BLOGS
En capítulos anteriores En capítulos anteriores

"Odio la televisión del
mismo modo que detesto
los cacahuetes. Pero no
puedo dejar de comer
cacahuetes". Orson Wells

‘UnReal’ o el lado turbio de programas como ‘Quién quiere casarse con mi hijo’

Nos han vendido miles de veces en televisión la fórmula ‘chico busca chica’ (o viceversa). Se miran, se conocen y se enamoran con una rapidez que ni en las películas de Disney, sinceramente. Ni siquiera hablan de atracción. Con sólo una primera toma de contacto los protagonistas de reality shows como Quién quiere casarse con mi hijo, Granjero busca esposa o Mujeres, hombres y viceversa saben que están hechos el uno para el otro. Supuran ¿amor? por cada poro de su piel. Debe ser que en la televisión, como en la casa de Gran Hermano y al contrario que en la vida real y lo que experimentamos el resto de mortales, los sentimientos se magnifican.

Imagen promocional / Lifetime

Imagen promocional / Lifetime

Pero detrás de esa fachada de amor verdadero y perfección se esconde el cartón piedra, algo así como un Show de Truman en una escala infinitamente menor. De esto precisamente trata UnReal, la serie de Lifetime de verano que se sumerge de lleno en la manipulación televisiva de esta clase de formatos, en los entresijos de los reality shows. ¿Qué ocurre antes de que la cámara empieza a grabar? ¿Qué le dicen a los presentadores por el pinganillo? Y por qué os estoy hablando de esta serie ahora, os preguntaréis. Porque es una de las apuestas internacionales de Atreseries, el canal de Atresmedia que arrancará el martes que viene.

Imagen promocional / Lifetime

Imagen promocional / Lifetime

UnReal, un soplo de aire fresco para los seriéfilos ávidos de novedades y hartos de la misma fórmula de siempre, nos muestra el entramado de focos, maquillaje y profesionales que no vemos en pantalla. Nos encontramos ante los cazadores del morbo televisivo, de la lágrima y del espectáculo. No hay cabida para la integridad ni para los principios en un set de rodaje que pretende emparejar a desconocidos y cuyos profesionales -capitaneados por una desalmada productora ejecutiva- sólo conservarán sus puestos de trabajo si la audiencia les arropa por la noche.

Cada detalle y cada debilidad de los concursantes puede convertirse en un momento televisivo memorable, la cuestión está en saber exprimirlos. Y cuanto más turbio sea el pasado de los participantes, mejor.

Os puedo asegurar que he visto muchos villanos en la pequeña pantalla. Así que creedme cuando os digo que Joffrey Baratheon (Juego de tronos), Frank Underwood (House of Cards) o los demonios de Embrujadas actuaban con más humanidad que muchos protagonistas de esta serie. La palabra malvado se queda corta -sería más adecuado utilizar un término que empieza por ‘ca’ y acaba por ‘brón’- para definir a los empleados de Everlasting, el programa de citas que pretende recuperar a su audiencia tras un traumático incidente durante la temporada anterior. Os aviso: los telespectadores quieren carnaza, y eso es lo que tendrán. 

¿Os animáis?

Os recuerdo que me podéis seguir en Twitter y en Facebook.
¡Saludos!

5 comentarios

  1. Dice ser Fake TV

    Sólo un detalle que me gustaría aportar:

    ¿Todavía hay gente que piensa que QQCCMH y los demás programas que se mencionan son reality shows? El formato no es un reality show, sino un fake reality. O lo que es lo mismo: son series de ficción contadas y montadas de una manera distinta a la habitual. Un poco poco Modern Family, salvando las distancias.

    Esto se ha sabido desde siempre desde que se creó este tipo de formatos. No sé por qué en España las cadenas se empeñan en vender el formato como si fuera otra cosa, produciendo que los espectadores menos informados se confundan y piensen que estos programas son realitys y protesten por estar guionizados. ¡Claro que están guionizados: son series de ficción!

    Dicho esto, UnReal parece que se empeña en seguir confundiendo al espectador, alimentándose de la falsa creencia de que estos programas son “reales” pero guionizados.

    16 Diciembre 2015 | 10:59

  2. Dice ser Fran

    Fake TV: Millones de espectadores de Tele5 lo demuestran cada día. El nivel cultural de este país siempre ha estado por los suelos. Se puede elegir esa cadena alguna vez que un fin de semana les da por echar una película interesante, pero que la tónica general desde la comida a la madrugada sea echar carnaza, solo puede entenderse si la gente está lobotomizada. Fiel reflejo de la miseria que es España.

    16 Diciembre 2015 | 11:13

  3. en-capitulos-anteriores

    Gracias por vuestros comentarios! Un saludo 🙂

    16 Diciembre 2015 | 11:26

  4. Dice ser swim

    y que mas da que esten guionizados

    acaso eso rompe la magia?

    pues no,

    del mismo modo que estan guinizados los combates de lucha libre, y seguramente tambien bastantes otras competiciones deportivas

    o como lo esta el mismo cine y las series en las que todos sabemos que la gente no muere de verdad, ni los actores que inteerpretan a los personajes malvados lo son tanto como esos

    la cuestion es que el espectaculo entretenga

    creeis que aunque los mismos portagonistas les digan en un especial salvame puertas abiertas a sus televidentes como todos los montajes estan guionizados

    a estos les va a importar, y van a dejar de verlo,

    pues no, si les entretiene, pues les seguira entreteniendo ,

    es mas

    seguramente cobre un nuevo aliciente, del de querer descubir que parte es espontanea, y cual guionizada para explotar ese brote de sentimientos incontrolables

    no todo el mundo quiere la tele para aprender, para estar informado , si es que creeis que ver noticieros o documentales equivale a estar informados

    muchos la queremos para ENTRETENERNOS, desconectar, echarnos unas risas, e incluso para aprender como funcionan las tecnicas de manipulacion y control de masas , buscando pautas en este tipo de programas, y descubiendo como hacen para darle la vuelta a la tortilla y salirse siempre con la suya

    16 Diciembre 2015 | 12:38

  5. Dice ser Sociólogo Astral

    Todos los reality shows son falsos y preparados. el único que no fue el primer gran hermano exento de glamour donde se pasaban el dia sacándose mocos y tirándose cuescos. despues vino el teatrillo de los romamances preparados y las peleas concertadas y planificadas con insultos pero sin violencia. alpiste para cerebros de pajarillo.

    16 Diciembre 2015 | 14:17

Los comentarios están cerrados.