BLOGS
Capturando la temperie Capturando la temperie

Tenemos todo el tiempo del mundo para ti

Archivo de la categoría ‘Nieve’

Safari con motos de nieve en Finlandia

Hoy os traigo el resumen, en algo menos de seis minutos, de lo que fue una experiencia de más de seis horas de duración en los bosques de Laponia. Lapland Safaris nos organizó una fantástica aventura, en donde pudimos disfrutar de la velocidad de las motos de nieve, de la experiencia de pescar en un algo helado, visitar rincones remotos, comer en una cabaña típica sami, ver un arcoiris albino y muchas otras cosas.

Aquí os dejo el video, filmado íntegramente con una Sony ActionCam. Espero que os guste y que os pique el gusanillo de visitar este maravilloso planeta helado…

Safari con huskys en Finlandia

Bueno, más vídeos de nuestro viaje a Laponia. En esta ocasión uno más tranquilo y relajante, para compensar. Y que, seguramente, hará las delicias de los amantes de los perros. Se trata de un safari de huskys por los bosques de Laponia, que realizamos con Lapland Safaris.   Dos horas de paseo por increíbles paisajes resumidos en poco menos de 5 minutos…¡y con la ActionCam en la cabeza, claro!

¡Vamos!

Bajando en trineo por bosques helados

Vídeo refrescante para el domingo.

Ahora que las nevadas se van alejando de nuestro país -que no la nieve, pues hay mucha almacenada de estos días pasados- os traigo una de las actividades más divertidas que he hecho en mi vida con nieve. Bajar a toda velocidad con un trineo (pulka) por una pista natural de más de un kilómetro de longitud.

Sobran las palabras, de hecho os he subtitulado el vídeo para que sintáis la emoción y la adrenalina que yo sentí en esos casi cuatro minuto de bajada… Sony ActionCam en la cabeza… ¿preparados? ¡VAMOS!

 

 

Los copos de nieve y el arte

Sabéis lo que me gusta la nieve. En este último viaje a Finlandia nos hemos hartado, desde luego. Los copos han sido los protagonistas, en sus diferentes formas. Sueltos, como pequeños cristales hexagonales, o agrupados en supercopos, más apelmazados. En todo caso miles y miles de millones de copos que forman la cubierta de nieve de esa maravillosa tierra helada.

Os traigo algunas fotos de copos nieve en sus diferentes estados. Fijaos qué arte…

 

Copos sueltos lanzados al aire, nieve polvo en el parque Urho Kekkonen. Foto ER.

Copos sueltos lanzados al aire, nieve polvo en el parque Urho Kekkonen. Foto ER.

 

Cencellada en los arboles y arbustos. Foto ER.

Cencellada en los arboles y arbustos. Foto ER.

Cristales de hielo apelmazados en una barandilla. Foto ER.

Cristales de hielo apelmazados en una barandilla. Foto ER.

Aquí ya casi pueden verse los copos individuales. Foto ER.

Aquí ya casi pueden verse los copos individuales. Foto ER.

Copos hexagonales individuales en un abrigo. Foto ER.

Copos hexagonales individuales en un abrigo. Foto ER.

 

Pues bien, si queremos ver copos más aumentados, en formato macro, podemos hacerlo. Os paso unas fotos que han aparecido en un post de PetaPixel que el otro día pude leer. Me quedo sin palabras para definir la belleza de la naturaleza cuando se pone a crear… Las fotos son de Alexey Kljatov

 

 

 

 

 

Timelapse: Laponia a 10.000 km por hora

Hoy quiero que me acompañéis en un viaje relámpago. En apenas minuto y medio vamos a recorrer casi 260 Km, la distancia que separa Saariselkä de Rovaniemi, en Finlandia. Fue un viaje que realizamos el pasado día 12, y se me ocurrió hacer un timelapse del trayecto.

 

Ruta realizada, desde Saariselkä (norte) a Rovaniemi (sur). Fuente: Google Maps.

Ruta realizada, desde Saariselkä (norte) a Rovaniemi (sur). Fuente: Google Maps.

