Entradas etiquetadas como ‘sueno’

Duermen plácidamente al volante de un Tesla en pleno viaje

Un automovilista grabó muy sorprendido el momento en que circula paralelamente a otro vehículo cuyo conductor y su acompañante estaban en brazos de Morfeo, en plena marcha. ¡¡¡Bendito piloto automático!!!

La escena tuvo lugar en una autopista cerca de la ciudad de Newton, Massachusetts, EE UU, la tarde del pasado domingo, y Dakota Randall, el ‘piloto delator’, captó un Tesla Model X. Aunque la imagen es impagable, no se debe utilizar el móvil al volante. Que quede constancia. Lee el resto de la entrada »

El duro primer día de clase de un niño de cuatro años: se duerme y la lía

Una cámara de seguridad grabó el divertido momento en que un pequeño, que había echado una cabezadita como el rey emérito en un acto oficial, se despierta repentinamente y se carga algo a la espalda que no es su mochila. o-O

Dean Lewis Pagtakhan, de cuatro años, se vio superado por el primer día de clase, en una escuela filipina, y cayó en manos de Morfeo en menos que canta un gallo. Lee el resto de la entrada »

Por casos como este hay que ponerse el cinturón siempre

coche_suenoSirva este vídeo de broma, aunque el susto que se lleva el protagonista es morrocotudo, para volver a insistir en lo importante que es llevar el cinturón puesto en cualquier desplazamiento.

Este joven británico parece que no se tomó en serio todas las campañas publicitarias que avisan de que usar este elemento de seguridad, y viaja suelto y dormido como un tronco en el asiento del acompañante. ¡¡¡Craso error!!!

Al volante, su compañero de travesía tiene unos planes muy diferentes a los que pueda estar soñando el caballero, y frena el vehículo sin avisar. O-O El resultado ya os lo podéis imaginar, un golpe contra el salpicadero que duele solo con verlo. Lee el resto de la entrada »

Por tu bien, ¡no te quedes dormido en la clase de este profesor!

dreamUn docente de una escuela de secundaria en Holanda ya había advertido a sus alumnos que por muy cansados que estuvieran o por muy aburridas que fueran sus clases, jamás echaran una cabezada durante su hora lectiva o se atendrían a las consecuencias. ¡¡¡Qué miedo!!!

Pues un estudiante hizo caso omiso a los avisos repetidos y cayó en manos de Morfeo justo en medio de una clase magistral del ‘Hard Teacher‘. Craso error. Los avisos están para cumplirlos, pero el muchacho no pudo resistir el sopor y se quedó como un cesto. Lee el resto de la entrada »

Atan su pelo al techo para no dormirse cuando estudian

La sabiduría popular dice: “la letra con sangre entra“, aunque para este caso concreto sería mejor expresarlo: “la letra con un tirón de pelo entra“. Al menos así lo piensan varios estudiantes chinos, que no dudan en sujetar su cabello al techo cuando están hincando los codos duramente para no recibir de forma inesperada la llamada de Morfeo. ¡Cómo están las cabezas!

pelo_techoDos alumnas de la Universidad de Fujian lo han experimentado en sus propias carnes (más bien en su cuero cabelludo, que debe ser a prueba de bombas). El método es muy sencillo: unas cuantas pinzas, cabellera bien tensa y si la cabeza osa abandonar la verticalidad en busca de un sueño reparador, ¡zas! Sacudida al canto. ¡Qué dolor!

Soy muy exigente con todo lo que hago y en época de exámenes no puedo perder el tiempo durmiendo. Siempre quiero obtener las mejores calificaciones y esta es una buena opción para lograrlas“, comentó a un medio local Huang Lu, una de las estudiantes que aplica a rajatabla ‘el método del tirón‘.

pelo_china2¿Qué será lo siguiente: clavarse agujas en la piel? Pues parece que no voy desencaminado ya que hace más de 2.500 años, un político llamado Su Qin se hundía un punzón en la pierna para evitar dormirse a toda costa. El suplicio era tan insoportable que vencía cualquier tipo de cabezada. Con semejantes antecedentes, ahora comprendo por qué los entrenadores chinos son tan exigentes con sus pupilos.

También está el caso del joven Sun Jing, un ávido lector de libros que vivió durante la dinastía Han (siglo III a.C.), y al que la cultura china atribuye la invención de tan original método de estudio, que pudo haber bautizado como: ‘Dame un mechón y te quitaré el sueño

Yo, si os soy sincero, prefiero los sistemas más tradicionales: un café bien cargado, unas cuantas latas de refrescos energéticos… Puede que sean opciones menos saludables pero mucho más placenteras.

