Tu blog Tu blog

Este es tu altavoz

Entradas etiquetadas como ‘iglesias’

Carta abierta a Pablo Iglesias: “No ha estado muy acertado”

Por Gerardo Seisdedos

257484-944-602

Pablo Iglesias, con la cúpula de Podemos, en una rueda de prensa. (EFE)

Me dirijo a usted como líder de Podemos, movimiento ciudadano que surgió de la indignación ciudadana para regenerar la vida política, y para intentar ilusionar a muchos españoles, tarea nada fácil ya que existen muchas presiones, tanto de sus filas como de las de sus socios de coalición y no digamos de los poderes económicos, para recordarle que no ha estado muy acertado, según mi humilde opinión, al revindicar vicepresidencias, sillones y ministerios, pues eso supone dar carnaza a los depredadores políticos, que están ansiosos por despedazar a una fuerza que amenaza sus privilegios, además, y mas importante, perder credibilidad entre sus votantes.

Por tanto sugiero señor Iglesias prudencia y paciencia. No importa no tener carteras ni vicepresidencias ni poder. En la época de la Transición, el PSOE consiguió muchas más mejoras sociales en la oposición que en todos los años que gobernó. Y si no pregunte a sus mayores o infórmese en las hemerotecas.

Si Pablo Iglesias diera un paso atrás

Por Concha Vicente
231316-944-629Mi voto el 20 de diciembre va a ser para Podemos. No me gusta Pablo Iglesias, Ha dicho demasiadas tonterías, ha empleado un tono para “arengar a las masa” que recuerda a los profesionales de la demagogia, ha empleado un lenguaje ofensivo para hablar de Izquierda Unida y de Alberto Garzón, ha demostrado una arrogancia y una soberbia que contrasta  con la humildad a la que ahora se ve abocado por los malos pronósticos de los sondeos sobre la intención de voto para Podemos.
Voy a votar a Podemos porque Podemos no es el partido de Pablo Iglesias sino el partido de la gente. Es el partido que intenta conseguir que sea la propia gente, las personas todas que conformamos la sociedad, las que tomemos las riendas de nuestras propias vidas y dirijamos el curso de la vida política y social.
Aunque Podemos cuenta con mi voto incondicional creo que muchos votos se podrían ganar si Pablo Iglesias diera un paso atrás y alguien más idóneo diera un paso adelante.

Sobre Monedero y la fiscalidad

Un gran favor

Por M. Á. Barrachina

Sin saberlo y pretenderlo, Juan Carlos Monedero, número tres de Podemos, le ha hecho una gran favor a todo el mundo. Bueno, tal vez a excepción de a sus compañeros de partido. A sus principales adversarios, PP y PSOE, les ha servido en bandeja el escudo perfecto contra una de las acusaciones recurrentes de los de Pablo Iglesias hacia los demás; la falta de honestidad y transparencia además de no asumir responsabilidades por sus actos. Resulta muy fácil ejercer de fiscal general desde la barrera, pero cuando se entra en el ruedo, o eres lo que dices ser o te tocará tragar tu propia medicina amarga.

A los ciudadanos, en mi opinión, el evasor de impuestos “anticasta” nos ha ayudado a clarificar la pregunta del millón. ¿Será Podemos realmente otra cosa o es solo más de lo mismo con una inteligente campaña de marketing? Cuando Iglesias no ha salido al minuto a predicar con el ejemplo y expulsar o como mínimo apartar a Monedero de la primera línea ejecutiva del partido, nos ha demostrado que ni él ni el partido que lidera son lo que dicen ser. Por mi parte le estoy agradecido al señor Monedero por ayudarme a decidir a quien no voy a votar.

————————————————

No es lo mismo

Por Montse Hernández Fernández

No es lo mismo que cobres un dinero en Venezuela y lo traigas a España a que lo cobres en España y lo lleves a un paraíso fiscal. No es lo mismo cobrar por un trabajo y declararlo a Hacienda a cobrar no se sabe por qué y esconderlo al fisco. No es lo mismo que utilices una argucia legal para pagar menos impuestos a que no pagues ni un euro porque no has declarado nada y no es lo mismo que Hacienda te perdone con una amnistía fiscal y te permita regularizar a precio de saldo tus impuestos a que te haga declarar todo como beneficios personales y tengas que pagar un riñón.

Juan Carlos Monedero, dirigente de Podemos. GTRES

Juan Carlos Monedero, dirigente de Podemos. GTRES

Claro que tampoco es lo mismo pertenecer a la élite del círculo de amigos y conocidos del ministro de Hacienda que formar parte de esos parias desarrapados perroflautas a los que hay que acosar y acusar con todos los medios disponibles hasta hundirlos en la miseria. Aunque la derecha mediática nos quiera convencer de lo contrario, no es lo mismo.

 

A picotazos contra los intrusos

Por Pedro Serrano

Apenas han nacido y ya los quieren matar. Cuando acampaban indignados en las plazas de España, los observaban con cierto desprecio y conmiseración. Y decían de ellos que si querían cambiar las cosas que lo hicieran desde la política, que ese era el camino y no la protesta por la protesta sin ofrecer soluciones alternativas.

Pues bien, les han hecho caso. Se han organizado, se han constituido como partido político, ofrecen soluciones, la gente les piensa votar generosamente y, en lugar de recibirles con un saludo de bienvenida a la participación democrática, los están desplumando a picotazos lo mismo que cuando una gallina nueva entra en corral ajeno. Un corral agresivo donde los dos principales grupos de gallinas -que ya no ponen huevos, sino que más bien los tocan- no están dispuestos a que unos desarrapados les arrebaten los privilegios cortijeros que de forma alternativa han venido disfrutando.

Mariano Rajoy, Pablo Iglesias y Pedro Sánchez.

Mariano Rajoy, Pablo Iglesias y Pedro Sánchez. (ARCHIVO)

Tanto miedo hay en el gallinero político que los cacareos contra los intrusos aumentan en la misma medida que lo hacen las encuestas sobre intención de voto a favor de estos últimos. Tanto miedo tienen unos y otros al “síndrome de la coleta” que incluso ya están pensando en una coalición para evitar una desestabilización del sistema si los novatos llegaran a tener opciones de gobernar. Supongo que cuando dicen “sistema” se refieren a su sistema bipartidista de alternancia en el poder, porque lo que es el otro ya hace tiempo que lo desestabilizaron ellos solitos.