Este es el resultado, 258 Km de bosques y nieve en 93 segundos, un viaje a 10.000 kilómetros por hora, aproximadamente. Y sólo dos adelantamientos, indicados en el propio vídeo.

¡Abrochaos los cinturones!

 

Arco iris albino (fogbow) en Laponia

La sorpresa en el planeta helado puede aparecer donde menos te lo esperas. El pasado día 11 de Febrero, en plena excursión con motos de nieve, paramos en un lago helado para pescar. Nos enseñaron cómo hacer un agujero a través de medio metro de hielo y cómo usar una pequeña caña para conseguir pececillos. Realmente pescamos poco -nada- pero la experiencia mola, la verdad.
Fue al levantar la mirada cuando vimos, justo al lado opuesto al Sol, un arco iris blanco. Un arco iris desprovisto de colores. En la parte exterior, y a simple vista, sí era perceptible algún tono de color, pero muy tenue. Realmente nunca había visto una cosa así, pillé la ActionCam y capturé este vídeo (35 seg.) en donde podéis oír mis conjeturas acerca de lo que podía ser.

 

Una vez en casa, he podido comprobar que el efecto óptico está documentado, y resulta ser un arco blanco, o arco de niebla, o como lo llaman en inglés, fogbow. El mecanismo por el cual se produce es similar al del arco iris colorido al que estamos acostumbrados. Pero en este caso, la falta de color se debe al tamaño diminuto de las microgotas que componen la niebla. Son incapaces de reflejar esos colores y sólo reflejan luz blanca, creando este arcoiris albino. Cosas de la mecánica cuántica…

Aquí os dejo un par de fotos que pude hacer ese día:

En la cima de Kaunispaa también nos acompañó el arco blanco. Foto ER.

En la cima de Kaunispaa también nos acompañó el arco blanco. Foto ER.

 

Fogbow en Saariselkä, Finlandia. Foto ER.

Fogbow en Saariselkä, Finlandia. Foto ER.

 

El sabor agridulce del regreso

Siempre que un gran viaje termina la sensaciones son encontradas. Por un lado sientes la tristeza de haber terminado la aventura, de dejar atrás momentos imborrables, la melancolía de los recuerdos vividos. Por otro, el reencuentro con tu vida real, tus cosas, los tuyos, supone una verdadera alegría.

En este caso, en mi cuarto viaje a la laponia finlandesa se han acentuado ambos sentimientos. Ese sabor agridulce se ha potenciado, y tanto la tristeza y melancolía del regreso, como la alegría e ilusión por retomar todos mis proyectos son muy intensos. Por suerte bien sé que ambas sensaciones irán remitiendo, y todo volverá a la normalidad en unos días.

Jose Joaquín, Susana, Cris, Lory (con Stabri aka Fabrik en brazos), Itxaso, Fran y Luismi (arriba) y Emilio, Ibai y Javi (abajo) tenemos algo que contar por siempre. Hemos cumplido un sueño.

Mis compañeros de aventura, ayer a la llegada a Barajas. ¡Muy grandes!

Mis compañeros de aventura, ayer a la llegada a Barajas. ¡Muy grandes!

 

La aventura quedará grabada en la mejor estantería de mi memoria, junto con el resto de viajes especiales, mágicos. En ese sitio en donde, al recordar, vuelves a vivir. En donde sólo si has vivido esa experiencia entiendes lo que pasó y qué se sentía en cada momento. Como gran ayuda quedarán las cientos de fotografías, docenas de vídeos y varios timelapses. Es el viaje más documentado que he hecho en mi vida. Tengo más de 120 Gb. de material gráfico, una verdadera pasada, y ahora necesito organizarlo bien.

