Entradas etiquetadas como ‘madre’

Un sorprendente truco de levitación es arruinado por una madre inoportuna

A una aprendiz de maga, como Harry Potter, se le ocurrió sorprender a sus seguidores de Facebook con una impresionante maniobra de levitación. O-O

Todo estaba preparado para dejar con la boca abierta al mundo mundial, pero un elemento inesperado entró en escena. ¡¡¡Craso error!!! Lee el resto de la entrada »

Obliga a su hijo a sentarse solo en un parking para guardarle la plaza

nino_parkingp

Una imagen que muestra a un niño de corta edad sentado, en una plaza vacía, dentro de un concurrido parking de Kuala Lumpur (Malasia), ha levantado una enorme polvareda en las redes sociales. ¿Por qué?

La razón es muy sencilla: el muchacho, presuntamente, tuvo que esperar 20 minutos solo y bajo un sol de justicia (34 ºC), para guardar el lugar de estacionamiento hasta que su madre llegó con el coche, según publica un medio local. O-O Un operario tiene más cuidado con un cono de señalización que esta mujer con su pequeño. Lee el resto de la entrada »

Un supermercado pone audio de una película porno por sus altavoces

target

Todos tenemos acostumbrado nuestro oído al soniquete repetitivo de las ofertas de los supermercados a través de sus altavoces. O al álbum Breathless, de Kenny G, muy apropiado si estás eligiendo el sabor del yogur. En mi caso, no hay duda, siempre es de fresa.

Pues esta banda sonora cambió radicalmente en un establecimiento de San José, California (EE UU), cuando como por arte de magia (o más bien por una mano negra) por los altavoces del centro comenzó a sonar un tema totalmente inesperado: el audio de una película pornográfica, y no precisamente en los minutos de preámbulo amoroso. Vamos, en pleno dale que te dale. Lee el resto de la entrada »

No deja que rompan la ventanilla de su coche para rescatar a su hijo encerrado

bmw_window

Una madre pretendía esperar a que un experto cerrajero abriera la puerta bloqueada de su flamante BMW pese a que su hijo, de tan solo tres años, presentaba claros síntomas de debilidad por el sofocante calor y llegó a desmayarse, según algunos testigos. Su razón de peso para negarse en rotundo a que dañaran su ‘juguetito’: “Es un automóvil muy caro y no quiero que rompan el cristal“. O-O ¡¡¡Pero, ¿esto qué es?!!!

La mujer se encontraba junto al coche aguardando a que llegaran los servicios de emergencia y sobre todo a un ‘manitas’ que pudiera desbloquear el cierre centralizado sin dañar la joya. No le importó lo más mínimo que la temperatura en la ciudad Yiwu, provincia de Zhejiang (China) fuera de 32 grados. Y que en el interior del vehículo, bajo un pertinaz sol, se acercara a los 40. Lee el resto de la entrada »

Un tipo se niega a ver a su madre… ¡porque es muy fea!

madrefeachinaPero, pero, pero… ¿no habíamos quedado en que todas las madres son guapas? No hablo de MILFs de manual tipo Adriana Lima o la rubia con cara de mala uva del portal de enfrente, que también, sino que yo tenía entendido que, al menos para sus hijos, todas las madres son guapas y maravillosas. Esta aseveración, que yo daba por verdad absoluta, tanto como que el Sol sale por el Este y se oculta por el Oeste, acaba de manifestarse como falsa de toda falsedad por culpa de un ciudadano chino. ¡Caray con los chinos, no sólo saben copiar, y más barata, cualquier cosa que alguien produzca, sino que también han venido al mundo para desmontar teorías!

El asunto es que en China está la mujer que para su hijo es tan fea que hasta se avergüenza de ella. ¡Qué pedazo de cretino (y me ahorro el improperio que me pide el cuerpo usar para mencionar al mendrugo)! Ding Liang es el nombre de la desafortunada señora, que tan pronto se enteró de que acababa de ser abuela salió corriendo rumbo al hospital para ver a su nieto y abrazarse con su hijo, a la sazón padre del neonato.

