Entradas etiquetadas como ‘genitales’

Le cayó un rayo y se salvó porque la descarga salió por su pene

zoranp

Zohan Jurkovic, un croata de 41 años, casi muere cuando un rayo impactó de lleno sobre su cabeza mientras circulaba en bicicleta por Petrovci, al este de Croacia. Lo curioso de este suceso es que según los médicos que lo atendieron, se salvó porque la descarga salió por su pene. ¡¡¡Su miembro viril funcionó como una toma de tierra!!!

Los testigos del impacto explicaron que Jurkovic tenía puestos unos cascos conectados a su móvil, y que daba pedales como si no hubiera un mañana para intentar protegerse de la tormenta eléctrica, pero desafortunadamente no lo logró. Lee el resto de la entrada »

Arrestan a un pizzero por restregar sus genitales por la comida de un cliente

austin-michael-symondsHaciendo gala de mi pretendida ignorancia en el asunto, siempre pensé que la leyenda de los cocineros o repartidores de comida que echan sustancias asquerosas en el pedido de sus clientes era mito y no realidad. Y quiero seguir pensándolo, que soy un ceporro en la cocina y recurro con frecuencia a la telecomida, a pesar de la pésima experiencia de Brent Bradley, un cliente de una cadena de pizzerías que vio con sus propios ojos cómo un empleado del restaurante posaba sus testículos sobre su pizza hawaiana antes de intentar servírsela. ¡Qué tío cerdo!

Brent llegó a la pizzería Papa Murphy de Georgetown, Texas, minutos antes de la hora de cierre del local y pidió su hawaiana. Mientras esperaba que le sirvieran su comida, se asomó al otro lado de la barra y vio cómo Austin Michael Symonds, su camarero, se pasaba la comida por el forro. ¡Literalmente! Por el forro o la bolsa escrotal, llamadlo como más os plazca. Indignado, Brent increpó al muchacho, que no tuvo reparos en reconocer su responsabilidad al tiempo que se disculpaba con un escueto “I’m really sorry!” (¡lo siento mucho!) y reconocía que lo que había hecho era “algo estúpido”.

Tras las disculpas, el cliente le preguntó su edad a Symonds, que le dijo tener 18 años. “Por tanto, eres lo suficientemente mayor como para saber lo que has hecho”, le respondió y llamó a la policía para denunciar el asunto. El joven pizzero admitió los hechos sin mayor resistencia y los agentes del orden se lo llevaron arrestado, acusado de alterar un producto de consumo. Tras pagar una fianza de 10.000 dólares (7.000 euros), el muchacho fue puesto en libertad y, por supuesto, despedido de su trabajo en la pizzería.

En su honor cabe decir que el tipo, aunque cochino, es bastante honrado. Al gerente de Papa Murphy le confesó que se restregó la pizza por los testículos en venganza porque el cliente hizo su pedido cuando estaban a punto de cerrar y también admitió que si no le hubiera pillado, muy probablemente, le habría entregado la pizza. La pena, Austin Michael es que la masa no estuviera a una temperatura lo suficientemente alta como para que te chamuscaras las pelotas -o como se diga-, castigo que me parece proporcionado, ¿no?
Fuente: NY Daily News.

Una anciana descuartiza a su marido y se hace una sopa con sus genitales

Hace unos días os relaté la historia de la jubilada que había perdido los nervios de mala manera ordenando demoler la casa de su vecino con un ‘bulldozer’. Una solución a todas luces desproporcionada. Pero como todo puede ser mucho peor, otra anciana ha emulado al mismísimo Hannibal Lecter, y después de matar a su marido, lo ha descuartizado y se ha hecho un caldo con alguna de sus partes.

Anthony Hopkins como Hannibal Lecter (Foto: Universal Pictures)

Anthony Hopkins, en el papel de Hannibal Lecter (Foto: Universal Pictures)

El suceso, que pone los pelos de punta, tuvo lugar la noche del 21 al 22 de mayo de 2014 pero no ha trascendido hasta hora, según informa la edición francesa de 20minutos. La abuela, de 71 años, y madre de diez hijos, fue detenida en Longwy, un pueblo del este de Francia. Los policías se quedaron atónitos al ver entrar en la comisaría a su vecina con la ropa totalmente ensangrentada. A continuación descubrieron todo el macabro episodio.

