Entradas etiquetadas como ‘ocio’

Las 3 casas más espectaculares que verás este mes

Qué le voy a hacer: me gustan las casas.

Y cuando trabajas en ellas, las ves de todos los colores, formas y estilos inimaginables. Las he visitado y reparado gigantes, acogedoras, de autor, rocambolescas, alejadas del mundo, fabricadas en materiales futuristas, o con la piedra y la madera más retro que te puedas imaginar.

Y todas, absolutamente todas, tienen algo en común: vida en su interior.

Pero hoy no toca hablar de los habitantes de esas paredes y techos, ni proponer manualidades para llenar de creatividad sus espacios. Hoy quiero hablarte de CASAS. Así, en mayúsculas. Las más molonas y deseables que pasarán por tu pantalla, al menos durante los próximos minutos.

Hogares fuera de lo común para gente privilegiada, desde luego. Pero obras tan admirables y disfrutables para cualquiera como el mejor o más rápido de los automóviles de diseño.

Porque de soñar también se vive. Y porque la arquitectura es, sin duda, la única de las grandes artes que nos contiene físicamente a las personas entre sus idas y venidas de estilo a lo largo de la Historia.

Ponte cómodo y abre bien los ojos, te voy a llevar de paseo por el mundo. De casoplón en casoplón, y tiro porque me toca. Es posible que se te pongan los dientes largos, pero ten cuidado para no rayar el parquet…
..

Primera parada: Grecia.
Isla de Kea. Rocksplit House.

El valle de Poisses está gobernado por una casa de campo de tres volúmenes a distintas alturas, realizados con piedra de canteras locales y dirigidos a cada espectro de la vida: los salones, abajo; las habitaciones, más arriba. Y una torre donde gozar del sol y las vistas de las islas Cícladas del Mar Egeo en la parte superior.

El interior se nutre de maderas aclaradas, piedras grises y estucos pálidos para mantener esos tonos neutros que dejan que la naturaleza sea la protagonista de todo aquello que alcanza la vista.

El exigente clima mediterráneo de estas islas encuentra su contrapartida en las comodidades interiores alimentadas con energías sostenibles, y en una forma local de construir las casas denominada “kotoundo”: un espacio seco y libre de humedades que se respeta entre las rocas del exterior y el edificio interior, a modo de aislamiento térmico natural.

Esta forma de construir ayuda también a alejar las lluvias que en invierno caen desde lo alto de la montaña del interior de la vivienda, acumulando su estructura dicha agua en un depósito subterráneo para su posterior aprovechamiento.

Fotos: Dimitris Kleanthis / Comet Architects

Segunda parada: Estados Unidos.
Plymouth Notch, Estado de Vermont. Board + Batten.

Esta casa de huéspedes se halla en la cima de un bosque, contemplando un gran prado privado. Se accede a través de un estrecho camino a pie, para llegar hasta la planta en forma de T simétrica que contiene unas habitaciones en las que desconectar no es una opción, sino la consecuencia lógica del aislamiento en uno de los lugares más bellos, invernales y opuestos a las anteriores vistas del mar Mediterráneo.

El concepto de esta residencia está inspirado en el típico revestimiento de tablones y listones tan propio de esta región, un revestimiento duradero y funcional que encuentra su evolución en paneles de acero inoxidable pulidos en espejo y grandes ventanales para disfrutar de las vistas exteriores.

Lo más identificativo es el rango que estos listones generan entre lo opaco, lo brillante, lo transparente y lo reflectante, ofreciendo así una riqueza de texturas que nos recuerdan al bosque, a los materiales industriales y a la vida humana misma que contienen.

Una azotea de metal negro remata este conjunto, en cuyo interior pasearíamos pisando cemento pulido, entre paredes cubiertas por papel pintado, detalles de cedro rojizo y muebles de mitad del siglo pasado.

Es obra del estudio de arquitectura Birdseye Design, y los interiores son de Brooke Michelsen Design.

Fotos: Birdseyevt.com

Tercera parada: Inglaterra. Londres.
Hoxton Square Loft.

