La gente de Rosy Runrún La gente de Rosy Runrún

Corazón, corazón; corazón pinturero.

Entradas etiquetadas como ‘Pelayo Díaz’

Tras su desnudo… las fotos más sexys de Pelayo Díaz en Instagram

Ayer una imagen de un desnudo integral sacudió las redes sociales. El influencer y experto en moda Pelayo Díaz se encontraba en la isla de Formentera y decidió compartir con sus seguidores de Instagram una imagen que no ha pasado desapercibida para nadie. Ni siquiera para Instagram que lo ha censurado.

(haz ‘click ‘en la imagen para ver las posaderas de Pelayo en todo su esplendor)

Pelayo, que no quería desnudarse así como así, quiso enviar a sus seguidores un mensaje de aceptación, escribiendo: “Dejemos de ser tan duros con nosotros mismos. Dejemos de ser tan crueles con nuestros propios cuerpos y con los de los demás. Ama tu cuerpo, valóralo, trátalo bien. Es tuyo y es el único que tendrás para el resto de tu vida”.

Pero, aunque en esta ocasión, su desnudo iba con mensaje, ha habido otros momentos en los que Pelayo ha calentado las redes con imágenes calientes y muy muy ligeritas de ropa. Aquí va mi selección. En alguna, aparece también junto a su marido, que tampoco está nada mal.

¿Qué te parece Pelayo? ¿Eres de las mías y te gusta? ¿O por el contrario piensas que está sobrevalorado?

En el que Rosy vuelve cuando los ‘emojis’ pelirrojos llegan a WhatsApp

Pues sí, he pensado que como mañana ya estarán disponibles en todos nuestros WhatsApp los emojis de pelirrojos, era buen momento para regresar a la carga. (No lo sabías, pero soy pelirroja natural).

Vuelvo renovada (y con Instagram), probablemente con más ganas que nunca y con la intención de implicarme un poquito más con todo lo que escriba. ¡Me pienso mojar más que un churro en su tazón de chocolate!

Este esperado regreso (casi más pedido que el de Brad Pitt con Jennifer Aniston) se produce después de un inesperado abandono: me abandonaron. Eso es exactamente lo que me ocurrió. El que hasta febrero era mi novio decidió, de manera unilateral y sin moción de censura ni nada por el estilo, poner fin a nuestro idilio amoroso después de casi 2 años y medio de amor intenso a distancia. ¿El problema? La distancia. La distancia y que él, que vive felizmente en la casa de sus padres (con ellos) en un pueblecito andalú, no quiere mudarse a la gran ciudad. Y mira, yo lo entiendo: en Madrid los alquileres son ridículamente caros, el verano demasiado seco, la contaminación es una amenaza, él tendría que cocinar su comida todos los días y no depender de los deliciosos guisos de su mamá, se lavaría y plancharía la ropa solito, yo me enteraría de sus ‘juergas flamencas’ con sus amigotes y, probablemente, de las veces que me es infiel, tendría que buscar un nuevo trabajo, salir de su zona de confort… ¡Exacto! Su zona de confort. Ese es el problema y… bueno, que es un vago y que no me valora tanto como a los guisos de su señora madre. (Señora, que yo a usted la adoro, pero su mochuelo hace días que no tiene plumón. ¡Déjelo volar! Y si no se va del nido por sí solo… una patadita y listo. Verá qué rápido alza el vuelo).

¡Qué a gusto me he quedado oye! (Os dije que me iba a implicar, pero jamás pensé que tanto).

Volvamos a mi realidad, o al menos a nuestra realidad compartida: ¡Madre del amor hermoso! Me voy unos meses de retiro y recuperación espiritual y pasa de todo por aquí: la hija de Amancio volverá a pasar por el altar, Harry se casa con la de Suits, Bigote Arrocet y María Teresa Campos sacan un disco y solo dos señoras que andaban perdidas por El Corte Inglés de Nuevos Ministerios van a su firma. Kiko Rivera está deprimido, Paula Echevarría y Miguel Torres todo lo contrario, y mientras Bustamante baila en la tele con la que podría ser su nueva chica. Belén Esteban le gana a Toño Sanchís en los juzgados, y Pelayo ya no juzga el look a nadie y ahora baila compitiendo con Busta. Laura Matamoros ya es mamá y Tamara Gorro va a adoptar. Chabelita y Alberto Isla (en la isla) hacen como que se casan, los triunfitos triunfan más allá de su plató, Aitana lo deja con su Vicente y Cepeda se le arrima… (Coge aire Rosy). ¡Qué barbaridad! Y todo esto solo desde febrero. Si es que… no os puedo dejar solos.

Y como no os puedo dejar solos: ¡he vuelto! Tengo ganas, motivos para estar aquí y sobre todo muchas, muchas cosas que os quiero contar, y otras tantas que llegarán a mis oídos, o a mis ojos, y no me podré guardar para mí sola.

Gracias por estar ahí, no os defraudaré.