Las dos pequeñas ActionCam que Sony nos proporcionó, más todos los accesorios que hemos llevado encima, nos han facilitado la vida enormemente. Se han revelado como un verdadero ojo digital testigo de nuestras experiencias. Y han aguantado el tipo a pesar de los 26 bajo cero de algunos días, de las intensas nevadas de otros, y sobre todo, de las actividades extremas. Ni las vertiginosas bajadas en pulka por el bosque helado, ni los derrapajes y contravolantes de los karts sobre hielo, ni las veloces motos de nieve, ni la emoción de los huskys tirando de nuestro trineo han dejado de ser grabadas por ellas.

Las Luces del Norte aportaron la magia. Foto ER/Sony Alfa77

Las Luces del Norte aportaron la magia a la aventura en Laponia. Foto ER/Sony Alfa77.

 

Os pido paciencia para que pueda recopilar lo mejor y mostrarlo. Esa que tuvimos que emplear en los días previos al viaje todos los que hemos vivido esta experiencia.

Y esa que tendremos que seguir usando hasta el día de nuestra vuelta al planeta helado.

 

Noticias desde el planeta helado

Cubierta ya la primera etapa de la aventura podemos que hemos cumplido los objetivos del viaje. Los tres primeros días disfrutamos de cielos despejados y, por tanto, temperaturas extremadamente bajas (alcanzamos lo 26 grados bajo cero). Esto nos permitió vigilar el cielo a partir de las 17h, cuando ya la noche cae en estas latitudes a estas alturas del año. Y si, allí estaban. Tres noches seguidas pudimos emocionarnos con las Luces del Norte, con las mágicas auroras boreales. La actividad del Sol no es tan alta como debía esperarse del máximo solar de este año, pero aún así, llevamos un maravilloso recuerdo.

Las principales excursiones ya las hemos realizado. Un safari con motos de nieve de casi 8 horas de duración, otro con trineos tirados por huskys, estos perros que disfrutan corriendo por los paisajes helados de Laponia, dos días en Rovaniemi, cuatro horas en coche al sur de Saariselkä, nuestra base, y sobre todo diversión, mucha diversión y risas. Hoy aún seguimos tirándonos con pulkas (trineos) bajando a toda velocidad por la nieve helada y sentiremos la adrenalina de competir en karts sobre hielo en el ActionPark.

Este año, además de muchas fotografías, estoy filmando todo en vídeo HD con un par de cámaras que Sony nos ha facilitado, la Sony ActionCam. Realmente esta pequeña joya se está portando de lujo, y, mientras otros dispositivos se congelan (literalmente) o se empañan, la ActionCam aguanta perfectamente, y sus baterías no se vienen abajo con el frío. En el trineo de huskys pude filmar durante 2 horas de forma ininterrumpida desde mi cabeza, con el adaptador. Flipante, no había visto nunca algo así.

Aún tenemos por delante tres días más de viaje, ya más relajado, y desgraciadamente, con cielos más cubiertos. No parece que el cielo nos vaya a dar más oportunidades para ver auroras, pero al menos la temperatura es realmente agradable, 1 grado bajo cero ahí fuera en esos momentos.

Ahí os dejo un par de fotos, por aquí tenemos poca cobertura y posibilidad de editar video y foto, ¡pero algo es algo!

Desde nuestra cabaña en Saariselkä pudimos ver auroras ya el primer día. Foto: ER.

Desde nuestra cabaña en Saariselkä pudimos ver auroras ya el primer día. Foto: ER.

 

Cielos azules y frío en el parque Urho Kekkonen. Foto ER.

Cielos azules y frío en el parque Urho Kekkonen. Foto ER.

Regresamos al planeta helado finlandés

Hace ya un año escribía un post muy parecido a este, corto, conciso. Hablaba de nuestra vuelta al Planeta Helado, Laponia. Era nuestro tercer año y el objetivo de los cuatro viajeros era capturar una aurora boreal. Y lo conseguimos. Parece que el tiempo no ha pasado, y aquí estamos, esta vez once personas, para repetir experiencia.

