Entradas etiquetadas como ‘seattle’

Hace el ridículo al intentar romper una pancarta en contra de Donald Trump

Un seguidor del presidente estadounidense Donald Trump intentó romper, con todas sus fuerzas, una pancarta en contra del fascismo, durante una protesta el Día del Trabajo en la ciudad de Seattle (EE UU), pero fracasó estrepitosamente. o-O

Un vídeo, que ha corrido como la pólvora por las redes sociales, muestra el momento en que el caballero, que viste una camiseta de la organización en apoyo de Trump Patriot Prayer, coge un cartel de rechazo a las medidas impopulares aplicadas por el Gobierno. Lee el resto de la entrada »

Prohíben a una pasajera viajar en avión por llevar unos “short diminutos”

Maggie_McMuffin_short

La tripulación de la compañía JetBlue no permitió subirse a uno de sus aparatos a la artista Maggie McMuffin hasta que no se pusiera unos pantalones que cubrieran los diminutos short que vestía. De no hacerlo, la joven se hubiera quedado tirada. O-O

Esta artista de burlesque viajaba camino de Seattle (EE UU), cuando en la conexión entre vuelos una de las azafatas le comentó, al subir al siguiente avión, que su vestimenta no era apropiada, y que debía ponerse algo que cubriera sus piernas. ¡¡¡Ni que estuviera entrando en una mezquita!!!
Lee el resto de la entrada »

Rescatan a un joven que quedó atrapado por los pies en un aro de baloncesto

colgado

Hay maneras muy raras de reivindicar los derechos de los trabajadores pero ninguna como la de este muchacho de Seattle (EE UU), que el pasado 1 de mayo quedó literalmente colgado del aro de una de las canastas de una cancha situada en el Anderson Park de la ciudad estadounidense. ¿Qué pretendía con esa acción? Eso solo lo sabe él porque la policía fue incapaz de conocer las razones que le llevaron a convertirse en mono por unos minutos, aunque lo relacionan con las protestas por el Día de los Trabajadores.

Al parecer fue el joven el que trepó a lo alto de la canasta y quedó ‘colgado’ (en toda la extensión de la palabra) de la cesta sin posibilidad de liberarse, según ha publicado un medio local. En el vídeo, que se ha convertido en un fenómeno viral en las redes sociales, se muestran los movimientos violentos del hombre en un inútil intento por liberarse. Mientras, una quincena de agentes observa la escena en un despliegue que firmaría el mismísimo Richard Donner en cualquiera de sus Arma letal. Lee el resto de la entrada »

Quema su casa intentado matar una araña

incendio_seattleAl leer esta noticia, podríamos decir (retocando un famoso dicho), que “a pequeños males, desastrosos remedios“. Vamos, que al protagonista de esta historia la respuesta al problema doméstico se le fue de las manos.

El caballero, residente en la ciudad de Seattle (EE UU), trataba de matar una araña (casi a cañonazos) y provocó accidentalmente un incendio de ‘proporciones bíblicas’ que a punto estuvo de dejarle sin hogar. Los daños producidos en la casa han quedado valorados por una aseguradora en algo más de 45.000 euros.

El fuego comenzó porque el propietario del inmueble ideó un pequeño lanzallamas con un bote de espray de pintura (como el que usan los grafiteros) y un mechero. Al ver al arácnido moverse por una de las paredes comenzó a disparar fogonazos contra los tabiques como si no hubiera mañana. El resultado: las llamas se propagaron sin remisión hacía el techo convirtiendo el edificio en una especie de pira funeraria.

Al ver el desastre que había causado, al hombre le dio el tiempo justo para sacar a su madre de la vivienda y observar el dantesco espectáculo desde el jardín. Cuando llegaron los bomberos, poco pudieron hacer, porque el interior del unifamiliar estaba totalmente quemado.

Según declaraciones de uno de los policías que acudió al lugar de los hechos, la araña “probablemente murió dado que la pared estaba calcinada“. Os imagináis que no es así y el artrópodo está campando a sus anchas por encima de las cenizas. Sería de traca.

