en TVE, que es de todos y tiene por ley que ofrecer una programación variada, sin atender la ley de la oferta y la demanda, ya puede imaginarse el nivel de depravación de las cadenas privadas.
    .
    …En las privadas vale cualquier cosa con tal de dar audiencia (GH16, Sálvame, La que se avecina, Gym Tony’, la fantochada enorme de ‘Olmos y Robles’…), ya que se rigen por criterios exclusivamente económicos. Y ahí está el problema, porque la Telebasura procura generar su propia demanda entre los más jóvenes. De hecho, muchos de ellos no han conocido ya otra tele desde que tienen uso de razón. Y así nos va a todos. Tenemos unos hijos de cráneo duro, incultos, y a veces agresivos, unos animales de bellota con ropa de marca y un móvil en la mano.
    .
    …Luego están esas series que nos quieren vender como verdaderos thrillers norteamericanos y para eso ya estás los norteamericanos. Caso, por ejemplo, de ‘Mar de plástico’. Una mezcla entre ‘La isla mínima’ y ‘Bajo sospecha’, sin originalidad y pasada por la turmix de un ‘CSI’ a la española. Sin embargo tendría un pase de no ser por la mala imitación del andaluz que exhiben los actores y, sobre todo, por el amigo Rodolfo Sancho, más malo que la carne de pescuezo, cuando ha de interpretar el papel de un macho de verdad.
    .
    …Ya sabe usted, amiga Gracia, que Rodolfo Sancho debe su éxito a las influencias de su padre, el insuperable Sancho Gracia, gran actor, gran persona. Gracias a papá, Rodolfito hizo cameos en los 90 (‘Hermanos de leche’, ‘Carmen y familia’) e incluso trabajó durante 4 años en la serie ‘Al salir de clase’ (Telecinco 5), en el papel del pequeño ‘Nico’, su mejor interpretación hasta la fecha. Por una sencilla razón: sus carencias interpretativas las suplía perfectamente con su aspecto físico de adolescente pajillero, con problemas existenciales y asignaturas pendientes para septiembre. De ahí el éxito. Nada más.
    .
    …A las pruebas me remito. Nunca ha obtenido ningún premio, galardón o mención destacada, pese a haber participado ya en 20 películas, ¡que se dice pronto! Pero es que, de sus 22 series de televisión, sólo ha conseguido algunos premios menores (Iris, Pétalo,…) y debido sobre todo a la influencia de la cadena donde trabajaba. Ya le digo, siempre este chaval a la sombra y protección de su señor padre, ahora difunto (vomo ocurrió en su día con Liberto Rabal, nieto del gran Paco Rabal). Y si medio triunfó en la serie ‘Isabel’, con el papel de Fernando el Católico, fue porque hacía de un rey adolescente.
    .
    …Ahora Rodolfo no pega en el papel de Héctor Tarancón, no da la talla de picoleto duro. Rodolfo continúa con voz aflautada, cara de ciruelo y pintas de no haber aprobado aún las pendientes en el instituto Siete Robles de ‘Al salir de clase’. Es como poner a Michael J. Fox haciendo de Sean Connery en ‘James Bond’. ¿Qué quiere que le diga, amiga Gracia? Con ese aspecto de chavalín, no se puede interpretar a un sargento de la Guardia Civil y ex combatiente de Afganistán. A un tipo serio, duro, valiente y que guste a las señoras de su edad. Porque Rodolfito ya tiene 40 años ¿lo sabía?

    01 octubre 2015 | 1:19

Los comentarios están cerrados.