Entradas etiquetadas como ‘pollo’

Gana 90.000 euros al año vendiendo ‘pañales de lujo’ para pollos

En ciudades como Nueva York, Denver y Los Ángeles, se ha convertido en una tendencia para la alta sociedad alejarse de las mascotas tradicionales, como perros y gatos, y criar ‘pollos chic’ en su lugar. O-O

Aunque la cría de estas aves solía ser cosa de granjeros en las zonas rurales, ahora no solo es elegante poseer estos emplumados, sino también un símbolo de estatus. Y Julie Baker, una avispada emprendedora de New Hampshire, Ohio (EE UU), está sacando provecho de la tendencia al fabricar pañales de diseño para pollos. Lee el resto de la entrada »

Disfraza a su tortuga de hamburguesa de pollo para poder volar sin separarse

tortuga_hamburguesa

El cariño que tienen algunas personas por sus mascotas les lleva a idear planes inverosímiles para poder viajar juntos. Con tal de no despegarse de su amada tortuga, un hombre chino la disfrazó de hamburguesa. Lógicamente la ‘turtle burger’ todavía no es considerada una ‘comida para llevar’ en la cabina de un avión.

El caballero, que responde al apellido de Li, preparó cuidadosamente el manjar casi como si fuera una copia perfecta de la clásica hamburguesa de pollo del KFC (envoltorio incluido). Eso sí, la carne de ave fue sustituida por el galápago. La pena es que la tortuga no era como la protagonista de Vecinos invasores (‘Verne’) que podía perder sin problemas su dura protección (así hubiera dado un poco más el pego).

'Verne', de 'VI', sin su caparazón.

‘Verne’, de ‘Vecinos invasores’, sin su caparazón.

La extraña pareja quería tomar el vuelo 345 de China Southern Airlines, en el Aeropuerto Internacional de Guangzhou Baiyun, pero cuando Mr. Li pasó su equipaje por la máquina de rayos X, el personal de seguridad detectó que dos singulares protuberancias sobresalían de lo que parecía un ‘bollo’. Sorprendidos, pidieron al ‘Señor Tortuga’ que abriera la maleta. En un principio se negó, pero después no tuvo más remedio que mostrar el ‘curioso bocado’. Al desenvolver el paquetito aparecieron saliendo del caparazón los ojitos y la cabecita de su preciada mascota. El pájaro se había transformado en réptil como por arte de birlibirloque.

Finalmente, y tras las presiones del equipo de seguridad, el hombre confesó: “No quería separarme de ella y no se me ocurrió mejor manera de ocultarla que introducirla dentro de una hamburguesa. Pensé que así pasaría los controles sin problemas“. Alma de cántaro y si el animal estiraba su cuello justo en el momento más inoportuno, pues “cazado y hundido” (o “compuesto y sin novia“, por eso del cariño que profesa por su ‘acorazada compañera’).

El caso es que, además de la multa por intentar ocultar un animalito en la cabina de pajeros pasajeros (ups, ¿en qué estaría yo pensando?) y la obligada separación, el hecho se ha transformado en viral en Weibo, la red social más popular de China, donde el quelonio ya es toda una celebridad. Ahora solo falta un avispado propietario de cadena de comida rápida para convertir el ‘platito’ en la estrella de su carta.

(Fotos: Notihoy.com y DreamWorks Animation)

Este pollo guarda un ‘secreto’ bajo su cresta

dirty_birdSiempre he sentido curiosidad por los significados de los logotipos. La historia que hay detrás de muchos de ellos. Como la mítica rivalidad entre los hermanos Dassler, que quedó reflejada a la hora de crear sus dos marcas deportivas: Adidas (por Adi Das(sler)) y Dassler Puma. O el significado que esconde la sonrisa del logo de Amazon (de la A a la Z, para dar la sensación de un catálogo casi infinito de productos).

Entre las decenas que he visto, uno de los que más me ha llamado la atención es el de una cadena de comida rápida de Cardiff (Gales). Por su nombre, Dirty Bird (‘Pájaro Sucio‘), aunque se dedican a cocinar pollos, ya podía tener gracia la cosa. Lo realmente interesante de esta marca se encuentra bajo la cresta del capón: ¡¡¡un pedazo de miembro que ni ‘El cipote de Archidona’!!! (o casi).

Y es que el loguito de marras tiene bemoles (por no usar cojones). Si analizamos detenidamente todas sus ‘partes’ (vaya con el vocabulario, otro tiro en el blanco), el emblema es un pene disfrazado de pollo (menos mal que tiene copete porque el juego de palabras hubiera sido de traca), por mucho que los diseñadores del dibujo nieguen la mayor.

Varios clientes de la franquicia preguntados por un medio británico han dado la misma respuesta: tiene poco de ave y mucho de órgano viril. Tanto es así que una joven madre quedó horrorizada (ni que hubiera visto al demonio) al observar que sus dos hijos estaban mirando atentamente el  logotipo con ojitos como platos. Quizás les gustaron las plumas.

Por su parte, un portavoz de Dirty Bird ha asegurado que el diseño juega con la D y la B del nombre de la compañía y que cualquier parecido con la realidad es mera coincidencia. Si a esto le añadimos que los eslóganes más usados por la marca son: “Toca mi muslo” y “Toca mi pechuga“… Os dejo que saquéis vuestras propias conclusiones.

PD. Por cierto, la cresta tiene un cierto parecido al ¡¡¡Ahí va, qué chorrazo!!!, de Muchacha Nui.

(Foto: logotipo de Dirty Bird)