En la escena del crimen, encontraron restos humanos del marido octogenario y un guiso donde la jubilada había cocinado el corazón, la nariz y el pene; que después comió sin ningún tipo de remordimiento. Tras el siniestro banquete, se dirigió a la gendarmería para entregarse.

La policía no ha logrado sacarle una sola palabra y ha sido ingresada en la unidad psiquiátrica de la cárcel de Nancy-Maxéville donde se le van a realizar una serie de pruebas. “Mi defendida ha sufrido una crisis de furiosa locura. Ahora tienen que ser los profesionales lo que decidan cuáles han sido las razones para llegar a un final tan terrible“, ha declarado su abogado. Entiendo que deben ser de mucho peso, porque convertirse en una ‘Hannibal Lecter femenina’ de la noche a la mañana escapa a cualquier raciocinio.

¿Qué caras ponen varios hombres al depilarse los genitales?

depilacion_testiculos

Nunca he pasado por el trance de una depilación con cera, y viendo las caras que ponen algunos de los protagonistas de este vídeo, ni loco dejo que me toquen. ¡Si hasta sufro cuando me quitan un esparadrapo! Vale, quizás soy un poco flojeras, pero la cámara lenta no engaña, y se ve claramente que muy bien no lo están pasando.

Los veinte voluntarios que ‘soportan’ durante varios minutos esta especie de ‘tortura china’ en sus partes más íntimas aceptaron el reto de ser depilados por una buena causa. Se han convertido en las estrellas principales de la campaña publicitaria No-the-Sac-Wax, que la Sanidad canadiense ha impulsado para luchar contra el cáncer testicular.

El spot pretende recordarle a todos los hombres (en mi caso creo que han logrado su propósito) la importancia de revisar periódicamente los testículos e ir inmediatamente al médico si detectan algo raro. Vamos, que invitan a todos los varones a que palpen sin pudor sus glándulas día sí, día también. En eso estoy totalmente de acuerdo. Mejor prevenir, que encontrarse con una sorpresa desagradable.

Para que el mal trago pasara un poco mejor, fueron las expertas y delicadas manos de una mujer las que realizaron los dolorosos tirones. Algunos incluso hasta bebieron algo de alcohol para soportar el vía crucis. Nada como un buen lingotazo para que las penas se conviertan en alegrías. ¿No hubiera sido mejor un potente somnífero? Para qué padecer inútilmente.

(Foto: Captura Youtube / Crush FX)

Deja que una hiena le devore los genitales porque le dijeron que así se haría rico

Chamangeni Zulu, en el hospita. Fuente: Lusaka Voz.

Chamangeni Zulu. Fuente: Lusaka Voz.

¿Eres supersticioso? ¿Evitas pasar por debajo de una escalera, se te eriza la piel si ves un gato negro y también dices 12+1 en lugar de 13? Pues ten cuidado con estas manías, no se te vayan a ir de las manos y vaya a perjudicarte seriamente a tu vida diaria. Recuerdo, por ejemplo, que el que fuera seleccionador francés de fútbol, Raymond Doménech, elegía a los jugadores en función de su horóscopo y eso, entre otras razones, le costó el puesto y las chanzas de la prensa gala. Pero peor aún le ha ido a un joven africano, que no tiene culpa de haber nacido en un continente en el que la superstición y la brujería están muy arraigadas en la sociedad.

Como decía, Chamangeni Zulu es un muchacho africano que ha sufrido en sus propias carnes -nunca mejor dicho- las consecuencias de ser extremadamente supersticioso. Un brujo le dijo que “la mejor manera de hacerse rico era sacrificar partes de mi cuerpo” y, como aspiraba a disfrutar de los pequeños placeres de la vida que proporciona el dinero, decidió hacer caso a tan peculiar consejero, en un alarde supremo de ingenuidad. Pobre Chamangeni, con esa cara de buena gente que tiene…

Chamangeni cuenta que “siguiendo las instrucciones que me habían dado, fui a un arbusto, me quité la ropa y dejé que me atacara una hiena. Empezó a comerme por los dedos de los pies y… ¡devoró mi hombría!”. ¡Cómo me está doliendo! ¡Cuánta empatía me produce ahora el pobre Chamangeni!

Tras el terrible incidente, retorciéndose de dolor, nuestro triste protagonista se arrastró hasta la carretera más cercana, donde encontró socorro en un coche de policía que pasaba por allí y en el que le llevaron al Hospital General de Chipata. Fuentes del propio centro de salud confirmaron que Chamangeni ha perdido sus genitales y que evoluciona favorablemente, aunque la recuperación va lenta.

