Capturando la temperie Capturando la temperie

Tenemos todo el tiempo del mundo para ti

Archivo de mayo, 2013

Habrá verano en 2013

Nunca pensé en titular así un post, pero a la vista de algunas informaciones aparecidas en prensa digital, avaladas por el canal francés Météo, creo que es bueno recordarlo y poner las cosas en su sitio.

Según el citado pronostico, hay un 70% de probabilidad de no tener verano en Europa occidental. Así de fuerte. Y nos lo quieren hacer creer atestiguando que en 1816 ya pasó. Claro que pasó, y seguramente ayudado en buena medida por un volcán llamado Tambora, que cubrió de cenizas medio planeta y evitó que el Sol (más apagado de lo normal en esos años) calentara como es debido.

 

Volveremos a disfrutar de estampas veraniegas este año... Foto Moyan Brenn/Flickr CC

Volveremos a disfrutar de estampas veraniegas este año… Foto Moyan Brenn/Flickr CC

 

Nunca ha vuelto a pasar y, desde luego, no pasará este año. Podremos tener veranos más calurosos, más frescos, más o menos lluviosos, pero todos son veranos. En todos ellos hace calor, en todos ellos nos bañamos en nuestros mares y océanos y en todos ellos tenemos problemas para dormir por las noches.

Poco más que añadir, tendremos verano este año. Vendrán los calores agobiantes, sudaremos la gota gorda y suplicaremos poder descansar por las noches, como todos los años. Los refranes están ahí por algo, dejemos que llegue el 40 de mayo y entendamos que la primavera es, además de la estación de los primeros calores, época de cambios, de tormentas, de fríos nocturnos. No queramos hacer noticia de algo que no lo es. Esperemos que llegue el verano y ya veremos cómo es.

Los modelos a medio y largo plazo sólo sirven para rellenar minutos y páginas en algunos medios.

Aquí queda escrito, en Agosto nos leemos y a ver qué pasa.

 

La pesadilla se repite en Moore, Oklahoma

Efectivamente, aún con los daños sin contabilizar por completo Moore vuelve a vivir la pesadilla de hace 14 años, el 3 de Mayo de 1999, cuando un F5 (aún no se medían los efectos de los tornados mediante la nueva escala) arrasó el barrio de  las afueras de Oklahoma. Fue el más grande de los 66 tornados que se produjeron ese fatídico día. Dejó un rastro de destrucción absoluta, 36 fallecidos y cientos de heridos. El pequeño suburbio tardó años en recuperar su paisaje.

Pues bien, ese paisaje vuelve a ser de desolación y lágrimas. Ayer 20 de Mayo un nuevo supertornado, de categoría provisional EF4 (ya con la nueva escala), superó la destrucción de aquel 3 de Mayo, y ha vuelto a hacer impacto directo en Moore, OK. Con más fuerza si cabe. Las estimaciones hablan de un diámetro de unos 3 Km en su momento de más extensión, que arrasó con vientos de más de 300 Km/h una longitud de 20 Km, de ESE (este-sureste) a ONO (oeste-noroeste). A esta hora hay 91 muertos y muchos heridos y desaparecidos… La pesadilla se repite.

Destrucción absoluta en Moore, OK. Esos daños son EF5. Foto Steve Gooch / AP

Destrucción absoluta en Moore, OK. Esos daños son EF5. Foto Steve Gooch / AP

¿Por qué se produce un tornado? ¿Por qué esa zona es tan propensa? En un post anterior ya intenté dar contestación a estas preguntas, aunque la dinámica completa de su formación aún no se conoce en su totalidad. Lo que sí sabemos es que el Tornado Alley, o corredor de los tornados, es la zona más propensa de nuestro planeta para este tipo de fenómenos, que han ocurrido siempre y que lo seguirán haciendo. La prevención es fundamental, aunque a veces, como es este caso, a pesar de haber emitido todas las alertas y no haber fallado los pronósticos los meteorólogos, la catástrofe no pudo evitarse.

La red se llena de fotografías y vídeos horrorosos, pero os dejo un par de ellos en los que la historia acabó bien. Delante de las cámaras, una madre encuentra a su hijo y una señora a su perrito, al más puro estilo de Totó en El Mago de Oz, según me recuerda @alipass.

 

Madrid, la capital mas fría del mundo el pasado viernes 17 de Mayo

El pasado viernes 17 de Mayo se produjo en Madrid un hecho realmente excepcional. Me avisa de ello Enrique Hernánz, jefe de predicción meteorológica de digitalmeteo. Resulta que la capital de nuestro país fue la capital -de entre todas las capitales de todos los países- con la temperatura máxima más baja de todo el planeta. Así de espectacular e impactante.

Efectivamente, la máxima oficial fue de 9,2ºC, en un día de Mayo auténticamente invernal. De hecho, la lluvia y el viento hizo que la sensación térmica fuera incluso menor. No, en Moscú no hizo más frío, sino unos sorprendentes 25ºC de máxima…

El propio Enrique me pasa estos datos: “En otras capitales de Europa, los registros fueron bastante más cercanos a los de Madrid, y en Bruselas la temperatura máxima no sobrepasó los 9,7ºC, siendo la capital belga la segunda más fría de todo el planetaLa Paz, capital de Bolivia, con 10,0ºC, ocupó la tercera plaza de capitales más frías del planeta durante el viernes.

En el hemisferio sur, a pesar de que el invierno cada vez está más cercano, ninguna capital consiguió batir los registros de Madrid, y Canberra y Buenos Aires registraron las temperaturas más bajas de este continente hemisferio con 14,6ºC y 15,5ºC respectivamente. America del Norte y Asia, tampoco fueron rivales para Madrid, siendo Ottawa la capital más fría de ambos continentes, con un registro que llegó hasta los 17,1ºC el viernes.

Además Madrid no se conformó con ser la capital con la temperatura máxima más fría de todo el planeta, y el viernes 17 de mayo batió otro espectacular registro. Y es que este día será recordado en la historia de la climatología madrileña, como el día en el cual la temperatura máxima subió menos en la capital española durante un mes de mayo.”

Flipante, ¿no? Y ahora claro viene la pregunta… ¿hasta cuándo tendremos  este arreón frío? Porque las montañas, pasada ya la mitad de mayo, se han vuelto a vestir de blanco y el cambio de ropa del armario aún no se ha producido… Pues la respuesta es que mayo probablemente terminará sin grandes calores, aunque las temperaturas poco a poco se irán recuperando, y llegaremos a los 20ºC de máxima en Madrid a mediados de la semana que viene, tras un inicio lluvioso.

Más que nunca el famoso refrán sobre el 40 de mayo parece que va a volver a hacerse realidad…