Acabo este viaje, que nos ha llevado del tórrido verano casi perpetuo de las islas griegas, al imponente y severo invierno de las lindes entre Estados Unidos y Canadá, en la vieja, cara y siempre irresistible capital del mundo: Londres.

Solo allí, o siempre allí, podríamos encontrar los proyectos de rehabilitación de espacios más interesantes en manos de los estudios de diseño y arquitectura más punteros.

Y este es el caso del loft que nos ocupa en Shoreditch, otro de los emblemáticos barrios de la gentrificación que hoy es lo más cool de la ciudad, situado en el municipio londinense de Hackney (en el centro, justo al norte de la City financiera).

Allí, un viejo edificio con un espacio industrial de 185 m² totalmente echado a perder se convirtió en la obra de los diseñadores de interiores Rory Gardener y Mark Lewis.

Usaron sabiamente materiales tradicionales para mantener su herencia industrial, combinados con las más nobles maderas en suelos y muebles de inspiración modesta para conseguir todo lo contrario: una percepción de lujo discreto e irresistible.

Todo es vintage en esta casa de ensueño. Sus paredes de ladrillos con efecto gastado. Su cocina, dotada de equipamientos y utensilios en mármol y bronce, respetan el tono del pasado y contrastan con los matices rojizos de las paredes. Los radiadores son de hierro fundido de estilo victoriano.

Las habitaciones escapan ligeramente de esta estética, con tonos azules brillantes en las paredes, pisos de sisal y terciopelo en las cortinas.

Incluso se ha aprovechado el hueco de un antiguo ascensor para crear el armario de caballero perfecto, cubriendo el hueco con maderas de roble y complementos de latón.

El baño tiene una bañera impresionante en la que dejarte arrugar por el agua mientras contemplas los suelos de baldosas de terracota en contraste de tonos azules y rojizos.

Fotos de Marklewisinteriordesign.com

.
¿Qué te ha parecido este viaje relámpago? ¿Con cuál de estas maravillas de hogar te quedas para unas vacaciones de desconexión total?

Comenta, comparte, y disfruta 😉


.

‘Tu casa crece contigo’ #5: 4 claves para irte a vivir en pareja en la era de Netflix

4 claves para convivir con tu pareja en vuestro nuevo hogar sin problemas, de los especialistas en reparación de averías y roturas de Reparalia / HomeServe

Fotograma de Boyhood (2014).

Ahhh… cada vez que escribimos un nuevo capítulo de esta serie ‘Tu casa crece contigo’, nos ponemos tan nostálgicos como viendo ‘Boyhood’.

La gran y compleja aventura vital por la que todos pasamos tiene una serie de paradas tan disfrutables como retadoras. Desde preparar tu casa para la llegada de un bebé, a decorar para niños en crecimiento, independizarte sin problemas, congeniar con hijos adolescentes y, hoy, por fin… ¡cómo decorar tu primera casa en pareja!

Y es que, reconozcámoslo, irnos a vivir con nuestra media naranja es uno de los pasos más emocionantes y peliagudos de nuestra vida. Aunque hay una distinción importante. Una cosa es que uno de los dos entre a vivir en el hogar de su pareja. Y, otra muy distinta, estrenar casa juntos y empezarlo, mano a mano, totalmente de cero.

4 claves para convivir con tu pareja en vuestro nuevo hogar sin problemas, de los especialistas en reparación de averías y roturas de Reparalia / HomeServe

En el primer caso, se trata de saber hacerse un hueco y acomodar los espacios existentes al nuevo inquilino.

Pero, en el segundo, el ejercicio de creación de ese nidito de amor debe ser totalmente consensuado desde el primer día.

Para hacer más llevadera, productiva y pacífica esta tarea, os proponemos cuatro consejos sobre puntos clave que deberéis decidir conjuntamente:

1. Equipad bien vuestro centro de ocio

Lo que Netflix unió, que no lo separe un sofá incómodoSi formáis parte de esa inmensidad de parejas que comparte rituales televisivos en torno a las series de actualidad, sabéis que parte de vuestro tiempo de mayor calidad sucede en ese espacio de retiro espiritual que supone el binomio sofá+televisión.