(FOTO: Captura de KiroTV)

Creía que era un superhéroe… y le rompieron la nariz

BecConsejo: “No seas estúpido”

Hace unos días me enteré de que en Seattle había superhéroes. No me refiero a los de la tele, a esa gente con poderes que vuela, tiene armas potentes, sabe pelear… no, no, me refiero a superhéroe como tú y como yo, mucho más parecidos al Batman sesentero aquel que cuando pegaba ponían “POW” y “BANG” que al Spiderman del cine.

Como os digo, lo leí en la prensa internacional y pasé. Os lo podía haber contado, bien lo sabe Dios, pero preferí esperar. Esperé e hice bien, porque ahora este ejército de frikis bienhechores solidarios se ha llevado un buen susto.

Al principio todo iba sobre ruedas. Uno de ellos impidió el robo de un coche, aunque no sabemos si porque es un superhéroe, porque va disfrazado o porque muchos ladrones que tratan de abrir un coche se ven disuadidos si cualquier persona les grita: “¡Oiga, oiga! ¡Al ladrón!”.

No obstante, es algo que no puede acabar bien. Los delincuentes, que se dedican a eso, como yo a escribir posts y vosotros a vuestros quehaceres, se las buscan e investigan. Conocen el mercado, a sus rivales y a los policías. Saben (aunque no hace falta ser especialmente espabilado para ello) que estos superhéroes “reales” (así les llaman) tienen los mismos poderes que Trolly (es decir, ninguno) y que, dado que no les van a congelar con la mirada, a tortas igual ganan.

Por eso la otra noche le untaron el morrete a uno de estos héroes. Phoenix Jones, uno de los vigilantes enmascarados (en la imagen superior, el del centro), intentó parar a dos maleantes y más o menos lo consiguió. ¿Por qué le partieron la nariz entonces? Pues porque lo consiguió “más o menos”…

Logró reducir a uno de los dos pero el otro sacó un arma y cuando soltó al que tenía cogido le dieron una patada en las narices (literal) y le rompieron el tabique. Luego huyeron, claro, y nuestro pobre superhéroe se quedó… vaya, iba a decir que se quedó con un palmo de narices, pero creo que no es apropiado.

La Policía ha pedido a este equipo de héroes que se quiten el traje y dejen de hacer el tonto cejen en su empeño de salvar a la humanidad. Ni que decir tiene que no les han hecho caso, al menos de momento, y siguen convencidos de que lo suyo es que llamen a los agentes, pero entre que llegan y no pues intentan reducir a los malos.

PD: Si los veis por la calle, les dais recuerdos de mi parte.

Un español perdido en… Seattle

BecConsejo: “No te quedes con las ganas”

El último viaje lo hicimos a Lovech, Bulgaria. Ahora cogemos un vuelo transoceánico para ir lejos, muy lejos, que para algo estamos apurando los últimos expatriados (sí, una alegría para los detractores, esta sección tiene activada ya su cuenta atrás). ¡¡VAMOS A SEATTLE!! Allí espera Guille… bueno, esperaba (hace un año). Espero que su vida no le haya cambiado mucho y sepa perdonarme.

1) Nombre

Guillermo.

2) Edad

20 años.

3) En España vivía…

En Paracuellos del Jarama, Madrid.

4) Ahora vivo…

En una ciudad que se llama Bellevue, como a media hora del centro (downtown) de Seattle.

5) Me mudé…

Hace más de dos años.

6) ¿Por qué me fui?

Para empezar mis estudios universitarios aquí. La oportunidad educativa que ofrece Estados Unidos es enorme y era un sueño desde pequeño: poder estudiar en América.

1) De España añoro…

La comida, mi familia y mis amigos… Un buen plato de jamón  y tortilla, charlar y salir de fiesta con mis amigos por Madrid… disfrutar de la compañía de mi familia…

2) En España no tenía y ahora sí…

El ‘Black Friday’, después de Acción de Gracias. Las tiendas rebajan sus precios al máximo, especialmente en electrónica.

3) De Seattle no me gusta…

Lo malo del clima húmedo, que la gente va a todos sitios en coche.

4) La ciudad es…

Muy limpia y tiene un ambiente muy agradable.

