En capítulos anteriores En capítulos anteriores

"Odio la televisión del
mismo modo que detesto
los cacahuetes. Pero no
puedo dejar de comer
cacahuetes". Orson Wells

Entradas etiquetadas como ‘mozart in the jungle’

‘Deutschland 83’, ‘Show me a hero’… Cinco series para plantarle cara al parón navideño

Nos han abandonado. Llevamos varias semanas de parón navideño y esto empieza a ser un drama. Fargo, The Leftovers, Homeland… todas ellas han puesto punto y final a sus respectivas temporadas. Otras como The Walking Dead, Anatomía de Grey, The Big Bang Theory, Modern Family y un sinfín más no regresarán hasta enero, febrero y, si me apuráis, incluso marzo. Ni el turrón ni los bombones llenan el vacío que han dejado todas ellas.

Así que no se me ocurre mejor manera para plantarle cara al (soporífero) parón navideño que dando una oportunidad e hincando el diente a otro tipo de series. Por si os apetece probar suerte y no sabéis decantaros especialmente por ninguna, os dejo una miniselección de cinco series muy variadas que he disfrutado mucho este 2015. Hay drama familiar, thriller, drama político, comedia, ciencia ficción… Para todos los gustos y paladares. Os recomiendo encarecidamente la primera de la lista.

También os puede interesar: ¿Cuándo vuelve mi serie favorita? Calendario de regresos tras el parón navideño

¡Saludos y feliz año nuevo a todos!
Pd: os recuerdo que me podéis seguir en Twitter y en Facebook.


Deutschland 83

El 8 de marzo de 1983 Ronald Reegan ofreció uno de sus discursos más recordados: el del Imperio del Mal. Así arranca Deutschland 83, la primera serie de producción alemana (RTL) que se emite en un canal norteamericano (Sundance TV). La ficción, compuesta por ocho episodios, ha dado la sorpresa a finales de año con una premisa que sigue los pasos de la exitosa The Americans aunque con aires más juveniles y con la música pop como parte fundamental de la trama. ¿Música pop y thriller? Francamente, funciona.

Espionaje, agentes dobles, drama familiar, romance y tensiones políticas se enredan en Deutschland 83, que sigue los pasos de un joven de 23 años, procedente de la Alemania del Este, a quien la Stasi recluta para que se infiltre como ayudante de campo de un general de la OTAN con el objetivo de extraer la máxima información posible.

Show me a hero

Después de The Wire, David Simon regresó a la pequeña pantalla como el creador de la espectacular Treme. El descanso del que tanto presumió después del final de esta última ha sido más breve de lo esperado. En verano estrenó la miniserie de seis episodios Show me a hero, que muestra los hechos que acontecieron en la ciudad de Yonkers (Nueva York) a finales de la década de los 80 y principios de los 90. Una localidad donde el 80% de la población es blanca y se debate en la construcción de viviendas de protección oficial en barrios de clase media. El proyecto dividirá la ciudad y marcará la carrera política del nuevo alcalde.

La producción de HBO, basada en el libro que publicó la experiodista de The New York Times Lisa Belkinen, explora la segregación racial de la época. Y se centra en la evolución profesional de un político democráta de Yonkers cuando asciende a alcalde, lo que le convierte en el más joven de Estados Unidos. Televisión minoritaria. Una de las joyitas del 2015.

Humans

Humans aporta el granito de ciencia ficción a esta miniselección. La producción británico-norteamericana está basada en la sueca Real Humans y aborda las consecuencias y los problemas que pueden acarrear las máquinas inteligentes

La serie está ambientada en un suburbio de Londres, donde unos robots altamente cualificados y de apariencia similar a los seres humanos tratan de hacer más fácil la vida de las familias de clase media.

