Con el 10 a la espalda Con el 10 a la espalda

"De todas las cosas sin importancia, el fútbol es, de largo, la más importante" Juan Pablo II

Entradas etiquetadas como ‘fichajes’

La inversión en fichajes cae en picado

Es la realidad del futbol actual. La crisis económica está obligando a los equipos españoles a dosificar sus escasos recursos económicos. Pocos quieren comprar.

A estas alturas de la pretemporada, a menos de un mes de que arranque la Liga 2010-11, la inversión en fichajes ha sido de unos 250 millones de euros, 450 menos que temporada anterior.

Sólo el Real Madrid, el Atlético y el Barcelona, con las contrataciones de Villa, Di María, Filipe Luis o Khedira, entre otros, han animado el mercado.

Y eso que tanto los madridistas como los azulgrana han invertido mucho menos que la campaña anterior, donde a día de hoy ya se habían gastado unos 320 millones de euros contratando a Kaká, Cristiano Ronaldo o Ibrahimovic. Aún queda tiempo, pero parece que sólo queda un gran fichaje por concretarse: el de Cesc por el Barça.

Guerra civil en el Atlético

La temporada no ha empezado del todo bien para el Atlético, y no sólo por la contundente derrota en su debut liguero ante el Málaga (3-0). El final del mercado de fichajes de verano ha dejado claro que existe una guerra civil entre el director deportivo, Jesús García Pitarch, y el entrenador, Abel Resino.

La marcha del holandés Heitinga al Everton, una vez concluido el plazo en España para fichar, ha irritado al cuerpo técnico, que no entiende la postura de los directivos, ya que no han compensado esta baja con ninguna incorporación.

Pitarch lo explicó así ayer, en una rueda de prensa en la que hubo seguridad privada para evitar altercados con los radicales, que repartieron octavillas en contra de la directiva:

“Con 80 millones de amortizaciones y salarios, es la mejor plantilla que podemos tener. Estoy tremendamente satisfecho”

Por si acaso, el presidente del club rojiblanco, Enrique Cerezo aseguró ayer que “la plantilla no es corta. Si se lesionan cuatro, será corta. Si no, no lo será”. Además, se defendió de las acusaciones de escasez de fichajes:

“¿No vinieron Asenjo, Cléber y Jurado? ¿Eso no es reforzar el equipo? los grandes clubes de Europa han traspasado a sus grandes figuras. El Milán vendió a Kaká, el Manchester, a Ronaldo, el Lyon, a Benzema. Y nosotros no hemos vendido a nuestras estrellas (Forlán y Agüero)”

La plantilla del Atlético tiene 22 jugadores y dos son porteros. No llegaron ni Fanni, de 27 años, del Rennes; ni Miguel Torres, de 23, ex del Madrid y ahora del Getafe; ni Salvio, centrocampista de 19 años del Lanús. ¿Por qué? “Porque nos fallaron los contactos”, según Cerezo.

En su edición de ayer, el periódico El País recogía algunas quejas del cuerpo técnico, sin citar nombres: “La plantilla es corta y descompensada. Somos la Cenicienta española”.

Los fichajes del Barça no sirven

La pretemporada del Barça toca a su fin. El Barça jugará el próximo domingo su primer partido oficial, la ida de la Supercopa de España contra el Athletic en San Mamés, y Guardiola no pondrá en el once titular a ninguno de sus fichajes de esta temporada.

Dos porque no le sirven: Maxwell y Henrique. El otro, Ibrahimovic, porque sigue recuperándose de su lesión en la mano. El sueco debutará el próximo día 19 con la camiseta azulgrana en el Trofeo Joan Gamper.

Los refuerzos secundarios del Barça no han convencido a su entrenador. Maxwell, fichado del Inter por 4,5 millones de euros, no ha demostrado que pueda superar al lateral izquierdo titular la temporada pasada, el francés Eric Abidal.

Henrique, que puede jugar de central o de lateral izquierdo y que el año pasado jugó cedido en el Bayern Leverkusen, está todavía muy lejos de las prestaciones que demostró en el conjunto alemán o en el Palmeiras, de donde fue traspasado por 10 millones de euros.

Esto explica que la directiva azulgrana haya reactivado sus gestiones en el mercado de fichajes, poniendo su punto de mira en Cesc Fábregas. El entorno del futbolista, criado en La Masía, ha dado el ‘sí’, pero ha remitido a Txiki Beguiristain y a Laporta a llegar a un acuerdo con el Arsenal. Los culés ofrecerán 30 millones de euros.

