BLOGS

5 consejos para evitar los peligros de la nieve en tu hogar

Anteayer, más de 3.000 vehículos quedaron atrapados durante 18 horas en una ratonera blanca de 80 kilómetros de longitud en las AP-6, AP-61 y AP-51.

Cerca de allí, Ávila ha cerrado este mismo fin de semana dos polideportivos ante el hundimiento de los techos de una nave industrial y un aparcamiento en un centro comercial.

Es lo que sucede cuando subestimamos a la nieve y no anticipamos medidas a su llegada.

Ese fenómeno meteorológico que el cambio climático está convirtiendo en un recuerdo nostálgico en muchos puntos de España, pero que a veces es capaz de sacudir con fuerza nuestro concepto delicado e inofensivo de un copo helado.

Te lo digo yo, que en mis no pocas visitas para reparar daños causados por nieves he oído exabruptos que harían palidecer al abuelo de Heidi.
.

¿Corre peligro mi casa ante un temporal de nieve?

Como diría aquel, vayamos por partes: este es el mapa de la nieve en España:

Cómo prevenir riesgos de acumulación de nieve en tu hogar ante estas nevadas en inviernoSi vives en una zona mínimamente coloreada, pon atención. Ya sabes que cabe la posibilidad de que, un día, ese mágico momento invada los alrededores de tu hogar y, entre tanta alegría, ponga en jaque cualquiera de sus muchos elementos exteriores.

Mis compañeros y yo, expertos en la reparación de todo tipo de averías domésticas, hemos visto de todo a lo largo de tantos inviernos: roturas de antenas, hundimientos de tejados, caídas de tejas y canalones…

Por eso es muy importante que sigas los siguientes consejos para evitar accidentes y daños causados por nevadas copiosas.
.

1. Y hoy, para variar… empecemos la casa por el tejado

La parte más afectada por la nieve. El mayor peligro de todos. Tu primer foco de atención.

Tu tejado está diseñado para evacuar toneladas métricas de agua cada año si así fuese necesario (y buena falta nos haría).

Pero la nieve se acumula sin derretirse con la peligrosa dulzura del frosting de una tarta de zanahoria. Y el peso que suma representa un serio riesgo para la integridad de las tejas y el armazón que las sujeta.

Por eso es fundamental que tengas la nieve a raya y vayas descargando paulatinamente esa reserva blanca de tu techumbre, antes de que ceda bajo tanta presión y provoque un derrumbe catastrófico y temible para la integridad de tu vivienda.

Existen inventos como este para retirar la nieve desde el suelo, poco a poco y sin correr riesgos:

Revisa igualmente que la nevisca no sature canalones, canalizaciones, bajantes u otras cubiertas que puedan sufrir la misma suerte.

.

2. Las estalactitas, bonitas y mortales

De niño tardé un tiempo en recordar la diferencia entre estalactita y estalagmita. Exactamente el mismo que mi madre invirtió en advertirme: las primeras son las que te pueden dejar tieso en el mismo sitio si te caen en la cabeza.
.

Es responsabilidad nuestra vigilar y retirar esta acumulación de agua helada en forma de carámbanos, que pueden alcanzar dimensiones y pesos colosales y convertirse en macizas lanzas a punto de atentar contra la vida de transeúntes y vecinos.
.

3. Las ramas de tus árboles multiplican su peso

Hay pocas cosas tan bonitas como un jardín nevado. Sus árboles parecen helados gigantes de nata, y la estampa nos embelesa hasta hacernos olvidar que tanta carga puede hacer partirse hasta la rama más sólida y hacer peligrar ventanas, coches y vidas humanas.

Un coche recibiendo al crudo invierno con los brazos abiertos en Minnesota. Foto: ostvigtree.com

Una pala o un cepillo se convertirán, antes de que esto suceda, en patronos domésticos del bienestar de tu residencia y sus inmediaciones.
.

4. La nieve estrella la televisión

No hay ninguna errata aquí arriba. Es que, literalmente, te puedes quedar sin ver el telediario en la tele debido a una buena nevada.

Una buena instalación de tu antena de televisión debe proteger al sistema de inclemencias climatológicas más o menos severas. Pero una nevada de las fuertes puede afectar a los materiales de los distintos componentes expuestos a la intemperie de forma despiadada.

La antena y sus cables pueden doblarse, agrietarse, perder piezas o desprenderse ante el peso de la nieve, por lo que es muy recomendable que retires las acumulaciones níveas sobre ella.

Eso sí, olvida la práctica que nos ha llevado en múltiples ocasiones hasta un hogar: no es buena idea combatir la nieve con nieve a base de bolazos cuando se trata de salvaguardar la integridad de tu antena.
.

5. Cómo proteger tus plantas y tu césped

Las nevadas son durísimas para tu vegetación. Para reducir el impacto helador en tu césped, la mejor idea es cubrirlo de una capa de mantillo durante las semanas más duras, a partir de diciembre.

Al fermentar, provoca el desprendimiento de un calor muy agradable para la hierba. Si tu región suele soportar bajas temperaturas y estás pensando en reformar tu jardín, ten en cuenta que la variedad festuca conformará un pasto más resistente a las heladas que otras como el césped grama.

Otra gran idea es crear barreras naturales al frío, como plantar setos de cipreses de varios metros de altura. No serán el Muro de Juego de Tronos, pero te garantizo que evitarán que varias de tus plantas favoritas se conviertan en germinantes blancos cada invierno.

La cencellada es el nombre de ese espectáculo natural que sucede cuando el hielo cubre de escarcha las plantas. Es bonito, pero Frozen nos enseñó lo que sucede a aquellos organismos que se ven envueltos por el hielo, y no es agradable para la vida.

Por eso, si tienes especies delicadas, impropias de zonas frías, como los jazmines, los olivos o las palmeras, protégelas rodeándolas de atadillos de brezo o paja.

Ilustración de flordeplanta.com.ar

Una vez tienes claro todo lo necesario para combatir la nieve en primera línea de batalla —los exteriores— pasemos al interior de tu casa con estas 4 importantes formas de proteger tu hogar frente al frío, la nieve y las heladas.

No importa si tu casa es un enorme chalet en la sierra o un pequeño piso urbanita sin balcones: en el enlace de arriba aprenderás cómo ahorrar mucho dinero cada mes en calefacción.

¡Comparte este artículo con aquellos amigos que vivan en regiones frías! 😉

Los comentarios están cerrados.