BLOGS
Capturando la temperie Capturando la temperie

Tenemos todo el tiempo del mundo para ti

Conclusiones sobre el episodio de calor

Pasados ya los días de más calor de la semana pasada, y pasada también la enfermedad que me ha tenido unos días apartado, es hora de hacer balance de la que públicamente se ha llamado ola de calor y comprobar con datos si esta denominación puede emplearse siguiendo nuestros criterios, repito, muy personales, que establecimos en anteriores entradas debido a la falta de una descripción oficial del término.

Lo primero que hay que decir es que, ciertamente, los registros alcanzados han sido espectaculares en muchos casos, tanto en las máximas como en las mínimas. Los días 25, 26 y 27 de Junio se pulverizaron varias marcas históricas. Además, este episodio se ha extendido por el centro y sur peninsular y más tarde por el Valle del Ebro y por la zona este. Desde estos puntos de vista, 2 de los 4 criterios se cumplen: temperaturas más altas de lo normal para cada zona y extensión geográfica amplia.

Sin embargo, otros dos no. La duración del episodio ha sido, en el mejor de los casos, de 4-5 días. El límite que establecimos en su momento. En muy pocos casos se ha llegado a él, si bien es cierto que Sevilla, Córdoba y Jaén son las zonas en donde más se ha acercado. Es en Andalucía donde la calificación del episodio como ola de calor tiene más sentido, pero por los pelos. En cuanto al criterio acerca de los efectos en la población, que yo sepa, poco o nada ha pasado más que los habituales golpes de calor que se producen todos los veranos.

He procedido a recopilar las temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en varias capitales, y así tener datos con los que comparar. Aquí los tenéis, están sacados de la web Mundomanz y son datos oficiales sacados de los SYNOP correspondientes a estaciones de la AEMet.

 

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Sevilla

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Sevilla

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Córdoba

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Córdoba

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Sta. Cruz de Tenerife

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Sta. Cruz de Tenerife

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Valladolid

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Valladolid

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Salamanca

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Salamanca

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Murcia

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Murcia

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Cáceres

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Cáceres

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Valencia

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Valencia

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Zaragoza

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Zaragoza

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Madrid-Barajas

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Madrid-Barajas

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Jerez de la Frontera

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Jerez de la Frontera

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Barcelona

Temperaturas máximas y mínimas de la segunda quincena de Junio en Barcelona

 

Conclusiones.-

Los datos de más allá del día 28 ó 29, salvo en algún caso como el de Zaragoza, hacen pensar que el episodio terminó muy pronto para considerarse como una ola de calor. El hecho de superarse registros históricos no representa, en mi opinión, un factor determinante para ello. Una ola de calor, técnicamente, no puede durar sólo 3 ó 4 días, en mi opinión. Se que muchos no estarán de acuerdo con esto y que en los medios y en la sociedad la denominación “ola de calor” ha calado y se ha dado por oficial. Pero este es un razonamiento técnico, científico. No podemos hablar de ola de calor en Sevilla u ola de calor en Córdoba. Los calores extremos pasaron demasiado rápido como para que fueran una ola. Y, de hecho, no sólo pasaron, sino que han dejado valores por debajo de lo normal en muchas zonas, incluso volviendo a batirse registros de temperaturas máximas más bajas para Julio en algunas capitales, como en Lleida, y la mínima absoluta de Julio en Foronda (Vitoria-Gasteiz) con 3,2ºC.

 

1 comentario

  1. Dice ser ANTONIO LARROSA

    Donde tenemos playas no tendremos problemas hasta que el agua no hierva.

    Clica sobre mi nombre

    04 Julio 2012 | 13:56

Los comentarios están cerrados.