Para algunos, como Lorena, Nando, Cris, Fran, Javi, Itxaso e Ibai, será su primer año. Para Jose Joaquín y Luismi su tercero, y para Susana y para mi, nuestro cuarto año visitando el pequeño y fascinante pueblo de Saariselkä, en Finlandia. Ah! Y este año nos llevamos un compañero de viaje muy especial, ¡a Stabri! 🙂

Se que es complicado explicar qué nos mueve a realizar, otra vez, este viaje-aventura. Qué hace que repitamos una vez más. Ellos lo llaman la “locura de Laponia“, que te pica y no te deja. Y puede ser cierto. La experiencia realmente deja huella. El silencio especial que aporta la nieve, los paisajes casi irreales, la forma de vivir de un pueblo que durante seis meses no ve la luz y convive con temperaturas que en nuestras latitudes sólo se consiguen dentro de un congelador

 

Imagen de satélite de la zona ártica. El Planeta Helado.

Imagen de satélite de la zona ártica. El Planeta Helado.

 

En menos de 24 horas nuestra ilusión volará, por fin, donde tantas veces nuestra imaginación ha ido. Allí donde vuelves a ser niño y la agenda del día consiste únicamente en disfrutar y compartir. Compartir risas y asombro, compartir miradas al cielo nocturno en busca de las luces del norte, y compartir lágrimas de emoción si al fin la encontramos.

Una vez más junto con nuestro contacto allí, Julián Amorrich, del Blog de Finlandia, hemos ideado un plan de actividades increíble, que además de las imprescindibles excursiones con motos de nieve, huskys siberianos y visitas a parques naturales, incluyen cosas como probar una sauna de nieve y cenar en un restaurante de hielo… De todo ello esperamos traer buena documentación, fotos y vídeos, pues llevamos un buen arsenal de cámaras y gadgets que Sony nos ha facilitado 🙂

¡Regresamos al planeta helado!

 

24h de safari fotográfico en Berlín

Este pasado fin de semana he tenido la suerte de ser uno de los invitados por Samsung a Berlín. Casi cincuenta bloggers, periodistas y personas relacionadas con la tecnología, hemos participado en un maratón fotográfico por las calles de la maravillosa ciudad alemana. Era la primera vez que viajaba a Berlín, y desde luego, no será la última.

Berlín nos recibió con unos poco agradables 8 grados bajo cero, y con una gruesa capa de nieve, pero a pesar de ello, y gracias a las capas de abrigo que empleamos, no pasamos excesivo frío. La temperatura fue subiendo paulatinamente desde las 12h del sábado a las 12h del domingo, cuando abandonamos Berlín con 1ºC positivo, debido a la llegada de un frente de nubes desde oeste, que barrió el aire helado que congelaba a los berlineses desde hacía varios días.

La acción estaba configurada como un concurso fotográfico a nivel internacional, con equipos de Francia, Italia, Gran Bretaña, Alemania, Estados Unidos y España. Cada uno de los participantes, armados con una fabulosa Galaxy Camera y una SIM local que nos proporcionaron, tenía que capturar fotografías en diferentes categorías. La verdad, fue muy divertido. Incluso mi amiga Trykita, en una fotografía que le sacó mi otro amigo Mauro, ganó una de las categorías 🙂

Os dejo aquí algunas de las instantáneas que pude capturar el sábado pasado. ¡Espero que os gusten!

 

La Puerta de Brandenburgo en Berlín. Foto ER.

La Puerta de Brandenburgo en Berlín. Foto ER.

 

Trozos del muro de Berlín. Foto ER.

Trozos del muro de Berlín. Foto ER.

 

Un típico pasadizo berlines, con abundante graffiti. Foto ER.

Un típico pasadizo berlines, con abundante graffiti. Foto ER.

 

Un #candilazo en Berlín. Foto ER.

Un #candilazo en Berlín. Foto ER.

 

La GalaxyCamera fue la gran protagonista. Hicimos cientos de fotos. Foto ER.

La GalaxyCamera fue la gran protagonista. Hicimos cientos de fotos. Foto ER.

 

Desde el otro lado, Mauro Fuentes, @fotomaf, nos fotografía. Foto ER.

Desde el otro lado, Mauro Fuentes, @fotomaf, nos fotografía. Foto ER.