Un cuento corriente Un cuento corriente

Se llama a la Economía (más aún en estos tiempos de crisis) la "ciencia lúgubre". Aquí trato de mostrar que además es una de nuestras mejores herramientas para lograr un mundo mejor

Entradas etiquetadas como ‘mora’

La caída de la morosidad bancaria: una muy buena noticia y un signo de recuperación

El pasado lunes conocíamos los últimos datos de morosidad publicados por el Banco de España. El dato, correspondiente a febrero (la morosidad siempre va con un desfase de algunos meses) situó el porcentaje de créditos dudosos en el 13,42% del total de activos del sistema financiero español. Y es además el primer mes real de caída de la tasa de mora desde 2011 (el mes pasado también cayó, pero por un mero cambio metodológico).

Banco de España

Banco de España

El dato de morosidad no puede ser mejor noticia para la banca. Y es que los créditos dudosos (y su reconocimiento) son el cáncer de un sistema financiero: Un crédito que pasa a ser denominado moroso (hay 195.000 millones de euros de estos actualmente) supone el reconocimiento implícito de una pérdida, lo que a su vez supone para los bancos tener que provisionar por adelantado una cantidad para tapar ese agujero.

Es precisamente la morosidad una de las razones principales que explican los malos resultados de la banca en los últimos años, así como el cierre del grifo crediticio para familias y empresas. Esta incipiente (y aún exigua) recuperación de la tasa de mora puede ser un signo más, aún débil, de que la recuperación de la economía española sigue su curso lentamente.

Cabe ser moderadamente optimistas, si bien no hay que olvidar que los manuales de economía financiera señalan que el punto crítico de la morosidad se alcanza a partir de una tasa del 8%. Estamos casi en el doble, así que queda mucho por mejorar aún. Pero hay que empezar en algún sitio. La caída de la morosidad no solo indica que la actividad económica tiende a crecer, sino que permitirá liberar recursos a las entidades financieras, que ya no tendrán que estar centradas solo en evitar que el barco se hunda. Ahora podrán intentar llevarlo a algún lugar (es decir, dar crédito). Esperemos que este sea el primer mes de muchos.

EDITO: Dos ilustres tuiteros me han matizado este post y no me puedo resistir a incluir sus comentarios. El economista valenciano Manuel Illueca (@Millueca) abunda en la idea positiva de la caída de la morosidad como dato adelantado: “Los cambios de tendencia son críticos en esta variable. La (elevada) correlación en la probabilidad de default entre prestatarios, hace que cuando las cosas mejoran, la tasa se desplome. Es una variable con dos regímenes. De cero pasa a dos dígitos en meses (y al revés)”. Por su parte, el antiguo miembro de la Oficina Económica de Moncloa, Carmelo Tajadura (@CTajadura), opinó que esta caída de la tasa de mora no es sino un ejercicio contable: “Es signo de pase a fallidos y reclasificación de mora a normal. Aunque también las entradas en mora bajarán”, concluye.