Bloodline

Me encantan los dramones familiares, lo admito. Disfruto como una enana, siento debilidad por todos ellos. Por poner un ejemplo, era una asidua a los enredos y líos de los Braverman en Parenthood. Con Bloodline me ha pasado algo similar. Es más densa y oscura que la que os comentaba, de hecho su trama se acerca más a Cómo defender a un asesino, pero el regreso de la oveja negra de la familia desencadena las peores reacciones de los hermanos y un misterio que no os voy a desvelar. Viejas heridas, cicatrices sin cerrar, medias verdades y mentiras rocambolescas…

La vida se desmorona por completo en el idílico paraíso. Y todo ello en un escenario embriagador frente al mar: los Cayos de Florida. Hay que ser pacientes; se trata de un dramón cocido a fuego lento. La apuesta de Netflix pasó desapercibida pero merece una oportunidad.

bloodline

Mozart in the Jungle

Quería incluir una comedia y, como el jueves ya os hablé de Catastrophe, hoy he decidido seleccionar Mozart in the Jungle, que ha dado la sorpresa en los Globo de Oro. La ficción de Amazon (me estoy haciendo muy fan de su cosecha seriéfila, por cierto) es ligera, es muy entretenida, es amable. La típica que puede ver toda la familia.

Supone un viaje hacia las excentricidades de los músicos de la Filarmónica de Nueva York, con la música clásica como principal conductor y protagonista de la misma (una pasada). Muestra a la perfección, y siguiendo el hilo de la novela autobiográfica de la obista Blair Tindall, los sacrificios que deben hacer los amantes de esa profesión para conseguir sus objetivos. Sexo, drogas y música clásica, aquí no hay rock and roll. Una serie para reírse y pasar un buen rato, sus capítulos no duran más de 30 minutos. A los amantes de la música os apasionará.

‘Mozart in the Jungle’, ‘Mr. Robot’, ‘Outlander’… Así son las aspirantes a Mejor Serie del año de los Globos de Oro

El 10/12/2015 será recordado como ‘el día en que el jurado de los Globos de Oro perdió irremediablemente la cabeza’. Es que no sé ni por dónde empezar.

No sé si me impacta más que Lady Gaga (American Horror Story: Hotel) aspire al galardón a Mejor actriz en una Miniserie, que Modern Family brille por su ausencia, que Casual opte a Mejor Comedia en vez de Catastrophe Master of None o que Outlander se haya colado en la categoría a Mejor Serie Dramática y haya dejado fuera a Mad Men, House of Cards o a la ganadora del año pasado, The Affair. ¿Desde cuando una serie de Starz está reconocida en la antesala de los Oscars? Sorpresa tras sorpresa, pero definitivamente lo de Lady Gaga es duro de asimilar.

Outlander, Transparent y Mr. Robot, con 3 nominaciones cada una, parten como favoritas en la 73 edición de los Premios que otorga anualmente la Prensa Extranjera y que ha dado a conocer este jueves. Una edición con grandes ausencias, liderada por las series en streaming y con el acento latino de actores como Gina Rodríguez o Wagner Moura como dato relevante.

Muchas series consolidadas se quedan fuera y en su lugar aparecen otras, como Mr. Robot, Narcos, Mozart in the jungle, Casual... ¿Conocéis el argumento de las 11 series nominadas? ¡Vamos a desgranarlas! Os dejo la lista con todas las categorías aquí.

¡Saludos!


Mejor Drama

Mr. Robot. El estreno seriéfilo más sonado de 2015 y, por tanto, de obligado visionado si aún no os habéis puesto a verlo. Mr. Robot, que se estrenó en agosto en USA Network, sigue la vida de un joven hacker llamado Elliot (al que interpreta Rami Malek, merecidísima nominación a Mejor Actor) introvertido y con fobias sociales. Cuando los activistas cibernéticos y anarquistas de Fsociaty le reclutan para desestabilizar el sistema financiero actual, su vida da un vuelco de 360º.

Narcos. El estreno más puntero de Netflix retrata el narcotráfico y la corrupción colombiana de la década de los 80. Bucea en la vida de Pablo Escobar, el líder y máximo jefe del imponente cartel de Medellín que fue abatido en 1993, y se sumerge de lleno en el ascenso político de uno de los criminales más ricos del territorio. Os hablé de ella en noviembre. No os la perdáis. Su protagonista, el brasileño Wagner Moura, está nominado a Mejor Actor frente a Malik (Mr. Robot), Bob Odenkirk (Better Call Saul), John Hamm (Mad Men) y Liev Schreiber (Ray Donovan).