Por ahora, la mayor alegría que se ha lllevado Guardiola durante la gira por Estados Unidos es la confirmación de la fertilidad de la cantera barcelonista: Pedro y Jeffren han reivindicado un puesto en la primera plantilla con tres goles cada uno; los defensas Fontás y Muniesa iban a foguearse y han convecido a Pep de que, aunque estén en el filial, puede echar mano de ellos en cuanto lo necesite. Además ha despuntado la figura de 17 años de Jonathan dos Santos, el hermano de Giovani.

El Barça se refuerza con secundarios

Mientras el Real Madrid ha reforzado su plantilla con los primeros nombres que tenían Jorge Valdano y Manuel Pellegrini en su agenda (Cristiano, Kaká, Benzema…), el Barcelona se ha tenido que conformar con sus segundas opciones.

El secretario técnico del club azulgrana, Txiki Begiristain, ha recurrido al plan B ante la imposibilidad de cerrar las peticiones de Pep Guardiola.

El entrenador del Barça quería un lateral zurdo, un extremo, un medio y un central. Guardiola deseaba reforzar su plantel con Ribery, Zhirkov, Vidic y Mascherano; y parece que ninguno de ellos pisará el Camp Nou con la camiseta culé.

Por Zhirkov, que finalmente fichó por el Chelsea a cambio de 20 millones de euros, el Barça cerró la contratación de Maxwell, bastante más barato que el ruso.

En lugar de Ribery, el conjunto azulgrana está intentando cerrar a Juan Mata, el extremo del Valencia. Por Vidic está sonando con fuerza el nombre de Chygrynskiy, del Shakhtar; mientras que la salida del Liverpool de Xabi Alonso ha imposibilitado la llegada de Mascherano.

La única alegría para Guardiola, por ahora, ha sido el fichaje de Ibrahimovic, un futbolista que tendrá una importancia capital en el Barça, aunque si la relación con Eto’o no se hubiese deteriorado difícilmente hubiera acabado de azulgrana.

De españolizar el Real Madrid al Proyecto ONU

Jorge Valdano, director general y adjunto a la presidencia del Real Madrid, dejó bien clarito ayer que “la puerta de entrada está cerrada hasta que no haya salidas”. Con lo que Ribery, por ahora, no llegará.

Estas palabras me han traído a la memoria uno de los primeros discursos de Florentino Pérez como presidente del Madrid, en segunda etapa, en el que afirmaba que lo que quería era “españolizar el Madrid”. Entonces, tenía en mente a Villa, Silva, Xabi Alonso y Albiol. Sólo llegó el último y a Negredo le ha repescado para usarlo como moneda de cambio en alguna operación. Detrás de la reincorporación de Granero también podría haber una maniobra de este tipo.

De “españolizar al Madrid” hemos pasado al Proyecto ONU. Han llegado Cristiano Ronaldo, Kaká y Benzema. Un portugués, un brasileño y un francés.

Con estos fichajes la alineación titular del Madrid 2009-2010 sería así:

Casillas, Sergio Ramos, Pepe, Albiol, Marcelo, Lass, Kaká, Cristiano Ronaldo, Higuaín, Benzema y Raúl. 4 españoles, 2 portugueses, 2 brasileños, 2 franceses y 1 argentino.

Crítica a los besaescudos

En cada una de las presentaciones de los nuevos fichajes, y en las que quedan por venir esta pretemporada, estamos asistiendo a un gesto repetido y una frase hecha. El gesto es el beso en el escudo de la nueva camiseta. La frase:

“Siempre he soñado con jugar en este equipo”

Se lo hemos visto y oído al portugués en un Bernabéu repleto, a Juanito en la ribera del Manzanares o al último en llegar, el japonés Nakamura.

No quiero ser incrédulo, pero en un deporte tan profesionalizado y en el que hay tanto trasvase económico y tanto movimiento de jugadores, me cuesta creer que el sueño de todos los jugadores sea jugar en el club que le ha fichado precisamente esta campaña.

Y, si no, acórdemonos del declarado barcelonista Luis Figo, quien olvidó sus recuerdos y emigró a Madrid en la primera época galáctica de Florentino.

Me fíaría más si esas palabras salieran de los canteranos. Ellos sí que sienten los colores, porque han mamado la filosofía del club desde niños. Lástima que a muy pocos se les dé la oportunidad de demostrarlo, en beneficio del salvaje mercado de fichajes.

En respuesta a la fiebre de besaescudos, las marcas deportivas están pensando en hacerlos impermeables. (Es broma)