Por eso es buena idea elegir un mueble cómodo para los dos, que se adapte a vuestras costumbres y posturas corporales a la hora de devorar lo último de HBO y compañía.

Si os gusta comer o cenar en el sofá, elegid materiales sufridos, fáciles de lavar y con fundas que se puedan retirar y meter en la lavadora con facilidad.

Tened en cuenta vuestros tamaños y disposiciones físicas favoritas, la orientación del sofá, la posibilidad de que sea convertible y os permita estirar las piernas… pero también el tipo de televisor, su tamaño de diagonal de pantalla (medid bien el espacio disponible para ella y no hagáis la barbaridad de meter una pantalla gigante en un salón minúsculo).

Para ello, mira este post sobre la altura y distancia correcta para ver la televisión y los mejores consejos para colgar una pantalla de tu pared.

Si no vais a colgar la pantalla de la pared —solución ideal para ahorrar espacio y garantizar su seguridad— haceos con una mesita baja estable y robusta con la anchura suficiente para que tu pantalla y tus dispositivos de reproducción —dvd, blu-ray, videoconsolas, etc.— convivan en paz y sin riesgos.

2. Campo de batalla: el baño

Lavarse juntos los dientes puede ser más romántico que un paseo por la orilla del Sena… y también, una tragedia griega, si no disponéis del espacio y/o la organización suficientes.

Por si acaso, invertid en accesorios de almacenamiento prácticos, que os permitan tener todos vuestros utensilios de higiene bien localizados, protegidos y en su sitio, y así evitaréis dar vueltas y más vueltas uno alrededor del otro en busca de un cortaúñas, el cortapelos o la crema hidratante específica de cada uno.

Tened en cuenta las diferencias de altura entre uno y otro para situar, por ejemplo, los colgadores de toallas y albornoces, emplead soportes y cestas colgantes dentro de la ducha para almacenar botes de gel y champú.

Y, en definitiva, tratad de ser ordenados con vuestros enseres personales para no llenar de obstáculos uno de los puntos más conflictivos de la casa durante la vida conyugal.

3. La decoración de casa, una mezcla armónica de vuestras personalidades

Si tenemos que aceptar que First Dates es capaz de enseñarnos algo es que, a veces, los opuestos se atraen y el amor entre ellos funciona.

Por eso, ponerse de acuerdo a la hora de decorar la casa no es tarea fácil, sobre todo si ambos le dan a la decoración la misma importancia y las tendencias y estilos de los dos son antagónicos.

En este caso, hay dos opciones: o partir peras, y que cada uno decida parcelas diferentes de la casa (tú el salón y yo el dormitorio, tú esa parte y yo esta…) o encontrarse los dos en un punto neutro y sin excesos.

Obviamente, cada opción tiene sus pros y sus contras: la personalidad de cada uno tendrá su reflejo en el primer caso, pero corréis el riesgo (importante) de que vuestra casa sea un museo de los horrores del interiorismo, si uno no renuncia a su estilo industrial mientras el otro se empeña en llenar de detalles románticos su zona de operaciones.

4 claves para convivir con tu pareja en vuestro nuevo hogar sin problemas, de los especialistas en reparación de averías y roturas de Reparalia / HomeServe

Foto: reformaszuhaldi.com

Intentad acordar un estilo que os resulte cómodo a ambos. Para ello, el triunfo universal de la decoración nórdica resulta infalible. ¿Hay acuerdo?

4 claves para convivir con tu pareja en vuestro nuevo hogar sin problemas, de los especialistas en reparación de averías y roturas de Reparalia / HomeServe

Foto: travelandleisure.com

4. Elegid vuestros recuerdos y objetos decorativos con perspectiva

Una de las partes que hacen inolvidables los viajes juntos es la adquisición de souvenirs originales, máscaras, figuras, obras de arte… pero tened siempre en cuenta el marco general de vuestro hogar para hacer convivir piezas compatibles entre sí y no provocar una mezcla demasiado difícil de estilos o colores.

Porque compartir es vivir, y merece la pena disfrutarlo por el camino, dinos en los comentarios, ¿cuál ha sido tu mayor lucha y cuál tu mayor acierto a la hora de compartir hogar con tu pareja?