BLOGS
Goldman Sachs is not an after shave Goldman Sachs is not an after shave

Tampoco Breton Woods es una marca de Whisky. Porque el periodismo internacional no es solo cosa de hombres, ocho mujeres ofrecen un punto de vista diferente sobre lo que pasa en el mundo.

“Con Mursi había una democracia imperfecta, ahora hay una dictadura muy dura”

foto-perfil

Ricard González en una imagen en su blog personal Mosaic Oriental / Ricard González

Ricard González llegó al Cairo (Egipto) en 2011, en un momento de bullicio, de cambios, había triunfado la revolución de la calle y parecía que se iba desmoronar el régimen de dictadura militar que llevaba gobernando en este país más de 50 años. En estos cuatro años, ha cubierto para medios como El País o los catalanes Rac 1 y Ara las primeras elecciones libres, el ascenso y caída de los Hermanos Musulmanes liderados por Mohamed Mursi; y la instauración de otra dictadura militar, ahora gobernada por Abdelfattá al Sisi. Como el mismo relata en su blog, en junio las autoridades españolas le advirtieron que las egipcias lo querían arrestar y procesar, por eso, decidió abandonar el país. Hoy con Ricard González hablaremos sobre la actual situación que se vive en Egipto y cómo es ser periodista ahí.

¿Cómo era el Egipto que te encontraste cuando llegaste?

Era el Egipto de la ilusión con respecto al futuro, el momento de la transición. En ese entonces, ya se veía que sería complicada, que no todo iba a ser un camino de rosas, porque los militares no querían dejar el poder e incluso los más escépticos pensaban que no iban a cederlo.

Y el Egipto de ahora.

Es un país polarizado, donde hay odio entre la gente de los diferentes partidos, especialmente, entre los seguidores del gobierno y de los Hermanos Musulmanes. Es agobiante, se vive con la idea de la conspiración constante y de la amenaza terrorista. Es un país triste. Según un ranking mundial es uno de los países donde más se ha incrementado el índice de infelicidad en los últimos años juntamente con Siria.

¿Por qué hay un golpe de Estado en junio del 2013?

El ejército nunca aceptó que hubiera otra fuerza. Esta institución ha sido la más fuerte del país en los últimos 50 años y ellos no querían aceptar que hubieran otros gobernando. Cuando los Hermanos Musulmanes ganan las elecciones, ponen a su gente en las instituciones y empiezan a construir su poder fáctico, entonces, el Ejército no quiere someterse a un poder civil, no quiere perder su poder y pasar a ser una fuerza secundaria. Por eso, dan el golpe, aunque ellos argumentan que el país estaba polarizado y al borde de una Guerra Civil, pero si bien el país estaba dividido no estaba claro que eso fuera a pasar.

Hay la sensación de que la comunidad internacional no hizo nada para impedirlo.

Tampoco es así, la comunidad internacional intentó mediar con las dos partes para evitar que las cosas fueran a más, pero una vez pasa y se consolida el golpe de Estado hacen precisión. Por ejemplo, Estados Unidos retiró la ayuda militar a Egipto. Algunos dirán que podrían haber hecho más, tal vez sí, podrían haber ido más lejos, pero ellos no dieron apoyo al Golpe de Estado, sino que ven como pasan las cosas y lo dejan.

Y ahora, con la dictadura militar en marcha desde 2013, usted decide abandonar el país porque explica en su blog que las autoridades españolas le advierten que las egipcias lo quieren arrestar y procesar. ¿Por qué?

Pues no lo sé si es por  el libro que escribí sobre los Hermanos Musulmanes (Ascenso y caída de los Hermanos Musulmanes), por los artículos que he hecho estando ahí, porque mi diario había sido crítico con el régimen en algunas editoriales, pero lo viví con mucha sorpresa. Si me lo hubieran dicho antes que esto me iba a pasar, no me lo hubiera creído.

Por qué tarda 15 días en contarlo.

Simplemente, fue una cuestión logística.

Cómo es la vida de un periodista en Egipto.