Palabra de Rosy.

Pelayo Díaz: “Si te burlas de ti mismo ya no se pueden burlar otros”

Warhol era un intelectual y llenaba de referencias culturales y artísticas todo lo que creaba y hacía, también las bromas, por lo que me parece algo arriesgado afirmar que si ahora estuviese vivo trabajaría un reality de Telecinco, que es precisamente lo que ha hecho Pelayo Díaz en esta entrevista en Abc. Una ha leído sus diarios, y cree que no, que Warhol estaría bien alejado de la televisión-espectáculo, a veces salpicada de gritos y controversia, que ofrece la cadena amiga. Le reconozco todo el mérito a Pelayo, sin embargo. El star blogger español más star blogger de todos los star blogger ha publicado un libro, Indomable, con el que se posiciona en la cima de su carrera.

Pelayo Diaz © Gtres

Pelayo Diaz © Gtres

“Si te burlas de ti mismo ya no se pueden burlar otros, porque tú ya has hecho la gracia”, dice Pelayo. No le ha faltado valentía y dosis de fuerza (creo recordar que en dos de sus tatuajes se lee: fuerza y valor) para seguir con su sueño pese a todas las críticas furibundas que recibe en Internet diariamente, por no hablar de quienes le califican de arribista por haber estado enamorado de diseñadores famosos.

portada_indomable_pelayo-diaz_201605191303

La realidad es que tiene 800.000 seguidores en Instagram (más que los diseñadores famosos de los que se enamoró), lo cual significa una cosa: Pelayo Díaz interesa. Vende. Gusta. Lo que no interesa es ignorado, y él tiene muchísima más repercusión que otros personajes públicos en cada post y en cada publicación que hace. La tenía antes de entrar en Cámbiame, de Telecinco, aunque ahora su fama se haya triplicado. Su caché es muy alto: está forrado. Recibe un dinero considerable por cada foto que pone promocionando una marca: supone publicidad directa con los fans.

Diremos lo que queramos, pero lo cierto es que se lo ha trabajado: estudió Diseño de Moda y Marketing en la prestigiosa Central Saint Martins de Londres (¡el mismo lugar en el que ahora está Antonio Banderas!) e incluso hizo pinitos con un genio como Alexander McQueen, lo cual, estaréis de acuerdo conmigo, no lo consigue cualquiera. Tiene mérito, oiga, como queda claro en su libro, un diario menos íntimo de lo que él ha explicado (apenas habla de sus romances) que sí está lleno de anécdotas de vida, dibujos, creaciones y en muchos casos, belleza.

En España tenemos la malísima costumbre de criticar muchas cosas que triunfan, pero no seré yo quien lo haga esta vez, y os juro que no le conozco personalmente. ¿Qué pensáis vosotros?

Pelayo Díaz: “No apoyo la democratización de la moda”

“Me gustaría que la gente fuese más abierta, al estilo de Londres o Berlín”, explicaba Pelayo Díaz el pasado sábado en una entrevista publicada en El País. Le habían preguntado qué cambiaría de nuestro país lo cual, bien pensado, no estaría mal: apertura mental siempre es buena.

Pelayo Díaz, en una foto de su IG @princepelayo

Pelayo Díaz, en una foto de su IG @princepelayo

Pero nuestro ‘it boy’ más famoso, que cuenta con 740k de seguidores en Instagram (ahí es nada), dio otros jugosos titulares: “No apoyo la democratización de la moda, hay gente con mucho dinero que jamás se gastaría 100 euros en una camiseta y otra gente con poco que ahorra para hacerlo.”

Aseguró que él no va a “perder tiempo en convencer a alguien de que una marca de lujo que fabrica en París trata y paga mejor a sus empleados, por ejemplo.”

¿Qué os parece lo que dice? Teniendo en cuenta el escándalo de Amancio Ortega que sacó hace poco Jordi Évole

Ante la pregunta de cómo ha sido lo de aceptar participar en un programa de televisión (Cámbiame, ya sabéis) él responde ni corto ni perezoso: “Si no sales por la televisión no eres nadie”. Ejem. La frase no es solo tópica y un poco presuntuosa, sino además rigurosamente falsa.

Bueno, vale, se lo perdonamos. Pero, ¿cuál es, entonces, el secreto del éxito del digital influencer al que las marcas de ropa pagan cantidades nada desdeñables por salir en su blog y que ahora triunfa en Telecinco?

“Sigo un único consejo, que me dio mi hermana a los 18 años: hacer lo que me dicte el corazón. Eso me ha ido llevando de un proyecto a otro, de una ciudad a otra, y por tanto a hacer lo que me apetecía.”

Claro que, si queréis seguir ahondando en sus secretos y en su corazón, tendréis que esperar a que salga su primer libro, Indomable, en el que, según ha contado, vamos a poder conocer a la persona que se esconde detrás de los focos de la tele y de los flashes de la cámara.

pelayo diaz indomable