Outlander. El canal Starz se lanzó a la piscina con esta serie británica-estadounidense basada en la saga de libros y fenómeno literario de Diana Gabaldón. Cuenta la historia de la enfermera de guerra Claire Beachcump (Caitriona Balfe, también nominada a Mejor Actriz) cuando viaja misteriosamente en el tiempo, de 1945 a 1743. Y cómo debe superar las adversidades para adaptarse a una nueva época. Un dramón romántico donde los haya. El actor Tobias Menzies, que ha demostrado ser uno de los villanos más despiadados de la pequeña pantalla, opta al galardón como mejor secundario.

Juego de tronos. “Winter is coming”, “you know nothing, Jon Snow”… Poco tengo que contaros de la ficción de HBO que arrasó en los premios Emmy y que se ha convertido en un fenómeno de audiencia a nivel mundial. Sorprende que ninguno de sus actores, ni siquiera Peter Dinklage -ganador del Globo de Oro a Mejor actor por su papel de Tyrion Lannister en 2012-, haya sido galardonado.

Empire revolucionó los audímetros en Estados Unidos (17 millones de personas siguieron el final de su primera entrega), y la segunda temporada se ha colado en los rankings a Mejor Serie del Año. Con esas audiencias se ha convertido en la favorita indiscutible del público. Los enredos familiares de los fundadores del sello de hip hop Empire Enterprises centran la trama de la serie de FOX. Taraji Henson, que da vida a la imponente Cookie Lion, está nominada a mejor actriz junto a Robin Wright (House of Cards), Evie Green (Penny Dreadful), Viola Davis (How to get away with murder), y Caitriona Balfe (Outlander).


Mejor Comedia

Mozart in the Jungle. Una serie para todos los miembros de la familia, una historia con fuerza que supone un viaje hacia las excentricidades de los músicos de la Filarmónica de Nueva York, con la música clásica como principal conductor y protagonista de la misma. Muestra a la perfección, y siguiendo el hilo de la novela autobiográfica de la obista Blair Tindall, los sacrificios que deben hacer los amantes de esa profesión para conseguir sus objetivos. La segunda temporada llegará a Amazon el próximo 30 de diciembre.

Casual. La serie de Hulu aborda las peripecias de un joven soltero y su hermana divorciada cuando deciden vivir bajo el mismo techo. Se entrenarán mutuamente en el enrevesado mundo de las citas mientras crían a la hija de ella, que está en plena etapa adolescente. Esta es una de las grandes sorpresas que nos dejan los Globos de Oro, sobre todo porque ni Catastrophe ni Master of None optan al galardón. No salgo de mi asombro.

Transparent. Se alzó con el galardón a Mejor Comedia en la edición anterior, convirtiéndose en la primera ficción de vídeo bajo demanda en conseguir un premio de esa magnitud. La historia de los Pfefferman, que arranca cuando el padre de familia confiesa su transexualidad, es una de mis series de cabecera. El ganador del año pasado a Mejor Actor en Comedia o Musical, Jeffrey Tambor, vuelve a estar nominado en esta categoría frente a Gael García Bernal (Mozart in the Jungle), Aziz Ansari (Master of none), Rob Lowe (The Grinder), Patrick Stewart (Blunt Talk). Como todas las series de Amazon, desprende calidad y frescura. Una oda a la libertad, a la vida y a la tolerancia.

Orange is the new black. El drama carcelario de Netflix no para de cosechar éxitos. Basada en la novela autobiográfica de Piper Kerman, narra las historias de un grupo de mujeres en la cárcel, sus miedos, sus motivaciones y las relaciones afectivas que mantienen entre ellas y con los funcionarios. Un cóctel de experiencias que se ha convertido en una de mis series imprescindibles. Udo Azuba, la actriz que se mete en la pie de la perturbadora ‘ojos locos’, está nominada a Mejor Actriz.

Veep. Su cuarta temporada aparece en todos los ránkings como una de las mejores comedias del año. Se trata de una de las pocas ficciones capaz de reírse de la política. Julia Louis Dreyfus, nominada a Mejor Actriz en esta categoría junto a Rachel Bloom (Crazy Ex-girlfriend), Jamie Lee Curtis (Scream Queens), Gina Rodríguez (Jane the Virgin) y Lily Tomlin (Grace & Franklin), consigue arrebatar carcajadas en el papel de la vicepresidenta de Estados Unidos.

Sillicon Valley. La serie de HBO sigue las vidas de un grupo de jóvenes brillantes y frikis informáticos residentes en Sillicon Valley. Divertida, entretenida y muy surrealista.