Mutilado y no por ello menos querido Chamangeni, gozas de toda mi simpatía, pero no vuelvas a acercarte a brujos, chamanes, hechiceros o cualquier suerte de charlatanes. Espero que esta amputación genital consentida te sirva de escarmiento y que, al menos, el puñetero brujo haya acertado un poquito y seas agraciado con un ‘Afromillones’ o cualquier lotería que haya por tus tierras. ¡Qué menos!

¿Te atreves a convertir tu sexo en una joya?

Hace unos meses os hablé de los Edible Anus, unos exquisitos bombones británicos con forma de ano (fetichismo gastronómico al poder). Pero siempre puede haber una vuelta de tuerca más y es que alguien diseñe joyas copiando la vagina de sus propietarias. ¡Me quedo muerto! Y como remate a esta obra maestra de orfebrería, una perla natural imitando el clítoris.

Dos modelos (Foto: Vaginamía.com)

Dos colgantes. (Fotos: Vaginamia.com)

Su creadora es una diseñadora y politóloga sueca (curiosa mezcla) llamada Joëlle Golmann, que busca romper los tabúes que hay alrededor del órgano sexual femenino. Y que hay mejor que mostrarlo al mundo sin ningún tapujo. Además asegura que a las niñas se les educa a no tocar la vagina. En cambio con los niños es todo lo contrario. “¿Por qué debe ser así?”, indica en un medio digital. Ella quiere romper ese estereotipo a toda costa.

vagina_anturioLa iniciativa de Golmann, bautizada como Vaginamía, ya tiene varios centenares de seguidoras e incluso una página en una red social. La primera colección de joyas en plata consta de cinco diseños distintos y cada uno lleva un nombre de una flor colombiana (país donde se cincelan). Además, el molde original se puede personalizar enviando una foto de los genitales (todo bajo una total confidencialidad)¡Faltaría más! Después que cada una luzca su pieza como quiera.

Como las ideas originales no surgen de la nada, la diseñadora sueca se inspiró en la muestra del escultor británico, Jamie McCartney, donde se exhibían miles de vaginas para mostrar su diversidad y cambiar la percepción que tienen algunas culturas de los genitales femeninos.

Las reacciones en la red no se han hecho esperar. Y aunque hay mujeres que han felicitado a Golmann por su valentía, otras han reaccionado con frases que no dejan lugar a dudas: “¡Qué asco!” No creo que sea para tanto, pero para gustos, los colores.

Le extirpan los genitales tras inyectarse aceite de oliva con el fin de alargar su pene

Andropenis, Jes-Extender, Phallosan… Todos estos productos de la teletienda (que me han dicho que no siempre funcionan, que yo no los he probado, ¡lo juro!) tendrían sus horas contadas si no fuera porque hay métodos caseros de alargamiento de pene que tienen efectos secundarios muy perniciosos. No empecéis con las risitas, que os estoy viendo. Os traigo una noticia seria, real y casi trágica. Así que hagamos pocas bromas.

En Tailandia, un hombre de unos 50 años tuvo la ocurrencia de inyectarse aceite de oliva durante años con el fin de alargarse el pene. Por lo visto, se lo inyectó por encima de sus posibilidades (que diría Mariano Rajoy) y acabó en el servicio de urgencias de un hospital de Bangkok, donde tuvieron que extirparle los genitales porque se había provocado una infección que al final terminó derivando en un cáncer.

En palabras de un portavoz del hospital en el que se llevó a cabo la intervención, “ha sido la cirugía genital más grande que jamás hemos hecho”. Y eso es mucho, porque cuentan que les llegan unos 40 pacientes al mes con problemas en los genitales por los daños causados por este tipo de tratamientos de alargamiento de pene, por lo visto habituales en Tailandia y que, incluso, se practican en clínicas con licencia.

La situación ha llegado a tal extremo que el hospital ha hecho un llamamiento a los hombres tailandeses para que abandonen la idea de someterse a estas prácticas que, según el centro sanitario, “producen infecciones severas en la mayoría de los casos”. El hombre, por cierto, está fuera de peligro, aunque con su masculinidad limitada.

Ya sabéis, si tenéis dudas, mejor comprar un artilugio de esos que ofrece la teletienda que recurrir a consejos de chamanes.