BLOGS

Un microrrelato por día y cada uno de 150 palabras. Ni una más, ni una menos.

Un árbol en el bosque

El niño fue alejándose poco a poco de su casa mientras trataba de cazar una colorida mariposa. La persecución fue conduciéndolo hacia el bosque y la muy escurridiza no se dejaba atrapar. Después de mucho intentar, agitado de tanto perseguirla, decidió sentarse a descansar al costado de un frondoso árbol. Miró un rato hacia el cielo mientras observaba cómo se las ingeniaba el sol para gambetear las hojas de las tupidas ramas, y luego se quedó dormido mientras buscaba formas de animales entre las nubes. Estaba haciéndose de noche cuando abrió los ojos nuevamente y al querer usar sus brazos para estirarse, con gran sorpresa notó que una parejita de gorriones habían anidado en la palma de su mano. Al intentar espantarlos se dio cuenta de que sus manos se habían endurecido. Asustado intentó salir corriendo hacia su casa, pero el esfuerzo fue inútil. Sus piernas ya habían echado raíces.

10 comentarios

  1. Dice ser Clica aqui

    Siento decir esto, peor su historia de hoy representa exactamente lo que esta pasndo con los inmigrantes que llegan a España, que a pesar de que persiguen mariposas imposibles, en este caso sueños de venturanza ,ilusiones de bienestar ,pasa el tiempo y cuando se dan cuenta ya no pueden volver, porque han echado raices que se lo impiden

    20 Diciembre 2010 | 11:18

  2. Dice ser Clica aqui

    Siento decir esto, pero su su historia de hoy o metáfora representa exactamente lo que esta pasando con los inmigrantes que llegan a España, que a pesar de que persiguen mariposas imposibles, en este caso sueños de venturanza ,ilusiones de bienestar ,pasa el tiempo y cuando se dan cuenta ya no pueden volver, porque han echado raices que se lo impiden

    20 Diciembre 2010 | 11:20

  3. Dice ser Metamorfosis

    Lo cierto es que el post me ha cogido un poco espesa y no sabía por donde cogerlo, hasta que he leido la noticia de actualidad sobre la que se basa.”La utilización de árboles de Navidad naturales ayuda a mejorar el cambio climático”. ¿Qué.. qué? Sigo espesa, cada vez más. ¿Que talen árboles jóvenes ayuda en algo? ¿Que jóvenes árboles plantados en macetas, que mueren inevitablemente encerrados en casa, porque no tienen luz natural ni se pueden regar para no electrocutarte con las luces…puede ayudar a mejorar el cambio climático?. Supongo que alguna base científica tendrá tal disparatada opinión, y soy yo la que no entiende nada…pero no voy a hacer ni caso. Mi arbolito es de plástico, tiene muchos navidades, tantas como arbolitos hemos colaborado en salvar de una muerte segura. Y lo que haré por mejorar el cambio climático es plantar más arbolitos, no talarlos ni mutilarlos en una maceta por Navidad…

    20 Diciembre 2010 | 12:18

  4. me gusta el comntario de Larrosa

    Un saludo!

    20 Diciembre 2010 | 15:17

  5. Dice ser Al S.de Gomaranto

    Según nos has relatado,
    esta especie de simbiosis,
    entre un árbol y un humano
    que es lo que nos traes hoy.
    Simbiosis casi perfecta,
    Aunque, lo sacar provecho;
    ni árbol lo saca del niño,
    ni el chiquillo del abeto.
    Si esto no es un milagro
    tiene, toda la pinta de serlo.
    No por la unión es sí misma,
    Sino por el corto tiempo,
    en que se realizó el evento.
    Llegando en una sola tarde,
    no solo en convertirse en ramas,
    los brazos de ese chiquillo.
    Y sus pies en largas raíces,
    que se infiltraron en el suelo,
    anclándolo en la tierra,
    inamovible e impertérrito,
    a tempestades y vientos.
    Y si esto fuese poco,
    lo que en esa misma tarde,
    a dos gorrioncillos diera tiempo.
    De construir por completo
    en la palma de la mano, un nido
    y quizás pusieran algún huevos.
    Palmas que habían endurecido,
    pora convertirse en dos leños.
    Si el abeto no pudiendo
    paternalmente abrazarlo,
    para proteger su sueño.
    Debido a la inflexibilidad
    de sus leñosas ramas.
    Entrelazó sus raíces,
    con las del humano-árbol.
    Le transmitió robustez
    haciendo del niño, un abeto.
    Que estaría protegido,
    que crecería frondoso
    a su sombra y a sus pies.

    20 Diciembre 2010 | 16:53

  6. Dice ser Pedro Moreno

    No es necesario recurrir a los emigrantes, para dar testimonio, y fiabilidad, a la parábola. Cualquier persona española, seguramente puede dar fe de este hecho, en algún momento de su vida. Con la diferencia de que el español, tiene más recursos, y más posibilidades, de elegir su forma, y destino de su vida. Por la obviedad de todos conocida, al haber nacido, y tener aquí sus raíces, junto con el arraigo de su familia, amistades, etc. A la hora de determinar diferencias, efectivamente el emigrante lleva la peor parte, porque si en nuestro país no logra conseguir, sus sueños de progreso y bien estar soñados, no creo que lo consiguiera volviendo al suyo de origen, aunque volviera a sus raíces, por el hecho de haber tenido precisamente que salir de el ,por estas mismas circunstancias.

    20 Diciembre 2010 | 18:27

  7. Dice ser xulita

    Me ha parecido una pesadilla infantil.
    Mis malos sueños de niña siempre empezaban de una manera bucólica y de pronto se torcía la historia y el final era terrorífico.
    – MAMAAAAAAAA!!!

    20 Diciembre 2010 | 19:40

  8. Dice ser Senovilla

    Decía un sabio que a los humanos se les mide por la cantidad y calidad de sus amistades, tengo la fortuna de que formes parte de mi entorno.

    Te deseo una Feliz Navidad en compañía de los tuyos y que tus sueños se cumplan siempre.

    Un abrazo

    20 Diciembre 2010 | 23:10

  9. Dice ser Penélope G.

    Y todo por perseguir una mariposa!!
    Hay cosas con las que es mejor no insistir, al final nos inmovilizan, nos afixian, nos consumen…y lo peor es no darse cuenta a tiempo.
    Saludos!!

    21 Diciembre 2010 | 03:15

  10. Dice ser Maria

    Desde una economía de consumo hasta el sostenimiento de la vida, las claves para afrontar este reto, probablemente el mayor al que nos hayamos enfrentado nunca, en la siguiente dirección: http://viaincognita.blogspot.com/2010/09/desde-una-economia-de-consumo-hasta-el.html

    25 Diciembre 2010 | 13:36

Los comentarios están cerrados.