Tras un trayecto de casi cinco horas desde su pueblo hasta la ciudad de Hangzhou, el drama golpeó a la señora Ding nada más llegar al hospital. Esperaba emocionada que su hijo fuera a recibirla con los brazos abiertos y compartiera con ella su felicidad, pero la realidad le golpeó con una crueldad excesiva. Resulta que el papá del recién nacido no salió a recibirla y le pidió a los médicos que no le permitieran acercarse a él y su bebé. ¿El motivo? “Que es muy fea”. Así, sin cortapisas y con menos vergüenza que Jordi Pujol, el caballero le negaba a su madre la posibilidad de abrazar, besar y acurrucar a su nieto. ¡Hay que ser gentuza!

Cierto es que Liang no es especialmente bien parecida, pero tampoco es un orco. ¡Y si lo fuera, da igual, mentecato! ¡Que es tu madre, tontolaba! Con su rechazo, el hijo de la señora Ding ha conseguido una popularidad (negativa) notable en su región. Diarios, televisiones y radios han dedicado espacio a esta insólita historia y han trufado sus páginas y programas con palabras poco elogiosas y muy merecidas para el padre reciente, que arranca dando muy mal ejemplo a su criatura. Ojalá hayas heredado la belleza de tu madre pero tu hijo te trate mejor que tú a ella, soplagaitas de tres al cuarto.

FUENTE: Daily Mail.

Envenena a su hija para tener más popularidad en Facebook

facebook_venenoLas redes sociales son la pataleta de los mayores y explico la metáfota: cuando los niños quieren llamar la atención, lloriquean y patalean para que sus papás les oigan. Cuando son los mayores los que necesitan que los demás se fijen en ellos, recurren a historias en las redes sociales. Normalmente, las usan para alardear de vida pefecta y suben fotos preciosas de viajes inolvidables, por ejemplo. Los hay que también recurren a mensajes facilones con citas de Paulo Coelho (?). Pero también hay una tercera vía de adultos con déficit de atención que se apoyan en las redes sociales: los que inventan historias dramáticas. Nada grave, si no se te va de las manos, que es lo que le ha ocurrido a una joven madre australiana.

La chica, de solo 23 años de edad, tiene una hija de cuatro a la que ha ido envenenando paulatinamente para contar en Facebook la vida azarosa que llevaba como madre de una niña enferma de cáncer. ¡Ya hay que estar tarada! Durante nueve meses (¿en venganza por su embarazo?), la joven, de la que no ha trascendido su identidad, ha administrado quimioterapia a la pobre criatura, mientras iba narrando en la red social de Mark Zuckerberg cómo su salud se iba deteriorando y cómo luchaba por sobrevivir.

El objetivo era atraer hacia sí la atención y la simpatía de sus conocidos y a fe que lo logró, ya que los mensajes de ánimo se sucedían cada vez que posteaba algo nuevo. Su obsesión por ser el centro de las miradas le ha provocado a su hija una insuficiencia severa en la médula ósea, una enfermedad de la que se recupera lentamente y que amenaza seriamente con condicionarle el resto de su vida.

Afortunadamente, la estúpida madre de la criatura fue cazada antes de prolongar su criminal comportamiento y ha sido condenada a seis años de cárcel, además de perder la custodia de su hija. La tipa parece sufrir una extraña enfermedad mental aún no reconocida oficialmente que se denomina Síndrome de Münchhausen por Poder, cuyos enfermos causan lesión deliberadamente a niños que tienen a su cargo.

Con su mamá a la sombra, la pequeña ya no tiene al enemigo en casa. Sus abuelos, abochornados por el comportamiento de su hija, se han hecho cargo de la custodia de la pequeña, a la que confían en recuperar del todo antes de contarle que su mamá es una tarada que casi mejor que se hubiera dedicado a postear frases moñas sacadas de libros de Paulo Coelho.