Bienvenidos a Seattle. Hoy no nos vamos a enrollar mucho, que Guillermo tiene cosas que hacer (un año de trabajo acumulado…). Él os va contando:

El tiempo

“El tiempo por aquí es bastante lluvioso y eso tiene sus cosas malas y buenas. La buena es que Seattle y el estado de Washington en general poseen una de las mayores riquezas naturales del planeta con paisajes, lagos, montañas y bosques que no verás en ninguna otra parte del mundo. Cada estado en Estados Unidos tiene un nickname o apodo y Washington es llamado The Evergreen State y este nombre hace referencia a sus bosques siempre verdes durante todo el año.

Lo malo del clima húmedo de Seattle es que la gente va a todos sitios en coche (aunque esto en EE UU es muy común). Sales de casa y no ves a nadie paseando ni por las calles. Seattle es conocida como The Emerald City o Ciudad Esmeralda (por el mismo motivo que Washington es The Evergreen State, debido a sus verdes paisajes) y también como The Rainy City, la ciudad lluviosa. Cuando se observan datos de precipitación por metro cúbico, Chicago, New York o Miami estan por encima de Seattle y esto se debe a que la lluvia en Seattle no es intensa, es una lluvia débil sin tormentas ni truenos (podría ser comparable al Norte de España, Galicia o Asturias en Otoño o Invierno).

El Black Friday

La fiesta de Acción de Gracias es muy famosa por el pavo, pero lo mejor viene el día después… en América se llama Black Friday (Viernes Negro)… y las tiendas rebajan sus precios al máximo, especialmente en electrónica. Ese día puedes conseguir portátiles por menos de la mitad del precio que tenían el dia anterior.

Y un descuento de un 50% en un portátil de 900 dólares (algo más de 640 euros) se nota bastante, ¿qué  ocurre entonces? La gente termina su cena de Acción de Gracias y se va a hacer cola a las grandes tiendas de electrónica. Yo llegué cuando la tienda iba a abrir el otro día, alrededor de las 5 am, y la cola que habia era de miles y miles de personas para entrar… con sus mantas, sus cafés, sus sillas y su música para hacer la espera más amena.

Un entorno distinto

Echo de menos hablar con la gente, cuando vas a comprar el pan en Madrid, saludar a la gente que conoces, preguntar qué tal… aquí tienes muy pocas posibilidades de encontrarte a tu vecino en la misma tienda que tú, o a alguien que conozcas, la gente suele utilizar el Drive Thru, un método para hacer pagos en el banco, comprar medicina en la farmacia o pedir comida sin bajarte del coche. Es algo cómodo, pero se pierde en el contacto social con al dependiente, la gente de la tienda… En España no puedes imaginarte ir a una farmacia y pedir un jarabe por un micrófono, abrir la ventanilla de tu coche y recoger el jarabe…

Otro aspecto interesante que es muy diferente a España es la propina o tips. El camarero es más tu amigo que un trabajador normal; en la mayoría de los restaurantes se presentan, te dicen su nombre y te dan un servicio excelente, vuelven a la mesa después de servirte para preguntarte si te ha gustado, si necesitas algo más… Por ello, debemos darles propina, y en general, es el 10% del importe de la comida. Si el servicio te ha parecido excelente, les darás de un 15 a un 25% y si el servicio no te gustó, alrededor de un 5% (lo que sería un insulto a los camareros).

La universidad

El método educativo es mucho más moderno. En cada clase tenemos una web o apartado on line para ver notificaciones del profesor, notas de exámenes, deberes o fechas de entrega de trabajos. En EE UU se trabaja mucho en grupo y de forma práctica. Desde mi campo (Ingeniería Química) se piden a veces las mismas horas prácticas que teóricas: tenemos alrededor de 5 horas semanales de laboratorio para cada clase, Química Orgánica, Física, Biología… Para los americanos, la práctica es lo que de verdad enseña y lo que se te quedará en un futuro.

En general estoy muy contento en Seattle, el ambiente de la ciudad es muy agradable, la ciudad es muy limpia… ¡pero cuento los días para un buen plato de jamón y unas tapas en un bar en Madrid con mis amigos!”.

PD: Así es la vida en Seattle. Echo de menos en los comentarios a algunos a los que no se irían allí ni por todo el oro del mundo 😉