(Fotos: news.163.com)

¿Has soñado alguna vez con este hombre?

this_manNo soy un seguidor fiel de Iker Jiménez, pero me imagino que en alguno de sus programas habrá hecho referencia a este curioso sueño recurrente que han tenido cientos de personas de todo el mundo. ¿Quién es este individuo? ¿Existe en realidad? ¿Es un espíritu que viaja cada noche saltando de mente en mente?

Desde el año 2006, decenas de psiquiatras de Alemania, EE UU o Inglaterra han escuchado a sus pacientes durante horas hablar de este personaje en las sesiones de terapia. Todos coinciden en que nunca le han visto en la vida real y que siempre les da sugerencias sobre su vida. Menos mal que parece una especie de consejero y no un Freddy Krueger dispuesto a matar a todo el que encuentre a su paso.

Lo más curioso de este caso es que todos los pacientes se refieren al personaje como ‘Este hombre’ (‘This man‘). Incluso hay un sitio que recopila todas sus apariciones y pone en contacto a las personas que alguna vez han soñado con él. Sea una leyenda urbana (tipo ‘la chica de la curva‘) o una realidad onírica, este ‘espíritu’ campa a sus anchas por las fantasías de muchos.

Alguno de los testimonios recogidos en la página web son realmente inquietantes: desde el que ve a  ‘Este hombre’ como una estatua dentro del espejo de su cuarto de baño (algo parecido a la película Candyman), hasta el que en un cementerio, visitando la tumba de su padre, observa que la lápida no tiene el rostro de su progenitor si no el de ‘This man’. Aunque supuestamente sea un buen tío, un poco de canguelo sí que da.

Hay varias teorías que han intentado dar una explicación más o menos acertada del caso. Quizás la más precisa sea la de tratar el tema como un fenómeno de imitación. Básicamente, cuando las personas tienen contacto con el tema se vuelven más receptivas y comienzan a ver a este hombre en sus sueños. Una especie de efecto dominó. Espero que no seáis muy impresionables y simplemente recordéis este post como un relato singular.

Dibujos de 'This man' hechos por gente que ha soñado con él.

Dibujos de ‘This man’ realizados por gente que ha soñado con él.

“Me sentí el más inútil del mundo”

Me llegó un correo el otro día de un ex becario, uno de esos afortunados que ha conseguido un trabajo fijo (eso sí, antes de que las cosas estuvieran como están ahora).

Me cuenta que no es muy de dejar comentarios en el blog pero que desde que vio la historia de Fergie (“cómo obtener queso mozzarella de una fotocopiadora”) estuvo pensando en alguna anécdota estúpida para enviarme. Y al final me mandó ésta:

Madrugar no siempre es positivo

“Cuando era becario solía levantarme a las seis porque a las seis y media cogía el metro. Dormía poco muy poco. Aquel día, si no recuerdo mal, me acabé durmiendo casi a la 1:30 de la madrugada, pensando “levántate a las seis, no te duermas”. No sería la primera vez.

Pues bien, oí la alarma y cogí el móvil. Lo paré, vi que eran y cuarto y me vestí a toda prisa. Salí de casa a y media, después de haberme adecentado un poco.

Me desperté con mucho sueño y, como hacía cuando iba al instituto, me prometí una siesta a cambio de levantarme. Así llegué a la calle.

Noté frío y miré la marquesina de autobús que había enfrente de mi casa. Se alternaban reloj y temperatura. Eran y 36, había seis grados.

La calle, desierta

Me sorprendió no encontrar a nadie por la calle, porque por las mañanas solía cruzarme con una o dos personas, además de los coches, que empezaban a despertar, y un autobús que me tenía cogida la hora.

Llegando a la boca de metro vi poca luz, poquísima. Nadie salía, nadie entraba. Llegué a su altura y me di cuenta de que estaba cerrada.

¡Cerrada! ¡Mierda! Así que cogí el móvil para llamar a un compañero y decirle que tardaría más en llegar, que no sabía qué había pasado pero tenía que irme a otra boca de metro porque la que solía coger estaba cerrada. Al coger el móvil me fijé en la hora y eran… ¡las 3:38!.

No me había sonado la alarma, tan sólo lo había soñado, y estaba delante de la boca de metro a las tres de la mañana, inútil como yo solo, tres horas antes de la hora a la que tenía que estar.

Guardé el móvil y volví andando deprisa a casa. Me puse de nuevo el pijama y repetí el proceso otra vez tres horas más tarde, esta vez con el metro abierto. Entre medias, una pesadilla y cinco minutos de vuelta a casa que me hicieron sentirme el más inútil del mundo. No había nadie para verlo… gracias a Dios”.

(FOTOS: dominiqs81 y diesmali)

Envía el post: