Entradas etiquetadas como ‘chico listo’

“Chico listo”. Una historia de reparadores y mascotas que superan a las de ficción

Chicos listos - las mascotas más divertidas de nuestros clientes

Amo mi trabajo. En serio. Y hoy me apetece contaros una de esas cosas que hace que volvamos a casa con una sonrisa de oreja a oreja. Porque trabajar para los demás en sus propias casas nos permite conocer mil y un historias que van desde lo más divertido, hasta lo más emocionante. Hacemos amigos, descubrimos personas y lugares maravillosos, compartimos ideas y soluciones… ¡Reparar es uno de los mejores oficios del mundo!

Y el otro día al entrar en un piso con problemas de humedades (y un pequeño cachorrito de Schnauzer) me vino a la mente la anécdota de mi amigo y compañero Rafa García, este pasado verano, y que nos hace mucha gracia en la compañía:

Nos llamaron de un chalet en Cantabria, para comprobar unos daños en una encimera de mármol de la cocina. Pues bien, allá fue el bueno de Rafa, preparado con todo el equipo. Cuando llegó a la puerta le recibió un perrito muy simpático y saltarín que él describía como muy vivo y juguetón.

La anécdota del perrito saltarín

El dueño de la casa abrió la puerta y caminaron hasta la casa con el can detrás danto saltitos. Al llegar a la puerta, el propietario ordenó al perro que estuviese quieto, y tras entrar cliente y reparador, cerró la puerta para que la mascota no ensuciase el interior con las patas llenas de tierra. Una vez dentro los dos, el dueño cerró la puerta con llave, ante la sorpresa de mi compañero Rafa.

Debió ser un asombro evidente, pues el dueño se explicó:

-Es que la tengo que cerrar porque el perro es muy listo y sabe abrir la puerta, y entra cuando quiere… ya verás.

Rafa y el dueño del perrito se pusieron a comprobar los daños de la cocina mientras oían constantes ruidos procedentes de la puerta en la que la mascota estaba intentando abrir una y otra vez. Naturalmente, era imposible pues estaba cerrada con llave por dentro.

Al par de minutos llamaron al timbre. Primero una vez. Y después de forma insistente. Pero el dueño no prestó la menor atención, a lo que Rafa volvió a sorprenderse. El dueño le miró y se echó a reír.

-¿Sabes quién llama? ¡Pues el perro! Cuando ve que no puede abrir con las patas, ¡llama al timbre para que le abramos como cualquier persona!

Mascotas y profesionales: los mejores amigos de la casaComo reparador, y a través de la experiencia de todos nuestros compañeros, os podemos asegurar que en algunas casas hemos encontrado a varios de los animales más listos del planeta. Y, desde luego, los más fieles y cariñosos seres vivos que puede uno encontrarse.

¿Tienes uno así en casa? ¿Ha protagonizado alguna anécdota cuando te ha visitado algún profesional, cartero, vendedor… etc? No te cortes, ¡cuéntanosla!