Si eres nacional, lo tienes más peludo, porque vives con la censura del gobierno y con la propia autocensura, porque puedes ir a la cárcel por un artículo. En cambio si eres un periodista extranjero tienes más margen de maniobra, pero también hay represión. Por ejemplo, ahora han sacado la nueva ley antiterrorista que si hay un atentado y das una cifra de muertes diferente a la oficial puedes ir dos años a la cárcel. Entonces, por ejemplo, si hay un atentado y no hay una versión oficial de la cifra de muertos, preguntas al hospital y das la cifra que ellos te dan en el artículo, si luego sale la versión oficial y no coincide o no rectificas a tiempo puedes ir hasta dos años a la cárcel.

¿Ha habido diferencias en la libertad de expresión con el gobierno de Mursi y la dictadura de Al-Sisi?

Con la época de Mursi no se puede ni comparar. Entonces había una democracia, imperfecta, pero era una democracia, ahora lo que hay es una dictadura muy dura. Durante el gobierno de Mursi es la época cuando ha habido más libertad en Egipto. Tu como turista podías entrar al país y trabajar con total libertad como periodista. Algunos dicen que es porque los Hermanos Musulmanes nunca llegaron a gobernar el ministerio del Interior porque fue el único que se quedó en manos de los militares. La verdad es que eso ya no lo vamos a saber, pero la realidad es que el año que estuvieron los Hermanos Musulmanes es el que ha habido más libertad.

Se puede decir entonces que en Egipto ahora no hay libertad de expresión.

No, no hay. Ahora todos los medios de comunicación egipcios dicen exactamente lo mismo y reproducen la misma versión. Por ejemplo, a los Hermanos Musulmanes no les llaman así, sino que los llaman los Hermanos Terroristas. Es de risa, bueno, más bien no sé si es para reír o llorar, la verdad.

Se sabe cuántos periodistas hay detenidos ahora mismo en Egipto.
Según el Comité para la Protección de Perioditas que está en EEUU hay 18, pero según otros organismos regionales hay 63. Esto es en función también si cuentas a los periodistas freelance o los stringers o los que van a cubrir manifestaciones de los Hermanos Musulmanes que algunos los consideran activistas o militantes, pero claro la cosa es si los detienen por eso o por hacer su trabajo como periodista. Yo siempre hablo de unos sesenta.

Usted volvería a Egipto.

Ahora mismo no. Si no tengo unas garantías de los dos gobiernos escritas, tanto el egipcio como español no. Si el gobierno egipcio me dice que puedo volver, pero el español no, no me arriesgo a regresar. El mundo es más grande que Egipto y si no puedo trabajar como periodista en Egipto, pues lo haré fuera y en otros países.

5 comentarios

  1. Sinceras felicitaciones por su sitio, es un verdadero placer para navegar. Especialmente mantenerlo. Gracias por este hermoso compartir.

    10 julio 2015 | 15:00

  2. Dice ser ciudadanokane

    Buenas,bueno sera una teocracia islamista como Iran, de las que les gustan a los podemitas..

    10 julio 2015 | 15:49

  3. Dice ser Doraemon

    Muy bien…. lo ve desde su punto de vista, de que habia más libertad porque los periodistas no eran censurados.

    Pero ¿hace falta recordarle los ataques a iglesias coptas y matanzas de coptos que habia durante el gobierno de esos “demócratas” Hermanos Musulmanes?

    vamos… que solo basa la libertad en que el pueda ejercer su trabajo de periodista, y no en que otros sean masacrados. Muy bonito y objetivo todo.

    18 julio 2015 | 09:18

  4. Dice ser tech

    Pero ¿hace falta recordarle los ataques a iglesias coptas y matanzas de coptos techque habia durante el gobierno de esos “demócratas” Hermanos Musulmanes?

    23 julio 2015 | 05:59

  5. Dice ser tech

    vamos… que solo basa la libertad en que el pueda ejercer su trabajo de periodista, y no en tech que otros sean masacrados. Muy bonito y objetivo todo.

    23 julio 2015 | 06:05

Los comentarios están cerrados.