BLOGS
Tu blog Tu blog

Este es tu altavoz

Poco tengo que celebrar en el Día Internacional de la Mujer Trabajadora

Por Silvina Calvo

Día Internacional de la Mujer. (PARLAMENTO EUROPEO)

Día Internacional de la Mujer. (PARLAMENTO EUROPEO)

Igualdad para las mujeres: progreso para tod@s“, es el lema propuesto por la ONU para 2014. Por la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres. Sin embargo, como mujer poco tengo que celebrar en este día y eso que se supone que soy una privilegiada. He podido estudiar, doctorarme, formar una familia, trabajar en el primer mundo y luchar por los derechos humanos desde mi labor. Además, creo firmemente que otro mundo es posible, si cada uno aporta su granito de arena, con alegría y pensando en el bien común. Como profesional, reflexiono por el esfuerzo de tantas y tantas mujeres anónimas que, a lo largo de la historia, lucharon para que hoy tengamos derechos, pero no la igualdad (ni salarial, ni de poder conciliar la vida laboral con la familiar, ni en puestos de poder, ni en derechos). Se ha avanzado mucho, pero todavía falta.

En lo personal, me pregunto: ¿qué igualdad y qué empoderamiento puede tener una mujer que deja su vida laboral por dedicarse exclusivamente al cuidado y educación de sus hijos? ¿Y si además su boda se celebró con un contrato pre-nupcial de capitulación de bienes y luego se divorcia, qué derechos tiene? ¿Y si los hijos ya adolescentes “deciden” (abducidos por un padre manipulador, violento y muy poderoso económicamente) vivir con él (pese a la Justicia), qué derechos de madre tiene… además de sufrir alienación parental y morir lentamente de pena?

Como mamá y después de tanta lucha, dolor e injusticia, y desde mi “privilegiada” y paradójica situación (comparada con otras millones de mujeres del tercer mundo), poco tengo que celebrar. Sólo lloro y lloro de indignación. Mis hijos son víctimas y trofeos de guerra. Viven con su depredador que quiere eliminarme definitivamente de sus vidas y a ellos privarlos de mamá.

Para alcanzar la igualdad de género, que decantará en un “progreso para tod@s”, aún queda un muy largo camino por recorrer…

6 comentarios

  1. Dice ser Asun

    Pues mira, yo tampoco tengo nada que celebrar. Pero porque estoy harta del día de la mujer, del del orgullo gay, del de la madre, del del padre y de tantos otros que quizás tenían sentido hace 30, 40 o 50 años pero no ahora. Quiero celebrar el día del humano y punto.
    Es cierto que las mujeres aún no tienen acceso a muchos puestos de poder, pero lo de la conciliación familiar no es sólo problema nuestro, también es de muchos padres que no pueden estar más con sus hijos y en sus trabajos se burlan de ellos si se les ocurre pedir una reducción de jornada porque…. son hombres.
    ¿Igualdad? Jamás tendremos igualdad real mientras nos empeñemos en poner cuotas femeninas (muchas veces verdaderas borregas), mientras a la igualdad le llamemos discriminación positiva o mientras cuando nos convenga “usemos” nuestras armas de mujer.
    Y al igual que hay padres violentos, hay muchas mujeres violentas (demostrable con datos aunque en España se oculte, te remito a estudios americanos); pero que utilizan otro tipo de violencia que no se ve, pero que reduce a su pareja a la mínima expresión y que también utilizan a sus hijos como monedas de cambio y como forma de “sacar hasta los ojos”.
    Además, los contratos pre-nupciales se extienden porque los hombres empiezan a estar hartos de verse en la calle con un par de calzoncillos después de divorciarse de una mujer que es una arpía.
    Así que ni nosotras somos tan buenas, ni ellos tan malos. Y claro que otro mundo es posible, pero desde el diálogo, la colaboración, la educación y el ejemplo y no desde la imposición y la propaganda.
    Y no, no soy un hombre. Soy una mujer que se acerca a la cincuentena, con dos hijos, un puesto de responsabilidad y que “manda” a un equipo todo masculino. Y mi marido es de los que friega, lava, plancha y lo que se tercie porque los dos trabajamos. Y eso es lo que tratamos de enseñar a nuestros hijos, que una persona debe ser independiente y no necesitar a nadie que la mantenga, y que todo se gana con esfuerzo, responsabilidad y trabajando bien, no porque tengas un par de “tetas” bien puestas o porque seas el más macho del corral.

    07 Marzo 2014 | 22:21

  2. Dice ser LINCE 1

    Vaya comentario el anterior. Y eso que es de una mujer. Yo me abstengo de opinar, pero voy a trasladar una opinión de alguien a quien oí, hace tiempo, al respecto. “Todos los hombres son muy malos y las mujeres muy buenas; hasta que los hijos de la mujer se casan. Entonces ellas son unas víboras y ellos unas víctimas”.

    08 Marzo 2014 | 1:06

  3. Dice ser carla

    Que orgullo que tengo de sser mujer, y tener hermanos varones!
    Viva mi matrimonio!!
    Si la vida, nos lleva a separarnos, jamas le pediria plata de mas.. Solo agradecerles los lindosmomentos y los hermsos hijos que tenemos !

    Vivan las mujeres, y conmemoremos a esas trabajadoaras quye en 1908 por reclamar mejores salariales las prendieron fuego

    Feliz dia a las verdaderas mujeres !!

    08 Marzo 2014 | 12:09

  4. Dice ser agustin sola

    Mi aportación a este dia:
    la lectura de “El castigo de Eva”: el por qué de los dolores menstruales y de parto.
    http://xurl.es/castigo-de-Eva

    08 Marzo 2014 | 17:36

  5. Dice ser japoas

    Yo tambien tengo mi “slogan”; IGUALDAD PARA ELLOS; QUEREMOS LOS HOMBRES LOS MISMOS DERECHOS QUE LAS MUJERES, a ver si así nos los conceden.

    08 Marzo 2014 | 19:48

  6. Dice ser Yesus

    Asun, AMÉN!
    Qué bueno es ver de vez en cuando, a alguien que se sale del caminito, que marcan los lobbies y que piensa por si misma. Coincido plenamente con lo que comentas, a ver cuando empezamos a valorarnos como personas y no por lo que tenemos entre las piernas, pues efectivamente desigualdad se vive desde ambos lados y la única lucha tiene que ser eliminarla por completo en cualquiera de los casos.

    Saludos y lo dicho un auténtico placer leer a gente como tú.

    10 Marzo 2014 | 13:56

Los comentarios están cerrados.