Papá y mamá quieren echar de casa a su hijo… de 41 años

BecConsejo: “Hazlo antes de que sea tarde”

Echar de menos vivir bajo las faldas de mamá y papá (si papá es escocés… por lo de las faldas, digo) es hasta cierto punto normal. La comida está buena y todo funciona de forma automática: te sientas, hay un plato, te levantas, el plato se va solo, te acuestas, la cama está hecha, te levantas, se hace sola, pones la ropa sucia en un sitio y aparece en el armario lavada y planchada. Lo dicho, que es normal añorarlo porque es un chollo, pero llega un día en el que tienes que dar un paso al frente. Es como el examen de conducir, da un poco de respeto, pero hay que hacerlo.

No hay una edad fija para hacerlo, pero a partir de los 24 o 25 ya nos lo podemos ir pensando. Cualquier cosa con tal de no llegar a los 41, como el protagonista de nuestra historia de hoy.

Unos padres italianos han recurrido a la Justicia para intentar echar de casa a su hijo (el muchacho de 41 años al que me refería anteriormente) que se niega a dejar su hogar pese a que tiene un empleo (y una edad) que le harían posible la marcha.

Los padres, que viven en Mestre, cerca de Venecia (Italia) han preferido mantener su identidad en el anonimato, pero eso no ha evitado que la polémica historia haya llegado a la prensa internacional en los últimos días. Ahora el pequeño de la familia (41 años, ¡si es solo un crío!) tiene poco más de una semana para encontrar una vivienda, porque sus padres “ya no pueden más”, según su abogado.

Además de carecer de vergüenza, el muchacho tampoco tiene educación ni respeto. De lo contrario, habría puesto remedio a la situación después de ver cómo su madre tenía que acudir al hospital aquejada de estrés. Todo porque el niño “tiene un buen trabajo pero sigue en casa y quiere su ropa lavada y planchada y la comida encima de la mesa”, según el testimonio de sus padres.

Está bien forzar la situación si no hay trabajo (que por desgracia es algo habitual últimamente en muchos sitios), si se ha pasado una crisis, una tragedia de algún tipo, un accidente, pero… ¿por deporte? Si no es por la independencia e intimidad que te da vivir solo, hazlo solo por humanidad. ¡¡¡Deja descansar a tus padres que bastante han hecho ya por ti, hombre!!!

PD: Estoy de nuevo por Madrid. Poco a poco iré revisando el correo, respondiendo y retomando la actividad en Twitter y Facebook. Bienhallados.

(FOTO: jonbro)

Madre e hija se meten en un lío por culpa del alcohol

BecConsejo: “Mucho cuidado, más aún en vacaciones”

Hasta que me toque otra vez os vuelvo a escribir desde la capital del reino, Madrid, donde esperaba un clima menos caluroso del que me ha recibido. No obstante, no me queda más remedio que combatir los calores con las churrinoticias que nadie quiere. Me veo obligado a ello, entendedme.

De ahí que ahora os hable del mal día para la familia Gardner, una familia en la que el patriarca bien podría ser un cacique llamado José Bernardo (o JB, como dicen los Mojinos), a la vista del gustirrinín por el alcohol que tienen mamá Gardner y su hija. Me explico.

Como la semana está floja churrinformativamente hablando tuve que sacar la espátula para rebuscar en lo más hondo de la gilinformación. Fue ahí abajo, en el sótano de la noticia, donde me enteré de que Alisha Gardner había sido detenido en Idaho (Estados Unidos) por conducir ebria.

Supongo que esto ya os parece impactante… una mujer de 28 años detenida por conducir ebria en Estados Unidos… sin lugar a dudas parece sorprendente, pero aún así os daré algo más de chicha. Alisha excedía dos veces la tasa de alcoholemia permitida por lo que fue encarcelada… y fue entonces cuando surgió el problema que da sentido al post (poco, pero le da sentido).

Resulta que Alisha viajaba con su perro y el pobre animal no tenía culpa de que su compañera hubiera empinado el codo más de la cuenta, así que preguntaron quién podría hacerse cargo del can. Ahí es donde entra en escena Diana Gardner, de 51 años, madre de la criatura y figura responsable (más o menos) dentro de la familia. Diana, mamá Gardner, podía ir a por el perro.

Lo que pasa es que cuando te avisan para que hagas algo por urgencia no te da tiempo a arreglarte del todo. Los hay que se olvidan el móvil, otros se dejan la cartera… y a Diana se le olvidó que iba medio piripi cuando se montó en el coche.

Claro, llegó la pobre a por el perro y los policías debieron sospechar algo cuando la vieron llegar, quién sabe si haciendo eses o pidiendo una copa al comisario. Le hicieron la prueba y ¡zas! doblaba también la tasa de alcoholemia (vamos, que la familia es seguidora del Chivas Guadalajara) así que fue detenida, tan solo una hora después de la detención de su hija.

Desafortunadamente no os puedo contar lo que pasó con el perro, porque no lo sé, pero visto lo visto igual le ponen ginebra en el cuenco del agua, así que quién sabe si también iba trompa

PD: Al menos tienen una bonita foto que llevar en la cartera…

La madre que no puede más

Antonia (madre de Ángela)

Ángela, eres una vaga y una floja. No buscas trabajo, no haces nada en casa, vives a mi costa como una marquesa mientras que yo me mato a trabajar, y encima duermo en el suelo. Se acabó, ¡ya no aguanto más!.

Lo más normal del mundo. Tienes una hija más jeta que Paquirrín en su mejor época y te vas de paseo por Antena 3, por ejemplo a ‘El Diario’, a pregonarlo. Y la hija se descojona. Todo muy normal. Ambas reacciones representan a la perfección la manera habitual de comportarse tanto de una madre como de una hija ante una situación así. Vamos, veo yo que alguien hace que mi madre duerma en el suelo y no respondo, me lo como. Cuánto consentido…

PD: Si me dejan, un día voy a ir contar mi caso, para protestar contra todos los que faltan a mi persona de manera gratuita y sin compasión XDD.

PD2: Hoy me siento especialmente cariñoso. ¡Miles de besos para todos!

Envía el post:

http://www.wikio.es

¿Cómo puede una madre anteponer una creencia a la salud de su hijo?

Cuando a Colleen Hauser le dijeron que a su hijo Daniel, de 13 años, tenían que darle quimioterapia, no se le ocurrió otra cosa que llevárselo. Las creencias religiosas de la familia sólo permiten métodos terpeúticos “naturales”.

Daniel tiene un linfoma de Hodgkin, una enfermedad por la cual se forman células cancerosas en el sistema linfático. Aunque en la última revisión se vio que el tumor había crecido, los médicos creen que con el tratamiento adecuado podría curarse (sí, curarse, esa palabra que a cualquier familiar o paciente le encantaría escuchar de boca de un médico).

Pero lo peor es el que el chico ya tiene lavado el cerebro. De hecho, cree que la ‘quimio’ le matará y aseguró antes de huir que si alguien le obligaba a ponérsela lo combatiría “a patadas y puñetazos”. Y mamá le da la razón y se va con él. Genial.

PD: Esto es como lo de no admitir transfusiones de sangre. Me asusta pensar que haya gente dispuesta a ver morir a sus hijos por una puñetera creencia. Eso no se llama coherencia, se llama egoísmo. No me extraña que el juez haya emitido una orden de arresto contra la madre. Ojalá los encuentren y salven al chaval, que tiempo habrá de hacerle entender todo lo demás.

Envía el post:

http://www.wikio.es